Conéctate a nuestras redes
El Hilo Fantasma El Hilo Fantasma

Cine

El Hilo Fantasma

Publicado

en

Hay un consenso transversal al afirmar que Daniel Day-Lewis es uno de los grandes actores de nuestro tiempo. Su carrera está marcada por notables cintas que estelariza con gran talento y precisión inigualables, logrando encarnar una amalgama de personajes tan diferentes y auténticos, como implacables. Por ello, al anunciar –ahora de verdad– su retiro del mundo de las cámaras, el desconsuelo también forma parte de la experiencia “El Hilo Fantasma”, película en la que hace dupla con Paul Thomas Anderson (recordemos que trabajaron juntos en 2007 con “There Will Be Blood“) y que nuevamente logra posicionarse en lo alto de la filmografía de ambos artistas.

Vistiendo a la alta sociedad londinense, Reynolds Woodcock (Daniel Day-Lewis) es un reconocido modisto cuyo trabajo es la única pasión y motor de su vida. Entregado a los diseños y los retazos de finas terminaciones, cuando conoce a la camarera Alma (Vicky Krieps) encuentra en ella una musa para seguir perfeccionando sus creaciones, pero también a una amante con sus propias ambiciones.

Al igual que el zurcir de una prenda a medida necesita mucho tiempo y reposo para lograr unir sus fragmentos en una pieza digna de ser usada, “El Hilo Fantasma” se construye a través de escenas pausadas, delicadas y enormemente cargadas con la ambigüedad de personajes inciertos. Y es que la gracia de esta cinta recae tanto en la sutileza de un guion acertado, que proyecta un aura enigmática en quienes llevan las acciones, como en lo intrincado del fundamento que mueve el relato.

Como siempre, Paul Thomas Anderson nos sorprende con protagónicos muy complejos y multidimensionales, en cuyas contrariedades se construye una relación de poder y necesidad adictiva, todo por supuesto bajo una fotografía bella y estilo que drena elegancia. Así, el mundo de la alta costura londinense de los años 50 es el pretexto desde donde se entreteje una historia sobre la complejidad ilusoria de cierto tipo de relaciones, en las cuales el amor pasa a segundo plano frente a la fascinación y la perfección. Desde una mirada de vanidosa manía y virtuosa elegancia, esta historia no tiene nada de simple: se da a entender que la obsesión y los soportes ficticios que los humanos extrapolamos en otras figuras –creemos ilusoriamente– son la esencia y complemento fundamental para lograr saciar los espacios vacíos de nuestras vidas.

Un magnífico Daniel Day-Lewis da vida al excéntrico señor Woodcock, quien, en su afán de dominar un mundo soberbio, se convierte en un arrogante artista textil, lleno de rarezas, y para quien el orden y la rutina son esenciales para lograr sus objetivos. El británico –casi tan metodológico como el personaje que representa– se inmiscuye y transforma en un ser orgulloso, sobrio, profesional, pero no exento de llagas, basando parte de su éxito en el apoyo de su estoica hermana Cyril, encarnada excepcionalmente por Lesley Manville.

La Casa Woodcock, siempre llena de costureras trabajando sin parar para terminar los vestidos a medida, sufre cierto remezón al llegar Alma, a quien Reynolds aprecia y pronto convierte en modelo de inspiración para su trabajo. Él, controlador y ordenado, y ella, en su juventud llena de exabruptos y siendo un rompecabezas indescifrable de sentimientos y aspiraciones, van fundando una relación elegantemente tóxica, apoyándose en la parte profesional y construyendo un romance con gotas de admiración y recelo perturbadores y, por ende, muy adictiva en pantalla.

Vicky Krieps y Daniel Day-Lewis construyen una relación fascinante en pantalla. Porque son las emociones, exteriorizadas en movimientos, expresiones faciales y miradas profundamente llenas de significado, las que hablan más que las palabras. La expresión “si las miradas mataran” se materializa en pantalla a cada momento y es esta minuciosidad, este entendimiento logrado entre los personajes a través de sus actores que funciona como un juego misterioso, que como espectadores nos vuelve adictos a la cinta, cuya guinda la pone un diseño de vestuario simplemente majestuoso.

Un gran elenco, dirigido con pulcritud, vuelve a “El Hilo Fantasma” un delicatessen visual y cinematográfico, con una exquisitez cautivadora y una historia enigmática llena de sutilezas. Paul Thomas Anderson demuestra una y otra vez la facilidad que tiene para crear universos que rozan entre lo falsamente onírico y lo real, siempre con personajes escritos de manera única. Con un tercer acto tanto más increíble como extraño, toda pieza encaja con la frase “el hilo necesita de la aguja para cumplir su cometido”.


Título Original: Phantom Thread

Director: Paul Thomas Anderson

Duración: 130 minutos

Año: 2017

Reparto: Daniel Day-Lewis, Vicky Krieps, Lesley Manville, Richard Graham, Bern Collaco, Jane Perry, Camilla Rutherford, Pip Phillips, Dave Simon, Ingrid Sophie Schram, Gina McKee, Steven F Thompson


Publicidad
Clic para comentar

Responder

Cine

Han Solo: Una Historia de Star Wars

Publicado

en

Han Solo: Una Historia de Star Wars

Desde el estreno de “Star Wars: The Force Awakens” (2015), la nueva etapa de la saga se ha mantenido vigente anualmente en la retina del público, y gracias a los spin off denominados “Una historia de Star Wars” se le ha otorgado un respiro a los episodios oficiales, por lo tanto, estas versiones que corren de manera alternativa tienen la libertad de explorar rincones desconocidos y que de todas maneras se ajustan a la gran historia. La primera de ellas, “Rogue One” (2016), logró sorprender y adherirse de manera natural a la franquicia, así el desafío quedó planteado para las siguientes.

El reto de tomar a uno de los protagonistas de la saga y contar su propia historia es bastante grande, considerando que la figura de Han Solo se ha construido en el imaginario colectivo por más de cuarenta años, más aún si se suma la casi inseparable figura de Harrison Ford como intérprete. La producción de la cinta, en un principio dirigida por Phil Lord y Christopher Miller, enfrentó varios problemas que la llevaron a ser replanteada y terminar al mando de Ron Howard, por lo que la expectación a su alrededor es bastante alta.

“Han Solo: Una Historia de Star Wars” se centra en los inicios del contrabandista Han Solo (Alden Ehrenreich), quién, luego de escapar de su planeta natal, pretende volver en busca de su novia y compañera, Qi’ra (Emilia Clarke). En el camino descubre un desconocido mundo criminal que lo llevará a conocer a Chewbacca (Joonas Suotamo), su inseparable compañero de viaje abordo del Halcón Milenario.

Uno de los desafíos que ha tenido que enfrentar esta nueva etapa de la saga está en el tono en el que las nuevas producciones se van ajustando a la franquicia, por consecuencia, el reto de mantener el equilibrio entre una historia que parezca encajar en las reglas de este universo ficticio, pero que se sienta fresca, es bastante alto. En ese sentido, esta nueva producción logra caminar con mayor seguridad dentro de esa línea y el relato da cuenta de la familiaridad con que los personajes son retratados y la natural exploración de sus mundos, aquellos que no necesitan mayor presentación, por lo que el foco está puesto en la edificación inicial de sus personalidades e interacciones. Y su resultado es el retrato de una aventura en un mundo familiar con personajes que, no siendo nuevos, dejan sentir una frescura satisfactoria.

La nueva imagen y representación de Han Solo logra romper una construcción definitiva y entrega el esbozo de lo que se convertirá, pues en esta nueva versión de origen se distingue su espíritu intrépido y rebelde, pero a la vez se percibe como un personaje desconocido y distante, con el potencial de realizar el extenso viaje hasta “Star Wars: The Last Jedi” (2017). La interpretación de Alden Ehrenreich logra representar esta idea de novedad como un personaje encubierto, desafiando a ser destapado y, por otra parte, la familiaridad y guiños a su propio universo están presentes durante toda la cinta, evidenciando su autoconsciencia y agotando la sorpresa. Sin embargo, el centro de ella está puesta en la interacción de sus personajes, y sin duda ver el primer encuentro entre Han Solo y Chewbacca y la evolución de su relación es uno de los puntos altos de esta entrega.

Este spin off descansa en lugares comunes y en la evidente autoconsciencia de su universo, desarrollándose una historia que no logra ganar relevancia y que tambalea cuando comete torpezas para unir cabos de manera forzada. No obstante, abraza con seguridad una naturaleza basada en la aventura pura de un space-western y en la nostalgia del cine de décadas pasadas. Su estructura, hecha a través de secuencias de escapes, asaltos y batallas, fortalece una propuesta que logra balancear la entretención y el manejo de la acción, y en ese camino el universo narrativo es expandido, alejándose de La Fuerza y los Jedi y concentrándose en el mundo que está abajo, donde en cada rincón se está gestando la rebelión.

“Han Solo: Una Historia de Star Wars” se une al extenso catálogo de la franquicia como una propuesta que funciona y cumple con el objetivo de expandir la construcción de un personaje fundamental, y que encuentra sus aciertos en su estructura y forma de llevar el relato, logrando en ese viaje explorar rincones desconocidos, pero aún llenos de nostalgia. Sin embargo, su relevancia puede ser cuestionada cuando no logra ajustarse de manera natural al resto de las entregas, viéndose forzada y a ratos artificial, por lo que la mencionada autoconsciencia se hace presente y plantea una vez más la pregunta frente a la explotación de la saga.


Título Original: Solo: A Star Wars Story

Director: Ron Howard

Duración: 135 minutos

Año: 2018

Reparto: Alden Ehrenreich, Emilia Clarke, Donald Glover, Woody Harrelson, Thandie Newton, Phoebe Waller-Bridge, Warwick Davis, Clint Howard, Paul Bettany, Richard Dixon, Joonas Suotamo, Sarah-Stephanie


Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Tranquility Base Hotel & Casino Tranquility Base Hotel & Casino
DiscosHace 2 días

Arctic Monkeys – “Tranquility Base Hotel & Casino”

Un hype autogenerado en prensa y fanáticos por igual mantuvo las miradas del mundo en “Tranquility Base Hotel & Casino”,...

Songs Of Price Songs Of Price
DiscosHace 3 días

Shame – “Songs Of Praise”

Pocas veces tenemos la fortuna de presenciar el nacimiento de una gran banda de la mano de su primer larga...

New Material New Material
DiscosHace 1 semana

Preoccupations – “New Material”

Para quienes puedan estar perdidos dentro del siempre caótico panorama del rock contemporáneo, probablemente sonará desconocido el nombre de Preoccupations....

American Utopia American Utopia
DiscosHace 2 semanas

David Byrne – “American Utopia”

Una verdadera sorpresa terminó siendo el regreso musical de David Byrne, quien había estado silencioso en cuanto a nuevo material...

Eat The Elephant Eat The Elephant
DiscosHace 3 semanas

A Perfect Circle – “Eat The Elephant”

La espera no es algo a lo que estemos acostumbrados en la modernidad, a estas alturas parece un concepto extraño...

Mindfucker Mindfucker
DiscosHace 1 mes

Monster Magnet – “Mindfucker”

Dave Wyndorf dejó claro desde el principio que no iba a pasar desapercibido por este mundo como un rockero del...

Boarding House Reach Boarding House Reach
DiscosHace 1 mes

Jack White – “Boarding House Reach”

Pasaron casi cuatro años para que Jack White volviera a entregar un nuevo álbum de estudio, el que mantenía a...

Stone Temple Pilots Stone Temple Pilots
DiscosHace 1 mes

Stone Temple Pilots – “Stone Temple Pilots”

Stone Temple Pilots no es la primera banda que se enfrenta a la muerte de su figura más icónica y,...

All Nerve All Nerve
DiscosHace 2 meses

The Breeders – “All Nerve”

The Breeders es uno de esos conjuntos que tiene mística. Su existencia se encuentra en un tipo de “historia subterránea”...

Time & Space Time & Space
DiscosHace 2 meses

Turnstile – “Time & Space”

Por más que insistan, hay quienes no se cansan de responder: ¡el punk no ha muerto! En esta ocasión, es...

Publicidad
Publicidad

Más vistas