Conéctate a nuestras redes
I Disagree I Disagree

Discos

Poppy – “I Disagree”

Publicado

en

YouTube ha entregado algunos de los videos virales más singulares de internet. La popularidad de la plataforma le ha permitido generar una enorme comunidad, que logra llevar a la fama a aquellos con contenidos lo suficientemente creativos e interesantes. Dentro de estos, el personaje de Poppy se sitúa en un intermedio entre lo bizarro y lo atractivo, convirtiendo a Moriah Rose Pereira en uno de los productos con mayor potencial del sitio. A diferencia de aquellos que se desvanecieron con el tiempo, el contenido de Poppy parecía llevar un mensaje detrás, o al menos es lo que ella y su ex colaborador, Titanic Sinclair, se han esforzado en hacer creer a su audiencia. Y es que, en los tiempos de la identidad digital, la importancia de la autenticidad del artista y su relación con el alter ego se ha complejizado en nuevos niveles. En su tercer disco, “I Disagree”, Poppy lleva está discusión a nuevos límites y narra el conflicto interno entre las dos identidades.

Si bien sus comienzos fueron cercanos al bubblegum pop, nunca existió duda de la oscuridad presente en Poppy. Su dulce voz e inexpresiva imagen siempre se vieron más como una amenaza que como una invitación. Desde su segundo disco, “Am I A Girl?” (2018), esta fachada fue desvaneciéndose, acercándose a géneros como el industrial y el nü-metal. Su nuevo disco es la dirección que ha ido cultivando por años, presentando una explosiva gama de sonidos que hacen difícil encerrarla en un solo género. El tema inicial, “Concrete”, se presenta como un revoltijo de toda la paleta sonora de su carrera, tomando cada estereotipo presente en los géneros a tratar, los riffs clásicos del nü-metal y un estribillo calcado de bandas idol japonesas. Es quizás el intento más obvio de demostrar su singularidad y, sin embargo, no logra ilustrar lo especial del disco.

El disco no comienza en su punto más alto, pero los temas siguientes son los cortes mejor logrados en su carrera. El tema homónimo es una exitosa combinación de los elementos que componen el álbum, logrando una deliciosa transición entre el metal y el industrial. “I Disagree” es una descarada carta de entrada que pone al personaje en una posición dominante, por su parte, “Bloodmoney” nos permite celebrar el gran trabajo que realizan los productores junto a la interprete, sumando el dubstep a los ya celebrados elementos. El mayor logro del sencillo radica en su singularidad, y hasta ahora los sonidos presentes parecen derivados de múltiples artistas que han influenciado el disco, pero aquí aparece el punto de vista que el equipo trae al género. Líricamente el uso de la repetición se usa para reforzar el mensaje detrás, actuando como una autoridad frente a su audiencia: “Sigue diciéndote que has jugado limpio y luego ruégale misericordia a Jesucristo”.

Una de las conversaciones que se generaron en 2019 fue respecto a la “muerte del género”, la negativa de los artistas a encasillarse en una sola escena, logrando múltiples éxitos con distintas experimentaciones. En el fondo, Poppy es una estrella pop, pero en una década donde este estilo ha variado entre el edm, hip hop, trap, y otros, el concepto de este ídolo parece no tener restricciones, y es por eso que no se puede limitar el disco a un solo género. “Fill The Crown” amenaza con ser un tema synthpop, pero rápidamente trae la mejor imitación de Marilyn Manson a juego para introducir los riffs y el juego de voces, en un corte metal para la pista de baile. “Nothing I Need” y “Sick Of The Sun” se presentan como baladas pop, generando los momentos más íntimos. Esta mixtura de géneros nos recuerda que, detrás de los oscuros sonidos, el equipo está divirtiéndose más que nunca.

Ignorar el contexto en el que un disco es creado se hace casi imposible cuando influencia de tal manera el contenido. Parte de su carrera ha sido eclipsada por su colaborador hasta fines de 2019, Titanic Sinclair, y la ex colaboradora y pareja de este, Mars Argo, quien demandó a Sinclair por usar su imagen y replicarla en Poppy. Inicialmente, esta defendió a su compañero, pero semanas antes del lanzamiento del disco relató una situación similar a la que sufrió Argo. La lectura del disco tras esto cambia radicalmente; los temas de desconfianza, traición, encierro, protesta y catarsis se vuelven personales, algo nuevo para una artista que se ha caracterizado por usar una maqueta. El corazón del disco, “Anything Like Me”, es un tema lleno de hostilidad y vulnerabilidad que puede ser interpretado como una denuncia a Sinclair, Argo, a ella misma y a la industria.

Se hace especialmente difícil descifrar a una artista como esta. ¿Estamos frente a un personaje cuidadosamente creado y desarrollado para el consumo del internet, o ha logrado la persona detrás de la máscara introducir su autenticidad hacia un mundo que consume superficialidad? La verdad es que “I Disagree” complejiza aun más este análisis y Poppy parece ser más singular que nunca. Sin embargo, entre todas esas guitarras, letras amenazantes y esa inquietante imagen, existen claros destellos de una artista en constante evolución, quien experimenta con todo lo que su mente puede imaginar, sin tomarse demasiado en serio, y que por primera vez parece libre, ya sea de otros o de su misma creación.


I DisagreeArtista: Poppy

Disco: I Disagree

Duración: 35:14

Año: 2019

Sello: Sumerian Records


Publicidad
Clic para comentar

Responder

Discos

Sufjan Stevens – “The Ascension”

Publicado

en

The Ascension

Con cada disco, Sufjan Stevens pareciera ser un nuevo artista. Desde las complejas orquestaciones de “Illinois” (2005), el experimental y expansivo viaje de “The Age Of Adz” (2010), hasta el desgarrador “Carrie & Lowell” (2015), su discografía parece no tener brújula. Sin embargo, cada pieza es unida por el agudo sentido de percepción del cantante, que, con un trabajo de introspección y de mirada sustancial al estado del mundo, logra en “The Ascension” entregar un material crítico, angustioso e increíblemente necesario.

El disco comienza con un ultimátum. En su canción inicial, “Make Me An Offer I Cannot Refuse”, Sufjan le habla directamente a una de las presencias más regulares en su música: Dios, pero, de forma distinta que en su último material en solitario, su voz es ansiosa y demandante. El instrumental electrónico enfatiza el estado de crisis de la canción y los glitches electrizan la ambientación que estalla en un frenético outro. Lo anterior simboliza el ánimo presente en el disco, un símbolo de exclamación y un Stevens cansado de la falta de señales. “Muéstrame la gracia de un rey natural. Señor, necesito liberación”, exclama exhausto, comenzando con una catarsis.

Sufjan nunca ha temido sonar descorazonador en su música; de hecho, su LP de 2015 estaba lleno de devastadores golpes, sin embargo, el ambiente presente muestra una opacidad y un deprimente pesimismo, incluso cuando las melodías son curiosamente alegres. “Run Away With Me” es una oda –o crítica– al escapismo a través de la cultura pop. Una balada a su estilo, una inescapable referencia a Carly Rae Jepsen, mientras le implora a otro escaparse con él. Los versos están llenos de oscuras imágenes apocalípticas, pero el melódico coro conforta con su simpleza. “Video Game” es lo más cercano a una pieza pop en su catálogo, con una constante percusión acompañada de sintetizadores y sus vocales más rítmicas. Temáticamente, trata con la autovaloración lejos de los estándares actuales: “No quiero ser el centro del universo, no quiero ser parte de esa vergüenza”.

La experimentación electrónica del disco lo puede hacer parecer como un hermano de “The Age Of Adz”, y es que las sensaciones frenéticas están presentes en ambos. Pero la música en “The Ascension” es más pesada y agobiante; es un viaje por el camino más largo y complicado. Mientras que en el primero las orquestas añaden un aire fantástico, en el más reciente los arreglos industriales lo convierten en un incómodo experimento y un claustrofóbico compilado de sonidos que encuentra su purificación en cada corte. Esta ansiedad está plasmada en temas como “Lamentations”, donde su suave voz se abre paso entre un instrumental que funciona como la musicalización del futurismo, una crítica a un sistema sucumbiendo en el capitalismo. Misma energía se percibe en temas como “Ativan”, donde las esperanzas recaen solo en los antidepresivos que calman su ansiedad, o en “Gilgamesh”, basada en la épica homónima que, con sus arreglos en piano y constantes glitches, crean una desesperante sensación que agradece los momentos resplandecientes.

En su centro, el álbum lidia con la perdida de fe y hacia dónde mirar en momentos tan deprimentes. El primer sencillo, “America”, es un épico relato de 12 minutos sobre la caída de un imperio. El cantante ha utilizado representaciones estadounidenses como parte de su sello, como crítica y como oda, pero en este corte se distancia. Una canción de protesta contra la cultura estadounidense, haciendo paralelos con la traición de Judas a Jesucristo: “Te he amado como un sueño, he besado tus labios como un Judas en celo”, le canta al sueño americano. Percibe que su creador ha abandonado su país natal y le suplica: “No me hagas lo que le hiciste a América”. Pero el álbum encuentra su mayor punto en el tema titular, una representación musical del ascender, con la brillante voz del músico liderando la dulce melodía y emocionando con la catarsis que se percibe en sus tonalidades. Este es Sufjan en su máximo esplendor.

“The Ascension” es sin duda un difícil plato de digerir, un ansioso viaje de imágenes apocalípticas y sonidos claustrofóbicos, un desafío para quienes han seguido una volátil discografía. Sin embargo, entre tantos momentos de encierro y oscuridad, Sufjan Stevens sigue ofreciendo destellos de luz donde su pesimismo parece desaparecer por un segundo, y su melodiosa voz impulsa a seguir adelante.


Artista: Sufjan Stevens

Disco: The Ascension

Duración: 80:30

Año: 2020

Sello: Asthmatic Kitty


Seguir Leyendo

Podcast Cine E36

Publicidad

Podcast Música E36

Facebook

Discos

The Ascension The Ascension
DiscosHace 3 días

Sufjan Stevens – “The Ascension”

Con cada disco, Sufjan Stevens pareciera ser un nuevo artista. Desde las complejas orquestaciones de “Illinois” (2005), el experimental y...

CMFT CMFT
DiscosHace 4 días

Corey Taylor – “CMFT”

Corey Taylor es uno de los músicos más trabajólicos del mundo del rock y el metal. Con una buena serie...

Detroit 2 Detroit 2
DiscosHace 5 días

Big Sean – “Detroit 2”

Como continuación directa de su mixtape “Detroit” (2012), el rapero Big Sean vuelve inteligentemente a sus raíces durante sus honestos...

Flowers Of Evil Flowers Of Evil
DiscosHace 1 semana

Ulver – “Flowers Of Evil”

Como parte del desarrollo personal, es importante considerar la integración de las distintas dimensiones que tenemos, y no reprimir lo...

Hannah Hannah
DiscosHace 2 semanas

Lomelda – “Hannah”

Hasta ahora, Lomelda ha dicho mucho con poco. A través de minimalistas composiciones y directas prosas, el proyecto de Hannah...

Throes Of Joy In The Jaws Of Defeatism Throes Of Joy In The Jaws Of Defeatism
DiscosHace 2 semanas

Napalm Death – “Throes Of Joy In The Jaws Of Defeatism”

Leyendas vivientes. Un título que para los “padres del grindcore” no es algo exagerado. Y es que esta legendaria formación...

Zeros Zeros
DiscosHace 2 semanas

Declan McKenna – “Zeros”

La edad de Declan McKenna parece ser un tópico difícil de ignorar al discutir sobre el cantautor británico. Y es...

Alphaville Alphaville
DiscosHace 3 semanas

Imperial Triumphant – “Alphaville”

De la ciencia ficción y ambientado en una localidad distópica, “Alphaville, Une Étrange Aventure de Lemmy Caution” es el título...

ENERGY ENERGY
DiscosHace 3 semanas

Disclosure – “ENERGY”

La fórmula de los ingleses Disclosure, a través de su relativamente breve, pero intensa historia, supone consensos: un producto en...

Revisionist: Adaptation & Future Histories In The Time Of Love And Survival Revisionist: Adaptation & Future Histories In The Time Of Love And Survival
DiscosHace 3 semanas

June Of 44 – “Revisionist: Adaptation & Future Histories In The Time Of Love And Survival”

No son pocas las ocasiones en que proyectos musicales se ven consumidos por pretensiones creativas que terminan deteriorando las relaciones...

Publicidad
Publicidad

Más vistas