Conéctate a nuestras redes
Hermanos Cavalera Hermanos Cavalera

En Vivo

Hermanos Cavalera: Todo sigue igual

Publicado

en

Fue tan sólo en noviembre de 2018 cuando los hermanos Max e Iggor Cavalera llegaron a nuestro país repasando dos importantes álbumes del metal brasileño, “Beneath The Remains” (1989) y “Arise” (1991), entregando un demoledor show en un Teatro Cariola a toda su capacidad, el que se transformó en un verdadero campo de batalla al son de toda esa cantidad de clásicos para el metal que Sepultura entregó durante sus años de gloria. Tal fue el éxito de esa fecha, que pasó menos de un año para que los hermanos regresaran con una versión extendida de ese mismo show, repasando piezas fundamentales de aquellos trabajos, además de algunos cortes significativos para la carrera del conjunto brasileño. Sin importar el breve intervalo de tiempo entre un concierto y otro, la cita fue un verdadero éxito en términos de convocatoria, ya que un Caupolicán al ochenta por ciento de su capacidad recibió nuevamente a los ex integrantes de una banda que se forjó en lo más profundo del Brasil post dictadura, quienes venían decididos a rememorar todas esas canciones que fueron sinónimo de una rabia reprimida en tiempos en que la hostilidad era una sensación constante en el ambiente.

Primero, la banda nacional Soulinpain arribó con un breve, pero intenso show. Con poco más de veinte minutos en escena entregaron un repaso de lo más destacado de su catálogo, con una propuesta potente y llena de riffs con claras influencias del death metal. Una gran muestra de esto fueron las canciones del álbum “Adversary” de 2018, su última placa de estudio registrada a la fecha.

Posterior a ellos, los brasileños Project46 echaron abajo el Teatro Caupolicán con lo que fue el sonido más estruendoso y demoledor que se haya escuchado en mucho tiempo. Con dedicatoria al fallecido Andre Matos, la banda entregó un repaso por lo mejor de sus discos, específicamente del álbum “Tr3s” (2018), en la que, curiosamente, era su tercera presentación en nuestro país. Canciones como “Violência Gratuita“, “Rédeas” o la destructora “Acorda Pra Vida” dejaron los ánimos caldeados, el entusiasmo en plena ebullición y el ambiente listo para el caos que se viviría posteriormente con los hermanos Cavalera.

La hostilidad se sentía en el aire y una tensión permanente se apoderaba del ambiente, mientras gran parte de los asistentes se preparaban para introducirse en el verdadero vórtice que había en medio de la cancha. Los Cavalera salieron a escena y el primer golpe fue “Beneath The Remains“, que, seguida de los mazazos a la cabeza que fueron “Inner Self“, “Stronger Than Hate” y “Mass Hypnosis“, generaron un mosh permanente, dando paso incluso a algunas peleas en distintos puntos de la cancha. Y es que, claro, la sobreexcitación y el alcohol hacían de lo suyo en un show que se centra precisamente en el sentimiento de rabia, en el deseo de liberar cualquier represión a la hora de enfrentarse a una música que tiene sus principales componentes en base a estos elementos. El metal de Sepultura es algo honesto, que nace desde el corazón y alma de una sociedad marginada y reprimida por la autoridad, tal como en el Brasil que los vio nacer, y Chile encontró esa conexión en aquellos años, ya que, pese a estar a kilómetros de distancia, los contextos sociales y políticos de cada país no eran muy diferentes.

En ese sentido, las canciones interpretadas por los Cavalera cobran una importancia aún mayor cuando han pasado tres décadas y todo sigue igual, con la preocupante avanzada del fascismo en Brasil y la represión policial siendo cada vez más fuerte en distintos contextos. Nuestro país no se queda atrás, por lo que toda esa expresión de odio y desorden que se sintió en canciones como “Desperate Cry” o “Altered State” son sentimientos que provienen del alma, y que no van de la mano con el cliché añejo y ridículo de esta música denominada como satánica por muchos, sino que se enfoca en representar y situar muy bien el escenario donde cada riff, palabra y ritmo fueron compuestos por un grupo de jóvenes que no aguantaba la falta de oportunidades, ni la desalentadora vida que se vivía en las calles de su país. Puede que el repertorio haya sido similar a la vez anterior, salvo por unas adiciones como “Dirty Deeds Done Dirt Cheap” de AC/DC, pero en el fondo las representantes de los dos álbumes en cuestión nuevamente fueron las mismas canciones.

 

La técnica de los hermanos es una apuesta segura, así como también el repertorio y el ambiente que se genera en un show como este. Pese a todo eso, la noche del domingo cobró un sentido especial precisamente por el constante deterioro del mundo como sociedad, y lo más sorprendente es que eso suceda tan solo siete meses después desde la última vez que pisaron tierra chilena. Nuestra sociedad no es la misma que en 2018, y ciertamente en 2020 tampoco será la misma de hoy; nada de eso debiese ser un problema si se mira de manera amplia, pero lo preocupante es que se esté retrocediendo en vez de avanzar, que sociedades como las brasileñas o chilenas no se conviertan en lo que fueron durante la década del 80. Ciertamente todo eso podrá sonar descabellado, pero al escuchar todas las canciones interpretadas anoche no lo es tanto.

La técnica sigue, la rabia sigue, las canciones de Sepultura son un verdadero estandarte no sólo para el metal sudamericano, sino que mundial. El punto está en los sentimientos que motivan a expresar esa rabia mediante la música, y si lo analizamos bien profundidad, nos daremos cuenta de una cosa muy preocupante para la sociedad: todo sigue igual.

Setlist

  1. Beneath The Remains (original de Sepultura)
  2. Inner Self (original de Sepultura)
  3. Stronger Than Hate (original de Sepultura)
  4. Mass Hypnosis (original de Sepultura)
  5. Slaves Of Pain (original de Sepultura)
  6. Primitive Future (original de Sepultura)
  7. Arise (original de Sepultura)
  8. Dead Embryonic Cells (original de Sepultura)
  9. Desperate Cry (original de Sepultura)
  10. Altered State (original de Sepultura)
  11. Infected Voice (original de Sepultura)
  12. Orgasmatron (original de Motörhead)
  13. Dirty Deeds Done Dirt Cheap (original de AC/DC)
  14. Troops Of Doom (original de Sepultura)
  15. Refuse/Resist (original de Sepultura)
  16. Roots Bloody Roots (original de Sepultura)
  17. Polícia (original de Titãs)
  18. Beneath The Remains / Arise / Dead Embryonic Cells (original de Sepultura)

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Publicidad
Clic para comentar

Responder

En Vivo

Baroness: Celebración y devoción

Publicado

en

Baroness

En pleno desarrollo de la Copa América de fútbol profesional, el evento en Club Blondie comenzó con la transmisión del partido entre la selección chilena de futbol versus la selección de Ecuador. Con el dulce sabor de la victoria de “La Roja”, la banda chilena Bagval salió a hacer de número de apertura. Promocionando su más reciente álbum, “Nvlla” (2017), el cuarteto gozó de un buen sonido y el beneplácito del público, celebrando el show de los locales, quienes se despidieron de la mano de la potente “El Ojo De Dios”. El recinto se llenaba y todo estaba listo para recibir al plato de fondo.

En tiempos donde parece que todo ya está dicho, sobre todo en lo que respecta al rock y al metal, es un gusto encontrarse con una banda que trae a la mesa algo nuevo y fresco. En su década y poco más de carrera, y con cinco álbumes bajo el brazo, Baroness no ha reinventado la rueda, pero sí ha logrado encontrar un estilo propio en la amalgama de sonidos reminiscentes a la primera época de Mastodon y a las clásicas melodías a dos guitarras de Iron Maiden.

John Baizley es la mente maestra de este proyecto, que hoy en día está dando sus mayores pasos, siendo el show de ayer en la capital el primero de una gira que por fin los trajo a este lado del continente como número principal de la jornada. Toda la frescura y versatilidad de sus discos pudo ser disfrutada en vivo, confirmando que Baroness es una de las apuestas más notables del metal en la actualidad.

A Horse Called Golgotha” abrió la actuación de los estadounidenses, respaldados por un buen sonido y la energía de una fanaticada que, conforme iban pasando las canciones, se transformó en el quinto integrante del grupo, funcionando como el gran coro que no se contentaba con cantar cada letra, sino que también cada solo y melodía de las guitarras. “Morningstar” y “Borderlines” siguieron en el set sin mayores pausas entre ellas, dejando en claro que la banda iba a aprovechar a concho cada minuto de la hora y media que estuvieron sobre el escenario de Club Blondie.

Gold & Grey” (2019) había sido lanzado hace exactamente una semana y fue el principal foco de la velada, destacando los sencillos “Seasons” y “Tourniquet”. Aún así, hubo espacio para temazos como “March To The Sea”, “Shock Me” o el tremendo instrumental “Green Theme”. En vivo, todas las virtudes que podemos escuchar en sus discos son elevadas hasta el punto máximo. La conexión y confidencia entre los músicos es total, destacando la presencia de la última ingresada Gina Gleason, quien, además de complementar de manera tremenda a Baizley en la guitarra, es una figura que dota de peso y garra al cuarteto en escena. Esa sinergia, sumada a un público que se portó de maravilla, dio como resultado una noche que rozó la perfección en muchos de sus pasajes.

El encore estuvo marcado por “Isak” y “Take My Bones Away”, esta última funcionando como la gran descarga final, dando por concluido un debut ideal, donde cada una de las piezas encajaron a la perfección y el ambiente fue de celebración y devoción a un grupo que, por lo que pudimos comprobar por sus constantes cumplidos y agradecimientos al respetable, se llevó una gran impresión de nuestro país. Y cómo no hacerlo, si su actuación es una de esas que se agradecen, sobre todo cuando logran reavivar las ganas de seguir escuchando un estilo que, pese a todo lo que algunos digan, todavía nos puede sorprender.

Setlist

  1. A Horse Called Golgotha
  2. Morningstar
  3. Borderlines
  4. March To The Sea
  5. Green Theme
  6. I’m Already Gone
  7. Tourniquet
  8. Shock Me
  9. Eula
  10. Chlorine & Wine
  11. Can Oscura
  12. Seasons
  13. The Gnashing
  14. Isak
  15. Take My Bones Away

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Morbid Stuff Morbid Stuff
DiscosHace 3 horas

PUP – “Morbid Stuff”

En tiempos donde las bandas underground tienen un espacio mucho más amplio, gracias a distintas plataformas digitales que se convierten...

Fishing For Fishies Fishing For Fishies
DiscosHace 1 día

King Gizzard & The Lizard Wizard – “Fishing For Fishies”

Nueve años de carrera y 14 discos de estudio. Ese es el saldo de la discografía de los australianos, quienes,...

Corazones Corazones
DiscosHace 1 mes

El Álbum Esencial: “Corazones” de Los Prisioneros

“Corazones”, el cuarto álbum de Los Prisioneros, puede ser considerado como el primer registro solista de Jorge González, luego de...

Laughing Matter Laughing Matter
DiscosHace 2 meses

Wand – “Laughing Matter”

Hoy en día, tal como ayer y probablemente mañana, los sonidos vintage generan especial atención en el mundo de la...

Doolittle Doolittle
DiscosHace 2 meses

El Álbum Esencial: “Doolittle” de Pixies

El éxito comercial nunca fue algo que se le diera a Pixies, quienes, pese a la considerable buena recepción de...

Periphery IV: Hail Stan Periphery IV: Hail Stan
DiscosHace 2 meses

Periphery – “Periphery IV: Hail Stan”

En el estado actual de la música extrema, es poco probable que en el corto plazo exista un disco que...

American Football American Football
DiscosHace 3 meses

American Football – “American Football (LP3)”

American Football es de esas bandas rodeadas por un halo de misticismo. Aquellos proyectos que, pese a lo sucinto de...

The Brian Jonestown Massacre The Brian Jonestown Massacre
DiscosHace 3 meses

The Brian Jonestown Massacre – “The Brian Jonestown Massacre”

Nunca es tarde para un homónimo, sobre todo si consideramos la cantidad de años de carrera que lleva The Brian...

Lux Prima Lux Prima
DiscosHace 3 meses

Karen O & Danger Mouse – “Lux Prima”

Existen diferentes contextos en los cuales la música se puede concebir y transmitir, desde el sentido vanamente comercial, hasta una...

DiscosHace 4 meses

The Claypool Lennon Delirium – “South Of Reality”

Demás está decir que los álbumes colaborativos entre dos o más artistas son generalmente obras que gozan de cierto pie...

Publicidad
Publicidad

Más vistas