Conéctate a nuestras redes
Thor Ragnarok Thor Ragnarok

Cine

Thor: Ragnarok

Publicado

en

En plena fase 3 del Universo Cinematográfico de Marvel (MCU), con 16 cintas a su haber y pronto a cumplir 10 años desde el estreno de “Iron Man” (2008), hallar métodos para innovar frente a una estructura preestablecida por los Estudios Marvel y el distintivo sello Disney es y seguirá siendo uno de los mayores desafíos en el ambicioso panorama que se avecina. Gracias a la elección de Taika Waititi como director, una estruendosa, enérgica y eficaz cinta de acción hilarante –subgénero clave y, a estas alturas, insigne del MCU– es lo que veremos en esta nueva entrega. Pero allí donde se puede creer ilusamente en conceptos repetidos y lugares comunes, la fuerza épica de un semidiós se encuentra con un estilo más liviano y un vuelco en su naturaleza que, pese a que deja de lado elementos dramáticos profundos, encuentra su subterfugio indestructible en un jolgorio lo bastante robusto para dejar en lo alto la saga de Thor, de cara a su aparición en “Avengers: Infnity War” (2018).

La profecía del Ragnarok está a punto de cumplirse y el apocalipsis se aproxima a Asgard. Liberada de su prisión, cuando la diosa de la muerte Hela (Cate Blanchett) destruye el martillo de Thor (Chris Hemsworth), él y su hermano Loki (Tom Hiddleston) llegarán por error a un extraño planeta, en el que la única forma de sobrevivir y escapar para intentar salvar el reino es enfrentando a Hulk (Mark Ruffalo).

Desde que “Thor” (2011) apareció por primera vez en pantalla grande, la mitología del dios nórdico, adaptada desde el cómic para introducir un nuevo personaje en el tablero en que se convertiría posteriormente “The Avengers” (2012), cubrió tenuemente la personalidad y el estilo que tendría este ser. Con algunos espacios para el humor, la apuesta extendía un héroe, si bien más solemne que serio, cuya principal fortaleza era el camino para llevar con dignidad el trono de uno de los Nueve Reinos. Con más mesura que libertades, se siguió explorando su esencia en “Thor: The Dark World” (2013), cuyos tintes eran más oscuros que su predecesora. Pese a los augurios, también se mantuvo de capa caída en “Avengers: Age Of Ultron” (2015).

Sin lugar a duda, ha sido uno de los personajes más difíciles de definir en el mapa, incluso siendo imagen clásica de Los Vengadores. Es por esto que en esta entrega la jocosidad otorgada a su personaje y la relación de confianza con su universo y los espectadores le permitieron a Taika Waititi –responsable de las magníficas “What We Do In The Shadows” (2014) y “Hunt For The Wilderpeople” (2016)– darle al semidiós un perfil relajado, cómodo, bromista y totalmente empoderado de su imagen.

En resumen, un gran acierto. Velocidad y colorinche por doquier, con un efecto neo-ochentero y toques electro, esta es la cinta más entretenida del Dios del Trueno, que con el sello Waititi otorga carcajadas reales con chistes inteligentemente simples, efectivos y muy rápidos. Grandes referencias y cameos, más un humor diferente –que, por cierto, no es el mismo de “Guardians Of The Galaxy” (2014) ni de “Deadpool” (2016), pero si tuviésemos que compararla se acercaría más a la primera– son la tónica que presentan desde el primer minuto una nueva faceta del protagonista.

Ahora, criticar una cinta por ser “demasiado graciosa” es un argumento que manifiesta rabia frente a un hecho que se viene dando hace años más que un real razonamiento. Desde hace un tiempo, el recelo frente a un MCU que decidió irse por un camino más ligero, pero no por ello menos potente, es algo que ha marcado especialmente a la fanaticada acérrima. Sin embargo, desde que Tony Stark asomó en pantalla, este ha sido el manifiesto desde el cual todas las demás cintas bajo el estudio se han cubierto. Y a estas alturas deberíamos estar acostumbrados al “look Marvel”, que de alguna manera siempre entrega películas que funcionan ampliamente mientras se van conectando, algo que de lo que no muchos universos se pueden jactar.

Y no por ser divertida, es menos dramática. Desde los antagonismos, el villano en esta oportunidad encarnado por Cate Blanchett es indiscutiblemente macizo y digno, e intenso el drama que acompaña este mundo. Aunque con menos profundidad trascendente, su marcha ágil no da tiempo para parpadear ni un instante, dando goce de inicio a fin. Lo anterior también gracias a que las bases ya están establecidas hace tiempo y conocemos la dinámica creada entre la mayoría de los personajes. El punto bajo puede ser el tratamiento de algunos de los personajes secundarios que ya vimos en otras entregas, el cual causa mucho ruido. La desaparición de ciertos nombres y rostros conocidos por pocos destruyen varios metros del camino recorrido, dejando la necesidad de una explicación –u homenaje– más extenso. Al menos se introducen nuevos jugadores, como el Gran Maestro cuya excentricidad es llevada con gloria por Jeff Goldblum, la contraparte femenina personificada por Tessa Thompson, o el tierno individuo representado por el mismo director.

Como Thor nunca ha sido el himno esencial de la casa fílmica de Marvel –sino que sólo su imagen–, la autonomía permite licencias que en esta oportunidad cumplen con creces. ‘Epicidad’ suprema y acción a todo color lograda además por esta personalidad neo-ochentera y rasgos vintage en su visualidad y en su música, nos sumergen en esta nueva faceta del Hijo de Odín. Mark Mothersbaugh, líder de Devo y quien musicalizó este filme, entrega melodías contagiosas de electro, cuyo uso de sintetizadores dan un vuelco en una mezcla extraña y entretenida; una amalgama electropop de apariencia retrofuturista. E “Immigrant Song” de Led Zeppellin –ad hoc a la temática– pone la guinda a la torta, posicionando este estilo que derrocha genialidad, tremendamente hilarante y alucinante en su acción, otorgando un rato fabuloso a la espera de lo que se aproxima en el futuro cercano. Porque el futuro, se viene a todo color.


Título Original: Thor: Ragnarok

Director: Taika Waititi

Duración: 130 minutos

Año: 2016

Reparto: Chris Hemsworth, Tom Hiddleston, Cate Blanchett, Anthony Hopkins, Mark Ruffalo, Tessa Thompson, Benedict Cumberbatch, Idris Elba, Jeff Goldblum, Jaimie Alexander, Sam Neill, Ray Stevenson, Tadanobu Asano


Publicidad
Clic para comentar

Responder

Comentarios

El Escándalo

Publicado

en

El Escándalo

La combinación de hechos reales y ficción, para así representar historias de relevancia mediática, podría reforzar una reflexión sobre el trasfondo de ciertos eventos; más aún, cuando existen permanentes discusiones sobre temas controversiales y que están forjando nuevas miradas en la sociedad contemporánea. En este contexto, existen ciertas producciones cinematográficas que toman este medio para adentrarse y otorgar una voz a sus protagonistas.

En 2016 se destapó uno de los más grandes secretos de la televisión estadounidense, cuando la ex conductora de Fox News, Gretchen Carlson, acusó y demandó a Roger Ailes, fundador y ex director del canal, de acoso sexual. El revuelo de la denuncia provocó un remesón en la cadena y ayudó a que muchas trabajadoras tomaran la decisión de denunciar a Ailes por el mismo comportamiento hacia ellas, incluida Megyn Kelly, conductora e importante figura del canal en ese entonces.

Dirigida por Jay Roach, “El Escándalo” se centra en cómo Gretchen Carlson (Nicole Kidman) interpone la demanda por acoso sexual en contra de Roger Ailes (John Lithgow) y las consecuencias de este hecho en el canal. Esta denuncia empujará a otras mujeres a alzar la voz, entre ellas Kayla Pospisil (Margot Robbie), una nueva conductora en ascenso, y a la figura más importante de Fox News, Megyn Kelly (Charlize Theron).

Al estar inspirada por hechos reales, el guion, a cargo de Charles Randolph, transita el terreno de la ficción, pero, al mismo tiempo, no deja a un lado la realidad y, casi como si fuera un documental, expone los hechos alrededor de una difusa veracidad. Esta idea permea la estructura de la cinta, fragmentando su hilo conductor e incorporando elementos que apoyen una mirada cómplice por parte del espectador. En ese sentido, la inclusión de voz en off, insertos visuales, romper la cuarta pared y movimientos de cámara simulando un falso documental, son parte de la sustancia que pretende dar autenticidad y punto de vista al relato, recordando el trabajo de Adam Mckay en “The Big Short” (2015) y “Vice” (2018).

Además, la cinta no tan sólo toma el punto de vista de quienes decidieron demandar y denunciar a Ailes, sino también agrega una tercera perspectiva para ahondar en la reiterada conducta sexual del ex director hacia las trabajadoras del canal. Por un lado, seguimos la mirada de Megyn Kelly, quien en ese momento era una de las figuras más importantes del canal, destacada por emplazar a Donald Trump cuando estaba en plena carrera presidencial. Kelly es puesta como el punto de fragmentación entre sus intereses profesionales y su postura individual cuando se enfrenta al destape iniciado por su ex compañera de canal, en ella se manifiesta el conflicto más profundo entre callar o sumarse a la denuncia, dicha disputa es llevada con gran habilidad a través de la interpretación de Theron, quien logra un extraordinario acercamiento a la figura real de Kelly.

Por otra parte, la representación de Gretchen Carlson es el disparador del gran escándalo y, aunque su presencia es primordial en la progresión de los hechos que terminaron en la denuncia en contra de Ailes, la construcción de su personaje queda incompleta al momento de profundizar en la manera en que escaló el gran destape. Por el contrario, la inclusión de un personaje ficticio en este conflicto permite una entrada hacia lo más oscuro que ocurría en el canal en ese entonces, donde se observa la conducta de George Ailes hacia las mujeres que trabajaban con él, pero también una sutil critica en contra de la industria televisiva y cómo la articulación del poder se interpone para obstaculizar el desarrollo profesional. El personaje interpretado por Margot Robbie resulta ser el más complejo de las tres, otorgando una mirada hacia su vida personal y cómo sus valores, postura política y religiosa chocan y se enfrentan a la situación en la que se ve envuelta.

“El Escándalo” intenta exponer con cierto grado de autenticidad los hechos ocurridos hace cuatro años y, a pesar de sus diferentes miradas, le resulta difícil comprometerse con un punto de vista en particular, por lo que pareciera incompleta en su propuesta. Su mayor fortaleza recae en la actuación de sus protagonistas y el trabajo de maquillaje y caracterización, el que acerca la ficción a su inspiración en la vida real, resultando en una película que sólo limita su relato a una representación superficial y parcial de la acusación que involucraba a grandes figuras de la industria televisiva.


Título Original: Bombshell

Director: Jay Roach

Duración: 109 minutos

Año: 2019

Reparto: Nicole Kidman, Charlize Theron, Margot Robbie, John Lithgow, Allison Janney, Kate McKinnon, Malcolm McDowell, Mark Duplass, Alice Eve, Connie Britton, Alanna Ubach


Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Deceiver Deceiver
DiscosHace 2 meses

DIIV – “Deceiver”

Desde su debut, la imagen de DIIV –y en particular la de su líder, Zachary Cole Smith– ha sido asociada...

Macro Macro
DiscosHace 2 meses

Jinjer – “Macro”

Para destacar en el actual y variado espectro musical, se puede tomar la opción de desmarcarse de algún género en...

Pyroclasts Pyroclasts
DiscosHace 2 meses

Sunn O))) – “Pyroclasts”

La densa y oscura capa que Stephen O’Malley y Greg Anderson han construido a través de los años a punta...

No Home Record No Home Record
DiscosHace 2 meses

Kim Gordon – “No Home Record”

En su primera experiencia solista, Kim Gordon da con un disco abstracto y cambiante, mostrando una faceta aún más experimental...

Corpse Flower Corpse Flower
DiscosHace 2 meses

Mike Patton & Jean-Claude Vannier – “Corpse Flower”

En el cuestionamiento en torno a qué resultado puede salir frente a una colaboración de mundos tan diferentes siempre hay...

Ode To Joy Ode To Joy
DiscosHace 2 meses

Wilco – “Ode To Joy”

El camino que Wilco ha trazado en sus más de veinte años de carrera es la prueba viviente de unos...

Railer Railer
DiscosHace 2 meses

Lagwagon – “Railer”

Cada vez que un histórico del punk rock decide anotarse un nuevo álbum de estudio, se genera un ambiente de...

Ghosteen Ghosteen
DiscosHace 2 meses

Nick Cave & The Bad Seeds – “Ghosteen”

Las composiciones de Nick Cave & The Bad Seeds han visto un cambio en la década presente. Dejando descansar a...

All Mirrors All Mirrors
DiscosHace 2 meses

Angel Olsen – “All Mirrors”

Con los primeros acordes de su debut, “Half Way Home” (2012), Angel Olsen dejó en claro su perspectiva del folk:...

Metronomy Forever Metronomy Forever
DiscosHace 2 meses

Metronomy – “Metronomy Forever”

Ha pasado más de una década desde el clásico de Metronomy, “Nights Out” (2008), material que los estableció como parte...

Publicidad
Publicidad

Más vistas