Conéctate a nuestras redes

Cine

Los Juegos del Hambre: Sinsajo – El Final

Publicado

en

Luego de que se alcanzara la proporción de un lanzamiento por año, llegado su término, ¿qué es lo que finalmente deja como legado la saga cinematográfica de “Los Juegos del Hambre”? En vista de que es muy difícil hablar de trascendencia cuando el análisis pasa por superproducciones como la actual, primeramente habría que rectificar la imagen de la historia y hacerla parte del concepto anterior, pues, como pocas veces ocurre con los productos surgidos desde el Hollywood profundo, esta franquicia supo forjar su valor a partir de un subtexto que siempre se mantuvo sólido, sin reblandecer ante lo que necesariamente hubo que mostrar en forma de acción. Y es que “Los Juegos del Hambre” acaba siendo una combinación que se esparce homogénea sobre una propuesta que no sólo reúne a distintos géneros para confirmarse durante la individualidad de sus films; no, acá la saga completa se encuentra concebida sobre el quehacer de los estilos que son presentes, todos utilizados de manera tal, que la inflexión registrada entre la segunda y tercera cinta fuese lo más solvente posible, considerando también que los últimos dos largometrajes se formaron desde un solo texto (son tres libros originales, adaptados en 4 películas).

THE HUNGER GAMES MOCKINGJAY PART 2 01Después de la transición que representa “Los Juegos del Hambre: Sinsajo – Parte 1”, el curso natural del relato no podía llegar a otra parte más que enfrentar a Katniss (Jennifer Lawrence) contra el presidente Snow (Donald Sutherland), ambas caras visibles de las facciones que luchan por el destino de Panem. Bajo esa intención, el Distrito 13 va a emprender la última arremetida contra el Capitolio, esta vez respaldados por los doce distritos restantes que, como nunca, están unidos para terminar con la tiranía que ha sostenido Snow. Una tarea para nada sencilla, que se complica más todavía cuando Peeta (Josh Hutcherson), aún muy inestable por las torturas que sufrió en el Capitolio, pasa a formar parte del escuadrón donde también se encuentra Katniss. Como si se tratara de la versión N° 76 de Los Juegos del Hambre, en esta oportunidad liberada en las calles de Panem, sin muchas personas en las que pueda confiar, el Sinsajo deberá atravesar varios obstáculos para poder llegar finalmente a Snow.

El concepto permanece, por lo tanto, la consigna se extiende hasta el último eslabón de la cadena. Esto es lo que pasa con “Los Juegos del Hambre: Sinsajo – El Final”, porque es una película que no se desentiende de la herencia entregada por sus antecesoras para tratar de ser un producto que, por su sola condición determinante, busque destacar en su independencia. Aquí no se sacrifica el sentido del relato para llegar a conclusiones que pudiesen resultar más sorpresivas, por lo que es absolutamente necesario para el espectador entender cuál es la lógica previa dentro del universo de Los Juegos del Hambre y así valorar sus elementos teniendo en cuenta el fondo de la historia, que avanza de manera THE HUNGER GAMES MOCKINGJAY PART 2 02consecuente hasta este, su desenlace. La cinta no entrega espacios para la especulación porque, así como los dos títulos que componen al Sinsajo se rodaron al mismo tiempo, el curso fotográfico y narrativo de esta segunda parte tiene por objetivo plantear la experiencia exactamente desde el último punto de lo que hace un año se dejaba en stand by.

Considerando lo anterior, “Los Juegos del Hambre: Sinsajo – El Final” ocupa el mismo lugar que su predecesora, pero intensificando las secuencias de aventura y acción que antes estuvieron ausentes. En la propia línea, tratando de atar todos los cabos sueltos, también se intenta volver sobre un par de asuntos que en principio fueron los motores del relato: el triángulo amoroso formado por Katniss, Peeta y Gale (Liam Hemsworth) logra dar con una resolución que proyecta credibilidad, mientras, paralelamente, la definición plena de Los Juegos del Hambre como un ejercicio de supervivencia se transforma en la expresión de crueldad normalizada del Capitolio en sus calles, donde el mismo se muestra implacable con los rebeldes que intentan tomar el poder. A este respecto, es muy interesante la lectura que la cinta va haciendo sobre los costos que se deben asumir en función de una revolución, una que en teoría aboga por el bien colectivo en vez del personal, y donde finalmente la manipulación se presenta en la conveniencia propagandística.

Deliberadamente predecible, pero no por eso concluyendo en menos impacto sobre sus giros, “Los Juegos del Hambre: Sinsajo – El Final” contrapone la figura de la Katniss, que es emblema de una causa, con la otra que, despojada de su investidura de Sinsajo, sufre y se refugia en las profundidades del bosque cazando, tal como la conocimos en su primera aparición. La complejidad de este y el resto THE HUNGER GAMES MOCKINGJAY PART 2 03de los personajes, cada uno desarrollado al tope de sus dimensiones particulares, promueve la progresión de una historia que por varios pasajes sólo se deja ir, como si aquello fuese lo natural ante la estructura que tan bien se construyó en el largo de estos cuatros años. La extravagancia en el vestuario de las dos entregas iniciales retoma algo de su porción, supliendo las veces de un color que desde el tercer largometraje se anula para transformar a la serie en una muchísimo más oscura, tanto a nivel estético como argumental.

Es inevitable que la sensación tras ver “Los Juegos del Hambre: Sinsajo – El Final” sea la de que pudimos haber tenido un solo tercer capítulo que fuera excelente, en lugar de dos películas que sólo alcanzan una buena calificación. Sin embargo, no hay más que reconocer que acá hubo el oficio suficiente para estirar el elástico justo antes de que este se rompiera, sin resentir la actividad de una franquicia que, en su intervención audiovisual, termina haciendo las cosas de la mejor manera.

Por Pablo Moya

Publicidad
Clic para comentar

Responder

Comentarios

Contra Lo Imposible

Publicado

en

Contra Lo Imposible

Plasmar cinematográficamente acontecimientos relacionados con el deporte implica trazar una línea, aludiendo al proceso detrás de la preparación antes de enfrentarse a un gran evento, con los conflictos situados entre medio configurando la trayectoria de quienes protagonizan grandes hazañas deportivas. Una de las carreras de automovilismo más prestigiosas sirve como el escenario perfecto para situar fuerzas opuestas en medio de un conflicto de intereses donde las destrezas, el compañerismo y la determinación serán fundamentales para alcanzar el éxito. Dos años después de su exitosa “Logan”, James Mangold dirige una historia inspirada en hechos reales y que tiene al centro a dos de las grandes compañías de automóviles del mundo: Ford y Ferrari.

“Contra Lo Imposible” se centra en el visionario diseñador de autos Carroll Shelby (Matt Damon) y el corredor Ken Miles (Christian Bale). Ambos estarán encargados de diseñar y construir un auto de carreras para la compañía Ford, el que debe ser capaz de vencer a su oponente más poderoso en manos de Enzo Ferrari (Remo Girone). Juntos deberán luchar contra los intereses corporativos para, al mismo tiempo, alcanzar sus victorias personales.

La cinta aprovecha desde su inicio el concepto en el que se encuentra inmersa, pues las carreras de autos son su principal motor, y estas son representadas con una mirada intuitiva, capaz de exhibir con agilidad cada momento y componente de una carrera automovilística. Y considerando su extensión, alcanzando las dos horas y treinta minutos, el ritmo agitado se vuelve esencial para conducir un relato que realmente profundiza en su principal temática.

Las decisiones de encuadres y montaje ayudan a edificar una historia que arranca tal como lo hace un auto de carrera y debe avanzar poniendo especial atención a las curvas con las que se encuentra. Y es ahí donde las pausas son necesarias para así poder evidenciar el entramado que se teje al interior de la compañía Ford y, a la vez, aprovechando de adentrarse en la vida personal del corredor que estará a cargo de conducir el moderno automóvil.

Para poder construir una historia que intenta alcanzar un nivel épico dentro de su contexto, esta es divida en dos trayectos que avanzan a la vez y que juntan su camino en la carrera de Las 24 Horas de Le Mans. Por una parte, la compañía Ford y su lucha por competir con las grandes entidades del mundo automotriz, es el centro y detonador que empujará a sus protagonistas a enfrentarse a grandes obstáculos para alcanzar el principal objetivo. La compañía es a la vez representada como quienes instalan los inconvenientes corporativos, donde los intereses monetarios preponderan frente a la pasión que significa para los protagonistas el poder diseñar el revolucionario nuevo modelo.

Por otra parte, el encargado de conducir el nuevo automóvil es el obstinado Ken Miles, el que simboliza un espíritu agitador y con el objetivo de alterar la firmeza de la compañía. Junto a su carácter testarudo y poco apacible, Ken es el personaje que más cambios sufre a través del relato, siendo capaz de transformar su razonamiento, pero gracias a quienes lo rodean, su esposa e hijo. Sin embargo, su camino no podría completarse sin el apoyo de su amigo y socio en este negocio, Caroll Shelby. La relación de ambos es la manifestación del compañerismo y el cariño fraternal; en ellos está puesta la cuota necesaria de idealismo, la que los ayudará a continuar adelante, pese a las adversidades.

James Mangold logra crear un drama deportivo complejo y con las características de un cine algo más clásico, rememorando a producciones hollywoodenses de antaño, pero con la apariencia física de una obra moderna que cuida su tratamiento. “Contra Lo Imposible” alcanza un nivel satisfactorio, donde el mundo que retrata queda plasmado con total firmeza y es coherente con sí misma hasta el final.


Título Original: Ford v Ferrari

Director: James Mangold

Duración: 152 minutos

Año: 2019

Reparto: Matt Damon, Christian Bale, Jon Bernthal, Caitriona Balfe, Noah Jupe, Josh Lucas, Tracy Letts, JJ Feild, Ray McKinnon, Rudolf Martin, Ward Horton, Bridie Latona, Lachlan Buchanan


Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Deceiver Deceiver
DiscosHace 4 días

DIIV – “Deceiver”

Desde su debut, la imagen de DIIV –y en particular la de su líder, Zachary Cole Smith– ha sido asociada...

Macro Macro
DiscosHace 4 días

Jinjer – “Macro”

Para destacar en el actual y variado espectro musical, se puede tomar la opción de desmarcarse de algún género en...

Pyroclasts Pyroclasts
DiscosHace 2 semanas

Sunn O))) – “Pyroclasts”

La densa y oscura capa que Stephen O’Malley y Greg Anderson han construido a través de los años a punta...

No Home Record No Home Record
DiscosHace 2 semanas

Kim Gordon – “No Home Record”

En su primera experiencia solista, Kim Gordon da con un disco abstracto y cambiante, mostrando una faceta aún más experimental...

Corpse Flower Corpse Flower
DiscosHace 2 semanas

Mike Patton & Jean-Claude Vannier – “Corpse Flower”

En el cuestionamiento en torno a qué resultado puede salir frente a una colaboración de mundos tan diferentes siempre hay...

Ode To Joy Ode To Joy
DiscosHace 2 semanas

Wilco – “Ode To Joy”

El camino que Wilco ha trazado en sus más de veinte años de carrera es la prueba viviente de unos...

Railer Railer
DiscosHace 3 semanas

Lagwagon – “Railer”

Cada vez que un histórico del punk rock decide anotarse un nuevo álbum de estudio, se genera un ambiente de...

Ghosteen Ghosteen
DiscosHace 3 semanas

Nick Cave & The Bad Seeds – “Ghosteen”

Las composiciones de Nick Cave & The Bad Seeds han visto un cambio en la década presente. Dejando descansar a...

All Mirrors All Mirrors
DiscosHace 3 semanas

Angel Olsen – “All Mirrors”

Con los primeros acordes de su debut, “Half Way Home” (2012), Angel Olsen dejó en claro su perspectiva del folk:...

Metronomy Forever Metronomy Forever
DiscosHace 3 semanas

Metronomy – “Metronomy Forever”

Ha pasado más de una década desde el clásico de Metronomy, “Nights Out” (2008), material que los estableció como parte...

Publicidad
Publicidad

Más vistas