Queens Of The Stone Age – “Villains”

lunes, 28 de agosto de 2017 | 12:09 am | Comentarios (5)
Queens Of The Stone Age – “Villains”

Artista:

Queens Of The Stone Age

Álbum:

Villains

Año:

2017

Sello:

Matador

La seguridad es un valor escaso en tiempos de la sobreexposición y la generación de más opiniones que de ideas nuevas, pero a Josh Homme nunca le ha faltado, en especial porque la mayoría de los proyectos en los que se ha embarcado le han terminado dando la razón. En el séptimo disco de Queens Of The Stone Age, “Villains”, esta certeza se mantiene y se reafirma en los momentos más frágiles de un álbum que demuestra la capacidad de QOTSA no sólo reinventarse, sino que de dominar nuevos trucos de forma cabal.

El disco tiene un elemento clave: la producción de Mark Ronson, más conocido por su trabajo con artistas pop como Adele, Amy Winehouse o Bruno Mars, y quizás un problema del álbum es el sonido pastoso, indefinido e irrelevante de la batería, pero, por otro lado, entrega un punto de avance evidente en ámbitos de la canción, como son las melodías y armonías. Nunca Queens Of The Stone Age sonó tan bien, principalmente porque el trabajo melódico es exquisito, tanto, que este debe ser el registro más “tarareable” de la banda.

En este sentido, ver cómo Josh Homme es llevado a nuevos límites en su interpretación vocal es interesante. Probablemente, ese sea un mérito de Ronson, quien tiene una maestría en llevar a cantantes a dar su máximo, y con Homme esto no es la excepción, aunque resulta sorpresivo lo central que es este instrumento en “Villains”. Lo mejor es que la seguridad de Homme se traspasa en los momentos más vulnerables, como en “Fortress”, con una línea vocal brillante, o con los falsettos implacables del track final, “Villains Of Circumstance”, que llevan a Josh a una gimnasia vocal donde se ve que el trabajo de las líneas melódicas tuvo más atención que nunca.

Además, el disco es directo, e incluso los tracks con mayor desarrollo y extensión, como “Un-Reborned Again” o “The Evil Has Landed”, no dan impresión de densidad, sino que de vastedad. Así, el espacio narrativo y musical es mayor, sin inmovilizar al oyente, sino que invitándolo a recorrer paso a paso, sin necesidad de correr. “Villains” es un disco que se toma sus tiempos sin apuros, y a la vez parece que no se detuviera nunca, con un foco claro y específico. En las letras también se ven grietas en la seguridad del siempre cool Josh Homme, entregando detalles autobiográficos de entrada en “Feet Don’t Fail Me”: “Nací en el desierto el 17 de mayo de 1973”, su fecha de nacimiento real. Además, esta canción pone toques realistas a cómo él se ve a sí mismo: “I’m much older than I thought I’d be” (“Soy más viejo de lo que pensé que sería”). A su vez, en “Fortress”, a lo largo de toda la canción, se habla de cómo la “fortaleza” que cada cual se construye puede caer y volver a levantarse como protección.

Más que historias ajenas o sensaciones externas, “Villains” muestra parte de lo más personal escrito por la banda alguna vez, y en medio de un espíritu más pop, canciones más directas y composiciones bien trabajadas, este es uno de los mejores discos de Queens Of The Stone Age. Sin embargo, quienes esperen el rock que había dominado entregas anteriores, necesitarán un tiempo para digerir este sonido evidentemente más convocante, que a punta de sensibilidad y sinceridad podría tomar al mundo por asalto muy pronto.

Por Manuel Toledo-Campos

Enlace corto:
(5)
  1. Alfredo says:

    en total desacuerdo con la cponclusion, como va a ser uino de sus mejores trabajos…es un disco liviano, popero sí, con temas mas orejas de lo que venian haciendo, es un buen disco pero para lo que es QOTSA, es un disco que pasa sin pena ni gloria. Si el Era Vulgaris para muchos era el disco más bajo de ellos, con el Villains sube un peldaño. Falta más aridez, más densidad, la mano del prodicyor no le hizo bien., Valiente Josh Homme? sì, siempre ha tenido un toque más oreja en sus proyectos, pero acá se le pasó la mano.

  2. Que buena crítica! Es la mejor que he leído y la que mejor representa mi visión de este nuevo álbum de QOTSA. Saludos!

  3. Felipe Jara says:

    Quizá lo más destacable del Villains es que definitivamente es el disco en que mejor suena QOTSA. Si bien da la sensación que el talento de Jon Theodor se pierde un poco en esta pasada, este trabajo ubica en una posición especial a Dean Fertita, que con los teclados y sintetizadores tiene intervenciones notables y elegantes. Las guitarras son audaces y el bajo también se oye mejor que en cualquier lanzamiento anterior del grupo.
    Quizá muchos van a discutir que algunos seguidores -seguramente los más nuevos o fans de los proyectos paralelos de Homme- cataloguen esta placa como la mejor de la banda. Y finalmente es una discusión sin mucho sentido, pues al repasar Villains una y otra vez queda la sensación de escuchar un buen disco, en el que más allá de si el productor trabajó con artistas pop, o si el sonido arenoso y robótico que caracterizó sus primeras placas desapareció, la gran satisfacción que deja este álbum es que, en términos de sonido más que de estilo, es sin dudas el que hasta ahora ha alcanzado el nivel más alto. Y enfrentarse a un buen disco, siempre se agradece.

Comentar

Responder