Contáctanos

En Vivo

Manu Chao: El muro de los lamentos

Publicado

en

Lo que congregó la noche en el Velódromo del Estadio Nacional, no fue simplemente un concierto del músico de turno. Largas filas hasta muy tarde se dejaron ver rodeando el estadio, junto a cuanto artesano pudo acercarse a vender sus productos, mientras ya adentro el espectáculo iba mucho más allá del escenario, donde Lilits y Legua York se encargaron de abrir, ante el tumulto de gente que yacía como en el mejor carrete universitario del Parque Padre Hurtado, acompañado de mucha comida extrañamente a precios accesibles y de un montón de personas con carteles defendiendo cada uno su causa personal y/o colectiva, mientras mujeres sacadas directo de Woodstock bailaban y merodeaban por todo el lugar haciendo sahumerio a quien se lo pidiera.

MANU CHAO CHILE 2013 01

Mientras todo esto sucedía, y acabadas las presentaciones predecesoras, Manu Chao comenzaba a presentar un evidente retraso, el cual fue confirmado por el personal de la producción que pidió calma a los asistentes, ya que debido a la lentitud del acceso, había demasiada gente en las afueras aún esperando poder entrar. Finalmente y con cuarenta minutos de retraso, Manu Chao aparecería en el escenario para presentar una intro junto a “Mr. Bobby” que duró prácticamente 10 minutos, donde el público sumido en la energía que transmite él y su banda, saltaba, bailaba y gritaba a más no poder, ante el descenso cercano al ska en “Se Fuerza La Máquina”, el reggae sumiso de “Por El Suelo”, y el éxtasis de “Tadibobeira”, de la cual posteriormente se repetiría su coro una y otra vez entre canciones, casi de estadio bonaerense. Una y otra vez.

MANU CHAO CHILE 2013 02

Para el momento de “Clandestino”, un grupo de mujeres fueron invitadas al escenario con pancartas y todas las ganas de hablar en contra de Monsanto, la hidroeléctrica Alto Maipo, Bachelet y Luksic, que finalmente tomó más tiempo del necesario y se tornó en un momento algo incómodo para la banda, aunque culminado el episodio, Manu Chao pudo seguir hasta uno de los momentos más interesantes de su repertorio, iniciado con “Clandestino”, lo que deja en evidencia que su setlist, a pesar de ser amplio, por momentos carece de versatilidad y sólo termina siendo un “pachangueo” masivo que cae de vez en cuando en la aceleración de la batería para ir, nuevamente, en el ensordecedor ska, aunque el mosh parecía estar maravillado con este vaivén de ritmos, que tuvieron su pausa justamente en los episodios donde Manu Chao presentó varias canciones que fueron las que sobresalieron, como “La Primavera” o “Me Gustas Tú” de “Próxima Estación: Esperanza” (2001), y la melancólica y más minimalista “Bongo Bong”.

MANU CHAO CHILE 2013 03

Terminada esa deliciosa tripleta donde los sonidos no explotan innecesariamente, llegaría el momento del repudio general a la policía con “Qué Pasó, Qué Pasó?”, donde nuevamente los decibeles rodearon todos los rincones con la gente bailando desesperadamente en las primeras filas, lo que sin duda fue otro interesante modo de analizar al público de Manu Chao, que en un intento de estereotiparlos, es bastante similar al público de Frontera –sin ánimos de generalizar-, es del tipo de público que asiste a pocos eventos en vivo y que menos aún  suele hacer reja, lo que quedó en evidencia por el gran número de hombres y mujeres que tuvieron que ser sacados por seguridad debido al esfuerzo físico que significa estar en primeras filas en un show como este, lo que a ratos generó un dolor de cabeza extra para los productores.

MANU CHAO CHILE 2013 04

A Manu Chao le gusta presentar mixes entre varias de sus canciones, y ya adentrándonos en la mitad del show volvió a esas mixturas con “Raining In Paradize”, “Mi Vida” y una empobrecida “King Kong Five”, que seguramente fue terrible escucharla para los puristas de Mano Negra, ya que es mucho lo que pierde esta trascendental canción en la vida de la agrupación francesa. La noche seguiría con una versión acelerada de “Politik Kills” y el momento franco-latino de “L’hiver Est Là” y los sonidos gitanos con los que terminarían la primera parte del show y que, tras una pausa, volverían con más de “Clandestino” (1998) y “Radio Bemba Sound System” (2002), junto a unos de los momentos donde más marcado se sintió la veta reggae con “Bienvenido a Tijuana”, “El Viento” y “Minha Galera”, donde sobresale de buena forma el baterista Philippe Teboul y el robusto bajista, encargado de algunos de los sonidos sintetizados y de cantar sin parar para levantar a todos los asistentes al espectáculo.

MANU CHAO CHILE 2013 05

El tema de las guitarras es caso aparte, ya que el mismo Manu Chao se apodera de su guitarra electroacústica, que la verdad no es mucho aporte a lo largo del show, a tal punto que en los momentos donde la suelta para privilegiar las palmas, casi no se nota la falta de esta, cosa que difiere con el trabajo de Madjid Fahem, que en los pasajes más ska y reggae, cumple su labor de forma plana aunque efectiva, pero llegado los momentos más álgidos del show demuestra la calidad de músico que es, evolución que queda en evidencia con el paso entre “Desaparecido” hacia “La Rumba De Barcelona” y “Mentira”.

MANU CHAO CHILE 2013 06

La vuelta hacia Mano Negra sería con “Mala Vida” y “Sidi’h’bibi” que se acercan con mayor soltura y naturalidad a la configuración y el sonido de Manu Chao, haciendo por instantes que vivamos en un universo paralelo donde Mano Negra aún existe, lo que para los más jóvenes es una experiencia excelente para adentrarse en aquellos sonidos. A pesar de los reiterados coros de varias de las canciones, utilizados para energizar a la gente que ya estaba sintiendo quizás el cansancio, sigue el repaso a “Por La Carretera” y “Tadibobeira”, para dar paso al cover “Volver, Volver” original Vicente Fernández, versión que obviamente sería acelerada dentro del ska, para culminar bien arriba con “El Hoyo”, “La Vaca Loca” y “La Despedida”, donde ante las cuatro o cinco despedidas de la banda a lo largo de la noche, finalmente uno a uno irían dejando el escenario, hasta quedar en silencio luego de dos 2 horas y 35 minutos de música.

MANU CHAO CHILE 2013 07

Es difícil resumir la presentación de Manu Chao. Es una espiral de sonidos latinos, punk y ska, llenos de adornos, clichés y, como vulgarmente decimos, mucha “challa”, lo que nos hace pensar sobre qué resultaría en un espectáculo musical como este si Manu Chao decidiera desvestir su setlist de todos los agregados entre canción y canción. Seguramente sería un solista que a ratos se sienta en un taburete al centro del escenario, o tal vez una agrupación con una puesta instrumental más grande y diversa; las opciones son más de las que podemos anticipar.

MANU CHAO CHILE 2013 08

La esencia de Manu Chao es la fiesta, es crear un paisaje sonoro sobre el escenario donde nos recuerda una y otra vez la radio, los sonidos de juegos de ferias, los acordes que marcaron cada uno de sus discos y, finalmente, la celebración en sí misma, que pareciera que todos sus fans festejan en unanimidad, aunque se despida todas las veces que pueda, aunque repita todos los coros que quiera. Manu Chao quiere que el pueblo sea parte del ensamble, junto al baile, el espíritu neo hippie de su música, junto a los alegatos y los lamentos de lo que necesitamos hacer para tener un mundo mejor –según sus propios preceptos-, lo que nos lleva a pensar que quizás el francés está aquí más que por hacer un abanico de creaciones musicales, para ayudar a transmitir un mensaje y hacer de sus shows una fiesta con muro de los lamentos incluida.

Setlist

  1. Mr. Bobby
  2. Se Fuerza La Máquina
  3. Por El Suelo
  4. Tadibobeira
  5. Clandestino
  6. La Primavera/ Me Gustas Tú/ Bongo Bong
  7. Qué pasó, Qué Pasó?
  8. Rainning In Paradize/ Mi vida/ King Kong Five
  9. Politik Kills
  10. L’hiver Est Là
  11. Bienvenido A Tijuana
  12. El Viento
  13. Minha Galera
  14. Desaparecido
  15. Rumba De Barcelona
  16. Mentira
  17. Mala Vida
  18. Sidi’h’bibi
  19. Por La Carretera
  20. Volver, Volver
  21. El Hoyo
  22. La Vaca Loca
  23. Hamburguer Fields
  24. La Despedida

Por Pamela Cortés

Fotos por Praxila Larenas

Publicidad
8 Comentarios

8 Comments

  1. Juan

    09-Dic-2013 en 2:11 pm

    esta wea seguramente a escribio alguien que claramente NO disfrutó el show y no le gusta Manu Chao

  2. nico

    09-Dic-2013 en 2:40 pm

    De acuerdo con juan, y la “challa” la tiene esta columna que no se entiende nada.

  3. juan pablo

    09-Dic-2013 en 3:20 pm

    claramente no disfrutó el show, a todo esto la canción se llama “Minha Galera” no “Minha Maconha”

  4. marcelo

    09-Dic-2013 en 4:29 pm

    Toda la razón….un show mediocre y sin mucho que destacar.

  5. Manu

    09-Dic-2013 en 5:33 pm

    Encuentro toda la razón, fui al concierto como un fan de los discos y las melodías de Manu y la verdad es que su propuesta en vivo me decepcionó. Qué manera de interpretar como el horto cada una de sus canciones, dándole a todas el mismo ritmo ska, monótono y repetitivo. Me pareció un concierto muy plano, con falta de matices y variaciones. Sin duda fue una gran fiesta, pero hablando musicalmente, como concierto me pareció penca.

  6. Pancho (@OPanxo)

    09-Dic-2013 en 5:53 pm

    Leí el titulo, dije altiro este no cachá naa quien es Manu Chao, tal cual.

  7. Jaime Imperio (@james_tornado_)

    09-Dic-2013 en 6:35 pm

    Asi es y a sido manu chao en vivo, creo que estas pidiendole algo al artista equivovado. Manu es fiesta todo el rato.

  8. alakran

    09-Dic-2013 en 8:45 pm

    Tanto que llora a Mano Negra el comentarista, le falto Machine Gun del clásico Casa Babylon y por supuesto Vida Tómbola de La Radiolina.
    Lo único que puedo criticar es que no hubo variación mayor respecto al ultimo concierto que dio Manu el 2009 si no me equivoco, esto principalmente por que no ha sacado un disco nuevo los últimos años, pero los conciertos de Manu Chao son así Anarquía total en la ejecución y en la entrega, si quiere ir a ver algo ordenado y sin contenido que vaya a ver a alguna banda hipster, es una exageración lo de la proclama y el mensaje de las personas que subieron al escenario, no fueron mas de 3 minutos y la banda jamas se incomodo y los escucho con mucho respeto.
    Simplemente estuvo fenomenal, el sonido perfecto, la banda tiene una energía que la entregan sin concesiones y el publico increíble, los accesos como nunca ningún carabinero revisando y tampoco te pedían la entrada, para mi una vez mas Manu Chao queda en mis conciertos clásicos.

Responder

En Vivo

DIIV: Esquemas Juveniles

Publicado

en

DIIV

Aunque estamos en una época con la posibilidad de más estilos que nunca, lo que es más claro de ver son las convergencias, cuando existen cosas muy diferentes que tienen un punto de encuentro. Nadie podría decir que Mac DeMarco, Wild Nothing y DIIV suenan igual, pero estos tres actos, con popularidad en nuestro país, tienen una sensibilidad con las guitarras y los ritmos que los hacen convivir incluso en el mismo sello, Captured Tracks. Pero luego aparecen las diferencias, que tienen más relación con cómo se disponen en un escenario o cómo se disponen ante su propia música, algo que se reafirmó en una nueva visita de DIIV, enterando su tercera vez en Chile.

Antes, todo partió con un potente set de Adelaida. La banda de Valparaíso estuvo muy bien elegida para partir con la jornada, en especial por la energía desplegada, que redundó en una ovación del público al cierre de su show pasadas las 21:45 hrs., donde pasaron por canciones como “1999” y “Eco”, para cerrar con la explosiva “Cienfuegos”, en su mayoría tracks que pertenecen a “Paraíso”, el disco que editaron en 2017. Un sólido espectáculo de una de las bandas más potentes del rock chileno, cuyo repertorio está siendo rápidamente engrosado.

Tras 25 minutos de espera, y teniendo a la mitad de DIIV en los últimos minutos ajustando ellos mismos sus instrumentos, entró a escena la banda de Brooklyn, que de inmediato podía establecer su potencia. A diferencia de Wild Nothing o DeMarco, lo de DIIV es más potente en el proscenio, y ellos no caen en la autoindulgencia, pese a que las formas de Zachary Cole Smith pudieran hacer creer lo contrario. Toda la banda suena cohesionada y eso deriva en el peso escénico que proyectan. Mientras Zachary pareciera al comienzo un vocalista parco que no se interesa en que se le entienda poco, luego se denota que eso es parte de la estética mientras él está enfocado como láser en lo suyo, y también en la guitarra de Andrew Bailey, con quien se complementan perfectamente.

Además, esta energía enfocada y este sonido aplanador no caen en un saco roto, porque el público que llegó a Club Blondie (que, vale decir, cada vez suena mejor para bandas) estaba dispuesto a saltar y sentir este show como algo realmente relevante. Ya en “Human” y “Dopamine” la algarabía era tal, que gente de la audiencia hacía crowdsurfing y otros revoleaban la polera o lo que fuera en el aire, como si se estuviera alentando al equipo en el estadio, con una conexión envidiable.

Aunque se ha visto a DIIV varias veces en vivo, existe algo que hace que se vuelva a ellos. Y tal vez sea esa sensación de que, en medio de todos los esquemas que rodean lo que son y proyectan sus canciones, existe una banda que tiene mucho que entregar, enfrentándose al cliché de los conjuntos que suenan o se ven similar, y que en general tienden a restringir el caudal de energía. En temas como “Past Lives” quedaba en claro que no se trataba meramente de escuchar versiones como las oscuras rendiciones de los discos, sino que algo de mayor alcance explosivo, sin traicionar esas sensaciones.

No es que DIIV sea la banda más brillante del mundo. Tras entregar una canción nueva sin título, tocaron un minuto de algo ininteligible y esos son gestos contradictorios, pero al menos reposa algo de honestidad en ellos que los hace ser de lo mejor de su rebaño, algo que en el iluminado final con “Dust”, “Doused”, y luego el encore con “Wait” (en el cual Andrew salió con un sostén que una persona lanzó al escenario) quedó de manifiesto. Poco más de una hora y cuarto que explicitan a DIIV como parte de los actos en los que no se debe desconfiar, porque pese a seguir modelos que parecieran muy definidos, ellos aún son capaces de entregar algo que los separa de la indulgencia y la simplona sencillez, y es así como probablemente los neoyorquinos consigan el paso a la trascendencia.

Setlist

  1. (Druun Pt. II)
  2. Is The Is Are
  3. (Druun)
  4. Human
  5. Under The Sun
  6. Dopamine
  7. Sometime
  8. Oshin (Subsume)
  9. Incarnate Devil
  10. Bent (Roi’s Song)
  11. Past Lives
  12. Nueva canción
  13. Healthy Moon
  14. Loose Ends
  15. Dust
  16. Doused
  17. Wait

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Continuar Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Undertow Undertow
DiscosHace 2 días

El Álbum Esencial: “Undertow” de Tool

La portada de todo álbum debiese generar impresiones anticipadas sobre el contenido que este alberga. Bajo esa lógica, ver esa...

DiscosHace 3 días

Lee Ranaldo – “Electric Trim”

La reinvención siempre estará acompañada de un proceso de búsqueda, un viaje donde se pueda llegar al centro del asunto...

DiscosHace 1 semana

Paradise Lost – “Medusa”

En 2015 el oscuro y lúgubre universo del doom fue remecido por una de las bandas referentes en su género....

DiscosHace 1 semana

Living Colour – “Shade”

Si el alma pudiera traducirse musicalmente, no cabe duda que sonaría como el blues; una voz auténtica, actual y poderosa,...

The National The National
DiscosHace 2 semanas

The National – “Sleep Well Beast”

El motor de The National es la rabia y la desorientación causada por la falta de respuestas. No hay un...

Sex Pistols Sex Pistols
DiscosHace 2 semanas

El Álbum Esencial: “Never Mind The Bollocks, Here’s The Sex Pistols” de Sex Pistols

A mediados de los años 70, dos de los mayores polos del rock no vivían una situación alentadora. Nueva York...

DiscosHace 2 semanas

Prophets Of Rage – “Prophets Of Rage”

Hace aproximadamente un año, millones de fanáticos se llenaban de ilusiones ante la aparición de misteriosos carteles en EE.UU. que...

DiscosHace 3 semanas

Franja de Gaza – “Despegue”

Un comienzo impactante. Esta frase describe bien lo que provoca el disco “Despegue” de la banda nacional Franja de Gaza,...

DiscosHace 3 semanas

Royal Blood – “How Did We Get So Dark?”

La última joya del rock inglés se llama Royal Blood, y la prensa internacional se rindió ante su irrupción, ganándose...

DiscosHace 3 semanas

El Álbum Esencial: “Tubular Bells” de Mike Oldfield

“Tubular Bells” fue y sigue siendo una rareza. Hasta el día de hoy parece llamativo que un sello discográfico haya...

Publicidad

Más vistas

A %d blogueros les gusta esto: