Conéctate a nuestras redes
Anima Anima

Discos

Thom Yorke – “Anima”

Publicado

en

Si Thom Yorke ha sido capaz de entregar trabajos tan buenos con Radiohead y como solista, un nuevo álbum de estudio bajo esa última faceta evidentemente sería sinónimo de calidad, ya que, luego de publicar la excelente banda sonora para la película “Suspiria” (Luca Guadagnino, 2018), el músico demostró que es capaz de trabajar con diferentes elementos sonoros y no sólo con lo articulado propiamente en sus trabajos anteriores como “Tomorrow Modern Boxes” (2014), donde primó la elaboración electrónica bajo el sentimiento de buenas canciones, sin necesidad de entrar estrictamente en la elaboración de un concepto que requiera justificar las melodías que se van presentando en el intertanto.

Y es que para construir lo que es su tercer trabajo de estudio, Thom Yorke aborda diferentes conceptos de la sociedad que se ven materializados en el resultado final, donde la experiencia para el oyente es algo que lo mantiene comprometido, pendiente de cada movimiento e intentando que se haga parte del relato, buscando la identificación de ambas partes con la obra. “Anima” cobra un sentido introspectivo bajo la vertiginosa vida urbana que llevamos día a día, ya que ese es un escenario que se sugiere de manera casi por inercia al ir escuchando los distintos elementos y puntos que el álbum va tocando, con patrones que vuelven a estar presentes de una forma u otra a medida que la historia va abordando su relato.

Por un lado, está lo perfecto y calculado, todo lo que representan los sintetizadores, loops, y beats que van adornando cada una de las composiciones. Por el otro lado, está lo humano, donde es Thom quien resalta como el elemento principal jugándose el papel de interlocutor, abordando y explicando cada pieza que pueda parecer inconexa en un rompecabezas de carácter complejo, pero que finalmente tiene todo estructurado en una simpleza y elegancia impecable. “Last I Heard (…He Was Circling The Drain)”, por ejemplo, se asoma con un desarrollo en la marcha, dándole humanidad y espontaneidad a los calculados y perfectos loops con que los sintetizadores adornan el resto de la toma, visibilizando los movimientos que pasaron y los que están por venir, como si se tratara del perfecto guion de una película.

Es así como cada canción coquetea y se concentra en abordar estas ideas y conceptos, tal como en “Twist”, donde Thom se funde con los beats en una unión que hace una transición prácticamente invisible en el sentido de reconocer los movimientos, planteando una duda casi perdurable durante este trabajo, que se cuestiona dónde está lo real y dónde está lo elaborado, lo que no proviene desde la emoción humana. ¿Hasta qué punto pueden converger el hombre y las máquinas? Es lo que cualquiera se podría preguntar, más aún cuando los contrastes desaparecen a ratos para plantear la interrogante de cuán robotizados nos hemos vuelto como seres humanos, y si eso es algo que es para mejor o peor, según el punto de vista. “Dawn Chorus es el punto que separa estos dos sectores en constante conflicto, presentándose como una canción donde el sintetizador es el único acompañamiento en un lirica e interpretación desgarradora y muy sentida, al nivel de las mejores composiciones que Yorke ha hecho en años.

“Not The News” y sus beats en un formato mucho más electrónico acercan el sonido contemporáneo construido sobre una base mucho más metafórica, permitiéndole un valor agregado a una canción que podría ser descrita como electrónica o tecno, pero que Yorke maneja desde una mirada más conceptual que unos sencillos beats para la pista de baile, de nuevo haciendo esa división humana/robótica que tanto se sugiere en el álbum, donde los atisbos de humanidad se ven reflejados en elementos muy puntuales como, por ejemplo, “Impossible Knots” y su bajo dinámico, el que se siente como uno de los pocos elementos humanos dentro de un álbum que está completamente basado en sonidos de carácter digital. Bajo esa mirada de pesimismo y aprendizaje de cómo sobrevivir en un contexto distópico y frío, “Runawayaway” es precisamente el cierre perfecto para una historia de esta naturaleza, donde la linea“this is when you know who your real friends are” resalta apresuradamente para llevarnos a esa constante inmersión que plantea este trabajo, a ratos urgente, asfixiante y muy vertiginoso.

Independiente de que el álbum esté acompañado por un corto de 15 minutos dirigido por Paul Thomas Anderson, es importante entender ambos como obras separadas debido a que, sin interceder mucho en el desarrollo de este, la música finalmente cuenta una historia más extensa y elaborada que lo que se puede lograr en ese lapso, aunque no por eso con un resultado de menor calidad o menos comprensible. “Anima” es una obra de antología por donde se le mire, demostrando la gran calidad compositiva que alcanzó Yorke y lo bien que funciona junto con alguien como Nigel Godrich.

Sin contar el pie forzado que supuso la composición de “Suspiria” en 2018, “Anima” se establece muy bien dentro del catálogo del músico, encajando inmediatamente con sus trabajos anteriores y alejándolo un poco de cualquier idea preconcebida que pudiera caer sobre su música. La pregunta finalmente es clave, y Thom no necesita plantearla o buscarle una respuesta, sino que más bien debe ayudarnos a comprender que el estado actual de la sociedad no es algo que pueda ser revertido o mejorado, y que lo único que va quedando por hacer es evadirlo, aunque toda acción de ese tipo conlleve una cierta comprensión del panorama. De eso, el músico sabe bien y, gracias a este trabajo, nosotros también lo sabremos.


Artista: Thom YorkeAnima

Disco: Anima

Duración: 47:44

Año: 2019

Sello: XL


Publicidad
Clic para comentar

Responder

Discos

James Dean Bradfield – “EVEN IN EXILE”

Publicado

en

EVEN IN EXILE

A veces pareciera que la figura de Víctor Jara irrumpe mucho más potentemente en el extranjero que en nuestro país, esto porque, si bien es considerado un ícono de nuestra historia musical y cultural, el inmenso legado que dejó como activista trascendió las barreras incluso del idioma. Bajo este contexto, no resultaría tan extraño que un artista como James Dean Bradfield, acostumbrado a un rock de guitarras más convencionales en Manic Street Preachers, decidiera concentrarse en la vida y obra del hombre de “Manifiesto” para entregar “EVEN IN EXILE”, un trabajo que, mediante 11 composiciones, aborda diferentes episodios de Jara y su inmenso legado.

En poco más de 48 minutos, el artista entrega una colección de canciones recopilando distintos pasajes de la vida de Jara, mostrando su inmensa capacidad como compositor con diversos elementos sacados del pop, el rock progresivo, e incluso la música latinoamericana, descifrando diversos mensajes en una clave fresca y bastante radial para tratarse de un álbum conceptual. Dicho eso, basta sólo el inicio con “RECUERDA” para ir comprendiendo las diversas postales de la historia chilena que Bradfield entrega desde el arranque, con “THE BOY FROM THE PLANTATION”, el single principal del LP, introduciéndonos al viaje que nos contará la historia de Víctor Lidio Jara Martínez.

Todos los elementos sonoros que James incorporó en el desarrollo de “EVEN IN EXILE” se funden en una obra que permite analizar una mirada externa de una figura tan importante como la de Víctor Jara, todo esto gracias a las sublimes palabras del poeta galés Patrick Jones, quien es el encargado de cada uno de los poemas musicalizados en este trabajo. Desde ahí radica cómo un disco en homenaje a la figura de Jara puede transformarse a la vez en un detallado ejercicio de su música y legado, sobre todo abordando la importancia que tuvieron en la vida del intérprete personas como su madre Amanda Martínez, su esposa Joan Jara o la influencia de Violeta Parra, todas ellas encontrando su momento en el disco para abordar dichos lazos, como en “UNDER THE MIMOSA TREE”, “FROM THE HANDS OF VIOLETA” o “WITHOUT KNOWING THE END (JOAN’S SONG)”, completamente dedicada a la viuda de Víctor.

Por supuesto que otros hitos del período más complejo de nuestro país también se hacen presente en varios tracks, desde la desolación de “THERE’LL COME A WAR” o la profunda inmersión en el relato que logra “SEEKING THE ROOM WITH THE THREE WINDOWS”. Asimismo, “LA PARTIDA”, una canción donde lo primero que uno podría identificar es la vibra del italiano Alessandro Alessandroni, se centra en las viudas de los Detenidos Desaparecidos y su incansable búsqueda por el desierto de Atacama, fundiendo la historia hacia “THE LAST SONG”, en la que, mediante una indudable sensación de derrota, Bradfield narra una prosa que bien representa los últimos días de Jara, así como los del presidente Salvador Allende.

Las canciones de Jara seguirán sonando siempre, incluso para las nuevas y futuras generaciones, pero nunca es tarde para reflexionar en el sentido de cómo su obra ha sido tan relevante incluso, en lugares tan lejanos como Europa. “No hay ningún cantante de protesta como él”, ha dicho Bradfield en reiteradas ocasiones, y evidentemente tanto él como Patrick Jones lo comprendieron muy bien, abriendo así una puerta a que el legado de Víctor llegue a influenciar aún más gracias a este documento de historia viva, de palabras que cobran una fuerza por sobre el recuerdo de un artista excepcional, donde de alguna u otra forma su influencia se sentirá en cada cantar que vaya desde el corazón. “Ahí donde llega todo, y donde todo comienza. Canto que ha sido valiente, siempre será canción nueva”.


Artista: James Dean Bradfield

Disco: EVEN IN EXILE

Duración: 48:20

Año: 2020

Sello: MontyRay


Seguir Leyendo

Podcast Cine E36

Publicidad

Podcast Música E36

Facebook

Discos

EVEN IN EXILE EVEN IN EXILE
DiscosHace 1 mes

James Dean Bradfield – “EVEN IN EXILE”

A veces pareciera que la figura de Víctor Jara irrumpe mucho más potentemente en el extranjero que en nuestro país,...

POWER UP POWER UP
DiscosHace 1 mes

AC/DC – “POWER UP”

El 19 de febrero de 1980 falleció Bon Scott, segundo vocalista de la banda de hard rock AC/DC. En la...

CYR CYR
DiscosHace 2 meses

The Smashing Pumpkins – “CYR”

Retomando un formato doble, que no le veíamos desde el reconocido “Mellon Collie And The Infinite Sadness” (1995), The Smashing...

Letter To You Letter To You
DiscosHace 2 meses

Bruce Springsteen – “Letter To You”

A través de su carrera, Bruce Springsteen ha musicalizado la juventud de múltiples generaciones. Los clásicos solos de saxo, su...

Canciones Para El Siglo XXI Canciones Para El Siglo XXI
DiscosHace 2 meses

Poder Fantasma – “Canciones Para El Siglo XXI”

Tierra fértil para el pop ha sido nuestro país. Con una rica tradición y un variado catálogo a punta de...

Atlas Vending Atlas Vending
DiscosHace 2 meses

METZ – “Atlas Vending”

Luego de haber publicado el compilatorio “Automat” en 2019, el trío canadiense METZ tenía a todos muy atentos por un...

Endless Twilight Of Codependent Love Endless Twilight Of Codependent Love
DiscosHace 2 meses

Sólstafir – “Endless Twilight Of Codependent Love”

Últimamente, la casa discográfica francesa Season Of Mist ha estado pendiente de lo que ocurre en Islandia en términos musicales....

Post Human: Survival Horror Post Human: Survival Horror
DiscosHace 2 meses

Bring Me The Horizon – “Post Human: Survival Horror”

La emergencia sanitaria por el Covid-19 ha sido uno de los sucesos que más ha afectado al ambiente artístico. Lo...

Song Machine, Season One: Strange Timez Song Machine, Season One: Strange Timez
DiscosHace 2 meses

Gorillaz – “Song Machine, Season One: Strange Timez”

Lo de Gorillaz siempre ha tenido que ver con dar vida a un espacio donde las cosas pueden ser llevadas...

Vökudraumsins Fangi Vökudraumsins Fangi
DiscosHace 2 meses

Auðn – “Vökudraumsins Fangi”

Islandia es tierra mágica en cuanto a creación artística. Con una población que bordea los 400 mil habitantes y paisajes...

Publicidad
Publicidad

Más vistas