Conéctate a nuestras redes

Discos

Slipknot – .5: The Gray Chapter

Publicado

en

Para una banda siempre es y será doloroso ponerse de pie luego de la pérdida de un integrante y/o amigo. El continuar trabajando se hace tedioso, y muchas agrupaciones deciden simple y llanamente separarse. Y es que la muerte es algo que deja una marca muy profunda y enraizada, pero hay ejemplos de músicos que han salido adelante y que, pese al dolor de la situación, optan por transformar toda esa energía negativa en algo positivo y significativo, tanto para su fiel público como para ellos mismos. Ejemplos simbólicos son Deftones y Alice In Chains, quienes saben de esto, y han plasmado desde lo mas profundo de sus mentes y corazones discos destacables, que marcan un antes y un después respecto a ese tan difícil paso, dándole el vamos al próximo capítulo. Como un inminente homenaje a su bajista y miembro fundador, Paul Gray, nace “.5: The Gray Chapter” con esa sensación mística y enigmática que es propia de un disco lleno de matices y sentimientos encontrados.

SLIPKNOT 01Esta última producción de Slipknot podría fusionar lo mejor de dos épocas. Por una parte toda la agresividad de “Iowa” (2001) y por otra la oscuridad y siniestralidad de “Vol. 3: (The Subliminal Verses)” (2004). Debemos recordar que el icónico baterista, Joey Jordison, fue desvinculado de la banda, hecho que marcó otro lamentable episodio para los fans, pero que intencionalmente –o no- dejó entrever a través de las redes sociales información fundamental sobre el proceso de composición de la esquiva quinta placa de estudio.

La placa abre con “XIX” y su gaita a ritmo fúnebre que, paulatinamente, nos transporta hacia ese sentimiento de silencio y respeto a un caído. Corey Taylor se incorpora logrando un grito desgarrador que, a la par con los tambores y de forma abrupta, converge en los enigmáticos y fantasmagóricos sonidos de Craig Jones en las mezclas. Toda esta ira reunida en el aire decanta en “Sarcastrophe” que, como un golpe en la mandíbula a la mismísima muerte, logra desencajar el ambiente creado y lo hace estallar. Esto se extrapola en el siguiente track, “AOV”, que parte muy al característico estilo de riff del death metal melódico, combinado con voces limpias que ensamblan de forma perfecta una pieza veloz, de buen groove en batería y que, hacia el final, remarca un headbanging brutal.

SLIPKNOT 02“The Devil In I” es el tema que nos introdujo al nuevo sonido de los norteamericanos y que además nos presentó en video como lucirían sus nuevas máscaras. Es un track melancólico y muy potente, que inicia con un trabajo en guitarras bien enganchador, funcionando a la perfección como mezcla entre agresividad y melodía. Percibimos nuevos sonidos y estos se ven ejecutados en “Killpop”, con un corte más hacia lo alternativo y que destaca en composición y arreglos, los mismos que estallan en el final junto a un impecable solo que, en cierta forma, mata a ese sonido “pop” que se presentó al inicio de la canción. Toda esa brutalidad culmina en “Skeptic”, corte visceral de ritmo insano marcado en batería, que nos recuerda los mejores momentos de la época “Iowa”; y es que posee todo: odio, armonía y un enorme mensaje dedicado a Paul Gray: “Este mundo no volverá a ver a un loco hijo de puta como tú / El mundo nunca conocerá a otro hombre tan increíble como tú”. Ahora, si el tema anterior dejaba ese sabor a “Iowa” que tanto se le pedía a la banda que volviera a experimentar, “Lech” deja en claro que esos bizarros tiempos de overol rojo están devuelta y arremeten con otro gran track que eleva esta fórmula a niveles simplemente demenciales.”Goodbye” es otra pausa necesaria ante el caos. Con una atmósfera llena de texturas y sentimientos, que se ven reforzados por una guitarra a medio tiempo, pavimenta el camino para “Nomadic”, tema que posee una batería con mucho groove, samples enfermizos y un coro pegadizo que, junto a las guitarras más afiladas que nunca, marca otro punto alto en este larga duración.

“The One That Kills The Least” explora sonidos contrastados entre el mencionado “Iowa” y “Vol. 3: (The Subliminal Verses)”. Un coro bien pronunciado y un puente hacia otro buen solo, hacen que esta pieza salga de las pautas autoimpuestas en trabajos anteriores. Destacable en percusiones se asoma “Custer”, que irrumpe con mucha violencia e intenta apagar una fogata con bencina. Un coro reiterativo y un trabajo alucinante en sampleos, transforman este tema en otro corte de alto calibre que los adictos al mosh pit amarán. “Be Prepared For Hell” marca otra pausa enfermiza, siendo la SLIPKNOT 03antesala perfecta para “The Negative One”, que fue elegido como single, y que además goza de varios matices en cuanto a composición, trayendo de vuelta los scratchs tan característicos de los primeros trabajos. Ya cerrando la obra, emerge “If Rain Is What You Want”, melancólica pieza que tiene todo lo que Slipknot sabe hacer: un coro bien ejecutado, una batería que marca el paso de las guitarras y el toque caótico y preciso que, con sampleos, endulza con atmósferas espectrales cada canción.

Para Slipknot el odio siempre fue el vital combustible para hacer fluir los engranajes a la hora de componer. Algo que los marcó y catapultó como el máximo exponente de una escena muchas veces menospreciada por los más puristas y que, pese a lo complicada de su carrera, ha forjado el respeto del público, tanto en lo visual como en lo musical. Posiblemente es su trabajo mas pulido en cuanto a sonido, con una cantidad de temas destacables que sobrepasa lo hecho anteriormente. Destacable es la forma en que son tratadas las percusiones, y cómo el resto de los integrantes aportaron enormemente en la composición, tanto en atmósfera como en la fórmula sonora seleccionada. Slipknot, cumple a cabalidad con su objetivo; han concebido un disco feroz, uno que con tan sólo escuchar el primer acorde es capaz de volarle la cabeza a quien, por curiosidad o necesidad, se determine a calificar este excelente registro.

Publicidad
1 Comentario

1 Comentario

  1. Demian Altamirano

    26-Oct-2014 en 6:09 am

    Comparto mucho lo que dices.

Responder

Discos

Deftones – “Ohms”

Publicado

en

Ohms

Se vale decir que lo de Deftones a estas alturas es una carrera sin altibajos. La extraña época del denominado nü metal, que vio nacer y morir a variados proyectos, quedó atrás y es nada más que un rótulo para una banda que rápidamente expandió sus horizontes. Así ha sido el recorrido de Deftones que, con nueve discos, se sacudió del estereotipo para desembocar en álbumes como “Ohms”.

Y es que su último trabajo va más allá de lo etéreo y las atmósferas. O, al menos, desde otra perspectiva. Pese a ser una banda que transita por intensas sensaciones, nunca había estado tan clara la línea entre aquellos elementos. Gracias al reencuentro con Terry Date, un viejo conocido en la producción (“Adrenaline”, “Around The Fur”, “White Pony”, “Deftones”), la banda plantea un interesante equilibrio: los arreglos conviven –y se escuchan– sin quitarse protagonismo. No sobran, no son caprichosos, no son antojadizos.

“Genesis” y “Ceremony” representan un poco aquella relación. La primera, como single, elevó las expectativas y cumplió. Por su parte, el segundo track, mucho más melódico y limpio, permite apreciar mejor los matices que estarán presentes a lo largo del álbum. Es difícil exigirles siempre un poco más a bandas como Deftones, ya que a estas alturas el conjunto no necesita demostrar más que calidad; su sonido se encuentra tan arraigado, que toda sorpresa es un detalle más de una meticulosa producción.

Resulta curioso que aquellos detalles esta vez no quedaron a cargo de las cuerdas y un par de efectos, sino que pasaron a ser administrados con mayor protagonismo por Frank Delgado en los sintetizadores y máquinas. Así, todo dialoga orgánicamente a la par de un inspirado Stephen Carpenter, que se atreve a jugar con los compases, como en “Urantia”, y se desata con estridencia en los ensordecedores pasajes de “Error” y la bella “Pompeji”, quizá la canción más completa del disco. Toda esa potencia y densidad puede responder a muchas variantes y posibilidades. ¿Cómo hacer contrapeso y acompañar a Carpenter? ¿Es más que una decisión estética que en cada disco sume más cuerdas a la guitarra principal?

La seguridad que entrega Sergio Vega en el bajo ha sido un aporte de frescura y actitud, como queda demostrado en “Radiant City”. Si bien, su participación en la banda ya cumple cuatro álbumes, hoy más que nunca se trata de su disco, y “Ohms” debería ser revisado bajo su prisma. Su presencia es aglutinante, está sumamente marcada y funciona en complicidad. Según entrevistas, Vega aportó activamente en la composición y con los riffs más potentes, asumiendo ese rol de compañía y contraparte. Su estilo no pasa inadvertido y ha potenciado varias virtudes del grupo. Por un lado, las guitarras más graves de Carpenter y, por otro, las baterías de un Cunningham menos atrevido, pero manteniéndose igual de intenso.

Con “Ohms”, más allá del cliché que puede significar volver a los orígenes, Deftones ha sabido administrar un concepto más que robusto, que no descansa tan sólo en un desfile de distorsiones para riffs profundos y veloces. Su complejidad radica en las posibilidades que exploran con el pasar del tiempo, dotando a sus canciones de una sensibilidad e intimidad que dialoga con una experiencia oscura y agresiva.


Artista: Deftones

Disco: Ohms

Duración: 46:17

Año: 2020

Sello: Reprise


Seguir Leyendo

Podcast Cine E36

Publicidad

Podcast Música E36

Facebook

Discos

Ohms Ohms
DiscosHace 1 día

Deftones – “Ohms”

Se vale decir que lo de Deftones a estas alturas es una carrera sin altibajos. La extraña época del denominado...

Ultra Mono Ultra Mono
DiscosHace 2 días

IDLES – “Ultra Mono”

IDLES se demoró dos semanas en grabar su tercer álbum y más de cuatro meses en mezclarlo. En el tercer...

Down In The Weeds Where The World Once Was Down In The Weeds Where The World Once Was
DiscosHace 5 días

Bright Eyes – “Down In The Weeds, Where The World Once Was”

Tras un receso de nueve años y con una serie de proyectos bajo el brazo, Conor Oberst ha reunido a...

Imploding The Mirage Imploding The Mirage
DiscosHace 6 días

The Killers – “Imploding The Mirage”

En este año, tan complicado y sombrío, necesitamos ciertas cosas que nos suban el ánimo y nos hagan volver a...

Whole New Mess Whole New Mess
DiscosHace 7 días

Angel Olsen – “Whole New Mess”

Hace menos de un año, Angel Olsen lanzó un álbum digno de definir una carrera. “All Mirrors” (2019) se estableció...

Gentlemen Gentlemen
DiscosHace 1 semana

El Álbum Esencial: “Gentlemen” de The Afghan Whigs

R&B metido en el rock con aspiraciones mainstream, hombres reconociendo errores, creatividad mezclada con generosidad, una vocación digna del salmón para...

Limbo Limbo
DiscosHace 3 semanas

Gaerea – “Limbo”

La década de los noventa fue el período donde un movimiento musical e ideológico tuvo un apogeo histórico. Tomando influencias...

The Kingdom The Kingdom
DiscosHace 3 semanas

Bush – “The Kingdom”

Lejos del sonido que hizo masticable su propuesta en los 90, Bush se abre a una idea donde predomina una...

Where Only Gods May Tread Where Only Gods May Tread
DiscosHace 3 semanas

Ingested – “Where Only Gods May Tread”

“Sobre gustos no hay nada escrito”, una frase que funciona como recordatorio ante lo subjetivo de una opinión dentro de...

Keleketla Keleketla
DiscosHace 4 semanas

Keleketla! – “Keleketla!”

Nacido en Sudáfrica y cruzando las fronteras, Keleketla! es un proyecto tan diverso como los múltiples artistas que lo componen....

Publicidad
Publicidad

Más vistas

A %d blogueros les gusta esto: