Conéctate a nuestras redes

En Vivo

Paul McCartney: Aquí, hoy

Publicado

en

Quizás estamos maravillados, embobados, con la sensación fresca del show en nuestras mentes, corazones y/o discos duros, pero lo de Paul McCartney claramente se pone entre lo mejor de 2014, sin duda alguna. Las dos jornadas donde el inglés de The Beatles y Wings repletó el Movistar Arena, estuvieron llenas de historias y sensaciones. En concreto, las más doce mil personas que asistieron a cada jornada tenían, cada cual, las suyas. Se notaba en los rostros, en las reacciones dispares en algunas canciones, en las arrugas que tenían algunas caras, o en los vítores que cada cual emitía. Esa es la magia de la carrera de McCartney, un artista que ha estado más de cinco décadas evolucionando, pero siempre con códigos familiares y abrazando siempre su pasado, sabiendo que lo puede adecuar a cada nuevo lanzamiento, como ocurrió en este caso con “New”, el excelente álbum que lanzó en 2013 y que lo vio trabajando con muchos productores jóvenes, siempre desafiándose, siempre tratando de avanzar. Siempre en el presente.

PAUL MCCARTNEY CHILE 2014 01

El show de dos horas y 45 minutos de duración repasó gran parte del legado de The Beatles y Wings, pero de todas formas el disco más tocado fue “New”, donde su estética y piano colorido son los únicos elementos que se salen de lo que se ha visto en la anterior visita de McCartney a Chile. Como dijimos, Paul mira al pasado, pero instalado en el hoy. Entonces, no es raro que, tras un animoso inicio con “Eight Days A Week” de The Beatles, Paul McCartney despache el track inicial de “New”, “Save Us”, para luego proseguir con “All My Loving”, clásico indeleble, como tantos, de The Beatles.

PAUL MCCARTNEY CHILE 2014 02

La banda también juega un rol importante. Ninguna canción es modificada de forma gravitante. Los tonos son los mismos, y los tempos también, entonces, no es sólo un gran mérito de McCartney el cantar en gran forma, sino también de Brian Ray y Rusty Anderson (guitarras), Abe Laboriel Jr. (batería) y Wix Wickens (teclados y programaciones), quienes no sólo realizan exactas rendiciones de los éxitos de The Beatles o Wings, sino que también son capaces de generar aportes propios, sin tocar el carácter de las canciones. Así, una canción como “Let Me Roll It” gana mucho más groove rockero, lo que permite que se vea como algo perfectamente orgánico la inclusión de un extracto de “Foxy Lady”, original de Jimi Hendrix, y que le permitió a Paul y su banda, así como también pasó en la bullente “Back In The U.S.S.R.” o en la impresionante rendición de “Helter Skelter”, la respuesta perfecta para quienes creen que The Beatles eran sólo pop.

PAUL MCCARTNEY CHILE 2014 03

El show se movió por todas las emociones, desde el amor al desamor, desde la alegría a la tristeza, desde la presencia a la ausencia, y es en esos tránsitos donde la experiencia de McCartney, y también la gran puesta en escena, con pantallas, un piso que también opera como pantalla, y una plataforma que se eleva dejándolo en lo alto, logran generar transiciones rápidas y fluidas, donde la más notoria fue cuando Paul se quedó solo con su guitarra acústica para tocar, arriba de la plataforma, “Blackbird” y “Here Today”, esta última dedicada a su “compadre John”. Otras dedicatorias incluyeron a su fallecida ex esposa Linda (la intensa “Maybe I’m Amazed”), su actual esposa Nancy (la hermosísima “My Valentine”) y “mi hermano chico George” con una versión que partió con el ukelele de “Something”, uno de los grandes momentos de una noche prácticamente perfecta, que tuvo como único bemol el inicio con 35 minutos de retraso de un show para el que, de todas formas, valía la pena esperar.

PAUL MCCARTNEY CHILE 2014 04

La reacción del público ante las canciones varía, y como decíamos, cada cual tiene sus historias. Así, había varios temas en los que gente se paraba y, a la vez, varios se sentaban. Sólo los clásicos más clásicos tenían la venia de todos, lo cual es obvio en un show tan largo, en especial cuando el público incluía desde niños hasta ancianos. La transversalidad que logra McCartney no es algo que vamos a conocer ahora, pero verla en vivo siempre es un ejercicio interesante, y aún más lo es el fenómeno que ocurrió con “Queenie Eye” o “Everybody Out There”, donde Paul logra involucrar al público con sus nuevas creaciones, aunque nada se comparará –quizás nunca- al karaoke marcado en piedra de “The Long And Winding Road”, “Yesterday”, “Ob-La-Di, Ob-La-Da”, “We Can Work It Out” o “Hey Jude”.

PAUL MCCARTNEY CHILE 2014 05

Era entretenido notar que había canciones no muy exitosas, dentro de lo abrumador del tamaño del éxito de McCartney, que generaban una alegría indescriptible en la gente. Pasó con la mencionada “Ob-La-Di, Ob-La-Da”, también con “Paperback Writer” y, con mayor ahínco, en “All Together Now”, extraída de “Yellow Submarine” (1969), que fue una verdadera fiesta. Pero nada impresionó tanto a la gente como el triple combo de “Let It Be”, “Live And Let Die” y “Hey Jude”. Si “Let It Be” logra ser un momento de amor y compañía, en medio del karaoke colectivo, “Live And Let Die” es todo lo contrario, con la intensidad y rock como leit motiv, en tanto que “Hey Jude” es el cierre de fiesta que se espera, con el “na na na na na naaa” como método de constatación del rugido gentil de la multitud. Pero la pirotecnia de “Live And Let Die” es incontrarrestable. Las explosiones, las luces, los fuegos artificiales, el rock, el juego de sensaciones, lo rápido y lo lento, todo confabula para que la emoción llegue a todas partes. Tras un momento así, y tras este triple combo, era difícil pensar que el show seguiría, pero claramente Paul tenía más.

PAUL MCCARTNEY CHILE 2014 06

El final tuvo dos bis, entre los cuales inexplicablemente se retiraba gente desde la cancha, que se perdió la salida de Paul con una bandera chilena que ondeó con toda la energía del mundo (increíble para un hombre de 72 años, que no se le notan para nada), con la rockera rendición de “Get Back” y el clásico final recogido del “Abbey Road” (1970) de The Beatles, con “Golden Slumbers”, “Carry The Weight” y “The End”, ese final de verdad, ese juego de las emociones, desde la ternura hasta el rock más filoso e improvisado, para derivar en ese instante dorado donde el mantra del inicio se repite: “Al final, el amor que recibes es igual al amor que das”. Y considerando la extensión del show, Paul dio y recibió mucho amor en una noche que tuvo de todo, para todos, viviendo en el hoy, viviendo en el aquí, en un momento en el que la música no sólo significa algo, sino que es la vida misma.

Setlist

  1. Eight Days A Week (The Beatles)
  2. Save Us
  3. All My Loving (The Beatles)
  4. Listen To What The Man Said (Wings)
  5. Let Me Roll It (Wings) / Foxy Lady (Jimi Hendrix)
  6. Paperback Writer (The Beatles)
  7. My Valentine
  8. Nineteen Hundred And Eighty-Five (Wings)
  9. The Long And Winding Road (The Beatles)
  10. Maybe I’m Amazed
  11. I’ve Just Seen A Face (The Beatles)
  12. We Can Work It Out (The Beatles)
  13. Another Day
  14. And I Love Her (The Beatles)
  15. Blackbird (The Beatles)
  16. Here Today
  17. New
  18. Queenie Eye
  19. Lady Madonna (The Beatles)
  20. All Together Now (The Beatles)
  21. Lovely Rita (The Beatles)
  22. Everybody Out There
  23. Eleanor Rigby (The Beatles)
  24. Being For The Benefit Of Mr. Kite! (The Beatles)
  25. Something (The Beatles)
  26. Ob-La-Di, Ob-La-Da (The Beatles)
  27. Band On The Run (Wings)
  28. Back In The U.S.S.R. (The Beatles)
  29. Let It Be (The Beatles)
  30. Live And Let Die (Wings)
  31. Hey Jude (The Beatles)
  32. Day Tripper (The Beatles)
  33. Hi, Hi, Hi (Wings)
  34. Get Back (The Beatles)
  35. Yesterday (The Beatles)
  36. Helter Skelter (The Beatles)
  37. Golden Slumbers (The Beatles)
  38. Carry That Weight (The Beatles)
  39. The End (The Beatles)

Por Manuel Toledo-Campos

Fotos por Julio Ortúzar

Publicidad
5 Comentarios

5 Comments

  1. lucas

    25-Abr-2014 en 12:52 am

    El final tuvo dos bis, entre los cuales inexplicablemente se retiraba gente desde la cancha a ver como es eso??? yo casi que cortandome las venas porque no fui ningun dia y esta gente estupida que tuvo el privilegio de ir se van antes???????? menos mal que no se quienes son porque les daria un combo de una manera

  2. felipe

    25-Abr-2014 en 3:24 am

    la cagó

  3. nacho

    25-Abr-2014 en 1:18 pm

    no hay palabras q describan la experiencia mccartney…mis momentos preferidos fueron let me roll it, all together now y another day (nunca pense q la escucharia en vivo)

  4. Theus Valero Alighieri

    26-Abr-2014 en 3:33 pm

    tu lo has dicho, no hay palabras para describir las emociones vividas esa noche!

Responder

En Vivo

Dead Kennedys: La fiesta distópica

Publicado

en

Dead Kennedys

No hay escenario más aterrador que la vida misma. Esa es la premisa bajo la que se articula Dead Kennedys, uno de los conjuntos esenciales para el desarrollo del punk, no sólo en su sonido, sino también en su contenido. Letras políticas, musicalizadas por un manto de surf infernal, deambulan alrededor de conceptos como el control, la autoridad y la tecnología como herramienta de dominación. Una visión que, a más de 40 años de su formación, sigue sonando vigente, siendo la noche del 21 mayo en el Teatro Cariola una nueva ocasión para recorrer estos pronósticos desalentadores.

Sin ofrecer número previo, el conjunto de San Francisco partió a la hora pactada con una puntualidad perfecta. Los primeros golpes del baterista D.H. Peligro abrieron de súbito con “Forward To Death”, marcando la apertura de una jornada intensa. Junto a Peligro, el resto de la sección instrumental conforman la formación que ha editado todos sus discos de estudio. En cuanto a lo vocal, Ron “Skip” Greer es el “nuevo” frontman, quien, con más de diez años en la banda, se acopla al resto con toda naturalidad, ofreciendo la performance histriónica que los shows de la talla de Dead Kennedys necesitan.

Para no perder el ímpetu de un inicio potente, la banda dio el acierto con “Police Truck”, haciendo bailar a los fanáticos del Cariola al ritmo de un surf siniestro, ejecutado por su guitarrista East Bay Ray, cuya misma atmósfera endemoniada continuó con “Buzzbomb”. En una sintonía más cercana al rock & roll, Let’s Lynch The Landlord” transformó al teatro en una mezcla de mosh pit y pista de baile, mientras los fanáticos acompañaban el estribillo de la canción que invita a golpear a los patrones.

Uno de los puntos que generó algunas dificultades fue el reducido español de sus integrantes. Falta frecuente en bandas extranjeras, y que en este caso generó que el sarcasmo de Skip fuera recibido con confusión y algunos gritos de desaprobación. El malentendido se disolvió en cuanto la banda tocó “Kill The Poor”, dando a entender de mejor manera el sentido del humor de la banda de norteamericana.

Afortunadamente, el frontman fue capaz de percibir esta limitante y se dirigió al público en un español precario, explicando que sus dichos tenían una intención irónica. Ya aclarado el punto, el show continuó bajo la misma tónica con “MTV Get Off The Air”, canción que causó polémica durante los ochenta, ya que hacía una crítica abierta a la famosa cadena televisiva y a la industria de la música. En una revisión astuta, la banda modificó parte de la letra, actualizándose a los tiempos y utilizando conceptos contemporáneos como el fenómeno youtuber o el uso excesivo de redes sociales en los conciertos. Greer aprovechó el replanteamiento de la letra para bromear sobre el paso de los años, confesando que la banda ya se hacía vieja, pero también veía muchas caras en el público que evidenciaban un extenso recorrido como fanáticos, ofreciendo un momento que sacó risas y ayudó a recuperar la empatía del show.

Para reconquistar la atención del público, “Too Drunk To Fuck” continuó con el repertorio de sus temas más reconocidos, acompañado de una apertura de blues que retomó el baile. Dando cierre a la primera porción del show, la banda interpretó sorpresivamente “Moon Over Marin”, cuyo espíritu pausado y reflexivo, que relata un mundo destruido por la contaminación, marcó un contrapunto en la jornada.

A pesar de la larga data de la banda, se nota que los egos en ellos no les han afectado. Así lo demuestra su cercanía con el público. Desde la sencilla entrada que hicieron por la puerta principal antes de iniciado el concierto, sin guardias y saludando amistosamente, hasta las múltiples veces en que Skip Greer se paseaba por la barricada, compartiendo su micrófono con los fanáticos. Esta cercanía fue aprovechada por Peligro para referirse a la postura de la banda, en desapruebo de cualquier dinámica racista y homofóbica. Palabras elocuentes para dar paso a “Nazi Punks Fuck Off”, generando uno de los mosh pits más intensos de la jornada. Ya acercándose al cierre, el bajista Klaus Flouride rompió abruptamente una pausa técnica para dar inicio a “California Über Alles”, siendo celebrada y cantada por todo el teatro, mientras una bengala se encendió entre el público. La luz fue apagada por los mismos fanáticos, conscientes de los hechos desafortunados que ya han ocurrido anteriormente en el circuito punk.

Luego de una pausa breve, la agrupación volvió al escenario para interpretar lo último de su repertorio. El clásico cover de “Viva Las Vegas” entregaba un ambiente de fiesta al cierre, donde Skip aprovechó de interpelar al público a que dejaran sus teléfonos y se dedicaran a disfrutar la experiencia. Acto seguido fue el inicio inconfundible de “Holiday In Cambodia”, marcando el clímax definitivo del show y que dejó pidiendo una última canción. “Chemical Warfare” fue la conclusión definitiva de la jornada, dando por última vez muestra de su humor tocando el estribillo de “Sweet Home Alabama”, en referencia a las polémicas y restrictivas medidas anti-aborto que adoptó aquel estado recientemente. Un gesto que habla de la sintonía con la contingencia y que ayuda a aterrizar lo que se expresa en las canciones. Destacando por su sencillez, la banda se despidió de su público con una reverencia y amplias sonrisas.

Si bien, el conjunto de San Francisco no ha publicado material nuevo desde su primera ruptura hacia fines de los ochenta, continúa ofreciendo un show bien articulado. Descartando el factor nostálgico, es el contenido político lo que hace que sus canciones –para bien o para mal– aún resuenen vigentes. Quizás por eso la noche del martes contó con una participación heterogénea de público que, aunque marcado por una mayoría más adulta, también evidenció a fanáticos recientes. En un presente atiborrado de control tecnológico, el panorama distópico que ilustra Dead Kennedys se aleja paulatinamente de la ficción, ofreciendo una banda sonora acertada y lúcida a nuestros tiempos. Tal como ellos lo vaticinaron, 1984 es ahora.

Setlist

  1. Forward To Death
  2. Winnebago Warrior
  3. Police Truck
  4. Buzzbomb
  5. Let’s Lynch The Landlord
  6. Jock-O-Rama
  7. Kill The Poor
  8. MTV Get Off The Air
  9. Too Drunk To Fuck
  10. Moon Over Marin
  11. Nazi Punks Fuck Off
  12. California Über Alles
  13. Bleed For Me
  14. Viva Las Vegas (original de Elvis Presley)
  15. Holiday In Cambodia
  16. Chemical Warfare

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Corazones Corazones
DiscosHace 3 días

El Álbum Esencial: “Corazones” de Los Prisioneros

“Corazones”, el cuarto álbum de Los Prisioneros, puede ser considerado como el primer registro solista de Jorge González, luego de...

Laughing Matter Laughing Matter
DiscosHace 2 semanas

Wand – “Laughing Matter”

Hoy en día, tal como ayer y probablemente mañana, los sonidos vintage generan especial atención en el mundo de la...

Doolittle Doolittle
DiscosHace 1 mes

El Álbum Esencial: “Doolittle” de Pixies

El éxito comercial nunca fue algo que se le diera a Pixies, quienes, pese a la considerable buena recepción de...

Periphery IV: Hail Stan Periphery IV: Hail Stan
DiscosHace 1 mes

Periphery – “Periphery IV: Hail Stan”

En el estado actual de la música extrema, es poco probable que en el corto plazo exista un disco que...

American Football American Football
DiscosHace 1 mes

American Football – “American Football (LP3)”

American Football es de esas bandas rodeadas por un halo de misticismo. Aquellos proyectos que, pese a lo sucinto de...

The Brian Jonestown Massacre The Brian Jonestown Massacre
DiscosHace 2 meses

The Brian Jonestown Massacre – “The Brian Jonestown Massacre”

Nunca es tarde para un homónimo, sobre todo si consideramos la cantidad de años de carrera que lleva The Brian...

Lux Prima Lux Prima
DiscosHace 2 meses

Karen O & Danger Mouse – “Lux Prima”

Existen diferentes contextos en los cuales la música se puede concebir y transmitir, desde el sentido vanamente comercial, hasta una...

DiscosHace 3 meses

The Claypool Lennon Delirium – “South Of Reality”

Demás está decir que los álbumes colaborativos entre dos o más artistas son generalmente obras que gozan de cierto pie...

La Voz de los 80 La Voz de los 80
DiscosHace 5 meses

El Álbum Esencial: “La Voz de los ’80” de Los Prisioneros

Jorge González dijo una vez que el primer disco de una banda toma mucho tiempo porque el proceso parte desde...

Back Your Head Off, Dog Back Your Head Off, Dog
DiscosHace 12 meses

Hop Along – “Bark Your Head Off, Dog”

Desde hace no mucho, ha circulado la noticia de que las mujeres están siendo quienes dan la cara por esta...

Publicidad
Publicidad

Más vistas

A %d blogueros les gusta esto: