Conéctate a nuestras redes

Discos

Deep Purple – Now What?!

Publicado

en

Tras 45 años de trayectoria, los longevos y legendarios Deep Purple siguen luchando por mantenerse vigentes y creativos, lucha que se traduce en el lanzamiento de su decimonoveno álbum de estudio, titulado “Now What?!”, placa que fue grabada en los estudios Anarchy y The Tracking Room de Nashville, Tennessee, bajo la exhaustiva supervisión del aclamado productor Bob Ezrin, reconocido por haber colaborado con artistas de la talla de Kiss, Pink Floyd, Alice Cooper, entre muchos otros. Según declaraciones de Ian Gillan, vocalista de la banda, este trabajo llega en el momento preciso, convirtiéndose en una de las grabaciones más importantes de su vida. Los británicos vuelven a las pistas después de ocho años sin presentar material inédito, desde la edición del disco “Rapture Of The Deep” (2005), y con esta nueva entrega prometen mantener ese sello característico que tan buenos dividendos les ha dado a lo largo de su carrera, incorporando matices modernos y renovados.

DEEP PURPLE 01La apertura del álbum corre por cuenta de “A Simple Song”, una delicada melodía cuyo comienzo tiene como protagonista excluyente el hermoso sonido de la guitarra de Steve Morse, una introducción de lujo a la nítida y decidida voz de Ian Gillan, que rápidamente muta a una base rítmica mucho más potente y enérgica, adornada por un preciso solo de teclado. En “Weirdistan” la batería de Ian Paice marca el pulso de la canción, con una activa participación de las cuerdas, que se entremezclan con elementos más sintetizados y voces exageradamente trabajadas, en una combinación que no logra cuajar. “Out Of Hand” es el primer corte en evidenciar una textura más moderna, con poderosas y bien logradas secuencias de Morse, que se complementan de buena manera con el bajo de Roger Glover y con el aura oscura de la pieza. Sin lugar a dudas, un elemento que juega en contra es la extensión del tema, que deja la incómoda sensación de tener un par de minutos de relleno. El disco continúa con la dinámica melodía de “Hell To Pay”, que trae de vuelta el estilo clásico de los nativos de Hertford, con un sonido que se acerca mucho más a su legado, y Don Airey compitiendo de igual a igual con Morse por lograr la mejor ejecución. “Body Line” baja las revoluciones, pero se mantiene en la misma línea que su predecesor, con una instrumentación que opaca la desgastada y poco participativa voz de Gillan.

Una extensa introducción marca el comienzo de “Above And Beyond”, una pieza a medio tiempo que presenta unos leves matices de blues, obteniendo excelentes réditos de sus reiterados cambios de ritmo. “Blood From A Stone” ofrece una base tibia, que parece ajustada para no exigir más de la cuenta la voz de Ian Gillan, pero que se yuxtapone a ráfagas mucho más agresivas e intensas, para inmediatamente volver a la sensibilidad del teclado, configurando una confusión de estilos y formas. Con “Uncommon Man”, los segundos se consumen con los precisos solos que ofrece Steve Morse, en un lucimiento instrumental que se torna exagerado e intrascendente, apareciendo recién la voz promediando la mitad de la canción, con una limitada energía que no alcanza para cambiar el foco de atención.

DEEP PURPLE 02El sonido más setentero vuelve a asomar en “Aprés Vous”, con una base que pretende volver a sus raíces, pero que pareciese no encontrar el camino, perdiéndose nuevamente en la instrumentación y el exceso de arreglos. “All The Time In The World” se mueve sobre un terreno mucho más contenido, teniendo en este punto su principal atractivo, con una melodía que no parece sobrecargada y donde todos los elementos funcionan en perfecta complicidad. El cierre del álbum corre por cuenta de “Vincent Price”, una canción que a ratos hace recordar a Black Sabbath, evidenciando un estilo mucho más agresivo y cercano al heavy metal. El bonus track de la edición de lujo está conformado por el corte blues “It’ll Be Me”, cover de Lewis Jerry Lee.

Quizás la mejor recomendación antes de sumergirse en esta nueva experiencia que ofrece Deep Purple es bajar drásticamente las expectativas, ya que si lo que se espera con “Now What?!” es un álbum que se acerque, aunque sea remotamente, a lo expuesto en su época más gloriosa, la desilusión puede ser bastante grande. El principal defecto de esta nueva producción es que Deep Purple no logra sonar como una banda, muy por el contrario, el protagonismo de la guitarra de Steve Morse y el teclado de Don Airey por sobre el resto de la agrupación, resulta abismante, cayendo constantemente en el abuso de los solos y los riffs como elementos de relleno, opacando inclusive la voz de Ian Gillan, que de por sí se evidencia desgastada y limitada. La sensación general es que el álbum no tiene una orientación clara y definida, experimentando con múltiples ritmos y estilos, pero sin establecer una identidad propia. No quiero parecer irrespetuoso, ni mucho menos hacer enojar a los fanáticos más incondicionales de los británicos, pero creo que, en esta oportunidad, los legendarios Deep Purple han quedado en deuda.

Publicidad
3 Comentarios

3 Comments

Responder

Discos

CHVRCHES – “Screen Violence”

Publicado

en

Screen Violence

Con una carrera de casi una década, CHVRCHES ya debería tener su lugar asegurado en la industria, sin embargo, desde su álbum debut, “The Bones Of What You Believe” (2013), la banda ha tenido sus altibajos. Con “Screen Violence”, su cuarto disco y primero en tres años, Lauren Mayberry y compañía despejan todas las dudas en torno a su música. La nostalgia ochentera no podría estar más presente en la música actual, pero CHVRCHES encuentra su inspiración en un sonido más oscuro, cercano al synthpop de bandas como Depeche Mode y el goth rock de The Cure.

Donde otros grupos podrían sonar derivativos, el trío logra nuevamente reinventar el sonido con un enfoque moderno. Esto queda más que claro en el potente sencillo “He Said She Said”, un himno synth sobre los desafíos de no encajar en los parámetros de la sociedad. Combinando los sintetizadores clásicos con potente percusión y un drop electrónico, la banda entrega una pieza bailable para un mundo más oscuro como el de 2021.

Líricamente, también logra encapsular los temas de “Screen Violence”, donde hay un sentimiento claustrofóbico de enfrentarse sola a un mundo que no te recibe con los brazos abiertos, pero, al entregar su material más personal, Mayberry también logra crear otro tipo de himnos generacionales, donde la desesperanza es más compartida que en otros tiempos. Y es que acá CHVRCHES reimagina la banda sonora de una película de terror ochentera, donde el mayor miedo es la incertidumbre del futuro. Así es precisamente como suena “Nightmares”, que se alza como un oscuro himno de los tiempos presentes, y cómo no, si en los últimos tres años desde su pausa el mundo ha cambiado bastante. Sentimiento claro en “Final Girl”, una de las piezas centrales del disco, donde Lauren se pregunta si es ella la “chica final” en esta película, y precisamente esto responde a una de las problemáticas centrales que plantea Lauren: la misoginia. El machismo de la industria y las presiones sociales impuestas a las mujeres son temáticas que potencian esta atmósfera oscura, siendo temas que se repiten a lo largo del disco, en especial en canciones como “He Said She Said” y “Good Girls”, que cuestionan estas imposiciones.

Lauren es, sin duda, la fuerza líder de este álbum, donde su melódica voz es capaz de encajar a la perfección con los potentes synths de los instrumentales; incluso en un disco con sonidos mucho más complejos y explosivos, su voz nunca es eclipsada, sino que potencian aún más a la heroína de este viaje. En ese sentido, no hay que dejar de lado el trabajo de producción y de Iain Cook y Martin Doherty. El sonido clásico de CHVRCHES se maximiza gracias al esfuerzo del trío, quienes crean paletas mucho más envolventes y con múltiples capas, como en el caso de “Asking For A Friend” o la destacada colaboración con Robert Smith, “How Not To Drown”, donde no existen tiempos para descansos y cada minuto sorprende con un nuevo clímax sonoro.

Pese a la producción, que puede resultar más demandante para el oyente, “Screen Violence” es sorpresivamente encantador y resulta sencillo de disfrutar. Momentos como “California” o “Lullabies” son capaces de acompañar una noche solitaria o animar una fiesta post-pandemia, reforzando lo íntimo del disco, pero lo representativo de un presente compartido por tantos. Tal como contemporáneos como The 1975 o Robyn, la banda logra crear momentos bailables que de la nada paran en seco con sus cuestionamientos y dudas sobre el mundo.

“Screen Violence” no sólo termina siendo un disco que asegura a CHVRCHES como una banda establecida, sino que es también su trabajo más destacado. Complejo en su producción y perfectamente accesible para un público masivo, el trío logra encontrar el punto perfecto para el siguiente paso, con una versión maximalista de su sonido, pero que jamás se vuelve abrumador. Asimismo, es un testamento de la música que inspira un presente como el de 2021, con melodías inquietantes y claustrofóbicas, pero en constante búsqueda de una salida, y letras reveladoras y desafiantes, aunque también vulnerables e íntimas.


Screen ViolenceArtista: CHVRCHES

Disco: Screen Violence

Duración: 42:53

Año: 2021

Sello: EMI / Glassnote Records


Seguir Leyendo

Podcast Cine

Publicidad

Podcast Música

Facebook

Discos

Screen Violence Screen Violence
DiscosHace 6 días

CHVRCHES – “Screen Violence”

Con una carrera de casi una década, CHVRCHES ya debería tener su lugar asegurado en la industria, sin embargo, desde...

If I Can't Have Love, I Want Power If I Can't Have Love, I Want Power
DiscosHace 7 días

Halsey – “If I Can’t Have Love, I Want Power”

Es imposible no cruzar la situación mundial con cada disco que aparece en las plataformas de streaming y ver si...

Loving In Stereo Loving In Stereo
DiscosHace 2 semanas

Jungle – “Loving In Stereo”

Es difícil pensar en cuántas cosas le ha quitado la pandemia al mundo. Son vidas, recursos, tiempo, recuerdos y ansias...

Infinite Granite Infinite Granite
DiscosHace 2 semanas

Deafheaven – “Infinite Granite”

“El que mucho abarca, poco aprieta”, reza un dicho popular y, en cierto grado, podría aplicarse a Deafheaven. Demasiado mainstream...

Solar Power Solar Power
DiscosHace 2 semanas

Lorde – “Solar Power”

En un mundo donde la información avanza aceleradamente, es comprensible la necesidad de desconectarse para escapar de una sociedad cada...

Pressure Machine Pressure Machine
DiscosHace 3 semanas

The Killers – “Pressure Machine”

Las cuarentenas y los momentos de introspección sirvieron de inspiración para muchísimos artistas durante el año pasado; reconectarse con viejas...

Intacto Intacto
DiscosHace 3 semanas

Cevladé – “Intacto”

El universo del rap vive actualmente en una dicotomía en la que, si bien no es necesario tomar bando, es...

Take The Sadness Out Of Saturday Night Take The Sadness Out Of Saturday Night
DiscosHace 4 semanas

Bleachers – “Take The Sadness Out Of Saturday Night”

En la última década, Jack Antonoff se estableció como el arquitecto del indie pop por excelencia. Colaborando con algunas de...

Distant Populations Distant Populations
DiscosHace 4 semanas

Quicksand – “Distant Populations”

Demoledor. El nuevo trabajo de Quicksand supera con creces las expectativas de un retorno esperado desde “Interiors” (2017), y una...

SINNER GET READY SINNER GET READY
DiscosHace 1 mes

Lingua Ignota – “SINNER GET READY”

Esta nueva, interesante y prolífica aproximación hacia sonidos estrechamente ligados al noir, es un hecho. Ha sido posible ver, entre...

Publicidad
Publicidad

Más vistas