Contáctanos

Artículos

Fall Out Boy: Arduo camino hacia la madurez

Publicado

en

Escuchar la palabra Fall Out Boy, puede ser sinónimo de nostalgia para muchos que crecimos durante la primera década del nuevo milenio, y bandas como la mencionada eran pan de cada día en las radioemisoras y canales de televisión especializados. Es que sumados a sus cuatro años de receso, la flama que una vez brilló vigorosa, desapareció del mapa de un día para otro, por lo menos para el gran público, y de pronto Fall Out Boy pasó a ser una agrupación más para recordar una mejor (o peor) época. Pero durante la historia de la música, y de la gran industria, siempre ha existido lugar para los regresos y las reuniones, y un retorno que llegó de manera inesperada –y que alegró a muchos, de hecho- fue el de la banda de Illinois liderada por Patrick Stump, hombre que parece estar viviendo una etapa totalmente significativa de su vida y carrera, ahora trabajando en favor del grupo en vez de sus intereses propios. El frontman parece haber madurado y así también Fall Out Boy, agrupación que llega por segunda vez a Chile y de quienes revisamos los hitos que han marcado su carrera hasta la nueva era que viven estos días.

Menos serio, más serio

FALL OUT BOY THE SIMPSONS“Un proyecto fácil y escapista”.Así es como definió Pete Wentz a la agrupación que más tarde se convertiría en Fall Out Boy. El bajista era una figura reconocible de la escena del hardcore punk en Chicago, participando en numerosas bandas que iban desde el metalcore hasta el punk más purista. Con mensajes que incitaban al activismo político y la protesta ciudadana, Wentz se vio decepcionado cuando la escena decidió dejar estos temas de lado y concentrarse en la intensidad de la música para dedicarse a moshear. En este período fue cuando el músico decidió crear un proyecto para escapar y hacer algo “menos serio”. Fue así como se unió a  Joe Trohman en la guitarra, y a Patrick Stump, quien en ese entonces las hacía de baterista en una banda grindcore llamada Xgrinding processX, y estaba preparado para realizar lo propio en este nuevo proyecto, pero unas grabaciones alojadas en una página web, de él tocando guitarra acústica y cantando, convencieron a su compañeros que debían probarlo como guitarrista y vocalista, puesto que finalmente se ganó Stump. Un par de tocatas más adelante, lo último que faltaba por debatir era el nombre de la banda. Siendo unos fanáticos empedernidos de la serie animada “The Simpsons”, la banda tenía en la lista de posibles nombres para el grupo el de “Fallout Boy”, o como lo conocemos en la traducción latina de la serie, “Niño Fisión”. Tomaron ese nombre por un tiempo y, aunque quisieron rebautizarse por uno “más serio”, la insistencia de los fanáticos terminó por convencer a la banda de tomar el nombre del personaje de la popular serie norteamericana. Fall Out Boy había nacido.

El éxito y los problemas

Denominados como “the next big thing”, Fall Out Boy no tardó en convertirse en un fenómeno de masas. Su debut discográfico, “Take This To Your Grave” (2003), los presentó al mundo como la nueva sensación del punk rock, con harto de pop también, listos para dar el gran salto, el cual finalmente concretaron con el lanzamiento de su segundo disco “From Under The Cork Tree” (2005). Sencillos como “Sugar, We’re Goin Down” y “Dance, Dance” hacían estragos en los rankings radiales, fruto de un intenso trabajo de composición, el cual fue reiniciado un montón de veces debido a la inconformidad FALL OUT BOY 01del grupo con el nuevo material. Sin embargo, el éxito comercial no se equiparaba a las desdichas que ocurrían dentro del grupo, protagonizados en su mayoría por Wentz, cuya avanzada depresión lo llevó a intentar quitarse la vida. Estos problemas fueron los que poco a poco comenzaron a desgastar al conjunto, problemas que fueron acrecentándose con el tiempo, a pesar de que la banda se las arregló para editar dos placas más antes de su separación temporal.

Un nuevo escape

Acumulando un montón de problemas internos y personales, las cosas llegaron a un punto de ebullición que obligaron a sus integrantes a tomar la decisión de parar por un tiempo indefinido. Un descanso de los excesos y la necesidad de hacerse cargo de problemas personales, como la profunda depresión por la que pasaba el baterista Andy Hurley, y la adicción a los medicamentos de Pete Wentz, pusieron un alto a la trayectoria de Fall Out Boy. De pronto sus integrantes necesitaban de un nuevo escape, y es así cómo muchos se enfocaron en proyectos personales, con mayor o menor éxito. Stump lanzó el disco “Soul Punk” (2011) bajo su nombre, el cual fue un fracaso comercialmente y, peor aún, los fanáticos que lo iban a ver a sus shows como solista lo insultaban con frases del estilo “nos agradabas más cuando eras gordo”. Por su parte, Wentz formó el dúo electrónico Black Cards junto a Spencer Peterson, para lanzar el EP “Use Your Disillusion” (2012), con un mediano éxito. Hurley se enfocó en tocar la batería junto a varias bandas, destacando el súper grupo The Damned Things, cuya alineación fue completada por Scott Ian y Rob Caggiano de Anthrax, y Keith Buckley de Every Time I Die. Si bien, ninguno de estos proyectos superó lo logrado con Fall Out Boy, el tiempo dedicado a ellos por separado sirvió para que los músicos se dieran un respiro de cuatro años, lo que a la postre los reencantaría con su antigua banda y los haría volver con todo el año 2013 con el disco “Save Rock And Roll”, el cual trajo de vuelta a este “niño fisión”, claro que ahora más curtido y sabio.

Maduros, pero con alma adolescente

FALL OUT BOY 02Luego de la salida de “Save Rock And Roll”, muchos aplaudieron la evolución sonora del grupo, señalando el crecimiento de sus integrantes, que ahora eran capaces de entregar mayores matices a su producto y cierto aire de madurez en su postura como banda, haciéndonos pensar que el alma juvenil y desvergonzada de sus primeros años se había marchado por completo, pero estábamos muy equivocados. “PAX AM Days” (2013) es un EP que salió sólo seis meses después de su último larga duración, y que sorprendió a propios y a extraños, porque en sus menos de catorce minutos de duración, muestra a un grupo de músicos moviéndose como verdaderos quinceañeros lanzando punk  y rock desenfrenado a las masas, como si nada importara, como si fuera un verdadero escape. Alejados de cualquier obligación con un sello o con ellos mismos, el último registro de Fall Out Boy viene a reflejar que, aunque los años pasen y la madurez haya llegado a sus vidas, la banda mantiene su esencia: la de ser un salida liviana y directa. El concepto queda patente en los ocho cortes de “PAX AM Days” y nos dejan ver que, por mucha madurez que se quiera acuñar a sus integrantes, el alma adolescente nunca muere.

Por Sebastián Zumelzu

Publicidad
¡Comenta Ahora!

Responder

Artículos

Especial Lollapalooza Chile 2018: LCD Soundsystem

Publicado

en

LCD Soundsystem

Es imposible hablar del resurgimiento del dance punk sin mencionar a LCD Soundsystem, ese estilo que no daba necesariamente ganas de romperlo todo y a todos, sino que de ir con el ritmo y simplemente bailar o moverse como uno quisiera. Usando la misma lógica compositiva, pero con elementos actualizados, el proyecto de James Murphy supo darle nuevos bríos a la escena neoyorkina, que brillaba por el también resurgimiento del garage rock, y recordarles que en un momento de la historia de la ciudad existía Suicide, una banda que en los setenta se quedó únicamente con vocalista y programador de beats, y con sólo eso dejó un disco seminal. También hizo notar que en varios lugares del mundo existía el house y que no todo era guitarras en la música, y que no estaba mal poner las mismas sobre un beat y que la gente lo baile.

Como LCD Soundsystem no tenía una plataforma de difusión que los apoyara, crearon la suya propia: DFA Records, de la que han salido artistas como The Rapture, Holy Ghost!, Hercules And Love Affaire o los propios LCD Soundsystem, quienes publicaron un seguidilla de singles (“Losing My Edge”, “Give It Up”, “Yeah”, entre otros), hasta que en 2005 editaron su primer álbum homónimo y la aceptación fue inmediata, siendo nominados a los Grammy de ese año y recibieron críticas mayormente positivas. Su segundo álbum, “Sound Of Silver” (2007), siguió pavimentando el camino con singles como “Nort American Scum” o “All Your Friends”, que incluso tuvo su propio lanzamiento, en el que figuraron versiones del mítico John Cale o los escoceses Franz Ferdinand, allanando así su prestigio en la escena.

“This Is Happening” (2010) marcó un nuevo hito en la carrera de la banda, siendo universalmente aclamado, aunque fue en menor medida opacado por su previa filtración, por la que incluso Murphy se puso de rodillas frente al público en uno de sus shows pidiéndole a su audiencia que no compartiera la filtración. Con todo, la filtración se hizo igual, aunque no impidió que el álbum recibiera críticas ampliamente buenas. Poco después de eso, Murphy inusitadamente anunciaba la disolución de la banda y un concierto final en el Madison Square Garden, donde tuvieron de invitados a Arcade Fire y Reggie Watts, todo esto y la previa de este fue registrado en el documental “Shut Up And Play The Hits” (Dylan Southern, 2012).

Como el hype vende y Murphy sabía que había sembrado críticas altamente positivas con los tres discos que LCD Soundsystem había editado hasta entonces, la tensión y el misterio rondaron el supuesto término de la banda, ya que –por lo que ahora sabemos– sólo fue un hiato, y en la Navidad de 2015 la banda publicó su primer single en 5 años, “Christmas Will Break Your Heart”, el cual sólo aumentó la duda, que finalmente se resolvió con el anuncio de una reunión en 2016.

Se pasearon por festivales y shows masivos, hasta que decidieron parar para grabar lo que sería su álbum de regreso, “American Dream” (2017), el que los trae nuevamente a Chile luego de su show en el Teatro Caupolicán en 2011, para esta vez recalar y protagonizar la versión 2018 del festival Lollapalooza Chile. LCD Soundsystem tiene y tendrá por siempre el cartel de haber revivido el movimiento del punk bailable, ese que Gang Of Four o The Pop Group practicaron, y que hoy regresa a nuestro país en calidad de artista destacado.

Continuar Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

The Dark Side Of The Moon The Dark Side Of The Moon
DiscosHace 2 meses

El Álbum Esencial: “The Dark Side Of The Moon” de Pink Floyd

No hay que ser seguidor de Pink Floyd para reconocer que “The Dark Side Of The Moon” marca uno de...

Low In High School Low In High School
DiscosHace 2 meses

Morrissey – “Low In High School”

Hubo una época en que no teníamos el poder de juzgar instantáneamente a las personas en la plaza pública virtual...

Utopia Utopia
DiscosHace 2 meses

Björk – “Utopia”

El espejo es inclemente. El paso del tiempo es implacable. Los cambios forzosos desgastan, y eso se nota en las...

Who Built The Moon? Who Built The Moon?
DiscosHace 3 meses

Noel Gallagher’s High Flying Birds – “Who Built The Moon?”

Luego de haber recorrido todo el mundo presentando su “Chasing Yesterday” (2015), Noel Gallagher comenzó a cuajar el tercer larga...

Ununiform Ununiform
DiscosHace 3 meses

Tricky – “Ununiform”

Inglaterra ha sido tierra fértil para las reinvenciones musicales, las nuevas escenas e incluso nuevos estilos. Tal es el caso...

Pacific Daydream Pacific Daydream
DiscosHace 3 meses

Weezer – “Pacific Daydream”

Musicalmente los años noventa se presentaron como una década estruendosa, agitada, combativa y cambiante. De aquellos años, en la mayoría...

The Dusk In Us The Dusk In Us
DiscosHace 3 meses

Converge – “The Dusk In Us”

Este ha sido un año grandioso para los fanáticos de Converge. En marzo sorprendieron con “Jane Live”, registro en vivo...

Ex La Humanidad Ex La Humanidad
DiscosHace 3 meses

Electrodomésticos – “Ex La Humanidad”

El pavimento quema las retinas y el reflejo de un sol inclemente se potencia por el efecto de las fachadas...

Unknown Pleasures Unknown Pleasures
DiscosHace 3 meses

El Álbum Esencial: “Unknown Pleasures” de Joy Division

Hacia finales de la década del 70, el mundo del rock parecía transformarse con mayor premura de lo que lo...

Luciferian Towers Luciferian Towers
DiscosHace 3 meses

Godspeed You! Black Emperor – “Luciferian Towers”

Godspeed You! Black Emperor es de esas bandas que ha logrado construir una identidad reconocida. Cuando suenan, se sabe que...

Publicidad

Más vistas