Conéctate a nuestras redes
No Cross No Crown No Cross No Crown

Discos

Corrosion Of Conformity – “No Cross No Crown”

Publicado

en

A veces se nos olvida que Corrosion Of Conformity es una agrupación muy longeva. Su cambio de piel desde el crossover thrash de entregas como “Eye For An Eye” (1984) o “Animosity” (1985), hasta la vuelta de tuerca sabbathica que comenzó con el disco de transición “Blind” (1991) y explotó con el magnífico “Deliverance” (1994), nos habla de una banda que supo sobreponerse a las constantes mutaciones en su formación para encontrar su estado natural desde que Pepper Keenan se unió al combo que completa Mike Dean, Woody Weatherman y Reed Mullin, y asumió como vocalista y guitarra rítmica, dándole el giro que necesitaban en el momento justo para dejar una marca registrada a punta de puro groove.

Dicha fórmula sónica, que llevan trabajado por más de tres décadas, ha logrado sobrevivir gracias a la perseverancia de sus componentes. Tras la salida de Keenan en 2006 para volcarse de lleno a Down, Dean, Weatherman y Reed siguieron como trío, dando rienda suelta a sus valores más ligados al hardcore y editaron dos discos más para mantener flameando la bandera.  Tuvieron que pasar trece años para que la ilustre alineación se reuniera nuevamente en el estudio y diera vida a “No Cross No Crown”, un álbum que los encuentra en plena forma y que logra devolver la magia de sus obras más redondas, un verdadero regalo para los fanáticos que esperaban con ansias esta nueva producción desde que el vocalista y guitarrista anunciara su regreso.

La mirada retrospectiva a sus trabajos más insignes no sólo se ve reflejada en el sonido, sino que también en el formato, ya que con sus 58 minutos de duración y su estructura que consta de una introducción en “Novus Deus” y va sumando una serie de interludios como “No Cross”, “Matre’s Dream” y “Sacred Isolation” intercalados cada dos canciones, dotan al disco de una atmósfera críptica que funciona acertadamente, en especial porque es un guiño que apela a una audiencia cautiva. La banda no se pierde buscando nuevos horizontes, ni replica las formas del metal actual para encajar en moldes que no le son propios, sino que se ciñe al terreno conocido construyendo riffs mastodónticos que atacan de manera frontal, como “A Question To Believe (A Call To The Void)”, generando excelentes trabajos en las guitarras gemelas, como se percibe en “E.L.M” y “Forgive Me”, ambas con riffs galopantes que añaden gran fuerza a su desarrollo, y traduciendo sus influencias más clásicas en “Old Disaster” y “Forgive Me”, con una soltura y energía que no dejan títere con cabeza. De hecho, tanto es su amor por las reminiscencias setenteras, que hasta se dan el gusto de hacer una demoledora versión de “Son And Daughter” de Queen, un cover que les viene como anillo al dedo, puesto que encaja con la línea sólida, compacta y profunda que muestran en toda la placa.

Los momentos más oscuros recaen en la homónima “No Cross No Crown” y en “Nothing Left To Say”, deudoras absolutas de “Master Of Reality” (1971) de Black Sabbath, ya que ambas crean parajes sofocantes, tétricos y duros, en los que Pepper Keenan demuestra que su voz sigue sonando tan bien como hace veinte años, tanto en los tonos graves de la primera, como en los momentos más intensos de la segunda.  “The Luddite”,  “Cast The First Stone” y “Wolf Named Crow” –escogidos como singles para promocionar el larga duración– mantienen viva la leyenda de esta encarnación tan icónica, energía que el productor John Custer (eterno colaborador que a estas alturas es el quinto miembro del grupo) logra capturar bajo las perillas de una manera en que se siente viva y renovada, tanto así, que este disco fácilmente se podría catapultar como un perfecto intermedio entre “Deliverance” (1994) y “Wiseblood” (1996) gracias a esa mezcla de sludge, stoner y rock sureño que aún suena distintiva sin agotar la fórmula.

Sea cual sea su reencarnación, nadie podría cuestionar que Corrosion Of Conformity ostenta las credenciales de una banda tremendamente influyente para varios ídolos del rock. Muchos crecieron viendo cómo figuras de la talla de Jim Martin de Faith No More, Kim Thayil de Soundgarden o Rex Brown de Pantera llevaban en su pecho la icónica polera de la banda, siempre considerada de culto, pero que a estas alturas es una institución infranqueable con una sonoridad curtida. Su legado es su corona y, al mismo tiempo, una cruz que deben cargar en cada entrega, pero se mantienen estoicos, como la estructura de la vieja iglesia del 1500 transformada en centro cultural en Inglaterra, donde Pepper Kennan vio la inscripción “No Cross No Crown” (sin cruz, ni corona) y la adaptó como concepto central del disco. Tanto las cruces como las coronas pueden ser símbolos de opresión, de atarse al poder o un credo de forma ciega, y la banda sabe jugar con eso abrazando una determinada manera de comunicar que se ve dura, honesta, salvaje, distorsionada, a veces desatada, otras arrastrada, pero que a su vez la sienten propia y la desarrollan con libertad y sin miedo. La banda favorita de nuestras bandas favoritas está de vuelta y suena más fuerte que nunca.


Artista: Corrosion Of ConformityNo Cross No Crown

Disco: No Cross No Crown

Duración: 58:01

Año: 2018

Sello: Nuclear Blast


Publicidad
Clic para comentar

Responder

Discos

James Dean Bradfield – “EVEN IN EXILE”

Publicado

en

EVEN IN EXILE

A veces pareciera que la figura de Víctor Jara irrumpe mucho más potentemente en el extranjero que en nuestro país, esto porque, si bien es considerado un ícono de nuestra historia musical y cultural, el inmenso legado que dejó como activista trascendió las barreras incluso del idioma. Bajo este contexto, no resultaría tan extraño que un artista como James Dean Bradfield, acostumbrado a un rock de guitarras más convencionales en Manic Street Preachers, decidiera concentrarse en la vida y obra del hombre de “Manifiesto” para entregar “EVEN IN EXILE”, un trabajo que, mediante 11 composiciones, aborda diferentes episodios de Jara y su inmenso legado.

En poco más de 48 minutos, el artista entrega una colección de canciones recopilando distintos pasajes de la vida de Jara, mostrando su inmensa capacidad como compositor con diversos elementos sacados del pop, el rock progresivo, e incluso la música latinoamericana, descifrando diversos mensajes en una clave fresca y bastante radial para tratarse de un álbum conceptual. Dicho eso, basta sólo el inicio con “RECUERDA” para ir comprendiendo las diversas postales de la historia chilena que Bradfield entrega desde el arranque, con “THE BOY FROM THE PLANTATION”, el single principal del LP, introduciéndonos al viaje que nos contará la historia de Víctor Lidio Jara Martínez.

Todos los elementos sonoros que James incorporó en el desarrollo de “EVEN IN EXILE” se funden en una obra que permite analizar una mirada externa de una figura tan importante como la de Víctor Jara, todo esto gracias a las sublimes palabras del poeta galés Patrick Jones, quien es el encargado de cada uno de los poemas musicalizados en este trabajo. Desde ahí radica cómo un disco en homenaje a la figura de Jara puede transformarse a la vez en un detallado ejercicio de su música y legado, sobre todo abordando la importancia que tuvieron en la vida del intérprete personas como su madre Amanda Martínez, su esposa Joan Jara o la influencia de Violeta Parra, todas ellas encontrando su momento en el disco para abordar dichos lazos, como en “UNDER THE MIMOSA TREE”, “FROM THE HANDS OF VIOLETA” o “WITHOUT KNOWING THE END (JOAN’S SONG)”, completamente dedicada a la viuda de Víctor.

Por supuesto que otros hitos del período más complejo de nuestro país también se hacen presente en varios tracks, desde la desolación de “THERE’LL COME A WAR” o la profunda inmersión en el relato que logra “SEEKING THE ROOM WITH THE THREE WINDOWS”. Asimismo, “LA PARTIDA”, una canción donde lo primero que uno podría identificar es la vibra del italiano Alessandro Alessandroni, se centra en las viudas de los Detenidos Desaparecidos y su incansable búsqueda por el desierto de Atacama, fundiendo la historia hacia “THE LAST SONG”, en la que, mediante una indudable sensación de derrota, Bradfield narra una prosa que bien representa los últimos días de Jara, así como los del presidente Salvador Allende.

Las canciones de Jara seguirán sonando siempre, incluso para las nuevas y futuras generaciones, pero nunca es tarde para reflexionar en el sentido de cómo su obra ha sido tan relevante incluso, en lugares tan lejanos como Europa. “No hay ningún cantante de protesta como él”, ha dicho Bradfield en reiteradas ocasiones, y evidentemente tanto él como Patrick Jones lo comprendieron muy bien, abriendo así una puerta a que el legado de Víctor llegue a influenciar aún más gracias a este documento de historia viva, de palabras que cobran una fuerza por sobre el recuerdo de un artista excepcional, donde de alguna u otra forma su influencia se sentirá en cada cantar que vaya desde el corazón. “Ahí donde llega todo, y donde todo comienza. Canto que ha sido valiente, siempre será canción nueva”.


Artista: James Dean Bradfield

Disco: EVEN IN EXILE

Duración: 48:20

Año: 2020

Sello: MontyRay


Seguir Leyendo

Podcast Cine E36

Publicidad

Podcast Música E36

Facebook

Discos

EVEN IN EXILE EVEN IN EXILE
DiscosHace 1 mes

James Dean Bradfield – “EVEN IN EXILE”

A veces pareciera que la figura de Víctor Jara irrumpe mucho más potentemente en el extranjero que en nuestro país,...

POWER UP POWER UP
DiscosHace 1 mes

AC/DC – “POWER UP”

El 19 de febrero de 1980 falleció Bon Scott, segundo vocalista de la banda de hard rock AC/DC. En la...

CYR CYR
DiscosHace 1 mes

The Smashing Pumpkins – “CYR”

Retomando un formato doble, que no le veíamos desde el reconocido “Mellon Collie And The Infinite Sadness” (1995), The Smashing...

Letter To You Letter To You
DiscosHace 2 meses

Bruce Springsteen – “Letter To You”

A través de su carrera, Bruce Springsteen ha musicalizado la juventud de múltiples generaciones. Los clásicos solos de saxo, su...

Canciones Para El Siglo XXI Canciones Para El Siglo XXI
DiscosHace 2 meses

Poder Fantasma – “Canciones Para El Siglo XXI”

Tierra fértil para el pop ha sido nuestro país. Con una rica tradición y un variado catálogo a punta de...

Atlas Vending Atlas Vending
DiscosHace 2 meses

METZ – “Atlas Vending”

Luego de haber publicado el compilatorio “Automat” en 2019, el trío canadiense METZ tenía a todos muy atentos por un...

Endless Twilight Of Codependent Love Endless Twilight Of Codependent Love
DiscosHace 2 meses

Sólstafir – “Endless Twilight Of Codependent Love”

Últimamente, la casa discográfica francesa Season Of Mist ha estado pendiente de lo que ocurre en Islandia en términos musicales....

Post Human: Survival Horror Post Human: Survival Horror
DiscosHace 2 meses

Bring Me The Horizon – “Post Human: Survival Horror”

La emergencia sanitaria por el Covid-19 ha sido uno de los sucesos que más ha afectado al ambiente artístico. Lo...

Song Machine, Season One: Strange Timez Song Machine, Season One: Strange Timez
DiscosHace 2 meses

Gorillaz – “Song Machine, Season One: Strange Timez”

Lo de Gorillaz siempre ha tenido que ver con dar vida a un espacio donde las cosas pueden ser llevadas...

Vökudraumsins Fangi Vökudraumsins Fangi
DiscosHace 2 meses

Auðn – “Vökudraumsins Fangi”

Islandia es tierra mágica en cuanto a creación artística. Con una población que bordea los 400 mil habitantes y paisajes...

Publicidad
Publicidad

Más vistas