Contáctanos

En Vivo

Queen con Adam Lambert: Un monstruo de dos cabezas

Publicado

en

Tratando de ser lo menos condescendiente posible, y dejando un poco de lado el fanatismo que despierta esta icónica agrupación, es posible aseverar que, cuando hablamos del presente de Queen, existen dos factores que no aguantan ningún tipo de análisis: primero, que no están en búsqueda de alguien que sea capaz de llenar el vacío que dejó la carismática figura de Freddie Mercury, sino de quien sienta y viva sus canciones como si fuesen propias. Y segundo, la remozada alineación que actualmente ofrecen los nativos de Londres, es por lejos el mejor de sus intentos por reeditar viejas glorias desde el fallecimiento de su líder en 1991, siendo galardonados en 2014 como la Banda del Año en la décima versión del Classic Rock Roll Of Honour Awards, y como el Mejor Grupo del Año en el  Ultimate Classic Rock. En gran parte, el éxito del segundo aire que evidencia Queen se lo debe a la acertada incorporación en las voces de Adam Lambert, el talentoso joven que se hizo conocido en el programa de talentos American Idols, pero que en menos de siete años ha cosechado una exitosa carrera solista, con tres álbumes de estudio bajo el brazo, y cuya innata capacidad artística ha llamado profundamente la atención de Brian May y Roger Taylor.

QUEEN CHILE 2015 01

Esta segunda visita de Queen a nuestro país, tras su paso en 2008 con Paul Rodgers en las voces, se enmarca en la exitosa gira “Don’t Stop Them Now”, siendo la Pista Atlética del Estadio Nacional el lugar escogido para albergar un show que promete ser memorable. Desde muy temprano, las arterias del principal recinto deportivo del país comenzaron a ser invadidas por miles de eufóricos fanáticos, ansiosos por encontrarse con uno de los eslabones fundamentales de la historia del rock. Diez minutos antes de la hora pactada para el inicio del show, un enorme lienzo, con la característica insignia de la banda, cubre por completo el escenario y de inmediato comienza a crecer la ansiedad y nerviosismo entre los asistentes. Con un leve retraso se apagan las luces, y comienzan a sonar los potentes acordes de la “Red Special” de Brian May que da el primer golpe de la mano de “One Vision”, desatando una euforia generalizada.

La fiesta continúa con “Another One Bites The Dust” y “Fat Bottomed Girls”, ya quedando en evidencia la capacidad vocal de Lambert, y una perfecta instrumentación que suena nítida desde el primer minuto de la presentación. Uno de los primeros momentos memorables de la velada llega con la interpretación de “Killer Queen”, en donde el vocalista se recuesta en un sofá purpura con detalles dorados, desplegando todo el histrionismo ganado en su pasado teatral, mientras May lo acompaña con potentes secuencias de cuerdas. Uno a uno se van sucediendo cada uno de los incombustibles éxitos que han marcado la exitosa trayectoria de Queen, verdaderos clásicos de la historia del rock que los fanáticos nacionales cantan al unísono, cada vez con más fuerza, transformándose en una única y potente voz que envuelve el escenario en una suerte de ola invisible que amenaza con arrasar con todo lo que encuentra a su paso.

QUEEN CHILE 2015 02

Crazy Little Thing Called Love”, “Somebody To Love”, una batería de éxitos que han trascendido varias generaciones, y que hoy se versionan en la exquisita y potente voz de Adam Lambert, quién aporta con su característico registro vocal, sacando buenos dividendos en la incorporación de nuevos matices y texturas a piezas ya consolidadas. El protagonismo lo asume el talentoso Brian May, quien se cuelga una guitarra acústica para interpretar el clásico “Love Of My Life”, configurándose una de las postales más bellas de la jornada, con un público acompañando en las voces una ejecución que raya en la perfección, y la imagen de Freddie Mercury que se proyecta en la pantalla principal interpretando un fragmento de la canción. El guitarrista comenta que visitó el Observatorio Paranal, y que en Chile se encuentran los mejores astrónomos del mundo, posteriormente se repite el plato con “‘39”, para lo que convoca al escenario a Roger Taylor y su hijo Rufus, al bajista Neil Fairclough y al tecladista Spike Edney.

Llega el turno del lucimiento de Roger Taylor, primero interpretando el clásico “It’s A Kind Of Magic”, para después participar en el solo de bajo de Fairclough tocando las cuerdas con sus baquetas, para finalizar con un entretenido duelo de percusión contra su hijo Rufus, en donde fuimos testigos de un choque generacional que derrochó energía, potencia y talento. En “Under Pressure”, icónica canción grabada originalmente en 1981 por Queen y David Bowie, Lambert comparte las voces con el baterista, dando vida a una versión que, si bien es cierto queda al debe respecto a la original, entrega buenas señales de la conexión de la pareja. Promediando la mitad de la presentación, se produce un poderoso punto de inflexión, en donde el protagonismo recae sobre los hombros de Lambert, quien de manera excepcional interpreta una versión rockera de “Ghost Town”, primer single de su tercer larga duración, “The Original High” (2015), y que cuenta con el beneplácito de los asistentes que disfrutan al ritmo de su pegajosa melodía.

QUEEN CHILE 2015 03

Un hermoso juego de luces se apodera del escenario con “Who Wants To Live Forever”, para luego dar paso a un extenso solo de guitarra de  Brian May, que se extiende un poco más de lo necesario, pero que sirve para recalcar su impecable capacidad técnica y su carisma. Adam Lambert es un artista completo, tiene la voz, el estilo, el manejo escénico y, sobre todo, la conexión con el resto de la banda, principalmente con May, elaborando una combinación que fluye de manera natural y autentica, y que fácilmente –para alguien menos avezado en la historia de Queen- podría llevar a la confusión de creer que llevan muchos años tocando juntos. En efecto, entre el vocalista y los músicos se da ese lazo especial tan difícil de encontrar, y en donde los principales beneficiados son los miles de fanáticos que repletaron la Pista Atlética del Estadio Nacional, y que son testigos privilegiados de uno de los mejores shows de 2015, destacando por su calidad.

La última parte de la presentación tiene reservada una selección de los legendarios éxitos de Queen: “Don’t Stop Me Now”, “Radio Ga Ga”, “I Want It All”, y además vuelve a apelar a la emotividad y el recuerdo de la figura del gran Freddie Mercury, mostrando imágenes del vocalista y el audio original del tema “Bohemian Rhapsody”, en donde comparte las voces con Lambert. La banda se retira del escenario en medio de una cerrada ovación, para volver al cabo de unos minutos a ofrecer los últimos dos grandes golpes sonoros de la noche: “We Will Rock You” y “We Are The Champions”, con los miles de fanáticos coreando y acompañando en base a las últimas reservas energéticas que ha dejado el extenso show. Una lluvia de confeti dorado llena el cielo de la Pista Atlética del Estadio Nacional, bajando con esto el telón del arrasador paso de Queen por nuestro territorio.

QUEEN CHILE 2015 04

Cuando se ofrece una selección de canciones que perfectamente podría ser un álbum de grandes éxitos, no queda lugar para el descontento, mucho menos cuando cada una de estas piezas fue perfectamente ejecutada, con una gran calidad sonora, y donde el público se entregó por completo a la propuesta de Queen y Adam Lambert. Lo vivido en la Pista Atlética del Estadio Nacional no sólo destaca por superar con creces lo mostrado en su anterior visita en 2008, sino que quedará registrado en el inconsciente colectivo como una demostración empírica de todos los elementos que se deben amalgamar en una presentación de rock, para ser catapultada dentro del selecto grupo de los mejores shows que han pasado por nuestro territorio. Tal como lo mencionó Lambert durante la presentación, este fue el último show de Queen en su gira por Sudamérica, siendo Chile el privilegiado con “el gran final”, y no cabe duda  que el show de más de dos horas de duración puso el broche de oro a una nueva muestra de vigencia de un monstruo que se niega a desaparecer.

Setlist

  1. One Vision
  2. Another One Bites The Dust
  3. Fat Bottomed Girls
  4. In The Lap Of The Gods
  5. Seven Seas Of Rhye
  6. Killer Queen
  7. Crazy Little Thing Called Love
  8. Somebody To Love
  9. Love Of My Life
  10. ‘39
  11.  It’s A Kind Of Magic
  12. Solo de Bajo (Neil Fairclough)
  13. Solo de Batería (Roger Taylor y Rufus Taylor)
  14. Under Pressure
  15. I Want To Break Free
  16. Ghost Town (original de Adam Lambert)
  17. Who Wants To Live Forever
  18. Solo de Guitarra (Brian May)
  19. Tie Your Mother Down
  20. Don’t Stop Me Now
  21. Radio Ga Ga
  22. I Want It All
  23. Bohemian Rhapsody
  24. We Will Rock You
  25. We Are The Champions

Por Gustavo Inzunza

Fotos por Fenix Entertainment

Publicidad
3 Comentarios

3 Comments

  1. calister

    01-Oct-2015 en 1:13 pm

    Solo corrijan:

    En “Under Pressure”, icónica canción grabada originalmente en 1991 por Queen y David Bowie. Fue en 1981.

    • Gonzalo Armijo

      01-Oct-2015 en 1:40 pm

      y además: “es por lejos el mejor de sus intentos por reeditar viejas glorias desde el fallecimiento de su líder en 1981”

  2. Pablo Alcalde Pancorbo

    02-Oct-2015 en 10:35 am

    Para mi gusto si quitan los 3 solos y hubiesen metido “The show must go on”, “These are the days of our lives”e “Innuendo” hubiese sido perfecto.

Responder

En Vivo

DIIV: Esquemas Juveniles

Publicado

en

DIIV

Aunque estamos en una época con la posibilidad de más estilos que nunca, lo que es más claro de ver son las convergencias, cuando existen cosas muy diferentes que tienen un punto de encuentro. Nadie podría decir que Mac DeMarco, Wild Nothing y DIIV suenan igual, pero estos tres actos, con popularidad en nuestro país, tienen una sensibilidad con las guitarras y los ritmos que los hacen convivir incluso en el mismo sello, Captured Tracks. Pero luego aparecen las diferencias, que tienen más relación con cómo se disponen en un escenario o cómo se disponen ante su propia música, algo que se reafirmó en una nueva visita de DIIV, enterando su tercera vez en Chile.

Antes, todo partió con un potente set de Adelaida. La banda de Valparaíso estuvo muy bien elegida para partir con la jornada, en especial por la energía desplegada, que redundó en una ovación del público al cierre de su show pasadas las 21:45 hrs., donde pasaron por canciones como “1999” y “Eco”, para cerrar con la explosiva “Cienfuegos”, en su mayoría tracks que pertenecen a “Paraíso”, el disco que editaron en 2017. Un sólido espectáculo de una de las bandas más potentes del rock chileno, cuyo repertorio está siendo rápidamente engrosado.

Tras 25 minutos de espera, y teniendo a la mitad de DIIV en los últimos minutos ajustando ellos mismos sus instrumentos, entró a escena la banda de Brooklyn, que de inmediato podía establecer su potencia. A diferencia de Wild Nothing o DeMarco, lo de DIIV es más potente en el proscenio, y ellos no caen en la autoindulgencia, pese a que las formas de Zachary Cole Smith pudieran hacer creer lo contrario. Toda la banda suena cohesionada y eso deriva en el peso escénico que proyectan. Mientras Zachary pareciera al comienzo un vocalista parco que no se interesa en que se le entienda poco, luego se denota que eso es parte de la estética mientras él está enfocado como láser en lo suyo, y también en la guitarra de Andrew Bailey, con quien se complementan perfectamente.

Además, esta energía enfocada y este sonido aplanador no caen en un saco roto, porque el público que llegó a Club Blondie (que, vale decir, cada vez suena mejor para bandas) estaba dispuesto a saltar y sentir este show como algo realmente relevante. Ya en “Human” y “Dopamine” la algarabía era tal, que gente de la audiencia hacía crowdsurfing y otros revoleaban la polera o lo que fuera en el aire, como si se estuviera alentando al equipo en el estadio, con una conexión envidiable.

Aunque se ha visto a DIIV varias veces en vivo, existe algo que hace que se vuelva a ellos. Y tal vez sea esa sensación de que, en medio de todos los esquemas que rodean lo que son y proyectan sus canciones, existe una banda que tiene mucho que entregar, enfrentándose al cliché de los conjuntos que suenan o se ven similar, y que en general tienden a restringir el caudal de energía. En temas como “Past Lives” quedaba en claro que no se trataba meramente de escuchar versiones como las oscuras rendiciones de los discos, sino que algo de mayor alcance explosivo, sin traicionar esas sensaciones.

No es que DIIV sea la banda más brillante del mundo. Tras entregar una canción nueva sin título, tocaron un minuto de algo ininteligible y esos son gestos contradictorios, pero al menos reposa algo de honestidad en ellos que los hace ser de lo mejor de su rebaño, algo que en el iluminado final con “Dust”, “Doused”, y luego el encore con “Wait” (en el cual Andrew salió con un sostén que una persona lanzó al escenario) quedó de manifiesto. Poco más de una hora y cuarto que explicitan a DIIV como parte de los actos en los que no se debe desconfiar, porque pese a seguir modelos que parecieran muy definidos, ellos aún son capaces de entregar algo que los separa de la indulgencia y la simplona sencillez, y es así como probablemente los neoyorquinos consigan el paso a la trascendencia.

Setlist

  1. (Druun Pt. II)
  2. Is The Is Are
  3. (Druun)
  4. Human
  5. Under The Sun
  6. Dopamine
  7. Sometime
  8. Oshin (Subsume)
  9. Incarnate Devil
  10. Bent (Roi’s Song)
  11. Past Lives
  12. Nueva canción
  13. Healthy Moon
  14. Loose Ends
  15. Dust
  16. Doused
  17. Wait

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Continuar Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Undertow Undertow
DiscosHace 2 días

El Álbum Esencial: “Undertow” de Tool

La portada de todo álbum debiese generar impresiones anticipadas sobre el contenido que este alberga. Bajo esa lógica, ver esa...

DiscosHace 3 días

Lee Ranaldo – “Electric Trim”

La reinvención siempre estará acompañada de un proceso de búsqueda, un viaje donde se pueda llegar al centro del asunto...

DiscosHace 1 semana

Paradise Lost – “Medusa”

En 2015 el oscuro y lúgubre universo del doom fue remecido por una de las bandas referentes en su género....

DiscosHace 1 semana

Living Colour – “Shade”

Si el alma pudiera traducirse musicalmente, no cabe duda que sonaría como el blues; una voz auténtica, actual y poderosa,...

The National The National
DiscosHace 2 semanas

The National – “Sleep Well Beast”

El motor de The National es la rabia y la desorientación causada por la falta de respuestas. No hay un...

Sex Pistols Sex Pistols
DiscosHace 2 semanas

El Álbum Esencial: “Never Mind The Bollocks, Here’s The Sex Pistols” de Sex Pistols

A mediados de los años 70, dos de los mayores polos del rock no vivían una situación alentadora. Nueva York...

DiscosHace 2 semanas

Prophets Of Rage – “Prophets Of Rage”

Hace aproximadamente un año, millones de fanáticos se llenaban de ilusiones ante la aparición de misteriosos carteles en EE.UU. que...

DiscosHace 3 semanas

Franja de Gaza – “Despegue”

Un comienzo impactante. Esta frase describe bien lo que provoca el disco “Despegue” de la banda nacional Franja de Gaza,...

DiscosHace 3 semanas

Royal Blood – “How Did We Get So Dark?”

La última joya del rock inglés se llama Royal Blood, y la prensa internacional se rindió ante su irrupción, ganándose...

DiscosHace 3 semanas

El Álbum Esencial: “Tubular Bells” de Mike Oldfield

“Tubular Bells” fue y sigue siendo una rareza. Hasta el día de hoy parece llamativo que un sello discográfico haya...

Publicidad

Más vistas

A %d blogueros les gusta esto: