Conéctate a nuestras redes
Viento Salvaje Viento Salvaje

Cine

Viento Salvaje

Publicado

en

Una blanca serenidad que guarda en su calma más misterios de lo que el silencio es capaz de esconder; un plano salvaje en el que la supervivencia retoza entre los más fuertes de la manada. Un escenario recóndito, en el que hombres y mujeres sobreviven realidades impuestas por las circunstancias, pero también por la historia y por una sociedad sutilmente marchita en sus valores y en su esencia. Así lo argumenta Taylor Sheridan en “Viento Salvaje”. Y para el guionista detrás de “Sicario” (2015) y “Hell Or High Water” (2016), en sus personajes no existe el bien y el mal como construcciones completamente demarcadas o excluyentes. Hoy, como escritor y director de la que llama ópera prima (en rigor, su segunda película), concluye con gran acierto la llamada “trilogía de las fronteras”, que incluye a estas tres producciones. En esta entrega, se introduce a las comunidades indígenas de Estados Unidos, en una denuncia estilísticamente bella e intrínsecamente feroz acerca del desprecio gubernamental frente a ciertos grupos de la sociedad civil, y también del ser humano con sus pares.

En la Reserva Indígena Wind River, el agente del Servicio de Pesca y Fauna Silvestre, Cory Lambert (Jeremy Renner), encuentra el cadáver congelado de una joven nativo americana. Debido a los indicios de agresión sexual y posible homicidio, la agente del FBI, Jane Banner (Elyzabeth Olsen), debe abrir una investigación en la cual se unirá a la destreza del cazador para seguir las pistas del caso, en el frío estado de Wyoming.

La “trilogía de las fronteras”, como el mismo director ha apodado a las tres cintas que ha escrito, definen un mismo sentir respecto a cómo las leyes son llevadas a cabo en lugares olvidados –reales y simbólicos– donde “la ley” como tal no existe, aunque esté escrita en papel. Así, sus neo-westerns con protagonistas rígidos, pero sensibles, van en busca de la justicia prometida con sus propias manos, síntoma de la indiferencia y abandono establecido en distintos niveles. Allí, donde las jurisdicciones estatales e indígenas encuentran sus diferencias, es el lugar donde toma posición este drama y thriller de misterio. Su motivo se funda en evidenciar las insuficiencias estadounidenses para con sus ciudadanos indígenas, depredados por los mismos problemas de pobreza, desigualdad, violencia y adicción que aquejan a los sectores vulnerables de las naciones, pero que por algún motivo en este particular grupo se presentan con mayor fuerza. Sin embargo, desde la ficción pretende poner en discusión las desapariciones no documentadas de las mujeres nativas y la falta de justicia ante la violencia de género en este sector.

Siempre realizando el símil entre las bestias salvajes animales y las humanas, poco a poco se va desarrollando una historia conmovedora que, según sea el caso amenizada o acentuada con tomas aéreas y planos generales de paisajes increíbles cubiertos de blanco, desentraña el profundo dolor de la pérdida y el sentir conformista casi obligado frente a una realidad indebida. Lo extraño es cómo se logra hacer visible que la sorpresa ante la aparición de una adolescente muerta en la nieve no existe realmente, sino que, casi como realismo mágico, la sorpresa es para quienes son foráneos a esta realidad. Con gran destreza y sin titubeos, esta pieza se concibe como un relato tan brutal como apasionante, en el que el frío de los parajes traspasa el mundo físico para ser una analogía de las temáticas presentadas, las cuales irrumpen en los bosques congelados repentinamente, tal como el ataque de una fiera a su presa, dejando que el rojo de la sangre tiña el blanco de la nieve.

Las sólidas interpretaciones son otro punto que logran que esta producción cumpla sus objetivos. Lejos de las críticas étnicas hacia el realizador o protagonistas, lo cierto es que principales y secundarios encarnan con gran nivel sus papeles y el peso de sus historias construidas, logrando confluir sin problemas y dejando entrever las razones creativas detrás de estas decisiones.

Si bien, hacia el tercer acto los hechos se van uniformizando de manera algo forzada y apurada, y en su estructura argumental no se propone tanta innovación, en su totalidad logra dar en el clavo, dejando una sensación de tristeza que retumba sin término, incluso cuando la redención ficticia toma parte. No hay ganadores ni perdedores mientras el problema de fondo siga estando presente.

Aunque comience con un aviso de “basada en hechos reales”, pronto comprendemos que no se refiere a un incidente aislado, sino que a la suma de las cientos de historias que siguen ocurriendo en las comunidades de las Reservas Indígenas de Estados Unidos. Y resulta sobrecogedor pensar cómo se puede extrapolar a otras realidades mucho más cercanas. Un thriller violento, un suspenso doloroso y una denuncia a un sistema mal contemplado, “Viento Salvaje” es un drama majestuoso que traspasa realidades, siendo una tenue pero decidida voz desde las sombras.


Título Original: Wind River

Director: Taylor Sheridan

Duración: 107 minutos

Año: 2017

Reparto: Jeremy Renner, Elizabeth Olsen, Julia Jones, Graham Greene, Jon Bernthal, Matthew Del Negro, Kelsey Asbille, Gil Birmingham, Ian Bohen, Martin Sensmeier


Publicidad
Clic para comentar

Responder

Artículos Cine

Star Wars y el auge de los efectos visuales

Publicado

en

Star Wars

Desde prácticamente siempre, ha existido un odio irracional hacia las precuelas de Star Wars, aquella trilogía de películas que estrenada entre 1999 y 2005 que prometía conectar todos los hilos en torno a la historia que George Lucas iniciara en 1977. Amparado bajo una segunda explosión de popularidad de la saga, el director comenzó a principios de la década del 90 lo que sería la concepción de una idea que ya tenía cuando trabajaba “El Imperio Contraataca”, y que, según sus propias declaraciones en múltiples ocasiones, no le era posible filmar debido a las limitancias tecnológicas propias de la época. Así, el desarrollo del CGI hizo que Lucas pudiera adentrarse en la realización de una nueva trilogía, donde, más allá de su cuestionado argumento e innecesaria creación de fallas argumentales para la saga original, terminó por transformarse en una revolución gracias al elemento que fue más destacado por la crítica: los efectos especiales.

Fue en 1997 cuando comenzó el rodaje de “La Amenaza Fantasma” (1999) y, aunque se mantuvieron algunos elementos como la marioneta de Yoda y una utilización de escenarios reales con un cuidado diseño de producción, la transición se fue desarrollando de manera natural a lo que terminaría siendo “El Ataque de los Clones” (2002) y “La Venganza de los Sith” (2005), donde el uso de fondo verde fue más prominente que en ocasiones anteriores. Como dato curioso, y para reforzar la idea de que la animación digital fue el elemento principal de estas cintas, es sabido que no se construyó ni una sola armadura de trooper durante las tres películas, con dichos modelos siendo todos creados por computadora. A pesar de que el uso de CGI ya se había presenciado en otras películas previas –probablemente “Jurassic Park” (1993) siendo el caso más reconocido–, su utilización dentro de la producción de Star Wars significó todo un precedente, gracias a un innovador software donde se crearían los efectos visuales, al punto de que en la primera cinta existe una sola secuencia que no contiene efectos digitales.

A veinte años de su estreno, los efectos visuales en el cine son cosa de cada día, con prácticamente la totalidad de las cintas más taquilleras utilizándolo en su mayoría, lo que en un espectro más crítico ha terminado por omitir en el espectador el deseo de intentar diferenciar qué es real y qué no al momento de mirar una película. Asimismo, los directores actualmente pueden gozar de la misma libertad que Lucas describió a la hora de realizar las precuelas, pudiendo crear un guion a su antojo sin preocuparse de restricciones en torno a la producción, el desarrollo de personajes y, sobre todo, la creación de mundos y criaturas tan fantásticas como se ha caracterizado la saga desde sus orígenes. Todo lo anterior permitió también una reducción en los tiempos de rodaje, comenzándose a producir blockbusters en masa gracias a la implementación de la fotografía digital, y el uso de cámaras digitales que permiten grabar sin la necesidad de revelar el celuloide, pudiendo así montar y modificar escenas de una manera mucho más rápida.

Ya con la trilogía original Lucas había innovado en una serie de técnicas cinematográficas que eran prácticamente desconocidas para la época, pero todo ese trabajo fue opacado en cierta forma gracias al abrumador éxito que la saga tuvo más allá de la pantalla, transformándose en un icono de la cultura pop gracias a la explosiva venta de juguetes y una creciente popularidad que nunca decayó en el período de 1977 a 1983. Y es así como las tecnologías fueron evolucionando en pos de una saga que desde sus orígenes buscó una forma de deslumbrar y crear experiencias nunca vistas, algo que sin duda se logró con todos los contratiempos que pueda significar. Pasar de un aproximado de 365 tomas con efectos visuales en la primera cinta de 1977 a las más de 2200 que tiene la última de la era Lucas en 2005, habla de una necesidad de incorporar la tecnología con el fin de contar historias, derribando límites y permitiendo que la creatividad e imaginación de los realizadores pueda verse reflejada en la gran pantalla.

Hoy en día, con una nueva trilogía que llegará a su fin este 19 de diciembre, se puede ver como las técnicas de las otras seis entregas se van complementando para darle un romanticismo a la producción, omitiendo de plano un uso totalmente digital para seguir incluyendo animatronics, marionetas, maquillaje y otras técnicas de producción. Sin embargo, es imposible no reconocer el trabajo e influencia de George Lucas en el desarrollo del cine de fantasía como lo conocemos hoy en día y, más allá de cualquier falencia narrativa que haya cometido en sus cuestionadas precuelas, el cine y la tecnología comenzaron una relación que ha beneficiado tanto lucrativa como creativamente a la industria.

  • Star Wars: El Ascenso de Skywalker” se estrena el próximo 19 de diciembre. Preventa AQUÍ.

Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Deceiver Deceiver
DiscosHace 2 semanas

DIIV – “Deceiver”

Desde su debut, la imagen de DIIV –y en particular la de su líder, Zachary Cole Smith– ha sido asociada...

Macro Macro
DiscosHace 2 semanas

Jinjer – “Macro”

Para destacar en el actual y variado espectro musical, se puede tomar la opción de desmarcarse de algún género en...

Pyroclasts Pyroclasts
DiscosHace 3 semanas

Sunn O))) – “Pyroclasts”

La densa y oscura capa que Stephen O’Malley y Greg Anderson han construido a través de los años a punta...

No Home Record No Home Record
DiscosHace 3 semanas

Kim Gordon – “No Home Record”

En su primera experiencia solista, Kim Gordon da con un disco abstracto y cambiante, mostrando una faceta aún más experimental...

Corpse Flower Corpse Flower
DiscosHace 3 semanas

Mike Patton & Jean-Claude Vannier – “Corpse Flower”

En el cuestionamiento en torno a qué resultado puede salir frente a una colaboración de mundos tan diferentes siempre hay...

Ode To Joy Ode To Joy
DiscosHace 3 semanas

Wilco – “Ode To Joy”

El camino que Wilco ha trazado en sus más de veinte años de carrera es la prueba viviente de unos...

Railer Railer
DiscosHace 4 semanas

Lagwagon – “Railer”

Cada vez que un histórico del punk rock decide anotarse un nuevo álbum de estudio, se genera un ambiente de...

Ghosteen Ghosteen
DiscosHace 4 semanas

Nick Cave & The Bad Seeds – “Ghosteen”

Las composiciones de Nick Cave & The Bad Seeds han visto un cambio en la década presente. Dejando descansar a...

All Mirrors All Mirrors
DiscosHace 4 semanas

Angel Olsen – “All Mirrors”

Con los primeros acordes de su debut, “Half Way Home” (2012), Angel Olsen dejó en claro su perspectiva del folk:...

Metronomy Forever Metronomy Forever
DiscosHace 4 semanas

Metronomy – “Metronomy Forever”

Ha pasado más de una década desde el clásico de Metronomy, “Nights Out” (2008), material que los estableció como parte...

Publicidad
Publicidad

Más vistas