Conéctate a nuestras redes

Cine

El Hombre Más Buscado

Publicado

en

A veces, revisar los créditos es suficiente para anticipar la calidad de la película. Puede predisponernos ante lo que seguramente será un bodrio, pero también ante lo que puede ser una grata experiencia. Es que, aunque sea un ejercicio flojo y simplista, tampoco es injusto, porque la trayectoria y, sobre todo, una con prestigio, no se gana de la noche a la mañana; es el registro de un trabajo constante que no falla en verse reflejado en pantalla. Si el film, entonces, consta de la colaboración de dos peces gordos como son Anton Corbijn y Philip Seymour Hoffman, difícilmente el producto será decepcionante. El primero, uno de los más connotados fotógrafos y directores de videos musicales; el otro, por lejos el mejor actor de su generación. Sus nombres prometen un espectáculo por el cual vale la pena invertir dinero y tiempo, y si además el argumento está basado en una novela de John le Carré, sólo basta con echarse cómodamente en el asiento y gozar de buen cine.

A MOST WANTED MAN 01Cuando Issa Karpov (Grigoriy Dobrygin), enigmático checheno convertido al Islam, arriba a Hamburgo, el equipo de inteligencia anti-terrorista comandado por Günther Bachmann (Philip Seymour Hoffman) de inmediato se moviliza con tal de descubrir sus motivos. Presionado por las autoridades alemanas y estadounidenses, que poco se fían del sujeto sólo por ser musulmán, Günther debe descifrar si Karpov es un genuino inmigrante inofensivo o si es cómplice de algún grupo violentista.

Después de “Control” (2007) y “The American” (2010), Corbijn regresa con su tercer largometraje de ficción. Y a diferencia de estos dos,  imperfectos en su generalidad pero muy interesantes en su propuesta, aquí finalmente obtiene un resultado cercano al redondo. Precisa y cuidada, sutil e inteligente, la película nos conduce por un camino frío e intrincado de espionaje, que mantiene al espectador en un nivel de tensión que arranca desde el minuto uno y que no hace más que progresar de manera astutamente calculada. Todas las dudas posibles conforme se avanza en el caso y asoman nuevas aristas, todas las sospechas y cuestionamientos que puedan florecer en el público, son deliberadas. Ningún detalle es dejado al azar, y aquello que pueda quedar irresuelto fue claramente planificado para hacerlo más realista porque, después de todo, ¿cuándo se termina de conocer a las personas? ¿Cómo saber del todo si alguien miente o no? Nada es definitivo y la historia ejecuta eso con maestría, no sólo a través del inmigrante, sino preferentemente de los que lo buscan.

A MOST WANTED MAN 02La temática en cuestión es tan actual como controvertida; en un mundo reinado por el prejuicio, la discriminación y el doble estándar, y donde los líderes han sabido inyectar la cultura del miedo en las venas de la población con fines económicos, la problemática que genera la llegada del personaje de Karpov para los encargados de preservar la seguridad es trabajada con una pizca de empatía, un toque de sarcasmo y abundante escepticismo. Lo más rescatable es que no permiten al espectador casarse con una conclusión por adelantado, sino que lo fuerzan a ponerse los zapatos de Günther y desenredar junto a él el embrollo que pesa sobre sus hombros. La sensación de desconfianza prima a cada momento, esa corazonada latente de que algún infortunio imprevisto potencialmente interrumpirá las aguas, es omnipresente en el relato y extrapolable a nuestra propia cotidianidad plagada de incertidumbre respecto a la confiabilidad del entorno.

No es sorpresa que la fotografía sea de lujo; contrastada y elegante, por un extremo retrata Hamburgo como el amenazante refugio de personajes atribulados de la mano de sus abundantes planos sombríos, pero a pesar de ellos, tampoco arrebata la belleza mundana del puerto. Junto al asertivo tratamiento de cámara que respira según el pulso de la situación y un montaje que fluye inequívoco, arman un relato incapaz de despertar indiferencia, y de hacerlo, simplemente no sabes lo que te estás perdiendo. Otro elemento influyente es la música, y con justa razón, si su realizador bien sabe cómo conjugar la melodía e imagen, dramatizando en los segundos claves con sabia exactitud, en vez de caer en una sobrecarga que termina reduciendo el aporte musical a mero adorno, vicio en el que pecan la mayoría de las producciones.

A MOST WANTED MAN 03Quizás la principal, o más visible, debilidad de la cinta es la elección de Rachel McAdams en el rol de la abogada defensora de este hombre más buscado. Aunque su desempeño es digno, pudo haber sido bastante más convincente, y deja con las ganas de haber visto a una actriz alemana en el papel en vez de ella, cuya inclusión ciertamente está vinculada a la familiaridad que significa su rostro para el público norteamericano, lo que por extensión es beneficioso en la taquilla. El resto del reparto es adecuado y ofrece un trabajo acorde, destacando el sigiloso cinismo de Robin Wright en la piel de una embajadora que sólo cuida sus intereses y, como nos supo acostumbrar, la tremenda solidez de Philip Seymour Hoffman. El sujeto era tan bueno en su arte, que las palabras paralelamente sobran y no se encuentran para alabarlo, y aunque esta no es su performance cumbre (constatación ardua, pues cada interpretación suya rozó la gloria), de todos modos se roba sin piedad cada escena donde aparece, perfilando a un Günther tan consumido por su empleo como vacío en su intimidad.

Si bien no es el mejor film de espionaje de la historia, pues no es tan memorable como otras adaptaciones de le Carré como “The Constant Gardener” (2005), y su postura impertérrita pueda incomodar a algunos quisquillosos que la consideren poco arriesgada, “El Hombre Más Buscado” sí debe caber entre lo más notable que se ha estrenado este año en términos de estricto lenguaje cinematográfico. Con un director inspiradísimo y una minuciosa ejecución, se nos ofrece un trabajo capaz de clavarnos la intriga desde el primer encuadre y mantenerla a flote sin accidentes. Por si fuera poco nos regala el último protagónico de una de las joyas del séptimo arte que nos ha entregado Estados Unidos, lo que por sí solo es argumento vasto para apreciar la obra. Una muy buena película.

Por María José Álvarez

Publicidad
Clic para comentar

Responder

Comentarios

Doctor Sueño

Publicado

en

Doctor Sueño

The Shining” (1980) de Stanley Kubrick y la novela de Stephen King en que está basada, son sin duda una de las historias más alabadas y adoradas de la historia, siendo ambas analizadas hasta el día de hoy en el estudio de sus respectivas disciplinas. Por lo que, cuando Stephen King anunció una secuela que seguiría la vida de Dan Torrance, uno de sus protagonistas, los fans se mostraron tan entusiastas como sospechosos. El resultado fue “Doctor Sueño”, una novela que se mueve en el mundo del suspenso y la aventura más que en el terror visceral de la primera parte.

La adaptación cinematográfica está a cargo de Mike Flanagan, un realizador cuyo nombre ya debiera ser conocido para fanáticos del género, que con cintas como “Oculus” (2013) y la serie de Netflix “The Haunting of Hill House” (2017) no sólo se ha perfilado como uno de los realizadores de terror más exitosos del último tiempo, sino como un acérrimo fanático de Stephen King, utilizando recursos narrativos similares, e incluso adaptando una de sus novelas menos conocidas, “Gerald’s Game” (2015). Sin embargo, pareciera que es en parte esta devoción al trabajo del escritor lo que hace que “Doctor Sueño” fracase en muchos aspectos, apoyándose demasiado en la nostalgia sin ofrecer suficiente sustancia.

“Doctor Sueño” continúa con la vida de Dan Torrance (Ewan McGregor), uno de los protagonistas de la primera película, a medida que aprende a lidiar con sus poderes sobrenaturales, buscando principalmente suprimirlos. Sin embargo, cuando Abra (Kyliegh Curra), una niña que “resplandece” poderosamente, comienza a comunicarse con él, un adulto y más maduro Dan se ve enfrentado a un grupo de vampiros liderados por la siniestra Rosa, La Chistera (Rebecca Ferguson), que se alimentan del poder telepático que personas como Abra y él mismo poseen. De esta manera se teje una trama de gato y ratón que, si bien tiene elementos interesantes, a ratos se siente algo tonta.

Uno de los elementos más llamativos de la película es la profundización en los poderes de Dan y la revelación de este culto de seres antiguos que sobreviven en base a la energía que roban de gente con habilidades similares. “El Nudo Verdadero”, como se autodenominan, a pesar de ser entidades sumamente poderosas y antiguas que han existido por siglos alimentándose de la energía de las personas que “resplandecen”, nunca se sienten como una real amenaza, ya que los primeros encuentros que los protagonistas tienen con ellos no provocan grandes consecuencias. Casi se sienten como pares, como adversarios en un mismo nivel, generando que haya poco en juego realmente. Por otro lado, el procedimiento que el grupo usa para extraer la energía telepática es algo desconcertante. Sin entrar en detalles, el efecto visual resulta incómodo y a ratos se ve francamente ridículo, lo que termina por eliminar cualquier tipo de temor que los antagonistas podrían causar en el espectador.

Por otra parte, casi todos los personajes se sienten superficiales y aburridos. Tanto Rosa como Abra son acartonadas y caricaturescas, y sus enfrentamientos siempre están cargados hacia la teatralidad y la exageración, lo que distrae un poco del conflicto. Dan Torrance, por otro lado, se siente soso y sin vida, y el filme se apoya demasiado en que la audiencia ya lo conoce. Su lucha contra el alcoholismo y los fantasmas de su pasado se reduce a un par de pesadillas y una que otra escena en que mira una botella de whisky mientras suena una música tensa. Si suena algo burdo, es porque lo es. Todo lo demás es material casi reciclado de “The Shining” en forma de flashbacks calcados de la película original.

Esto lleva a que la película, buscando apelar a la nostalgia, se apoye demasiado en los recuerdos que su público tiene de la obra original. La misma música incidental y planos que emulan secuencias emblemáticas de la película original, entre otros guiños, se sienten forzados. Es como si los realizadores no hubieran tenido suficiente confianza en el material con que trabajaban y hubieran necesitado recordar constantemente a la audiencia que el presente relato es la continuación de una historia ya venerada, más que una película que funciona por sí misma. Más que intentar capturar lo que hizo que “The Shining” tuviera cierto impacto en la audiencia y hacerlo propio, “Doctor Sueño” pareciera simplemente aprovecharse de los aciertos del filme anterior, fallando en el intento.


Título Original: Doctor Sleep

Director: Mike Flanagan

Duración: 152 minutos

Año: 2019

Reparto: Ewan McGregor, Rebecca Ferguson, Kyliegh Curran, Zahn McClarnon, Carl Lumbly, Alex Essoe, Bruce Greenwood, Jacob Tremblay, Catherine Parker, Robert Longstreet


Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Deceiver Deceiver
DiscosHace 2 semanas

DIIV – “Deceiver”

Desde su debut, la imagen de DIIV –y en particular la de su líder, Zachary Cole Smith– ha sido asociada...

Macro Macro
DiscosHace 2 semanas

Jinjer – “Macro”

Para destacar en el actual y variado espectro musical, se puede tomar la opción de desmarcarse de algún género en...

Pyroclasts Pyroclasts
DiscosHace 3 semanas

Sunn O))) – “Pyroclasts”

La densa y oscura capa que Stephen O’Malley y Greg Anderson han construido a través de los años a punta...

No Home Record No Home Record
DiscosHace 3 semanas

Kim Gordon – “No Home Record”

En su primera experiencia solista, Kim Gordon da con un disco abstracto y cambiante, mostrando una faceta aún más experimental...

Corpse Flower Corpse Flower
DiscosHace 3 semanas

Mike Patton & Jean-Claude Vannier – “Corpse Flower”

En el cuestionamiento en torno a qué resultado puede salir frente a una colaboración de mundos tan diferentes siempre hay...

Ode To Joy Ode To Joy
DiscosHace 3 semanas

Wilco – “Ode To Joy”

El camino que Wilco ha trazado en sus más de veinte años de carrera es la prueba viviente de unos...

Railer Railer
DiscosHace 4 semanas

Lagwagon – “Railer”

Cada vez que un histórico del punk rock decide anotarse un nuevo álbum de estudio, se genera un ambiente de...

Ghosteen Ghosteen
DiscosHace 4 semanas

Nick Cave & The Bad Seeds – “Ghosteen”

Las composiciones de Nick Cave & The Bad Seeds han visto un cambio en la década presente. Dejando descansar a...

All Mirrors All Mirrors
DiscosHace 4 semanas

Angel Olsen – “All Mirrors”

Con los primeros acordes de su debut, “Half Way Home” (2012), Angel Olsen dejó en claro su perspectiva del folk:...

Metronomy Forever Metronomy Forever
DiscosHace 4 semanas

Metronomy – “Metronomy Forever”

Ha pasado más de una década desde el clásico de Metronomy, “Nights Out” (2008), material que los estableció como parte...

Publicidad
Publicidad

Más vistas