Conéctate a nuestras redes
Therion Therion

En Vivo

Therion: Hilvanando narrativas

Publicado

en

A Short Tale Of The Antichrist” del filósofo ruso Vladimir Solovyov es un cuento editado en 1900, donde el también teólogo buscaba darle una vuelta positiva a la posible llegada del Anticristo y así desmitificar la figura de este como un ente de destrucción y final, y ponerlo como alguien que podría generar una mejora y un renacer de la humanidad. Esto lo ponía en un plano futurista con la gente reuniéndose en el siglo XXI, y hoy resulta que este cuento es uno de los favoritos de Vladimir Putin, quien justamente vende la idea de renaceres y encuentros mirando al futuro. Otro a quien la idea de Solovyov le pegó duro es a Christofer Johnsson, el guitarrista de Therion, que pasó por tiempos oscuros y problemas de salud que incluso amenazaron su capacidad de pararse en un escenario de nuevo.

Johnsson necesitaba un renacer, y en la figura de este buen Anticristo pudo anclar su largo anhelo de generar una ópera rock metal que finalmente fue “Beloved Antichrist”, el abrumador disco que lanzaron en febrero pasado, superando su período más extenso sin novedades y que fue la excusa para el retorno de la banda sueca a nuestro país, ante un Club Blondie casi llena, donde se vio la potencia de esta propuesta y, más importante, cómo es relevante el armado coherente de un espectáculo que no desconoce la variedad de narrativas que se ponen en línea, y así no perder lo esencial que mueve a la banda hoy, que en definitiva parece ser la reconstrucción de Therion como un todo que es capaz de reunir sus 30 años de carrera, en un show compacto y sin desperdicios.

La extensa jornada hizo difícil poder seguir todo. Al comienzo se presentaron Lapsus Dei y Caterina Nix, dos créditos nacionales que hemos destacado mucho, pero que saliendo a escena a las 19:00 horas no pueden hacer mucho contra la falta de gente en un día de semana como un martes, quitando parte del impacto de tener una plataforma para realmente mostrar su música, que es algo importante, en especial cuando muchas veces ha quedado clara la valía de una propuesta como la de Lapsus Dei o la muy buena voz y carisma que tiene Caterina, quien además denota una producción muy cuidada para trabajar con estándares internacionales.

A las 21:05 horas se subieron al escenario con máscaras brillantes, mezcla entre “Eyes Wide Shut” y “Mr. Robot” los integrantes de la banda inglesa The Devil, quienes mantienen en secreto sus identidades, y aun así tienen personalidades visiblemente diferentes en el escenario. Su show destila coherencia y teatralidad, sin decir una sola palabra ni agradecimiento. A lo largo de 45 minutos se sucedieron riffs, imágenes de múltiples conspiraciones y también muchos discursos o noticias antiguas, donde se sucedían ex presidentes estadounidenses, símbolos illuminati y mucho más. Dentro de lo simplona que puede ser esta narrativa, la forma en la que esta era llevada a cabo sería el sueño de gente obsesiva con estos temas, como Matt Bellamy de Muse, y la ejecución fue con un arrojo impecable para una banda que sólo cuenta con un disco, homónimo, salido en 2012. Sólido espectáculo, preciso en la consistencia para lo que vendría después.

Therion volvía a Chile por novena vez para su décimo concierto, así que para nadie fue un misterio cómo sonaría la banda, ni su conexión con sus fans, sin embargo, sí era importante ver cómo las canciones de una ópera rock podían inmiscuirse en un show que también reuniría la nostalgia de la gente ante temas con más de veinte años de existencia. Y a los pocos compases de “Theme Of Antichrist” quedaba en claro cómo todo podría fluir, y aunque la actual configuración de vocalistas de la banda a ratos hacía extrañar a la versátil Lori Lewis, lo cierto es que Thomas Vikström, Linnéa Vikström y Chiara Malvestiti lograron el cometido de no sólo generar una dinámica y química entre ellos para transmitir más emociones, sino que también se adueñaron de las canciones lo suficiente como para generar la efervescencia de un público que ya conoce a la banda y, por lo tanto, también puede ser muy exigente con lo que se espera de una agrupación que ha tenido en el cambio a una constante fundamental.

Aunque “Din” o “The Blood Of Kingu” fueron recibidas con grandes aplausos, fueron las dos del disco “The Secret Of The Runes” (“Ginnungagap” y “Nifelheim”) las que más causaron que se movieran las entrañas y también se dispusiera la fuerza de la gente. También, los vocalistas se pudieron lucir, y en especial Linnéa pudo dejar en claro que tiene mucho para entregar y tal vez el público la juzgó mucho por los problemas que tuvo su micrófono al comienzo del show. Pese a ello, el entusiasmo no decaía, aunque hubo temas más nuevos, como “Temple Of New Jerusalem”, que no tenían tanta respuesta de la gente.

An Arrow From The Sun” mostró la calidad de Chiara, que con su registro soprano era impecable y daba aires más etéreos a la crudeza que a veces se nota con canciones como “Wine Of Aluqah” o “Cults Of The Shadow”. En general, el que quedaba un poco atrás en sus manifestaciones era Christofer, quizás cuidándose, pero muy preciso. Sólo cerca del final del show él habló y comentó pidiendo que la gente presentara en el encoreTo Mega Therion”, el que siempre es el gran final, pero antes le dejaba el espacio al resto de los integrantes de la banda, en un gesto también que engrandece al compositor y fundador de Therion. Eso muestra cómo el hombre entiende que el espectáculo es más grande que cualquier ego, y es muy refrescante ver eso en la música.

Aunque supuestamente existía un encore, este se mimetizó con el resto del show porque la banda nunca bajó del escenario y simplemente esperaron a que “The Rise Of Sodom And Gomorrah” comenzara para que explotara el público, en ese combo 1-2 tan bien dado con “To Mega Therion”. Sin embargo, la gente no se calmó y pidió más, ante lo cual salió Christian Vidal, el guitarrista argentino de la banda que, en el tono más estereotípicamente argentino, agradeció, tiró bromas y luego llamó a la banda para tocar una más. “Quetzalcoatl” cerró definitivamente un show de casi dos horas de duración y que, pese a no ser el más brillante de los suecos en nuestro país, sin duda que, a punta de tejer bien entre las historias y los momentos de la banda, pudo conformar un todo coherente que sin duda satisfizo a los fanáticos, quienes ahora pueden esperar en paz la venida del Anticristo procurada por Therion.

Setlist

  1. Theme Of Antichrist
  2. The Blood Of Kingu
  3. Din
  4. Bring Her Home
  5. Night Reborn
  6. Nifelheim
  7. Ginnungagap
  8. Typhon
  9. Temple Of New Jerusalem
  10. An Arrow From The Sun
  11. Wine Of Aluqah
  12. Lemuria
  13. Cults Of The Shadow
  14. The Khlysti Evangelist
  15. My Voyage Carries On
  16. The Invincible
  17. Der Mitternachtslöwe
  18. Son Of The Staves Of Time
  19. The Rise Of Sodom And Gomorrah
  20. To Mega Therion
  21. Quetzalcoatl

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Publicidad
Clic para comentar

Responder

En Vivo

Dark Funeral: Soundtrack para la destrucción

Publicado

en

Dark Funeral

En el contexto de una gira por Chile, Dark Funeral llegaba nuevamente a Santiago para presentarse en el Club Rock & Guitarras, mostrando lo mejor de su discografía en un show que, en el papel, debía promocionar su último disco, pero que se presentó como una instancia para recorrer la historia de un grupo que lleva 25 años profesando los sonidos oscuros y agresivos del black metal, alzándose como uno de los pioneros de un estilo que está pasando a dejar su carácter moderno, siendo formador también de otras ramas más recientes dentro del metal extremo.

La banda nacional Futhan fue la encargada de abrir la jornada, con un show que destacó lo mejor de su trabajo. El conjunto oriundo de Temuco entregó muestras de algo que ya se tiene conciencia, y esa es la gran influencia que el metal extremo genera en las bandas locales. Luego de su presentación, todos se prepararon para iniciar el ritual y darle la bienvenida a los invitados principales.

Unchain My Soul” dio inicio al ritual de los suecos, quienes comenzaron de manera “calma” una canción que, a medida que avanza, agarra la intensidad característica que predomina en el black metal, con riffs sencillos pero demoledores, y una batería que pareciera musicalizar el más horrible de los apocalipsis. Podrá sonar como cliché, pero la música de Dark Funeral evoca todos los sentimientos necesarios que profesa el género, manteniendo una densidad en el ambiente que enciende las pasiones de los más fanáticos, quienes no se hicieron de rogar para armar el correspondiente mosh pit en la pista del Club Rock & Guitarras. Como era de esperar, el satanismo primó como la tónica principal del show con canciones como “666 Voices Inside” o “My Dark Desires”, desatando la batalla campal entre los entusiastas asistentes.

Es evidente que “Where Shadows Forever Reigns” (2016) sería el disco que más influenciaría en el setlist, llevándose consigo seis cortes dentro de la lista. El sonido de la banda se mantiene intacto, no perecible al paso de los años, por lo que sería claro que “Nail Them To The Cross”, “As I Ascend” o “Where Shadows Forever Reigns” sonarían igual de crudas y violentas que en los mejores años del conjunto. El tiempo pasa y, a pesar de que las cosas no sigan igual, el espíritu oscuro de Dark Funeral se mantiene vigente, con un sonido que sobrepasa expectativas y demuestra por qué son uno de los precursores más destacados de un estilo que, si bien no tiene mucha ciencia musicalmente hablando, sabe auto beneficiarse de su simpleza para abordar de la mejor manera posible las temáticas que trata.

El encore vino acompañado de un favorito del público, “Open The Gates”, cuya letra invoca a Satanás en sus diferentes encarnaciones, sonando brutal y agresiva mediante sus riffs lúgubres y una batería que a toda marcha revienta con todo a su paso. El mosh pit parecía no cesar y el cierre con la canción que da título a su último trabajo dejó el entusiasmo de los fanáticos por las nubes, coronando una presentación que se mantuvo en ascenso en cada track que se interpretaba. Lo último demostró una cosa: independiente del legado que Dark Funeral posea, no hay necesidad de mirar atrás, por lo que la decisión de privilegiar un lanzamiento reciente por sobre su extenso catálogo no sólo es inteligente, sino también es un signo de que el conjunto desea avanzar y dejar su legado plasmado con mucho más que su historia pasada.

Ya es majadero hablar de la intensa devoción que el metal extremo genera en Chile, pero Dark Funeral es una muestra más de algo que ya se ha estudiado por años. Es evidente que Sudamérica fue uno de los sectores donde más recalaron los sonidos del black metal, generando una conexión especial entre dos puntos del planeta tan alejados entre sí. Lo cierto, es que esa oleada provocó todo un nacimiento para las bandas de metal extremo que surgieron en esta zona, algo que se comprueba al ver a Dark Funeral en el escenario, quienes, mediante un estilo crudo y directo, transportan la música a sus raíces profundas, donde las ideas se manifiestan de manera fluida y sin tanta orquestación. Este estilo –autentico en su esencia– es lo que lleva a la legión de seguidores a ovacionar la oscuridad, abrazándose de los sonidos más tenebrosos y violentos que se puedan imaginar.

Setlist

  1. Unchain My Soul
  2. 666 Voices Inside
  3. Temple Of Ahriman
  4. My Dark Desires
  5. The Arrival Of Satan’s Empire
  6. Ravenna Strigoi Mortii
  7. Atrum Regina
  8. The Secrets Of The Black Arts
  9. Goddess Of Sodomy
  10. Diabolis Interium
  11. My Funeral
  12. Vobiscum Satanas
  13. As I Ascend
  14. Nail Them To The Cross
  15. Open The Gates
  16. Where Shadows Forever Reign

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Back Your Head Off, Dog Back Your Head Off, Dog
DiscosHace 5 meses

Hop Along – “Bark Your Head Off, Dog”

Desde hace no mucho, ha circulado la noticia de que las mujeres están siendo quienes dan la cara por esta...

Down Below Down Below
DiscosHace 5 meses

Tribulation – “Down Below”

Dentro del espectro de lo que se entiende como “metal extremo”, la evolución general en cada subgénero ha ido apuntando...

Resistance Is Futile Resistance Is Futile
DiscosHace 5 meses

Manic Street Preachers – “Resistance Is Futile”

El consenso general en torno a cada trabajo de Manic Street Preachers siempre ronda en torno a cuánto se acercan...

ØMNI ØMNI
DiscosHace 5 meses

Angra – “ØMNI”

Hay bandas que recaen eternamente en lo genérico y no experimentan más allá de los materiales básicos que les ha...

The Sciences The Sciences
DiscosHace 5 meses

Sleep – “The Sciences”

La carrera de Sleep dista mucho de ser una historia típica en el mundo del rock, factor que pudo haber...

Tranquility Base Hotel & Casino Tranquility Base Hotel & Casino
DiscosHace 5 meses

Arctic Monkeys – “Tranquility Base Hotel & Casino”

Un hype autogenerado en prensa y fanáticos por igual mantuvo las miradas del mundo en “Tranquility Base Hotel & Casino”,...

Songs Of Price Songs Of Price
DiscosHace 5 meses

Shame – “Songs Of Praise”

Pocas veces tenemos la fortuna de presenciar el nacimiento de una gran banda de la mano de su primer larga...

New Material New Material
DiscosHace 5 meses

Preoccupations – “New Material”

Para quienes puedan estar perdidos dentro del siempre caótico panorama del rock contemporáneo, probablemente sonará desconocido el nombre de Preoccupations....

American Utopia American Utopia
DiscosHace 6 meses

David Byrne – “American Utopia”

Una verdadera sorpresa terminó siendo el regreso musical de David Byrne, quien había estado silencioso en cuanto a nuevo material...

Eat The Elephant Eat The Elephant
DiscosHace 6 meses

A Perfect Circle – “Eat The Elephant”

La espera no es algo a lo que estemos acostumbrados en la modernidad, a estas alturas parece un concepto extraño...

Publicidad
Publicidad

Más vistas