Conéctate a nuestras redes
Firepower Firepower

Discos

Judas Priest – “Firepower”

Publicado

en

Aunque el Parkinson le haya cortado las alas del destino a Glenn Tipton, este no se va sin gritar venganza, ya que “Firepower” es por lejos lo más inspirado que ha entregado Judas Priest desde ese enorme giro de tuerca llamado “Painkiller” (1991). Sobran pergaminos en la historia de los de Birmingham; cambiaron para siempre la cara del metal, dotándolo de una imagen y un sonido característico que ha inspirado a generaciones de músicos durante casi cinco décadas, aspecto que está vivo y latente en estos catorce cortes, y esta experiencia se nota incluso en los guiños a sus propias glorias. Basta con ver la portada que creó el diseñador ítalo-chileno Claudio Bergamin, inspirada en las carátulas clásicas, y logra el cometido. Lo más impresionante es que están conscientes de su legado y, aún así, se dejan seducir por las nuevas sonoridades del medio con resultados óptimos en la mayoría de sus aproximaciones. Dan y reciben a partes iguales.

De hecho, si se tuviera que explicitar un punto débil de la placa, no sería la reinvención que experimentan en algunos cortes como “Lone Wolf”, “Children Of The Sun” y “Spectre”, en los que suenan tan frescos, que no pareciera que estamos hablando de una banda tan longeva, manejando los códigos de la composición del metal al pie de la letra. Y cómo no, si ellos mismos ayudaron a crearlos. Riffs demoledores y con mucho groove, con un trabajo excelente de la dupla que componen el baterista Scott Travis y el bajista Ian Hill, anclas para lograr un sonido muy musculoso, sobre todo en momentos tensos y explosivos como los de “Never The Heroes”.

A Judas Priest le sientan bien estos aires de modernidad, sin embargo, su única debilidad es la falta de dosificación en la cantidad de canciones. No es que haya unas menos interesantes que otras, tampoco hay presencia de relleno, sino que simplemente algunos medios tiempos –como la conmovedora “Guardians” y su secuela “Rising From Ruins”– pueden perderse de vista, como pasa con “Sea Of Red”, hermosa balada que podría haber brillado mucho más en un disco directo. De todas maneras, esto no afecta por ningún momento la calidad sobresaliente del trabajo completo, en el que se nota que la inspiración es el fuego que le da poder a esta máquina.

Todo ese fulgor se puede apreciar en el costado más ligado al hard rock de “No Surrender”, “Flame Tower” e “Evil Never Dies”, esta última con un coro que clama por arrasar los estadios, en los que destaca el trabajo de las guitarras de Richie Faulkner y Glen Tipton, dúo que ya se establece y logra generar una identidad propia. A su vez, los caminos del lado más heavy quedan en territorio de “Necromancer” y “Traitors Gate”, lo que prueba que la banda puede pasearse por toda la historia del género sin problemas. Tanto es así, que la dupleta de “Firepower” y “Lighting Strike” es la evidencia de que la capacidad para impresionar y regalarnos la mejor muestra de todo su poder sigue intacta, con un Halford que se escucha arrollador, tal como en sus buenos tiempos, labor en la que los productores Tom Allon –quién estuvo detrás de las perillas durante el aclamado período 1979-1988– y Andy Sneap –famoso por darle aire fresco a las bandas más reconocidas del circuito como Accept y Saxon– juegan un rol fundamental. Además, este último pasará a integrar las filas de la agrupación tras la salida de Glen.

No hay dudas de que “Firepower” entrará directamente entre lo más destacado de la discografía de Judas Priest, una despedida por todo lo alto para Tipton, quien se va como un gigante con un larga duración aventurero, lleno de buenas melodías y diferentes voces. Con una discografía consistente a su haber –con altos y bajos por supuesto–, los Dioses del metal regresan para hacerle frente a las inclemencias de la vida y seguir poniendo en alto el nombre de la movida combinando ferocidad, técnica y sabiduría, pero también una capacidad enorme para aprender de lo que ellos mismos han creado. A sacar las motos, las chaquetas de cuero y los látigos, el acero británico está de vuelta.


Artista: Judas Priest

Disco: Firepower

Duración: 58:10

Año: 2018

Sello: Epic


Publicidad
Clic para comentar

Responder

Discos

Pet Shop Boys – “Hotspot”

Publicado

en

Hotspot

Hace más de tres décadas que el icónico dúo londinense compuesto por Neil Tennant y Chris Lowe dio inicio a una carrera musical que apostaba por un estilo de pop electrónico sin equivocarse al dar en el blanco con su propuesta, una que hoy vemos probada y consolidada con un nuevo álbum de estudio –el decimocuarto en su lista–, bastante variado e impecablemente producido por Stuart Price, con quien iniciaron esta trilogía en 2013 con “Electric”, para seguir con “Super” (2016) y cerrar el ciclo con el disco que aquí nos convoca.

Si bien, a lo largo de las diez canciones que componen “Hotspot” no encontramos sorpresas de tipo innovador, sí es posible deleitarse con sonidos bien acabados y modernos, corroborando la calidad de un trabajo bien montado que despliega material para todos los gustos, pero sin perder la esencia de aquello que los ha caracterizado y definido desde el principio. El aspecto bailable de la música de Pet Shop Boys se hace presente desde el inicio con “Will-O-The-Wisp”, una canción que agita el corazón con su melodía pegajosa y que trae al presente de forma íntegra la insigne voz de Neil Tennant, sorprendiendo con lo bien cuidado que suena todo. Así, en casi cinco minutos de duración, ya tenemos una introducción encantadora que promete toda una experiencia sónica.

Sin embargo, la continuidad se fracciona momentáneamente con la aparición de la balada “You Are The One”, la que, al finalizar su medianamente desencajada o fantasmagórica aparición, deja ver nuevamente la presencia de esos elementos transversales y característicos de la banda, como la ligereza y elegancia con que complementan las melodías sintéticas, en canciones como “Happy People” o “Dreamland”, esta última con colaboración de Olly Alexnder (Years & Years), lanzada como sencillo en septiembre del año pasado.

El toque melancólico viene dado en tracks como “Hoping For A Miracle” y “Only The Dark”, distinguiéndose esta última por la suavidad de su cadencia y por alcanzar, a ratos, algunos momentos altamente similares a los ritmos de Daft Punk. El único detalle que desconcierta un poco es lo abrupto de su final, porque pareciera ser, además, una canción que podría seguir sonando eternamente. Lo mismo ocurre con “Burning The Heather”, pieza que transmite emociones considerables mediante su letra y sonoridad electrónicamente apesadumbrada.

En tanto, alejándose de aquellos temas que aseguran convertirse en futuros hits, nos encontramos con “Monkey Business” (también lanzado como sencillo, quizás erradamente), una composición que requiere de algunas varias escuchas para lograr ser querida y aceptada, y con “Wedding In Berlin”, que se convierte en un outro sin mucho contenido y bastante repetitivo, aunque, dicho sea de paso, no desentona con aquella simpleza excéntrica tan propia de las producciones del dúo británico.

Si pensamos “Hotspot” en términos de organización, bien podemos distinguir un lado A y un lado B. El primero tiene la energía de la música luminosa y colorida tan distintiva de Pet Shop Boys, y el segundo se hace presente hacia la mitad del camino, cuando nos encontramos con las baladas que agregan una sombra nostálgica a lo anterior, poniendo el foco en un efecto más íntimo y emotivo que, a su vez, también es parte de la tradición del dúo. El resultado es un conjunto de sonidos variados, que, aunque no constituyan una novedad en términos de originalidad, aportan a la vigencia y actualización de un par de músicos que han sorteado al menos tres décadas y un cambio de siglo en un oficio que les ha valido ser considerados, a estas alturas y con toda justificación, como una dupla musical de culto.


HotspotArtista: Pet Shop Boys

Disco: Hotspot

Duración: 42:03

Año: 2020

Sello: x2


https://open.spotify.com/album/3Ap37NIDZhcgORhznOgSmG

Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Hotspot Hotspot
DiscosHace 4 días

Pet Shop Boys – “Hotspot”

Hace más de tres décadas que el icónico dúo londinense compuesto por Neil Tennant y Chris Lowe dio inicio a...

Marigold Marigold
DiscosHace 2 semanas

Pinegrove – “Marigold”

Originarios de New Jersey, y con un sonido característico que toma elementos del indie rock y del country más alternativo,...

The Archer The Archer
DiscosHace 3 semanas

Alexandra Savior – “The Archer”

No tuvieron que pasar siete años de mala suerte –como rezan los primeros versos del álbum– para que Alexandra Savior...

There Is No Year There Is No Year
DiscosHace 4 semanas

Algiers – “There Is No Year”

Algiers es una banda que logró algo de notoriedad en los circuitos alternativos durante 2017 gracias al lanzamiento de su...

Deceiver Deceiver
DiscosHace 3 meses

DIIV – “Deceiver”

Desde su debut, la imagen de DIIV –y en particular la de su líder, Zachary Cole Smith– ha sido asociada...

Macro Macro
DiscosHace 3 meses

Jinjer – “Macro”

Para destacar en el actual y variado espectro musical, se puede tomar la opción de desmarcarse de algún género en...

Pyroclasts Pyroclasts
DiscosHace 3 meses

Sunn O))) – “Pyroclasts”

La densa y oscura capa que Stephen O’Malley y Greg Anderson han construido a través de los años a punta...

No Home Record No Home Record
DiscosHace 3 meses

Kim Gordon – “No Home Record”

En su primera experiencia solista, Kim Gordon da con un disco abstracto y cambiante, mostrando una faceta aún más experimental...

Corpse Flower Corpse Flower
DiscosHace 3 meses

Mike Patton & Jean-Claude Vannier – “Corpse Flower”

En el cuestionamiento en torno a qué resultado puede salir frente a una colaboración de mundos tan diferentes siempre hay...

Ode To Joy Ode To Joy
DiscosHace 3 meses

Wilco – “Ode To Joy”

El camino que Wilco ha trazado en sus más de veinte años de carrera es la prueba viviente de unos...

Publicidad
Publicidad

Más vistas