Contáctanos

En Vivo

Xandria: La épica de las buenas decisiones

Publicado

en

Es criticable la tendencia un tanto machista que se puede ver en las bandas de metal sinfónico de poder reemplazar con demasiada facilidad a las vocalistas. Pareciera que sólo fueran un instrumento y nada más, y eso ocurre muchas veces, siendo las cantantes el hilo más delgado a cortar cuando una de estas agrupaciones –casi siempre lideradas en lo creativo por un guitarrista– tiene problemas. Esta lógica no es alentadora, pero al menos le entrega a las bandas la posibilidad de dar con verdaderos aciertos que pueden llevar al proyecto a nuevos estadios, y eso es justamente lo que logró Xandria con Dianne Van Giersbergen.

07 Caterina Nix @ Club Subterráneo 2016

Aunque la banda logra algo especial, la presencia de Dianne se nota como única y eso es lo que más destacaría en una noche donde las cantantes serían las protagonistas. Esto porque, antes del retorno de Xandria a Chile tras más de siete años, Caterina Nix abriría los fuegos con su banda a las 20:28 hrs. Y es algo seguro decir que ella tiene las canciones, la voz y la presencia para triunfar en el rock nacional y, sin embargo, algo pasa que pareciera no ser suficientemente reconocida. Caterina escribe sus canciones, se ha hecho acompañar de músicos más que competentes, y ha producido sus discos con gente con años de experiencia, y aun así la gente no la tiene mucho en consideración.

04 Caterina Nix @ Club Subterráneo 2016

Así como decíamos que la lógica indica que las cantantes son reemplazables y que en la mayoría de los casos es un hombre el que tiene dominio sobre lo creativo, el caso de Caterina es sin duda un golpe a este sistema, incluso firmando con su propio nombre artístico. ¿La respuesta? Todavía muchos se quedan en que la artista es “rica” o “guachita rica”, como se escucha cada vez que toca. Quizás es hora de que le escuchen un poco más porque es parte de los artistas que están armando propuestas interesantes para el metal sinfónico chileno, tal como Crisálida, por dar un ejemplo. En casi media hora, Caterina Nix dejó en claro que pesa más de lo que la gente ve y que merece más que una apreciación superficial, en especial con el valiente gesto de ponerse ella al centro en una escena mucho más machista de lo que parece.

16 Xandria @ Club Subterráneo 2016

Casi media hora después de Caterina se sube al escenario Xandria, ante un Club Subterráneo lleno poco más de a la mitad, con mucho entusiasmo y con los brazos en alto ante el inicio con “Nightfall”. Desde el momento en que aparece Dianne se roba las miradas con su carisma implacable. No vende el cuento que usualmente venden las cantantes del género de ser o una “femme fatale” en escena, o ser la más ruda del lote, sino que la soprano juega con otro tipo de personaje, más ligado a la ternura y la calidez extrema, casi acercándose a ser un personaje sacado de un anime. Su expresión facial, la forma de moverse por el escenario, e incluso la forma que tiene de hablarle al público son más cercanas que el promedio, y lo mejor de todo es que lo logra con naturalidad en medio de tracks potentes y hasta brutales como “Blood On My Hands”.

12 Xandria @ Club Subterráneo 2016

El tránsito entre canciones y temas más calmos y épicos como “Forevermore”, y otros con riffs más pronunciados como “Now And Forever”, era fluido, con Marco Heubaum tomando la palabra a ratos para llamar a la gente a vitorear y cantar, mientras Dianne no salía de su personaje, más dramático y sigiloso, lo que sólo sumaba buenos elementos para el show. Xandria con cada cambio de cantante ha derivado en una nueva épica y en una nueva forma de abordar las canciones. Dianne Van Giersbergen ha llevado a los alemanes a una etapa aún más dramática y llena de interpretación, con un registro soprano tradicional y más ligado a lo lírico clásico, tal como ella lo hiciera en Ex Libris, proyecto anterior donde desplegó un rock más lírico que en Xandria, donde todo es más mezclado.

10 Xandria @ Club Subterráneo 2016

Otra cosa que llama la atención es que en el show canciones con conceptos muy distintos y que narran el pasar por tierras sin descubrir (“The Undiscovered Land”) o cielos estrellados (“Stardust”) logren juntarse bien y de forma coherente. Más que un relato completo, los fragmentos consiguen dar cuenta de una banda que es capaz de fotografiar su imaginación y lo que quiere decir de forma directa, y tener clásicos en el proceso, como “Ravenheart”, que llevó al público al delirio, antes de que “Voyage Of The Fallen” cerrara el main set.

18 Xandria @ Club Subterráneo 2016

El encore con “The Nomad’s Crown” y “Valentine” fue el cierre perfecto para un show que, sin entregar nada demasiado novedoso, tuvo en los pequeños detalles una jornada para no olvidar, y pese a que muchas veces en este género se mira en menos el aporte creativo de las mujeres, es ese afán creativo anterior de Dianne Van Giersbergen el que se manifiesta a lo largo de sus interpretaciones, que al final son lo más distintivo de este momento de Xandria, que de forma sólida entregó 85 minutos de gran despliegue musical y un setlist a la medida de sus fanáticos.

Por Manuel Toledo-Campos

Fotos por Luis Marchant

Setlist

  1. Nightfall
  2. Blood On My Hands
  3. Unembraced
  4. Forevermore
  5. Now And Forever
  6. Until The End
  7. Dreamkeeper
  8. The Undiscovered Land
  9. Stardust
  10. Ravenheart
  11. Voyage Of The Fallen
  12. Cursed
  13. The Nomad’s Crown
  14. Valentine

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Publicidad
2 Comentarios

2 Comments

  1. Ro

    23-Oct-2016 en 4:25 pm

    Respecto a Caterina Nix tal como dice el review : “Todavía muchos se quedan en que la artista es “rica” o “guachita rica”, como se escucha cada vez que toca”
    ¿Será acaso porque suple con su cuerpo y vestimenta sus evidentes falencias vocales? A ella le falta voz para cantar en vivo, es evidente y curiosamente siempre se viste super sexy. Es obvio que si fuera gorda y fea y mantuviera sus pifias vocales nadie la querría.
    En Nightwish cantó horrible y estuvo casi desnuda. O sea, yo creo que ella piensa “si no canto bien que al menos me acepten por mi cuerpo”. Ademas, segun vi en Xandria ayer, a ella no le incomoda que le digan rica.
    Por otro lado, si no tiene oportunidades en la musica chilena no es por machismo ni porque ella sea una revelación. Canta mas o menos no mas y punto, no todo es por machismo.

  2. Cristóbal

    24-Oct-2016 en 8:56 am

    De acuerdo con el post anterior..no se trata de subvaloración..ni machismo..pienso que pasan dos cosas.. Ella no canta muy bien..cosa que muchas veces a la gente no le interesa mucho.. Si es que le gusta el artista…pero lo segundo, es que ella no tiene cercanía con el público.. Se nota falso y maqueteado todo lo que hace..eso es lo que se llama carisma…cinthia de Crisálida por ejemplo..se nota honesta con un discurso que es consecuente entre su musica y su puesta en escena..elisabet de six mágic..que mujer mas dulce, fuerte y empoderada de su banda..ambas con voces mucho mas poderosas que caterina..está claro.. Pero el tema es más por el lado de lo que ella pareciera querer mostrar..alguien que no empatiza con el público.. Claramente cierra laa puertas para mostrar lo que realmente se supone.. Su musica.

Responder

En Vivo

DIIV: Esquemas Juveniles

Publicado

en

DIIV

Aunque estamos en una época con la posibilidad de más estilos que nunca, lo que es más claro de ver son las convergencias, cuando existen cosas muy diferentes que tienen un punto de encuentro. Nadie podría decir que Mac DeMarco, Wild Nothing y DIIV suenan igual, pero estos tres actos, con popularidad en nuestro país, tienen una sensibilidad con las guitarras y los ritmos que los hacen convivir incluso en el mismo sello, Captured Tracks. Pero luego aparecen las diferencias, que tienen más relación con cómo se disponen en un escenario o cómo se disponen ante su propia música, algo que se reafirmó en una nueva visita de DIIV, enterando su tercera vez en Chile.

Antes, todo partió con un potente set de Adelaida. La banda de Valparaíso estuvo muy bien elegida para partir con la jornada, en especial por la energía desplegada, que redundó en una ovación del público al cierre de su show pasadas las 21:45 hrs., donde pasaron por canciones como “1999” y “Eco”, para cerrar con la explosiva “Cienfuegos”, en su mayoría tracks que pertenecen a “Paraíso”, el disco que editaron en 2017. Un sólido espectáculo de una de las bandas más potentes del rock chileno, cuyo repertorio está siendo rápidamente engrosado.

Tras 25 minutos de espera, y teniendo a la mitad de DIIV en los últimos minutos ajustando ellos mismos sus instrumentos, entró a escena la banda de Brooklyn, que de inmediato podía establecer su potencia. A diferencia de Wild Nothing o DeMarco, lo de DIIV es más potente en el proscenio, y ellos no caen en la autoindulgencia, pese a que las formas de Zachary Cole Smith pudieran hacer creer lo contrario. Toda la banda suena cohesionada y eso deriva en el peso escénico que proyectan. Mientras Zachary pareciera al comienzo un vocalista parco que no se interesa en que se le entienda poco, luego se denota que eso es parte de la estética mientras él está enfocado como láser en lo suyo, y también en la guitarra de Andrew Bailey, con quien se complementan perfectamente.

Además, esta energía enfocada y este sonido aplanador no caen en un saco roto, porque el público que llegó a Club Blondie (que, vale decir, cada vez suena mejor para bandas) estaba dispuesto a saltar y sentir este show como algo realmente relevante. Ya en “Human” y “Dopamine” la algarabía era tal, que gente de la audiencia hacía crowdsurfing y otros revoleaban la polera o lo que fuera en el aire, como si se estuviera alentando al equipo en el estadio, con una conexión envidiable.

Aunque se ha visto a DIIV varias veces en vivo, existe algo que hace que se vuelva a ellos. Y tal vez sea esa sensación de que, en medio de todos los esquemas que rodean lo que son y proyectan sus canciones, existe una banda que tiene mucho que entregar, enfrentándose al cliché de los conjuntos que suenan o se ven similar, y que en general tienden a restringir el caudal de energía. En temas como “Past Lives” quedaba en claro que no se trataba meramente de escuchar versiones como las oscuras rendiciones de los discos, sino que algo de mayor alcance explosivo, sin traicionar esas sensaciones.

No es que DIIV sea la banda más brillante del mundo. Tras entregar una canción nueva sin título, tocaron un minuto de algo ininteligible y esos son gestos contradictorios, pero al menos reposa algo de honestidad en ellos que los hace ser de lo mejor de su rebaño, algo que en el iluminado final con “Dust”, “Doused”, y luego el encore con “Wait” (en el cual Andrew salió con un sostén que una persona lanzó al escenario) quedó de manifiesto. Poco más de una hora y cuarto que explicitan a DIIV como parte de los actos en los que no se debe desconfiar, porque pese a seguir modelos que parecieran muy definidos, ellos aún son capaces de entregar algo que los separa de la indulgencia y la simplona sencillez, y es así como probablemente los neoyorquinos consigan el paso a la trascendencia.

Setlist

  1. (Druun Pt. II)
  2. Is The Is Are
  3. (Druun)
  4. Human
  5. Under The Sun
  6. Dopamine
  7. Sometime
  8. Oshin (Subsume)
  9. Incarnate Devil
  10. Bent (Roi’s Song)
  11. Past Lives
  12. Nueva canción
  13. Healthy Moon
  14. Loose Ends
  15. Dust
  16. Doused
  17. Wait

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Continuar Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Undertow Undertow
DiscosHace 3 días

El Álbum Esencial: “Undertow” de Tool

La portada de todo álbum debiese generar impresiones anticipadas sobre el contenido que este alberga. Bajo esa lógica, ver esa...

DiscosHace 4 días

Lee Ranaldo – “Electric Trim”

La reinvención siempre estará acompañada de un proceso de búsqueda, un viaje donde se pueda llegar al centro del asunto...

DiscosHace 1 semana

Paradise Lost – “Medusa”

En 2015 el oscuro y lúgubre universo del doom fue remecido por una de las bandas referentes en su género....

DiscosHace 2 semanas

Living Colour – “Shade”

Si el alma pudiera traducirse musicalmente, no cabe duda que sonaría como el blues; una voz auténtica, actual y poderosa,...

The National The National
DiscosHace 2 semanas

The National – “Sleep Well Beast”

El motor de The National es la rabia y la desorientación causada por la falta de respuestas. No hay un...

Sex Pistols Sex Pistols
DiscosHace 2 semanas

El Álbum Esencial: “Never Mind The Bollocks, Here’s The Sex Pistols” de Sex Pistols

A mediados de los años 70, dos de los mayores polos del rock no vivían una situación alentadora. Nueva York...

DiscosHace 2 semanas

Prophets Of Rage – “Prophets Of Rage”

Hace aproximadamente un año, millones de fanáticos se llenaban de ilusiones ante la aparición de misteriosos carteles en EE.UU. que...

DiscosHace 3 semanas

Franja de Gaza – “Despegue”

Un comienzo impactante. Esta frase describe bien lo que provoca el disco “Despegue” de la banda nacional Franja de Gaza,...

DiscosHace 3 semanas

Royal Blood – “How Did We Get So Dark?”

La última joya del rock inglés se llama Royal Blood, y la prensa internacional se rindió ante su irrupción, ganándose...

DiscosHace 3 semanas

El Álbum Esencial: “Tubular Bells” de Mike Oldfield

“Tubular Bells” fue y sigue siendo una rareza. Hasta el día de hoy parece llamativo que un sello discográfico haya...

Publicidad

Más vistas

A %d blogueros les gusta esto: