Conéctate a nuestras redes

Discos

Slipknot – .5: The Gray Chapter

Publicado

en

Para una banda siempre es y será doloroso ponerse de pie luego de la pérdida de un integrante y/o amigo. El continuar trabajando se hace tedioso, y muchas agrupaciones deciden simple y llanamente separarse. Y es que la muerte es algo que deja una marca muy profunda y enraizada, pero hay ejemplos de músicos que han salido adelante y que, pese al dolor de la situación, optan por transformar toda esa energía negativa en algo positivo y significativo, tanto para su fiel público como para ellos mismos. Ejemplos simbólicos son Deftones y Alice In Chains, quienes saben de esto, y han plasmado desde lo mas profundo de sus mentes y corazones discos destacables, que marcan un antes y un después respecto a ese tan difícil paso, dándole el vamos al próximo capítulo. Como un inminente homenaje a su bajista y miembro fundador, Paul Gray, nace “.5: The Gray Chapter” con esa sensación mística y enigmática que es propia de un disco lleno de matices y sentimientos encontrados.

SLIPKNOT 01Esta última producción de Slipknot podría fusionar lo mejor de dos épocas. Por una parte toda la agresividad de “Iowa” (2001) y por otra la oscuridad y siniestralidad de “Vol. 3: (The Subliminal Verses)” (2004). Debemos recordar que el icónico baterista, Joey Jordison, fue desvinculado de la banda, hecho que marcó otro lamentable episodio para los fans, pero que intencionalmente –o no- dejó entrever a través de las redes sociales información fundamental sobre el proceso de composición de la esquiva quinta placa de estudio.

La placa abre con “XIX” y su gaita a ritmo fúnebre que, paulatinamente, nos transporta hacia ese sentimiento de silencio y respeto a un caído. Corey Taylor se incorpora logrando un grito desgarrador que, a la par con los tambores y de forma abrupta, converge en los enigmáticos y fantasmagóricos sonidos de Craig Jones en las mezclas. Toda esta ira reunida en el aire decanta en “Sarcastrophe” que, como un golpe en la mandíbula a la mismísima muerte, logra desencajar el ambiente creado y lo hace estallar. Esto se extrapola en el siguiente track, “AOV”, que parte muy al característico estilo de riff del death metal melódico, combinado con voces limpias que ensamblan de forma perfecta una pieza veloz, de buen groove en batería y que, hacia el final, remarca un headbanging brutal.

SLIPKNOT 02“The Devil In I” es el tema que nos introdujo al nuevo sonido de los norteamericanos y que además nos presentó en video como lucirían sus nuevas máscaras. Es un track melancólico y muy potente, que inicia con un trabajo en guitarras bien enganchador, funcionando a la perfección como mezcla entre agresividad y melodía. Percibimos nuevos sonidos y estos se ven ejecutados en “Killpop”, con un corte más hacia lo alternativo y que destaca en composición y arreglos, los mismos que estallan en el final junto a un impecable solo que, en cierta forma, mata a ese sonido “pop” que se presentó al inicio de la canción. Toda esa brutalidad culmina en “Skeptic”, corte visceral de ritmo insano marcado en batería, que nos recuerda los mejores momentos de la época “Iowa”; y es que posee todo: odio, armonía y un enorme mensaje dedicado a Paul Gray: “Este mundo no volverá a ver a un loco hijo de puta como tú / El mundo nunca conocerá a otro hombre tan increíble como tú”. Ahora, si el tema anterior dejaba ese sabor a “Iowa” que tanto se le pedía a la banda que volviera a experimentar, “Lech” deja en claro que esos bizarros tiempos de overol rojo están devuelta y arremeten con otro gran track que eleva esta fórmula a niveles simplemente demenciales.”Goodbye” es otra pausa necesaria ante el caos. Con una atmósfera llena de texturas y sentimientos, que se ven reforzados por una guitarra a medio tiempo, pavimenta el camino para “Nomadic”, tema que posee una batería con mucho groove, samples enfermizos y un coro pegadizo que, junto a las guitarras más afiladas que nunca, marca otro punto alto en este larga duración.

“The One That Kills The Least” explora sonidos contrastados entre el mencionado “Iowa” y “Vol. 3: (The Subliminal Verses)”. Un coro bien pronunciado y un puente hacia otro buen solo, hacen que esta pieza salga de las pautas autoimpuestas en trabajos anteriores. Destacable en percusiones se asoma “Custer”, que irrumpe con mucha violencia e intenta apagar una fogata con bencina. Un coro reiterativo y un trabajo alucinante en sampleos, transforman este tema en otro corte de alto calibre que los adictos al mosh pit amarán. “Be Prepared For Hell” marca otra pausa enfermiza, siendo la SLIPKNOT 03antesala perfecta para “The Negative One”, que fue elegido como single, y que además goza de varios matices en cuanto a composición, trayendo de vuelta los scratchs tan característicos de los primeros trabajos. Ya cerrando la obra, emerge “If Rain Is What You Want”, melancólica pieza que tiene todo lo que Slipknot sabe hacer: un coro bien ejecutado, una batería que marca el paso de las guitarras y el toque caótico y preciso que, con sampleos, endulza con atmósferas espectrales cada canción.

Para Slipknot el odio siempre fue el vital combustible para hacer fluir los engranajes a la hora de componer. Algo que los marcó y catapultó como el máximo exponente de una escena muchas veces menospreciada por los más puristas y que, pese a lo complicada de su carrera, ha forjado el respeto del público, tanto en lo visual como en lo musical. Posiblemente es su trabajo mas pulido en cuanto a sonido, con una cantidad de temas destacables que sobrepasa lo hecho anteriormente. Destacable es la forma en que son tratadas las percusiones, y cómo el resto de los integrantes aportaron enormemente en la composición, tanto en atmósfera como en la fórmula sonora seleccionada. Slipknot, cumple a cabalidad con su objetivo; han concebido un disco feroz, uno que con tan sólo escuchar el primer acorde es capaz de volarle la cabeza a quien, por curiosidad o necesidad, se determine a calificar este excelente registro.

Publicidad
1 Comentario

1 Comentario

  1. Demian Altamirano

    26-Oct-2014 en 6:09 am

    Comparto mucho lo que dices.

Responder

Discos

Kaiser Chiefs – “Duck”

Publicado

en

Duck

En “Duck” los ingleses dan con su versión más bailable. Coqueteando con ritmos pop y northern soul, Kaiser Chiefs se la juega por un álbum inocente, que sigue la línea de su último trabajo “Stay Together” (2016), pero que lo aleja cada vez más del estilo que los posicionó como una de las bandas más interesantes del indie británico. Con este nuevo LP, los de Leeds regresan para dar vuelta la página de su última producción, la cual llevó a Wilson y compañía a un sonido electro-pop que no terminó de convencer ni a la crítica ni a sus fans, por eso cuesta creer que este nuevo trabajo apunte donde mismo.

“People Know How To Love One Another”, primera canción de la placa, entrega melodías inocentes y letras cliché, dando con un sonido popero que hace bailar y pasarlo bien, pero que no entrega mucho más. De la banda que predecía motines y se caracterizaba por tener un espíritu obrero, queda muy poco. La inocencia es una tónica en el trabajo, el que comienza de una forma mucho más prometedora de la que termina. “Golden Oldies” y “Wait” muestran a los Chiefs más atinados, dejando en claro que los creadores de “Never Miss A Beat” pueden hacer himnos de estadio, aunque hayan dado un giro musical.

Una de las claves para entender los cambios entre “Stay Together” (2016) y este disco es la vuelta a las guitarras, elemento que en su anterior trabajo fue muy poco trascendental. Para “Duck”, Andrew White vuelve a tener un rol protagónico, pero de una manera distinta a la que tuvo en la primera parte de su discografía; ya no es el ejecutor de riffs afilados y grandes solos, sino que busca acompañar y nutrir piezas que van por distintos estilos, pero que terminan siendo canciones parecidas. Así es como pasamos de la balada “Target Market” a “Don’t Just Stand There, Do Something”, una de las canciones más similares a lo que desarrollaba la banda en la década pasada, aunque eso sería darle mucho crédito.

El disco entrega una sensación constante de repetición, provocando que las piezas no varíen mucho entre ellas y tampoco aporten nada nuevo a la escena, incluso pareciera que todas las canciones buscan lo mismo: dar con hits radiales y coros pegadizos, como los de “Record Collection” y “The Only Ones”. El LP deja en claro que la banda busca un nuevo sonido y estilo, luego de que su fórmula inicial comenzará a quedar oxidada con “Education, Education, Education & War” (2014) y, aunque el momento político y social que vive Inglaterra parecía una oportunidad idónea para ver al Ricky Wilson más afilado, este sólo siguió plasmando analogías amorosas y vivencias románticas. Las criticas sociales casi no aparecen en este trabajo y es que Kaiser Chiefs cambió, dejando bien atrás la impronta rebelde y combativa que tenían en “Employment” (2005) y “Yours Truly, Angry Mob” (2007).

Ya para el final del álbum se comienza a notar un agotamiento de la idea, recayendo nuevamente en una fórmula que se repite canción a canción: dar con un sonido pop que probablemente les servirá para seguir recorriendo los festivales más importantes, aunque muy difícilmente los posicione nuevamente como un show estelar de estos. “Lucky Shirt” y “Northern Holiday”, dos canciones extremadamente comerciales, sirven como aperitivo a “Kurt vs Frasier (The Battle For Seattle)” que da cierre al disco y la cual, a pesar de prometer con un título full cultura pop anglosajona, se queda en otra canción inocente tanto por su letra y sonido.

Kaiser Chiefs con este nuevo disco nos demuestra que vive tiempos de cambios y que lo bailable es su nuevo eje, simulando lo que hizo Franz Ferdinand con “Always Ascending” (2018) y The Kooks con “Listen” (2014). Los hombres de “Ruby” se suman a este boom que viven las bandas indie británicas por probar nuevos rubros, usando el pop y la electrónica como respuestas. Aunque el resultado del álbum no sea el mejor, al grupo parece no importarle, ya que su nombre sigue estando en el radar y, con trabajos como este, su participación en los charts y radios parece estar asegurada.


Artista: Kaiser Chiefs

Disco: Duck

Duración: 40:48

Año: 2019

Sello: Polydor


Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Duck Duck
DiscosHace 1 día

Kaiser Chiefs – “Duck”

En “Duck” los ingleses dan con su versión más bailable. Coqueteando con ritmos pop y northern soul, Kaiser Chiefs se...

Purple Mountains Purple Mountains
DiscosHace 2 días

Purple Mountains – “Purple Mountains”

El 7 de agosto de 2019, David Berman falleció a los 52 años. Unos de los compositores emblemas de la...

King's Mouth King's Mouth
DiscosHace 1 semana

The Flaming Lips – “King’s Mouth: Music And Songs”

Hay trayectorias musicales que, con el sólo hecho de sostener creaciones durante tantos años, merecen espontáneamente el reconocimiento público. Así...

An Obelisk An Obelisk
DiscosHace 1 semana

Titus Andronicus – “An Obelisk”

Por primera vez en esta década, el regreso de Titus Andronicus a la escena demoró tan solo un año. Quizás...

The Soft Cavalry The Soft Cavalry
DiscosHace 1 semana

The Soft Cavalry – “The Soft Cavalry”

Hay algunos que sostienen que el amor es el único tipo de energía que puede elevar el alma hasta el...

Automat Automat
DiscosHace 2 semanas

METZ – “Automat”

Desde su debut, METZ dejó de lado la chapa de novedad o promesa, sepultando los adjetivos bajo una densa capa...

Kintsukuroi Kintsukuroi
DiscosHace 2 semanas

La Bestia de Gevaudan – “Kintsukuroi”

En la construcción de una identidad musical, es inevitable no tener guiños a quienes significan una influencia para el desarrollo...

The Book Of Traps And Lessons The Book Of Traps And Lessons
DiscosHace 2 semanas

Kate Tempest – “The Book Of Traps And Lessons”

La música puede ser un dispositivo de abstracción. Esa es la invitación que Kate Tempest hace en “The Book Of...

A Bath Full Of Ecstasy A Bath Full Of Ecstasy
DiscosHace 3 semanas

Hot Chip – “A Bath Full Of Ecstasy”

Los cuatro años desde el último lanzamiento de Hot Chip no significaron una pausa para la banda. Desde “Why Make...

Human Delusions Human Delusions
DiscosHace 3 semanas

Lefutray – “Human Delusions”

De origen Mapudungún, la palabra “lefutray” significa “sonido rápido”, y con más de una década de trayectoria, esta banda hace...

Publicidad
Publicidad

Más vistas

A %d blogueros les gusta esto: