Contáctanos

En Vivo

Nicolas Jaar: El plan maestro

Publicado

en

Es común que el verano no sea tan agitado como de costumbre en cuanto a conciertos en nuestro país. Con uno que otro evento, incluyendo la enorme Cumbre del Rock Chileno 2017, la ciudad tuvo actividad musical moderada, pero no por eso menos potente que la ocurrida durante el año hábil. El verdadero imperdible de enero prometía ser el show que el DJ de origen chileno, Nicolas Jaar, haría en Cúpula Multiespacio (ex Teatro La Cúpula), el que agotó tickets rápidamente, asegurando así una segunda fecha. En el marco de promoción de su último álbum, “Sirens” (2016), el músico llegó a Chile para entregar todas sus tremendas pistas en un show que lo hizo reencontrarse con sus tierras, luego de un par de años desde su última visita en 2011.

Con una ligera modificación en los horarios, la previa estuvo animada por los integrantes de Cazeria Cazador Records, Mas569 y Aurelius98, quienes mezclaron hasta pasadas las 22:00 horas para encender al público, el que en esos momentos apenas alcanzaba un cuarto de capacidad del teatro. A base de loops, samples y muchos beats, los DJs nacionales intentaron mejorar los ánimos de la tímida audiencia que aún no se disponía a bailar. Una vez que el teatro se fue llenando, el dúo abandonó el escenario para dar paso a una espera de apenas 10 minutos. Luego de eso, fue el propio Nicolas Jaar quien tomó el mando de las cosas.

Con un escueto “Hola a todos; gracias por venir”, Nicolas dio inicio a su set con “Killing Time”, corte que abre su último álbum de estudio, para fundirse en una presentación que tuvo de todo, con el músico dominando muy bien su relato durante los diferentes tracks que iba lanzando. Sin interrupción alguna, Jaar desplegó “The Three Sides Of Audrey And Why She’s All Alone Now”, donde se dio el lujo de incluir un saxofón, el que sonó potente y furioso dentro de toda la atmósfera sonora que se produjo con los múltiples loops que el DJ entregaba desde sus equipos, dándose el espacio para fusionar sus mezclas junto a partes de improvisación, además de la inclusión de teclados y sintetizadores que dejaron en evidencia su calidad y el enorme nivel musical en el que se encuentra.

Canciones como “No”, “Variations” y la tremenda “Time For Us” hicieron que el público entrara en un trance mediante los sonidos que emitía Jaar, transformando a La Cúpula en una verdadera caldera; el sold out que generó el compositor se estaba justificando con creces. La eterna confabulación de sonidos llegaba a su fin con “Three Sides Of Nazareth” y “Space Is Only Noise If You Can See”, ejemplos claros de cómo Nicolas transformó su música a otro nivel, mezclando, modificando y extendiendo a casi la totalidad de sus composiciones. Las luces del escenario se apagaron y Jaar se despidió rápidamente, pese a que todos querían fiesta. Sorpresa causó en su regreso cuando interpretó “Mi Querido Viejo”, clásico de clásicos original de Piero, la que transformó con suma elegancia a su estilo. El baile y la fiesta encendió al máximo a los apasionados seguidores Nicolas, quien luego de dos horas de set dio el adiós definitivo con una dupla ganadora: “Mi Mujer” y “El Bandido”, llevando a las cientos de personas que se encontraban en el lugar hasta su último aliento.

Nunca faltarán los irrespetuosos que conversan más de lo que ponen atención a la música, sobre todo en este tipo de shows, pero aun así Nicolas Jaar logró mantener la atención de la totalidad del recinto, que sintió en carne propia cada una de las notas que el músico deslizó en su relato. Anoche cada uno de los elementos encajó para completar la experiencia, desde la continuidad en los tracks hasta el consistente juego de luces; todo calzó en una noche en que pudimos ser testigos del gran momento que vive nuestro compatriota.

Por Manuel Cabrales

Fotos por Pedro Mora

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Publicidad
¡Comenta Ahora!

Responder

En Vivo

Venom: De regreso al infierno

Publicado

en

Venom

En una jornada donde el metal más pesado se tomó la capital, los ingleses de Venom retornaron al país a ocho años de su debut en vivo por estas tierras –omitiendo el show de Venom Inc. el año 2015, que técnicamente no cuenta, al tratarse de otra versión del grupo–. Cronos y compañía volvieron para seguir presentando su más reciente LP, “From The Very Depths” (2015), en un espectáculo que cumplió con lo justo para dejar satisfechos a los miles de fanáticos que se hicieron presentes en el Teatro Teletón. Pero Venom no llegó solo, y antes de su arribo al proscenio, dos bandas sudamericanas tuvieron la misión de avivar las llamas en el recinto de la calle Mario Kreutzberger.

Los primeros en salir al escenario fueron los chilenos de Dekapited. Los capitalinos dieron rienda a los primeros mosh pits que se desataron en la “cancha” del teatro. Amparados en la fórmula más clásica del thrash ochentero, los nacionales lograron animar al público, a pesar de adolecer de un sonido demasiado saturado que, en ocasiones, sólo era una gran masa estridente. “Condenado A Muerte” fue el grito final del cuarteto, que se despidió de la fanaticada entre aplausos.

Siguieron en el cartel las brasileñas de Nervosa, power trio que en sus siete años de carrera ha lanzado dos discos, y que ha sabido combinar en su música el sonido del thrash clásico y el moderno. Pero, a pesar de que el show de Nervosa se estaba desarrollando de manera impecable, con canciones como “Intolerance Means War” y “Victim Of Yourself“, su actuación debió ser cortada de forma abrupta por temas de horario.

Dekapited había comenzado más tarde de lo programado, pero aún así realizaron su show completo, dejando menos tiempo para el set de Nervosa, que no pudo presentar los últimos quince minutos de su repertorio para cumplir con el horario de salida de Venom. La molestia de la banda fue evidente, y también la del público, que pifió y coreó el nombre de Nervosa pidiendo una canción más, pero los técnicos ya estaban sobre el escenario preparando todo para el plato de fondo. Una verdadera falta de respeto por parte de la producción con las brasileñas, con el público que fue para disfrutarlas a ellas exclusivamente, y a todos aquellos que se encontraron por primera vez con su música y estaban disfrutando de un gran espectáculo. Esperamos que puedan volver a Chile para realizar su presentación completa, porque lo de Nervosa es un show que vale la pena disfrutar en plenitud.

Pasado el mal rato, Venom salió puntual a devorarse al Teatro Teletón. Haciendo gala de un sonido sólido, Cronos y sus músicos hicieron de las suyas durante las quince canciones que presentaron en este nuevo paso por Santiago, tres menos de las que posee el setlist de rutina de esta gira, pero aquí no sabemos si lo acortaron por temas de tiempo o porque simplemente quisieron brindar un concierto más breve. Como sea, el trío terminó de alzar las llamas del infierno de la mano de “Long Haired Punks” y “The Death Of Rock ‘N’ Roll”, sumergiendo al teatro en las profundidades del averno. El público se mantuvo entusiasta durante toda la velada y canciones como “Grinding Teeth” y “Buried Alive” fueron grandes hitos dentro de la jornada, donde Venom sacó todas sus credenciales de “clásicos del metal”. A pesar de que su carrera nunca logró alcanzar los estándares de grandes del estilo, Venom es una banda de culto y merece su puesto en los anales del metal.

La triada compuesta por “Pandemonium”, “The Evil One” y “Hammerhead” llegó como una especie de medley, donde no hubo espacio para descansos ni pausas. Para rematar siguió “Welcome To Hell”, corte extraído del debut discográfico homónimo del trío que fue lanzado el año 1981, cuando muchos de los que estábamos presentes en el teatro todavía no nacíamos. En tierra derecha al final del recital, destacaron la demoledora “Warhead” y la coreada “Countess Bathory”.

Rise” dio paso a la obligada salida falsa, cuya pausa ni se notó cuando Cronos regresó a escena para dar inicio a la canción más solicitada por la muchedumbre de metaleros: “Black Metal”. Luego de la batahola, “Witching Hour” finalizó nuestro paso por el infierno, que, en su hora casi exacta, nos entregó lo mejor de una banda que sigue dando lo suyo, a pesar de las casi cuatro décadas que llevan sobre la carretera.

Imposible dejar de lado el mal sabor que nos dejó la interrupción del show de Nervosa, pero si hablamos de la actuación principal de la noche, incluso si tocaron una versión acortada del set original, Venom cumplió. Prometiendo volver pronto a nuestro país, Cronos y sus colegas dejaron conformes a sus fanáticos, en una noche donde nos trajeron de vuelta al mismísimo infierno.

Setlist

  1. Long Haired Punks
  2. The Death Of Rock ‘N’ Roll
  3. Bloodlust
  4. Pedal To The Metal
  5. Grinding Teeth
  6. Buried Alive
  7. Pandemonium
  8. The Evil One
  9. Hammerhead
  10. Welcome To Hell
  11. Countess Bathory
  12. Warhead
  13. Rise
  14. Black Metal
  15. Witching Hour

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Continuar Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Undertow Undertow
DiscosHace 4 días

El Álbum Esencial: “Undertow” de Tool

La portada de todo álbum debiese generar impresiones anticipadas sobre el contenido que este alberga. Bajo esa lógica, ver esa...

DiscosHace 5 días

Lee Ranaldo – “Electric Trim”

La reinvención siempre estará acompañada de un proceso de búsqueda, un viaje donde se pueda llegar al centro del asunto...

DiscosHace 2 semanas

Paradise Lost – “Medusa”

En 2015 el oscuro y lúgubre universo del doom fue remecido por una de las bandas referentes en su género....

DiscosHace 2 semanas

Living Colour – “Shade”

Si el alma pudiera traducirse musicalmente, no cabe duda que sonaría como el blues; una voz auténtica, actual y poderosa,...

The National The National
DiscosHace 2 semanas

The National – “Sleep Well Beast”

El motor de The National es la rabia y la desorientación causada por la falta de respuestas. No hay un...

Sex Pistols Sex Pistols
DiscosHace 3 semanas

El Álbum Esencial: “Never Mind The Bollocks, Here’s The Sex Pistols” de Sex Pistols

A mediados de los años 70, dos de los mayores polos del rock no vivían una situación alentadora. Nueva York...

DiscosHace 3 semanas

Prophets Of Rage – “Prophets Of Rage”

Hace aproximadamente un año, millones de fanáticos se llenaban de ilusiones ante la aparición de misteriosos carteles en EE.UU. que...

DiscosHace 3 semanas

Franja de Gaza – “Despegue”

Un comienzo impactante. Esta frase describe bien lo que provoca el disco “Despegue” de la banda nacional Franja de Gaza,...

DiscosHace 3 semanas

Royal Blood – “How Did We Get So Dark?”

La última joya del rock inglés se llama Royal Blood, y la prensa internacional se rindió ante su irrupción, ganándose...

DiscosHace 4 semanas

El Álbum Esencial: “Tubular Bells” de Mike Oldfield

“Tubular Bells” fue y sigue siendo una rareza. Hasta el día de hoy parece llamativo que un sello discográfico haya...

Publicidad

Más vistas