Conéctate a nuestras redes

Discos

Fu Manchu – Gigantoid

Publicado

en

Es bastante inútil decir a estas alturas que Fu Manchu no ha modificado su sonido en sus más de 20 años de carrera. Aquel distorsionado (o fuzzy) de las guitarras afinadas en Re, escalas pentatónicas, la cada vez más agresiva voz de Scott Hill y los riffs sacados de la escuela de Black Sabbath o Blue Cheer, han sido y seguirán siendo marca registrada de los oriundos del sur de California. Lo interesante en este caso, es que a pesar de lo homogéneo que ha sido su música en los ya más de diez discos que han lanzado desde su aparición, es posible encontrar matices que demuestran la variedad de estilos y temáticas que han podido desarrollar. Ya sea en las odas a la vida californiana de “The Action Is Go” (1997), en el álbum –casi- conceptual que terminó siendo “King Of The Road” (2000) o en la propuesta más comercial de “California Crossing” (2001), Fu Manchu ha sabido moverse con soltura dentro de sus propios límites.

FU MANCHU 01Tras la salida del eximio baterista Brant Bjork (quien también fuera miembro de la icónica banda stoner Kyuss), los californianos Fu Manchu iniciaron un viaje que los llevó por sonidos mucho más directos, dejando de lado la psicodelia y el amor por los autos y las drogas (al menos en cuanto a sus letras se refiere). “Start The Machine” (2004), “We Must Obey” (2007) y “Signs Of Infinite Power” (2009) terminaron conformando una trilogía que se caracterizó por darle al sonido de la banda una impronta más similar a agrupaciones como Black Flag y no tanto a otras como Blue Oyster Cult. Y si bien todos esos discos terminaron siendo más que correctos trabajos, ya para su última publicación cabía hacerse la pregunta si es que la banda podría desarrollar algo un poco más novedoso, en vez de volver a probar la fórmula de esos tres últimos trabajos.

“Gigantoid” no representa el abandono total de lo realizado por la banda en la última década, pero no cabe ninguna duda de que este es, por lejos, el disco más “stoner” que ha lanzado, quizás, desde “In Search Of…” del año 1996. Las temáticas abordadas en este disco tienen más que ver con la paranoia que con los autos, más con los monstruos y  alienígenas que con California, y más con la psicodelia que con el escapismo.

La agresividad sigue estando ahí, y es cosa de dar inicio al disco y encontrarse con “Dimension Shifter” para corroborar aquello. Pero es justamente en esta misma canción donde los californianos presentan aquel sonido más psicodélico que mencionamos anteriormente. Un quiebre al medio del tema es todo FU MANCHU 02lo que necesita la banda para iniciar un viaje de poco más de dos minutos donde se bajan las revoluciones y se da paso a ese sonido que tan bien le queda a Fu Manchu. Y si hiciéramos un paralelo, estaríamos frente a un disco donde los “Planet Caravan” terminan siendo más disfrutados que los “Iron Man”. “The Last Question” lleva esta propuesta al extremo, en una canción que, con casi ocho minutos, se transforma por lejos en una de las más extensas de su fructífera carrera.

Hablamos de temáticas donde la psicodelia y la paranoia se hacen presente, y esto la banda lo demuestra no sólo en sus alocadas letras, sino que también en su sonido. “Evolution Machine” es por lejos uno de los puntos más altos del disco, con un riff maquiavélico que acompaña al verso, dotándolo de una premura a la cual no nos tienen acostumbrados. Y la gran decepción de “Gigantoid” es que este tipo de canciones terminan siendo escasas y a ratos parecen ser la excepción y no la regla. En discos previos, sonidos como los explorados acá terminaban siendo un pequeño acápite dentro de toda la estructura, por lo que se agradece bastante que se den esta vez el tiempo para adentrarse más en este mundo que al parecer tanto les acomoda. Y sería deseable que en un futuro no muy lejano los californianos puedan dar rienda suelta a esta faceta que, lamentablemente, aún no han explotado. Esperemos que “Gigantoid” sea el primer paso.

Publicidad
1 Comentario

1 Comentario

Responder

Discos

Colleen Green – “Cool”

Publicado

en

Cool

Una caja de ritmos y una guitarra fueron suficientes para que Colleen Green llamara la atención en 2013 con “Sock It To Me”, su debut bajo la etiqueta de Hardly Art. Aquella propuesta minimalista y sencilla, pero tremendamente pegajosa y atractiva, se fortaleció en formato banda en el estudio con el interesante “I Want To Grow Up” (2015), con el cual visitó Chile en 2018, y pretende dar el salto cinco años después con “Cool”, su cuarto trabajo.

Si hacia 2015 Colleen, de anteojos oscuros sobre el escenario, exploraba en sus letras la decepción, frustración, su amor por la TV y otras ansiedades, hoy su propuesta lírica ha cambiado el foco y se centra en una madurez tan sencilla como reveladora: si antes no era cool, ahora se dio cuenta que sí lo es. “Cool” es un disco con pocas ambiciones, sencillo como todo el catálogo de Green, pero con matices que lo convierten en el más sólido y despreocupado. ¿Por qué complicarse la vida? El single “I Wanna Be A Dog” o la oda al amor propio y las buenas acciones de “It’s Nice To Be Nice” son ejemplos de aquella filosofía.

Con Gordon Raphael (que ha trabajado con The Strokes) en la producción, Green logró consolidar su sonido sin abandonar la esencia lofi y DIY que la hizo popular, pero manteniendo un nivel mucho más alto sin sonar a habitación o cinta vieja. Canciones de acordes sencillos y diseñadas para la aventura siempre en solitario de la artista, quien se resiste a tocar en vivo junto a una banda. “Cool” carece de arreglos o acabados, salvo detalles electrónicos y uno que otro bajo, como en la lenta “Highway” o “Natural Chorus”. Lo más relevante es descubrir el fondo del trabajo lírico de Green, sencillo y natural.

El avance de “Cool” es rápido, son tracks breves y en su mayoría pegajosos, recordándonos que no se necesitan grandes aparatos, pedales o destreza para hacer siempre buenas canciones. El disco tiene sus puntos altos en “You Don’t Exist” donde es posible apreciar la cautivadora voz de Green junto a instrumentos clásicos de banda, y “I Believe In Love”, de lento desarrollo, interesantes cambios de ritmo y un guitarreo sencillo pero explosivo, probablemente la mejor canción del álbum.

Resulta un año de interesantes lanzamientos para Hardly Art, el pequeño sello de Seattle. Marinero conmovió a la crítica con “Hella Love” y se esperan los lanzamientos de La Luz y Lala Lala para nuestra primavera. En este variopinto catálogo se encuentra Colleen Green, que vuelve a tomar sus sencillas composiciones en “Cool” sin mayor ambición que resistir y hacer buenas canciones por sí misma. Basta con verla y escucharla para darse cuenta de que su sola presencia es capaz de dotar de identidad y desplante cualquier catálogo o escenario. Casi única en su especie y estilo, gracias a una propuesta original y fresca para un ambiente saturado de clichés donde el “hazlo tú mismo” a veces deja de lado la calidad.


CoolArtista: Colleen Green

Disco: Cool

Duración: 36:00

Año: 2021

Sello: Hardly Art


Seguir Leyendo

Podcast Cine

Publicidad

Podcast Música

Facebook

Discos

Cool Cool
DiscosHace 3 días

Colleen Green – “Cool”

Una caja de ritmos y una guitarra fueron suficientes para que Colleen Green llamara la atención en 2013 con “Sock...

Donda Donda
DiscosHace 4 días

Kanye West – “Donda”

Donda West, la madre de Kanye, falleció en 2007 por complicaciones en una serie de cirugías plásticas. Hacia 2019, West...

Screen Violence Screen Violence
DiscosHace 1 semana

CHVRCHES – “Screen Violence”

Con una carrera de casi una década, CHVRCHES ya debería tener su lugar asegurado en la industria, sin embargo, desde...

If I Can't Have Love, I Want Power If I Can't Have Love, I Want Power
DiscosHace 2 semanas

Halsey – “If I Can’t Have Love, I Want Power”

Es imposible no cruzar la situación mundial con cada disco que aparece en las plataformas de streaming y ver si...

Loving In Stereo Loving In Stereo
DiscosHace 2 semanas

Jungle – “Loving In Stereo”

Es difícil pensar en cuántas cosas le ha quitado la pandemia al mundo. Son vidas, recursos, tiempo, recuerdos y ansias...

Infinite Granite Infinite Granite
DiscosHace 3 semanas

Deafheaven – “Infinite Granite”

“El que mucho abarca, poco aprieta”, reza un dicho popular y, en cierto grado, podría aplicarse a Deafheaven. Demasiado mainstream...

Solar Power Solar Power
DiscosHace 3 semanas

Lorde – “Solar Power”

En un mundo donde la información avanza aceleradamente, es comprensible la necesidad de desconectarse para escapar de una sociedad cada...

Pressure Machine Pressure Machine
DiscosHace 3 semanas

The Killers – “Pressure Machine”

Las cuarentenas y los momentos de introspección sirvieron de inspiración para muchísimos artistas durante el año pasado; reconectarse con viejas...

Intacto Intacto
DiscosHace 4 semanas

Cevladé – “Intacto”

El universo del rap vive actualmente en una dicotomía en la que, si bien no es necesario tomar bando, es...

Take The Sadness Out Of Saturday Night Take The Sadness Out Of Saturday Night
DiscosHace 1 mes

Bleachers – “Take The Sadness Out Of Saturday Night”

En la última década, Jack Antonoff se estableció como el arquitecto del indie pop por excelencia. Colaborando con algunas de...

Publicidad
Publicidad

Más vistas