Conéctate a nuestras redes

Discos

The Kills – “Ash & Ice”

Publicado

en

Cuando una banda está tan ligada a un estilo o sonido en particular, un cambio no siempre es bien recibido, menos aún para los fans más puristas, que no quieren aceptar el hecho de que su amada banda esté experimentando procesos diferentes a los ya vividos. Hace un par de años, The Kills deslumbraba a la crítica con lo que sería su mejor disco a la fecha, “Blood Pressures” (2011), lleno de matices y composiciones más maduras que los anteriores tres trabajos del dúo. Las expectativas eran altas cuando se trataba del quinto álbum de Jamie Hince y Alison Mosshart; algunos adelantos en vivo dejaban en evidencia el cambio de dirección que preparaban, ya que, tal como lo habían advertido en entrevistas, “Ash & Ice”, sería absolutamente distinto a cualquier cosa que “VV” y “Hotel” habían producido anteriormente.

THE KILLS 01Como si se tratara de una transición, el track que inicia el disco, “Doing It To Death”, parte con los clásicos sonidos de la drum machine que utiliza el dúo, para transformarse en una canción apasionada y meticulosa, con la guitarra tomando un protagonismo muy particular, basado en el pegajoso riff y un coro que posiciona a esta canción como una de las más destacadas y, por qué no, la mejor de su discografía. “Heart Of A Dog” sigue un camino que se prolonga por todo el disco, los riffs toman un protagonismo constante en cada composición, y es aquí cuando se puede notar el cambio sonoro que decidió Hince y Mosshart: ahora la batería suena más real y continua, todo esto debido a la incorporación de un baterista y bajista, tanto en vivo como para el estudio, algo que tal vez estandariza su sonido a lo “normal” dentro del indie. Pero tratándose de una banda que no acostumbraba a una formación de ese tipo, logra que suene más novedoso de lo que todos pensarían. No se trata de un cambio de raíz, es más bien una evolución, ya que esa amada drum machine que caracteriza cada tema de su carrera sigue sonando igual de atrevida y juguetona, y “Hard Habit To Break” da cuenta de ello. El bajo y la batería pueden estar ahí, pero la combinación ganadora de guitarra, batería electrónica y distorsión no se puede dejar de lado, es un hábito difícil de romper.

En entrevista con HumoNegro el año 2011,Jamie Hince declaraba que deseaban ser como Sonic Youth o The Cure, ambas grandes influencias del dúo, y “Bitter Fruit” recoge parte del efecto generado por las bandas de los noventa en las canciones de The Kills, en este punto la adición de batería y bajo se solidifica y sustenta en una canción con riffs potentes y beats que permiten una fusión ideal entre pasado y presente. “Days Of Why And How” recae en una particular demostración de versatilidad, una “balada” al estilo The Kills, con esa furia primitiva que descarga la guitarra de Hince, pero que también tiene tiempo para la sofisticación, como en “Let It Drop”, una entretenida canción con toques de new wave y un tempo más acostumbrado al The Kills pre-2011, algo así como lo que existía en épocas de “Midnight Boom” (2008) o inclusive “Keep On Your Mean Side” (2003). Alison se luce durante todo el álbum, pero sorprende de manera notable en “Hum For Your Buzz”, donde evidentemente desprende toda la experiencia adquirida en The Dead Weather, con esas composiciones arraigadas hacia el blues que Jack White depositó en Mosshart para la creación de “Horehound” (2009), que con la estudiada linea sonora de The Kills termina rememorando a los desaparecidos The White Stripes, una de sus principales influencias a la hora de hacer música. Esos riffs tan pesados y fuera de lugar, generan una balada de corte épico y dramático, algo que –mediante una elegante simpleza– demuestra la calidad de composición que es; una madurez que el dúo alcanza con la increíble variedad sonora que despliega este trabajo.

THE KILLS 02Lo salvaje y elegante se toma su tiempo para asomarse, para entregar cada sentimiento reprimido que puedan encerrar las canciones. “Siberian Nights” responde muy bien al salvajismo musical, con esa particular tensión sexual que se les ha etiquetado en algunas ocasiones, mientras que “That Love” es la calma de esas baladas desnudas que acostumbran a entregar para bajar las revoluciones entre tanta bomba sonora. Para poder describir “Impossible Tracks” y “Black Tar”, es necesario hacer ese paralelo entre el sonido de las bandas noventeras y el indie de hoy, puesto que los riffs se pasean entre una época y otra, rebotando en el tiempo y transformándose en canciones incomparables. La balada “Echo Home” entrega el sonido sofisticado y melancólico que desarrollaron principalmente en “Blood Pressures”, el mismo que evoluciona y entrega su mejor versión en este disco, cerrando con “Whirling Eye”, una canción de buen coro y pasajes de guitarras que son la respuesta de The Kills en un track que sella la experiencia de la evolución, desplegada en un viaje de 50 minutos por una diversidad de estilos.

Es evidente que estamos ante el disco más maduro de la carrera de The Kills; si es superior o no a su antecesor, eso sólo el tiempo lo dirá. Un álbum bien articulado, diferente y que cumple con lo prometido, absolutamente distinto a todo lo hecho por Hince y Mosshart anteriormente. Una muestra de arte en toda su expresión, sustentada en el acercamiento de ambos a otras expresiones culturales. “Ash & Ice”, más que un disco, es un proyecto de arte, una manifestación cultural que traspasa las barreras de la música. Por algo existe un símbolo por cada canción, ya que cada una de ellas ha sido tatuada de manera permanente en su trayectoria, no siempre un disco puede lograr ese efecto, y esta vez es claro que ninguna composición pasará al olvido. Es una nueva era para The Kills, y es probable que Jamie Hince y Alison Mosshart no estén tan equivocados cuando dicen que quieren desarrollar una trayectoria que marque a las generaciones futuras. Con discos como este, van por el camino correcto.

Publicidad
Clic para comentar

Responder

Discos

Wavves – “Hideaway”

Publicado

en

Hideaway

Wavves, el desordenado proyecto de Nathan Williams, ha pasado por un montón de sobresaltos, donde a veces la dosis de irrelevancia y polémica en partes iguales ha eclipsado la existencia y vigencia de la banda. Luego de su interesante debut con “Wavves” (2008) y “King Of The Beach” (2010), la banda siguió por una senda donde no cosechó suficientes loas para mantenerse, al menos, en el mainstream, por eso –y tras romper el acuerdo que mantenían con Warner– los de San Diego regresan con un nuevo y honesto álbum junto al sello que los lanzó a la fama.

“Hideaway” es el breve y nuevo disco de Wavves tras cuatro años de ausencia, tiempo que significó una recomposición personal y un rediseño sonoro dentro de sus ya agotados márgenes musicales. Y es que la banda había estrujado la fórmula de pop-surf y lo-fi en sus primeros trabajos para avanzar hacia lo más sólido de su carrera hasta ahora: el excelente y maduro “Afraid Of Heights” (2013). De ahí en más la búsqueda se planteó en esa línea, pero sin abandonar las temáticas adolescentes o el desorden y caos de una banda de fin de semana. Pareciera ser que, tras intentarlo con chispazos de lucidez en “V” (2015) y “You’re Welcome” (2017), Williams se pudo dar el tiempo suficiente para redefinir su proyecto y hacer una pausa.

En “Hideaway” las letras ya no son sobre quedarse en casa fumando marihuana o carretear, sin embargo –y sin ser aún tan profundas–, la construcción lírica del álbum da un paso de madurez y también sitúan a Williams en su contexto actual: de vuelta en la casa de sus padres para componer y trabajar este disco, lejos de cualquier otra distracción. Así avanza un álbum que no se queda atrás en ímpetu o rapidez en canciones como “Thru Hell”, evocando lo mejor de su primera etapa, “Marine Life” o “Sinking Feeling”, de interesantes, atrevidas y coloridas melodías.

El resto se toma su tiempo y es posible encontrar más baladas que estridencia pop-punk o algo que reviente. La virtud es que son buenas baladas, como la sensible “Honeycomb” o “Caviar” al cierre, que cambia las guitarras por un sintetizador con guiños de lo-fi. Probablemente el punto más bajo es “The Blame”, un intento country que, con un cambio menos, podría haber sido mucho mejor.

Pese a ser un disco que no alcanza la media hora, y principalmente olvidable, “Hideaway” igual resuena gracias a esos puntos altos y más de una melodía pegajosa. A fin de cuentas, Wavves sabe cómo cautivar cuando de pasarla bien un rato se trata. En este trabajo suenan más frescos, retoman sus inicios y le dan un giro maduro y reposado a su sonido. Wavves logró salir de su acotado nicho a punta de polémicas o de meter un éxito en la banda sonora de “GTA V”, y por primera vez refinan su propuesta con una buena producción, en lo que pareciera ser un prometedor renacer.


HideawayArtista: Wavves

Disco: Hideaway

Duración: 29:15

Año: 2021

Sello: Fat Possum


Seguir Leyendo

Podcast Cine

Publicidad

Podcast Música

Facebook

Discos

Hideaway Hideaway
DiscosHace 18 horas

Wavves – “Hideaway”

Wavves, el desordenado proyecto de Nathan Williams, ha pasado por un montón de sobresaltos, donde a veces la dosis de...

Utopian Ashes Utopian Ashes
DiscosHace 6 días

Bobby Gillespie And Jehnny Beth – “Utopian Ashes”

En medio de un momento de sobrevivencia, encierro y pesar, se creería que la mirada política sería sobre cómo el...

Call Me If You Get Lost Call Me If You Get Lost
DiscosHace 1 semana

Tyler, The Creator – “Call Me If You Get Lost”

Intentar predecir cuál será el próximo paso de Tyler, The Creator es un ejercicio en vano. Transitando por la ferocidad...

Home Video Home Video
DiscosHace 2 semanas

Lucy Dacus – “Home Video”

Alguna vez Christina Rosenvinge cantó sobre “La Distancia Adecuada” y cómo “la lección que ya aprendí / siempre es olvidada”,...

Peace Or Love Peace Or Love
DiscosHace 2 semanas

Kings Of Convenience – “Peace Or Love”

Doce años tuvieron que pasar para que Eirik Glambek Bøe y Erlend Øye finalmente sintieran que había llegado el momento...

Aggression Continuum Aggression Continuum
DiscosHace 3 semanas

Fear Factory – “Aggression Continuum”

No pudo existir mejor nombre para el noveno álbum de estudio de Fear Factory. El término “Aggression Continuum” resume muy...

Blue Weekend Blue Weekend
DiscosHace 3 semanas

Wolf Alice – “Blue Weekend”

Con dos lanzamientos anteriores, Wolf Alice despliega hasta ahora su mejor trabajo. La banda inglesa se lanza con melodías explosivas...

No Gods No Masters No Gods No Masters
DiscosHace 4 semanas

Garbage – “No Gods No Masters”

Los despertares múltiples del mundo han entregado inspiración para aguantar muchas cosas, desde una pandemia mal manejada por gobernantes en...

Path Of Wellness Path Of Wellness
DiscosHace 4 semanas

Sleater-Kinney – “Path Of Wellness”

Los últimos seis años en la historia de Sleater-Kinney han sido cualquier cosa menos tranquilos, incluso viniendo de una de...

Jubilee Jubilee
DiscosHace 1 mes

Japanese Breakfast – “Jubilee”

Michelle Zauner lleva un tiempo esperando una oportunidad como esta, un momento en el que la atención esté completamente sobre...

Publicidad
Publicidad

Más vistas