Conéctate a nuestras redes
El Pintor El Pintor

Discos

Interpol – “El Pintor”

Publicado

en

Los últimos cuatro años de la carrera de Interpol han sido bastante difusos, luego de la publicación en 2010 de su álbum homónimo. En mayo de ese año, después de completar la grabación de dicho disco, que a la postre apareció en septiembre, su bajista Carlos Dengler anunciaría su retiro de la banda por lo que, luego se sabría, fueron diferencias de interés y de trato; amigable pero necesaria, si se quiere. El resultado fue un trabajo pobre y muy lejano de sus luminarias, y responsable de una gira complicada, que tuvo a David Pajo de Slint y Brandon Curtis de The Secret Machines tratando de llenar el vacío. Había que parar la maquinaria y así fue: un hiato interrumpido sólo por el lanzamiento de una reedición de su opera magna,Turn On The Bright Lights” (2002), fue lo que vino a continuación. Este año acaban de anunciar su regreso con “El Pintor”, cuyo título es básicamente un anagrama de su nombre.

INTERPOL 01Durante este tiempo hubo una purga en que Paul Banks, su guitarrista, vocalista y líder, sacó dos discos solistas; su baterista, Sam Fogarino, formó algunos proyectos paralelos; y su otro guitarrista, Daniel Kessler, abrió un local de comida en Nueva York. Y la distancia parece haberles sentado de maravilla, porque “El Pintor” suena desde “All The Rage Back Home”, track que lo inicia, claro, definido y potente como nunca debió haber dejado de ser. Ese mismo título suena a nuevos aires y a renovación, al igual que “Same Town, New Story”.

Sin embargo, “El Pintor” no es solamente un ejercicio de nostalgia de sus primeros trabajos, furiosos y teñidos de penumbra, aspectos característicos del sonido post-punk, sino que también aúna las intenciones más atmosféricas y profundas de “Our Love To Admire” (2007). En “My Desire” puede verse claramente esta propuesta, que combina las guitarras juguetonas de Kessler con una pulsión tensa que desencadena en un beat prístino. “Anywhere” rememora el pulso por ratos marcial de “The Heinrich Maneuver”, y la mencionada “Same Town, New Story” comienza disonante y continúa con la misma veta contenida.

Un punto alto del disco está en “My Blue Supreme”, reuniendo todas las características que Interpol ha tenido durante todo este tiempo y agregando otros matices, incluyendo falsettos de Banks que, pese a todo, están aún poco trabajados, y continúan en “Everything Is Wrong”, una desoladora, mas no por eso menos potente canción. “El Pintor” es un disco que va y viene, que se retroalimenta de sí mismo, de toda su historia y, por qué no decirlo, de su propia influencia. Así es cómo la frase que se repite constantemente en “Breaker 1” recuerda mucho a Ian Curtis con Paul Banks y su característico tono curtiesco cantando desde el fondo del sonido rodeado de eco.

INTERPOL 02La batería inquieta de Fogarino en “Ancient Ways”, se convierte en una muralla que concita todo el punk que el post-punk pudiera tener al sumársele las guitarras y el bajo que, a diferencia de antaño, ya no es omnipresente ni manda a rajatabla en cada canción, sino que se amolda a las necesidades de un nuevo y más fresco sonido. “Tidal Wave” mantiene el mismo pulso, pero hace resaltar las armonías de Kessler. El final de este disco, con “Twice As Hard”, aunque mantiene la intencionalidad ambiental, le añade complejidad a la escucha global con un cambio en la métrica de la canción; lo ralentiza pero no lo hace decaer.

Todo parece indicar que, pese a las adversidades, Interpol está de vuelta en muy buena forma. Pocas veces se ve una banda que, aun faltándole lo que en su momento fue una parte esencial, puede salvar los obstáculos y entregar un trabajo de buena factura que muestra que, para estos neoyorkinos, hay para rato.


Artista: Interpol

Disco: El Pintor

Duración: 39:50

Año: 2014

Sello: Matador / Soft Limit


Publicidad
Clic para comentar

Responder

Discos

Ulver – “Flowers Of Evil”

Publicado

en

Flowers Of Evil

Como parte del desarrollo personal, es importante considerar la integración de las distintas dimensiones que tenemos, y no reprimir lo que pueda surgir como parte de la experiencia de vida junto a las inquietudes que, al ser abordadas, nos impulsan a un mejor entendimiento. Extrapolar esto al analizar la carrera del músico y productor Kristoffer Rygg resulta muy orgánico, debido a que, a través de su propia extensión llamada Ulver, ha permitido que cada etapa de la agrupación haya asimilado de manera sorprendente y soberbia géneros que no son habituales en coexistir dentro de una extensa discografía. Resultado de lo anterior, su último álbum, “Flowers Of Evil”, es un nuevo paso dentro de la tendencia a la reinvención de la banda oriunda de Oslo.

Remontarse a su época de origen es un ejercicio muy interesante, pues nos encontramos con “The Black Metal Trilogie”, un período comprendido entre la innovación para el movimiento black metal al incluir voces limpias y matices folk, “Bergtatt – Et Eeventyr I 5 Capitler” (1995) y la crudeza de “Nattens Madrigal” (1997). Todo un compendio de la etapa más brutal de Ulver y un acercamiento a las influencias que, radicalmente, tendrían mayor protagonismo durante la experimentación que fue pavimentando un largo recorrido que, en su decimosegundo larga duración, se alza atrevido desde la inmersión a través de ligeras capas ambientales que abren el material.

Esta es nuestra canción”, es parte de un verso de “One Last Dance”, la que, junto a “Russian Doll”, se desenvuelven enigmáticas y aguardan hasta la adhesión de una percusión precisa, apoyada por unas líneas de bajo que marcan el ritmo y deja a la atmósfera fluir orgánicamente a nivel sensorial con una intensidad controlada. Los apacibles arreglos de piano brindan espacio a la protagonista absoluta de los tracks: la voz de Rygg, quien, después de la invitación para adueñarse de estos sonidos, abre paso a la pista de baile con “Machine Guns And Peacock Feathers” y su atrevida vibra synth-pop, que bebe de la década de los ochenta, en un enérgico acierto.

Las transiciones durante “Flowers Of Evil” son sutiles. Los detalles que contiene el álbum gozan de ambientes sombríos, mutando al desenfado. Sintetizadores con sentido de urgencia a densos matices de música industrial trascendiendo a un tramo hipnótico, como en “Hour Of The Wolf” y “Little Boy”. Ninguna variación llega a un punto de ebullición, sino que se estructuran como acompañamientos elegantes, con rítmica limpia, como en “Nostalgia”, y aún durante una narrativa grisácea, Ulver consigue un exquisito brillo gracias a melodías de cuerdas, delicadamente conjugadas para erizar la piel, como bien queda demostrado en “A Thousand Cuts”.

Lo único que podría frenar el disfrute de la evolución de Ulver sería una actitud obtusa frente al curso natural que alienta un proceso creativo. Indudablemente, “Flowers Of Evil” se aleja incluso de su predecesor, el aclamado “The Assassination of Julius Caesar” (2017), el cual apuntaba a la epicidad con ambientes tan experimentales como bellos. Conocer esta nueva arista de los noruegos resulta novedoso para su carrera y, si bien el salto es convencional en cierto nivel, lo desafiante de arriesgarse sigue construyendo un buen legado y un atractivo porvenir.


Artista: Ulver

Disco: Flowers Of Evil

Duración: 37:51

Año: 2020

Sello: House Of Mythology


Seguir Leyendo

Podcast Cine E36

Publicidad

Podcast Música E36

Facebook

Discos

Flowers Of Evil Flowers Of Evil
DiscosHace 4 días

Ulver – “Flowers Of Evil”

Como parte del desarrollo personal, es importante considerar la integración de las distintas dimensiones que tenemos, y no reprimir lo...

Hannah Hannah
DiscosHace 5 días

Lomelda – “Hannah”

Hasta ahora, Lomelda ha dicho mucho con poco. A través de minimalistas composiciones y directas prosas, el proyecto de Hannah...

Throes Of Joy In The Jaws Of Defeatism Throes Of Joy In The Jaws Of Defeatism
DiscosHace 6 días

Napalm Death – “Throes Of Joy In The Jaws Of Defeatism”

Leyendas vivientes. Un título que para los “padres del grindcore” no es algo exagerado. Y es que esta legendaria formación...

Zeros Zeros
DiscosHace 2 semanas

Declan McKenna – “Zeros”

La edad de Declan McKenna parece ser un tópico difícil de ignorar al discutir sobre el cantautor británico. Y es...

Alphaville Alphaville
DiscosHace 2 semanas

Imperial Triumphant – “Alphaville”

De la ciencia ficción y ambientado en una localidad distópica, “Alphaville, Une Étrange Aventure de Lemmy Caution” es el título...

ENERGY ENERGY
DiscosHace 2 semanas

Disclosure – “ENERGY”

La fórmula de los ingleses Disclosure, a través de su relativamente breve, pero intensa historia, supone consensos: un producto en...

Revisionist: Adaptation & Future Histories In The Time Of Love And Survival Revisionist: Adaptation & Future Histories In The Time Of Love And Survival
DiscosHace 3 semanas

June Of 44 – “Revisionist: Adaptation & Future Histories In The Time Of Love And Survival”

No son pocas las ocasiones en que proyectos musicales se ven consumidos por pretensiones creativas que terminan deteriorando las relaciones...

WE ARE CHAOS WE ARE CHAOS
DiscosHace 3 semanas

Marilyn Manson – “WE ARE CHAOS”

Si existe un concepto definitorio que pueda englobar toda la carrera discográfica de Marilyn Manson, ese sería ser ecléctico. Comenzando...

Virus Virus
DiscosHace 3 semanas

Haken – “Virus”

Los efectos de la pandemia han sido, por mucho, el tópico global de este año. Desde las relaciones interpersonales hasta...

Mukiltearth Mukiltearth
DiscosHace 4 semanas

The Fall Of Troy – “Mukiltearth”

En la música, literalmente todo puede ser una influencia, ya sea para el concepto de un álbum o para una...

Publicidad
Publicidad

Más vistas