Conéctate a nuestras redes

Cine

Fuerzas Especiales

Publicado

en

Durante el último verano, fue comentario obligado el paso de Sergio Freire y Rodrigo Salinas por la gala del Festival de Viña. Ambos tuvieron la audacia de llegar uniformados como carabineros con el propósito de promocionar “Fuerzas Especiales”, y ni la frivolidad de la cita evitó que se levantara la polémica. La institución interpuso una querella –“mofa desembozada y vulgar” y “afrenta de extrema gravedad”, alegaron- en contra de los autores y cómplices de la parodia, junto con solicitar que se investigara el desarrollo de la película, que se había terminado de filmar poco antes. El tema aún no tiene una resolución definitiva, pero mientras tanto la cinta en cuestión hace su arribo a las salas. A juzgar por lo visto, el largo no debería levantar más polvo que lo acontecido en Viña: esa actuación con tintes de parodia contenía mucha más insubordinación y desfachatez que el filme mismo.

FUERZAS ESPECIALES 01El cabo Freire (Sergio Freire) lleva dos años trabajando sin compañía luego de haber perdido a su camarada. Eso se termina cuando su superior (Patricio Pimienta) decide asignarle un nuevo compañero, el cabo Salinas (Rodrigo Salinas), un tipo regordete que se hace llamar a sí mismo el “super policía” y vive con una familia de osos de peluches. El recelo inicial entre esta improbable dupla dará paso a un acoplamiento arruinado sólo por la incompetencia de cada uno. Esa debilidad provocará que vean rebajada su honra a niveles vergonzosos a partir de una áspera rivalidad con las Fuerzas de Investigaciones –FDI- y el siniestro plan de un científico (Ramón Llao) que involucra la producción de berlines con sustancias ilícitas.

Un saludo típico –“Buenos días, buenos tardes”-, un hablar rápido y poco modulado y personalidades torpes. Así se constituían los personajes de uniformados emergidos en el Club de la Comedia y esos mismos rasgos sirven de base para la construcción de los policías en la película. El descuido viene asociado a que sólo se limita a incrustar uno que otro atributo nuevo a estos cabos, sin convertirlos en personajes dignos de comandar una historia en la pantalla grande. En la hora y media de metraje no existe aspiración que apunte a un abandono de la precariedad exhibida en el espacio de televisión, en relevo de algo de volumen. Ese menosprecio hacia sus propios personajes proviene de un desacierto mayor: la carencia de ideas, agudeza y elaboración de la propuesta. Por supuesto, no es que no cause pequeñas risas de vez en cuando (debes apellidarte Badilla para conseguir la proeza de que todo sea un completo desastre), pero los intentos de sus realizadores por armar algo interesante son minúsculos.

FUERZAS ESPECIALES 02Si bien, el comienzo –el tercio que se hace menos largo de todos– tiene una fisionomía más cercana a una seguidilla de irregulares sketches que a una presentación consistente de la historia, sirve para instalar ciertos cimientos sobre los cuales se podría haber hecho algo al menos digerible. En cambio, se da paso solamente a un mar de escualidez narrativa, reiteración de bromas e imperdonables forados de argumento. La cinta no penetra en ninguno de los aspectos que enseña en un inicio, pues se limita a transitar superficialmente por todo, con un aire de irrelevancia que hastía. Tampoco se entromete más que un par de centímetros en la burla hacia Carabineros, como si el solo hecho de haberse atrevido a hacer un filme en torno a una institución como esta fuera motivo de irrisión suficiente.

Quizá lo más llamativo de la película sea que, con un romance sin sustento alguno, una rivalidad entre policías que se convierte en una ridiculez y un villano impresentable, tampoco se concentre de lleno en que la relación entre Freire y Salinas sea el salvavidas. El foco poco templado y la acumulación excesiva de personajes tampoco echan una mano en ese sentido. A favor de la dupla hay que precisar que, si bien hay sólo migajas de chispa y un popurrí de chistes que funcionan esporádicamente, si los dos no estuvieran tan comprometidos con sus (toscos) personajes, el suplicio de la función se acrecentaría hasta niveles nocivos.

FUERZAS ESPECIALES 03La experiencia de Freire y Salinas en cine se limitaba a haber interpretado a la mitad del cuarteto principal de “Barrio Universitario” (2013) –escrita por  Pedro Ruminot y Fabrizio Copano, también miembros del Club de la Comedia-, cinta que naufragaba, pero contenía al menos un leve esfuerzo, al menos una mueca. Inclusive no es el del todo descabellado pensar que debajo de la debacle había un material que se podía rescatar y pulir, de manera de estructurar algo digno. Acá eso no sucede ni de asomo, porque no es que extravíe el rumbo a medida que se arma: simplemente nunca se arma. Los responsables de “Fuerzas Especiales” aseguraron haberse inspirado en dos clásicos ochenteros –devenidos en sagas-, como “Lethal Weapon” (1987) y “The Naked Gun: From The Files Of Police Squad!” (1988), pero más que pensar en el descaro de la comparación, sería mejor tomárselo como el gran chiste alrededor del filme.

Es innegable que es pionera en cuanto a obra que se inmiscuye de manera humorística con una institución relevante del país. En ese camino, se acepta como otro de los pasos naturales del desarrollo de la comedia nacional, aún en etapa embrionaria. Pero sus méritos comienzan y terminan allí. Con sus sombras a la vista, parece más que probable que si queda algo de recuerdo de esta película, estará asociado únicamente a un intento inofensivo y estéril por meterse en las patas de los caballos.

Por Gonzalo Valdivia

Publicidad
9 Comentarios

9 Comments

  1. Sergio Palomino (@xXPaLoMoXx)

    02-Oct-2014 en 12:54 pm

    no puedo entender como permiten que este par de weones ignorantes, hagan una película así, es una lastima para el cine el chileno.

  2. Cristian Pasillas. (@Phirotz)

    02-Oct-2014 en 12:59 pm

    Estos hueones juntos con badilla se esfuerzan para hacer del cine chileno lo peor, llega a dar la impresion que cualquier weon con plata llega y hace una pelicula asi como si nada, lo unico que nos queda es que la gente no remunere tamaña blasfemia (algo casi imposible) pero bueno cada uno tiene la libertad de ir o no a ver estas cosas como asi ellos tienen la libertad de hacer lo que quieran.

    • emilio

      03-Oct-2014 en 12:49 pm

      cualquier weon con plata hace lo que quiere en este país.. musica (sergio lagos, por nombrarte a uno), acá la wea se mueve por lucas.. cuanta banda haciendo lo mejor posible y juntando peso a peso en tocatas culias para poder sacar un demo de 4 canciones “todas cagás” y viene un weon con plata y saca un disco, ademas de editado en vinilo.. lo mismo el cine.. como se deben sentir los weones que realmente tienen algo interesante que decir y no este par de weones fomes, que de la mano del club de la comedia ( y el odioso de copano) hacen lo que quieren por tener lucas.

  3. djfsjs

    02-Oct-2014 en 1:24 pm

    Después de casi 35 años en democracia no creo que el cine chileno este en “etapa embrionaria” por culpa del tiempo, mas que recursos económicos, y gente poco talentosa, egocéntrica y arrogante, encargada de cerrarle el camino a otros mas talentosos con tal de asegurarse su puesto. La historia de la cultura en Chile lamentablemente…si no cual seria la excusa para que estemos a años luz de nuestros vecinos?

  4. zippy

    04-Oct-2014 en 8:05 pm

    Falto poner que la cuestión es la copia pobre de Hot Fuzz xd

  5. Joaquin

    06-Oct-2014 en 9:40 pm

    Que pelicula mas Mala!!! Y que pena por el cine chileno, habiendo tanto actor cesante y mil veces mejor y mas talentosos que estos 2 pelotas!!!

  6. andres lawers

    16-Nov-2014 en 6:59 pm

    es muy buena además que se ríen de los pobres paquitos que andan por ahí no mas en educación jejeje

  7. el paco

    01-Ene-2015 en 4:42 pm

    seguro son pacos los que la critican tanto, entre mas les moleste mas webadas seguirán haciendo los humoristas, esto es humorrrr, no burla ni nada de eso, humorrrr

    • Rogelio

      16-Mar-2015 en 6:58 pm

      Esa wea no es humorrr ni para pendejos de cinco años, su humorrrr es estúpidamente infantil. Este par de weones no hace reír ni a palos.

Responder

Comentarios

Contra Lo Imposible

Publicado

en

Contra Lo Imposible

Plasmar cinematográficamente acontecimientos relacionados con el deporte implica trazar una línea, aludiendo al proceso detrás de la preparación antes de enfrentarse a un gran evento, con los conflictos situados entre medio configurando la trayectoria de quienes protagonizan grandes hazañas deportivas. Una de las carreras de automovilismo más prestigiosas sirve como el escenario perfecto para situar fuerzas opuestas en medio de un conflicto de intereses donde las destrezas, el compañerismo y la determinación serán fundamentales para alcanzar el éxito. Dos años después de su exitosa “Logan”, James Mangold dirige una historia inspirada en hechos reales y que tiene al centro a dos de las grandes compañías de automóviles del mundo: Ford y Ferrari.

“Contra Lo Imposible” se centra en el visionario diseñador de autos Carroll Shelby (Matt Damon) y el corredor Ken Miles (Christian Bale). Ambos estarán encargados de diseñar y construir un auto de carreras para la compañía Ford, el que debe ser capaz de vencer a su oponente más poderoso en manos de Enzo Ferrari (Remo Girone). Juntos deberán luchar contra los intereses corporativos para, al mismo tiempo, alcanzar sus victorias personales.

La cinta aprovecha desde su inicio el concepto en el que se encuentra inmersa, pues las carreras de autos son su principal motor, y estas son representadas con una mirada intuitiva, capaz de exhibir con agilidad cada momento y componente de una carrera automovilística. Y considerando su extensión, alcanzando las dos horas y treinta minutos, el ritmo agitado se vuelve esencial para conducir un relato que realmente profundiza en su principal temática.

Las decisiones de encuadres y montaje ayudan a edificar una historia que arranca tal como lo hace un auto de carrera y debe avanzar poniendo especial atención a las curvas con las que se encuentra. Y es ahí donde las pausas son necesarias para así poder evidenciar el entramado que se teje al interior de la compañía Ford y, a la vez, aprovechando de adentrarse en la vida personal del corredor que estará a cargo de conducir el moderno automóvil.

Para poder construir una historia que intenta alcanzar un nivel épico dentro de su contexto, esta es divida en dos trayectos que avanzan a la vez y que juntan su camino en la carrera de Las 24 Horas de Le Mans. Por una parte, la compañía Ford y su lucha por competir con las grandes entidades del mundo automotriz, es el centro y detonador que empujará a sus protagonistas a enfrentarse a grandes obstáculos para alcanzar el principal objetivo. La compañía es a la vez representada como quienes instalan los inconvenientes corporativos, donde los intereses monetarios preponderan frente a la pasión que significa para los protagonistas el poder diseñar el revolucionario nuevo modelo.

Por otra parte, el encargado de conducir el nuevo automóvil es el obstinado Ken Miles, el que simboliza un espíritu agitador y con el objetivo de alterar la firmeza de la compañía. Junto a su carácter testarudo y poco apacible, Ken es el personaje que más cambios sufre a través del relato, siendo capaz de transformar su razonamiento, pero gracias a quienes lo rodean, su esposa e hijo. Sin embargo, su camino no podría completarse sin el apoyo de su amigo y socio en este negocio, Caroll Shelby. La relación de ambos es la manifestación del compañerismo y el cariño fraternal; en ellos está puesta la cuota necesaria de idealismo, la que los ayudará a continuar adelante, pese a las adversidades.

James Mangold logra crear un drama deportivo complejo y con las características de un cine algo más clásico, rememorando a producciones hollywoodenses de antaño, pero con la apariencia física de una obra moderna que cuida su tratamiento. “Contra Lo Imposible” alcanza un nivel satisfactorio, donde el mundo que retrata queda plasmado con total firmeza y es coherente con sí misma hasta el final.


Título Original: Ford v Ferrari

Director: James Mangold

Duración: 152 minutos

Año: 2019

Reparto: Matt Damon, Christian Bale, Jon Bernthal, Caitriona Balfe, Noah Jupe, Josh Lucas, Tracy Letts, JJ Feild, Ray McKinnon, Rudolf Martin, Ward Horton, Bridie Latona, Lachlan Buchanan


Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Deceiver Deceiver
DiscosHace 1 semana

DIIV – “Deceiver”

Desde su debut, la imagen de DIIV –y en particular la de su líder, Zachary Cole Smith– ha sido asociada...

Macro Macro
DiscosHace 1 semana

Jinjer – “Macro”

Para destacar en el actual y variado espectro musical, se puede tomar la opción de desmarcarse de algún género en...

Pyroclasts Pyroclasts
DiscosHace 2 semanas

Sunn O))) – “Pyroclasts”

La densa y oscura capa que Stephen O’Malley y Greg Anderson han construido a través de los años a punta...

No Home Record No Home Record
DiscosHace 2 semanas

Kim Gordon – “No Home Record”

En su primera experiencia solista, Kim Gordon da con un disco abstracto y cambiante, mostrando una faceta aún más experimental...

Corpse Flower Corpse Flower
DiscosHace 2 semanas

Mike Patton & Jean-Claude Vannier – “Corpse Flower”

En el cuestionamiento en torno a qué resultado puede salir frente a una colaboración de mundos tan diferentes siempre hay...

Ode To Joy Ode To Joy
DiscosHace 2 semanas

Wilco – “Ode To Joy”

El camino que Wilco ha trazado en sus más de veinte años de carrera es la prueba viviente de unos...

Railer Railer
DiscosHace 3 semanas

Lagwagon – “Railer”

Cada vez que un histórico del punk rock decide anotarse un nuevo álbum de estudio, se genera un ambiente de...

Ghosteen Ghosteen
DiscosHace 3 semanas

Nick Cave & The Bad Seeds – “Ghosteen”

Las composiciones de Nick Cave & The Bad Seeds han visto un cambio en la década presente. Dejando descansar a...

All Mirrors All Mirrors
DiscosHace 3 semanas

Angel Olsen – “All Mirrors”

Con los primeros acordes de su debut, “Half Way Home” (2012), Angel Olsen dejó en claro su perspectiva del folk:...

Metronomy Forever Metronomy Forever
DiscosHace 3 semanas

Metronomy – “Metronomy Forever”

Ha pasado más de una década desde el clásico de Metronomy, “Nights Out” (2008), material que los estableció como parte...

Publicidad
Publicidad

Más vistas

A %d blogueros les gusta esto: