Contáctanos

En Vivo

Snow Patrol: Emociones cómplices

Publicado

en

Con un lleno casi total era recibido el debut de los escoceses de Snow Patrol en nuestro país, con un show que fácilmente puede instalarse como lo mejor del año, gracias a una conexión inmediata que se produjo desde los primeros acordes de “Hands Open” y se mantuvo intacta hasta la despedida con “Just Say Yes”. Sumado a la sólida puesta en escena y al notable sonido, se dio comienzo a un recital que fue un hit tras otro, y donde la complicidad entre público y banda fue la protagonista de la noche.

“Fallen Empires” (2011), el sexto trabajo discográfico de Snow Patrol, era la excusa para realizar su primera gira por Sudamérica. Su líder absoluto, Gary Lightbody, en su incansable lucha por el éxito, ambiciona con llegar a convertirse en el frontman de una de esas bandas que llenan estadios y cuyas canciones son coreadas por millares de personas. A juzgar por lo visto el viernes en el Teatro Caupolicán, podemos asegurar con seguridad que el sueño de Lightbody se está transformando en realidad, cuando cada uno de sus éxitos fue coreado religiosa y emotivamente por la totalidad de almas que se congregaron en el recinto de San Diego.

La banda chilena Vuelveteloca fue la encargada de abrir la velada con su rock indie, que mantuvo atentos a los primeros asistentes. Un show entretenido y apoyados por un buen sonido, los nacionales dejaron el escenario listo para el esperado debut. Unas pantallas LED en el fondo del escenario y un sofisticado sistema de iluminación, se dejaban ver sobre el escenario para lo que sería uno de esos shows que se quedan durante mucho tiempo en la retina. Luces abajo y el remix de “Berlin”, tema de su último álbum, era la encargada de poner las alucinantes gráficas al fondo del escenario y recibir a los músicos, quienes discretamente toman sus posiciones a la espera del maestro de ceremonias. Mientras comienza a sonar “Hands Open”, Gary Lightbody hace su aparición en escena, desatando el griterío de las fanáticas y encantando desde el primer momento con su histrionismo y simpatía. Saludando en español y sacando suspiros con cada uno de sus movimientos, el cantante presenta “Take Back The City”, sencillo del disco “A Hundred Million Suns” (2008), confirmando lo que los setlist de presentaciones anteriores ya preveían: que este sería un concierto cargado de éxitos. El siguiente en llegar fue “Crack The Shutters”, que tuvo como punto álgido, el tradicional recibimiento de la bandera chilena, que fue primero como capa, para luego vestir el atril de Lightbody mientras apoyaba a la banda con su guitarra.

Hablando de la banda, simplemente espectaculares, y moviéndose con gran soltura entre la variedad de instrumentos dispuestos en el escenario. Los siete músicos pasaban de las percusiones a los sintetizadores, para luego seguir haciendo lo suyo con el piano y la guitarra acústica. Y claro, Gary Lightbody es Snow Patrol, pero en escena Nathan Connolly, Paul Wilson y Jonny Quinn, miembros permanentes del grupo, más los músicos de gira, son la base sonora de la magia que transmite la banda en su performance en vivo. El vocalista se toma unos momentos para agradecer los gestos de cariño, antes de continuar la fiesta, que tomó un tono más romántico con “This Isn’t Everything You Are”, primer corte de “Fallen Empires” interpretado durante la velada, y que tuvo su gran final con el gran coro de voces que cantaron al unísono los versos finales de la canción.

Dedicada a los fanáticos que se sacrificaron por llegar a entregarles un regalo al aeropuerto –botellas de pisco y vino, entre otros- , o a hacer vigilia a las afueras del hotel donde se hospedaban, llegaba “Run”, que recibió una gran respuesta por parte de la audiencia cuando llegó el momento de cantar el coro, y desde las plateas y la cancha un montón de globos blancos se elevaron para adornar el Caupolicán, en uno de las postales más memorables del espectáculo. A estas alturas la complicidad era absoluta y Lightbody no podía hacer más que sonreír de dicha y nerviosismo ante tal respuesta de su público.

“In The End”, otro de los singles de “Fallen Empires”, desataba la histeria colectiva cuando el escocés bajaba al foso entre el escenario y las vallas papales, para estrechar la mano de las personas ubicadas en primera fila. La acción trajo sus consecuencias, y el vocalista reconoció que se sobrepasaron un poco con la confianza del momento y ahora estaba esperando un bebé chileno. El primer “no hit” de la noche, cayó con el corte “New York”, que fue secundado por la melancólica “Set The Fire To The Third Bar”. La atmósfera de intimidad se perpetuaba con “Make This Go On Forever”, de la placa del año 2006, “Eyes Open”, para luego subir lo ánimos con la rockera canción que da nombre al disco.

Un gran clímax se produjo con la interpretación de “Chasing Cars”, no sólo por ser el sencillo que los puso en el mapa a nivel mundial y que haya sido cantada por todo el teatro, sino porque vino con una petición especial. Lightbody había recibido un e-mail de un tal Carlos, quien le pidió que, por favor, dedicara la canción a su prometida, Karina, con quien va a contraer matrimonio. Sus deseos fueron órdenes y “Chasing Cars” fue dedicada a la pareja. “Chocolate” volvía a poner el rock pop como motor de empuje, cuyo impulso dio pie para la bailable “Called Out In the Dark”.

Momento aparte fue la impresionante interpretación del tema “Fallen Empires”. Trance absoluto gracias a las luces intermitentes que eran lanzadas sobre los músicos, y al potente sonido del corte más rico del set en cuanto a términos musicales se refiere, dejando ver la faceta más introspectiva y experimental del grupo, esa que entre tanto éxito se pierde a ratos, pero que tuvo su oportuna revancha con la potencia hipnotizante de “Fallen Empires”.

Terminado el “paréntesis”, era hora de volver a cantar. “Open Your Eyes” y “You’re All I Have” eran las elegidas para la primera salida de los escoceses. Las penumbras nos indicaban que todavía quedaba concierto y, pasados uno minutos, Lightbody y los suyos volvían a escena para compartir uno de los instantes más conmovedores de la noche, cuando el vocalista presentó “Lifening”, y por primera vez las voces se callaron por completo para escuchar la pieza más íntima y bella del set. Un aplauso cerrado y las últimas palabras de gratitud antes de llegar al gran final con “Just Say Yes”.

La fiesta termina y los músicos salen del escenario casi al instante. Lightbody se queda unos minutos más para compartir los últimos instantes con un público que lo recibió con los brazos abiertos, y que le correspondió desde el momento en que piso el escenario. Emociones cómplices, esas son las palabras que mejor definen el debut de Snow Patrol en nuestras tierras. Así fue el show de una banda que sueña a lo grande, aún habiendo logrado lo más complicado: conquistar el alma con sonidos llenos de sentimientos.

Setlist

  1. Berlin (Remix)
  2. Hands Open
  3. Take Back The City
  4. Crack The Shutters
  5. This Isn’t Everything You Are
  6. Run
  7. In The End
  8. New York
  9. Make This Go On Forever
  10. Eyes Open
  11. Chasing Cars
  12. Chocolate
  13. Called Out In the Dark
  14. Fallen Empires
  15. Open Your Eyes
  16. You’re All I Have
  17. Lifening
  18. Just Say Yes

Por Sebastián Zumelzu

Fotos por Praxila Larenas

Publicidad
11 Comentarios

11 Comments

  1. Drama King

    06-Oct-2012 en 3:33 am

    A que precio terminaron rematando las entradas por grupon?

  2. Carlos

    06-Oct-2012 en 9:31 am

    Gran gesto de Gary de dedicarnos Chasing Cars a mi novia Karina y a mí.
    Fue increíble!

    • linzi

      06-Oct-2012 en 5:01 pm

      🙂

  3. Nicole

    06-Oct-2012 en 10:40 am

    Sin palabras por el gesto de Gary se pasó con nombrarnos en el escenario, lo fuimos a ver al aeropuerto/hotel sin esperar nada a cambió y él es increíble, muy sorprendido por las horas que pasamos esperando, por los regalos, no hay palabras para describir lo que sentimos cuando nos dedicó “RUN”, hermoso concierto, increíble crowd, perfecto.

    • linzi

      06-Oct-2012 en 5:02 pm

      maravilloso 🙂

  4. Valeska

    06-Oct-2012 en 5:02 pm

    Un gran concierto.

  5. Francisca

    06-Oct-2012 en 5:22 pm

    Les juro que fué un concierto increíble, la complicidad que hubo con el público y la banda, el sonido impecable igual al de los discos, el carisma de gary, TODO, fué perfecto, una noche inolvidable.

  6. Ferna

    06-Oct-2012 en 6:32 pm

    muy buen review, describe perfectamente lo que vivimos!! ><

  7. CLAUREPORTER

    08-Oct-2012 en 1:00 pm

    REALMENTE UN CONIERTO EXTRAORDINARIO EL VIVIDO EL PASADO VIERNES EN EL TEATRO CAUPOLICÁN UNA ENTREGA MARAVILLOSA LA DE GARY Y LA BANDA ….. UN SHOW MUY INTIMO

  8. gold price

    09-Oct-2012 en 1:51 am

    Un activo Eli “Paperboy” Reed, dejó buenas sensaciones sobre el segundo escenario rodeado de una compacta banda que complementó acertadamente su envolvente voz; al mismo tiempo que el de Boston, tuvieron que salir al ruedo una de las autenticas revelaciones del Festival: The Inspector Cluzo´s FB Horns, quienes ofrecieron un solvente y animado espectáculo de la mano de su líder, un autentico “animal del escenario” al que el público no paró de reconocer su absoluta entrega e hiperactividad, quien estuvo en todo momento acompañado de la festiva sección de vientos que lo arropa en escena.

Responder

En Vivo

P.O.D. + Alien Ant Farm: Poderosa nostalgia

Publicado

en

P.O.D. y Alien Ant Farm en Chile 2017

El nombre del evento dejaba bastante claras las intenciones de este show doble. “Back To School” reunió en Club Blondie a dos bandas norteamericanas que vivieron su época de gloria a principios de este milenio, agrupaciones que, a pesar de seguir lanzando material nuevo hasta nuestros días, son sinónimo de un sonido que pertenece al pasado, a los recuerdos de una generación que ya se acerca –o derechamente ya se encuentra– en la treintena de sus vidas. Porque, a diferencia de grandes del estilo tales como Linkin Park, System Of A Down, Korn o Deftones, P.O.D. y Alien Ant Farm siempre fueron nombres de segunda fila, logrando altos puestos en los rankings con sus sencillos más populares, pero sin poder consolidarse o trascender en el tiempo para salir del lote y transformarse en números que pudieran valerse por sí mismos sin tener que relacionarlos a un género y a una época en particular, en este caso el nü metal, estilo que hace rato dejó de ser el sonido predominante en el rock mundial.

Teniendo en cuenta lo anterior, esta velada se transformó en un verdadero viaje al pasado, lleno de energía y pasajes entrañables, pero, sobre todo, nostalgia por los tiempos que ya no están. Si fueron mejores o no que el presente, eso ya es tema de cada persona que se hizo presente en el concierto de anoche, pero lo cierto es que todos los que estuvimos saltando entre la multitud que se congregó en la Blondie regresamos al colegio.

El cuarteto de California, Alien Ant Farm, abrió los fuegos con un espectáculo impecable, cuyas mayores virtudes fueron un sonido sólido y un set breve que reunió las canciones más conocidas de su repertorio, dando pie a una presentación que mantuvo la vara alta en todo momento y cumpliendo con aquellos que compraron su entrada para ver exclusivamente a los estadounidenses. “Courage”, “Forgive & Forget” y “Movies” formaron la triada inicial en el setlist, provocando los primeros saltos y cánticos desde la pista de baile.

Dryden Mitchell, frontman de la agrupación, animaba al respetable en un español bastante básico, pero haciéndose entender lo suficiente como para que su esfuerzo fuera valorado por la fanaticada, que lo secundó en cada una de sus intervenciones, donde hubo más alusiones al pasado, rememorando los años en que MTV transmitía videos musicales y su participación en la banda sonora de la serie de videojuegos “Tony Hawk Pro Skater”. El resto de sus compañeros estuvieron precisos en su performance y temas como “These Days”, “Tia Lupe” o la agresiva “Wish” –provocando el primer gran mosh pit en la Blondie– lucieron poderosas versiones en vivo.

Otro gran momento de la actuación de Alien Ant Farm fue la interpretación de “Attitude”, canción que Mitchell dedicó a su madre y que, en su sección final, incluyó la melodía en guitarra de “In The End” de Linkin Park, en lo que fue un pequeño pero noble gesto en memoria del fallecido vocalista Chester Bennington. Para cerrar su actuación, “Smooth Criminal”, el cover de Michael Jackson que hizo famosa a la banda alrededor del mundo, puso a bailar y cantar a todo el lugar en los últimos minutos de los norteamericanos en Chile, finiquitando un espectáculo preciso, que dejó contentos a todos los asistentes, quienes quedaron con los ánimos a tope para recibir al segundo plato fuerte de la noche.

En su retorno a la capital, P.O.D. trajo un repertorio lleno de éxitos, elaborado con pinzas para satisfacer a sus fanáticos más veteranos. Abriendo su presentación con dos clásicos de antaño como “The Messenjah” y “Rock The Party (Off The Hook)”, el cuarteto de San Diego dejó en claro que iban a tirar toda la carne a la parrilla en su hora y algo más de show. Incluso si el sonido no los acompañó durante los primeros minutos de recital, con una guitarra a la que le costó agarrar presencia dentro de la mezcla, el público se plegó a la banda e hizo de cada corte una instancia para combatir sin piedad al centro de la pista. Siendo “Satellite” (2001) su disco más exitoso, P.O.D. puso énfasis en su cuarto larga duración y complementó el resto de la función con las canciones más destacadas de su discografía, donde pudimos escuchar algo de reggae, como ocurrió en “Ridiculous”, o pasar drásticamente al punk-hardcore durante el caos que armó “Revolucion”, una de las dos canciones más recientes en el catálogo del grupo que fueron presentadas anoche.

La fiesta se mantuvo en alto con hits como “Boom”, “Youth Of The Nation” –que contó con la colaboración de Dryden Mitchell en los coros– o la violenta “Southtown”, esta última siendo el pasaje más álgido de la jornada, con una pista atestada de cuerpos danzando y empujándose de un lado para otro. La postal era aún más asombrosa al notar que entre los contendores no había ninguna cara adolescente, sino que abundaban rostros de jóvenes-adultos, algunos conservando las pintas de quinceañeros, pero cuyas miradas denotaban el peso y el estrés de la “vida real”, lanzando puñetazos y cabeceando como si no existiera un mañana. Era real, estábamos de vuelta en el patio del colegio. “Alive” coronó el tramo final de la presentación, con una Blondie cantando a coro y un bis que remató la velada con “Satellite”, despidiendo definitivamente a Sonny Sandoval y compañía, bajando el telón del evento.

Finalizada la intensa jornada, camino a casa la sensación de estar regresando del colegio era inevitable. P.O.D y Alien Ant Farm forman parte de la banda sonora de las vidas de millones de personas alrededor del mundo. Independiente de que sus carreras no hayan alcanzado los estándares de referentes mayores del estilo, su legado está inmortalizado en los recuerdos de cada uno de los que anoche entonamos desde las entrañas clásicos como “Alive” o “Wish”. Este “Back To School” cumplió a rajatabla con sus intenciones y nos llevó a regocijarnos en la nostalgia, una nostalgia que no se siente kitsch o decadente, sino que, al contrario: más viva y poderosa que nunca.

Setlist Alien Ant Farm

  1. Courage
  2. Forgive & Forget
  3. Movies
  4. These Days
  5. Tia Lupe
  6. Attitude
  7. Glow
  8. Wish
  9. Sticks And Stones
  10. Smooth Criminal (original de Michael Jackson)

Setlist P.O.D.

  1. The Messenjah
  2. Rock The Party (Off The Hook)
  3. Ridiculous
  4. Boom
  5. Murdered Love
  6. Soundboy Killa
  7. Set It Off
  8. Kaliforn-Eye-A
  9. Youth Of The Nation
  10. Lost In Forever
  11. Will You
  12. Strength Of My Life
  13. Beautiful
  14. Revolucion
  15. Southtown
  16. Alive
  17. On Fire
  18. This Goes Out To You
  19. Satellite

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Continuar Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

DiscosHace 15 horas

Lee Ranaldo – “Electric Trim”

La reinvención siempre estará acompañada de un proceso de búsqueda, un viaje donde se pueda llegar al centro del asunto...

DiscosHace 7 días

Paradise Lost – “Medusa”

En 2015 el oscuro y lúgubre universo del doom fue remecido por una de las bandas referentes en su género....

DiscosHace 1 semana

Living Colour – “Shade”

Si el alma pudiera traducirse musicalmente, no cabe duda que sonaría como el blues; una voz auténtica, actual y poderosa,...

DiscosHace 1 semana

The National – “Sleep Well Beast”

El motor de The National es la rabia y la desorientación causada por la falta de respuestas. No hay un...

DiscosHace 2 semanas

El Álbum Esencial: “Never Mind The Bollocks, Here’s The Sex Pistols” de Sex Pistols

A mediados de los años 70, dos de los mayores polos del rock no vivían una situación alentadora. Nueva York...

DiscosHace 2 semanas

Prophets Of Rage – “Prophets Of Rage”

Hace aproximadamente un año, millones de fanáticos se llenaban de ilusiones ante la aparición de misteriosos carteles en EE.UU. que...

DiscosHace 2 semanas

Franja de Gaza – “Despegue”

Un comienzo impactante. Esta frase describe bien lo que provoca el disco “Despegue” de la banda nacional Franja de Gaza,...

DiscosHace 2 semanas

Royal Blood – “How Did We Get So Dark?”

La última joya del rock inglés se llama Royal Blood, y la prensa internacional se rindió ante su irrupción, ganándose...

DiscosHace 3 semanas

El Álbum Esencial: “Tubular Bells” de Mike Oldfield

“Tubular Bells” fue y sigue siendo una rareza. Hasta el día de hoy parece llamativo que un sello discográfico haya...

DiscosHace 3 semanas

Mogwai – “Every Country’s Sun”

Mogwai sin duda alguna es uno de los principales referentes a la hora de hablar de post rock. Aunque en...

Publicidad

Más vistas

A %d blogueros les gusta esto: