Conéctate a nuestras redes

Cine

El Año del Tigre

Publicado

en

Existe un punto en el cine chileno, entre tanto revisionismo de las últimas décadas y las aspiraciones por parecerse a una industria “americanizada”, donde es capaz de reflejar a la sociedad y momento en el que estamos viviendo. Sebastián Lelio, logra dar este paso con su tercer largometraje titulado “El Año Del Tigre”, gracias a un realismo que borda el documental y una historia que, aparte de tener connotaciones metafísicas y existencialistas, nos presenta una situación cotidiana en un escenario del que todos los chilenos fuimos parte, el terremoto del 27 de febrero de 2010.

La película nos narra la historia de Manuel (Luis Dubó), un convicto de una cárcel al sur del país, que en medio del pánico desatado por el terremoto, logra escapar de su presidio para encontrarse con un paisaje devastado. El maremoto arrasa con su hogar y familia, obligándolo a emprender un viaje sin rumbo entre las ruinas y la desolación.

Luis Dubó interpreta a un personaje enigmático, del que nunca sabemos mucho y carece de objetivos dramáticos que lo muevan por la historia, más allá de mantenerse alejado de las fuerzas policiales. Lo suyo es vagar por una zona devastada, tratando de encontrar alguna excusa que lo mantenga en movimiento. En ese sentido, la película se apoya en la creación de atmósferas y en las emociones que transmite al espectador, por sobre la construcción de una trama. El uso de la banda sonora y el fuera de campo, logran recrear de manera magistral un escenario que nunca vemos en su totalidad. Escenas como la del maremoto, donde un primer plano del personaje observando al horizonte, mientras el sonido nos describe el horror de la catástrofe, hacen de “El Año Del Tigre”, una lección cinematográfica de cómo mostrar mucho, sin mostrar nada.

En cuanto a la puesta en escena, la cinta aprovecha el uso de las locaciones reales donde ocurrieron los hechos. En su mayoría, casas y edificaciones que quedaron en el suelo después del desastre, y caminos del sur del país. La forma de filmar de Lelio, es muy cercana al concepto del neorrealismo italiano, utilizando de manera muy inteligente lo que tiene a mano, relegando el peso de la narración al personaje principal y a la forma cinematográfica. Un referente muy patente es el filme “El Chacal De Nahueltoro” (1970) de Miguel Littin, tanto en la configuración del personaje y en el tratamiento audiovisual.

Otro acierto de la película, es el tono y sutileza para tratar el contexto y estrato social de los personajes. Es típico del cine chileno, cuando busca retratar a las clases más humildes, caer en la caricatura del “flaite” medio mafioso -o muy noble- que está inmerso en un entorno hostil, donde la droga y el “lumpen” son dueños de la calle. Está bien, esa es una realidad que existe y es cotidiana, pero por alguna razón nuestro cine ha sido incapaz de dar una mirada mínimamente verosímil sobre ese mundo. “El Año Del Tigre” logra dar en el clavo, gracias a un guión que entrega lo justo y necesario para no caer en excesos, y la impecable actuación de Dubó, quien tiene carrete con este tipo de personajes, pero esta vez, logrando una naturalidad pocas veces vista, a pesar de la carencia emocional e introspección de su personaje. Como prueba de ello, se encuentra la secuencia que comparte junto a Sergio Hernández, visceral y misteriosa, demostrando que gran parte de la película es sostenida por la capacidad actoral.

“El Año Del Tigre” es un viaje metafórico, de un hombre en busca de una libertad que no existe.  En ella se suceden secuencias con un gran peso simbólico y poético, que van labrando el camino hacía una conclusión lógica, pero que personalmente no comparto, en cuanto al arco que recorre el personaje. Aun así, el filme se transforma en una experiencia que nos entrega algo más de lo que estamos acostumbrados a ver, sobre todo en nuestra “industria”. Sería fácil catalogarla como una película exclusivamente de festivales, dirigida a una “elite” de espectadores, pero a veces es bueno aventurarse y pagar una entrada para ver una película que da un paso más allá, para entregarnos un retrato crudo y directo de lo que somos.

Por Sebastián Zumelzu

Publicidad
1 Comentario

1 Comentario

  1. roberto

    31-May-2012 en 12:42 pm

    Bella película , me encantó la conección,alusiones al antiguo testamento y el gran trabajo y narrativa de cámara que no para de buscar y encontrar siempre al personaje de Dubó.
    Felicitaciones a todos los que hicieron la Pelicula !

Responder

Artículos Cine

Terry Gilliam pierde disputa legal por la película “The Man Who Killed Don Quixote”

Publicado

en

Terry Gilliam

Mala suerte y una cuota de mala gestión. Eso es lo que ha tenido que aguantar Terry Gilliam por su película “The Man Who Killed Don Quixote“, cuya producción comenzó en 1998 teniendo repetidos fracasos en su estreno (ocho intentos fallidos) por distintos factores (problemas con equipamiento, aseguradoras, financiamiento, enfermedades de actores y un largo etcétera).

Ahora, cuando todo parecía bien encaminado, pues la película finalmente se pudo rodar con Jonathan Pryce, Adam Driver y Olga Kurylenko en roles estelares (en un principio serían figuras como Johnny Depp, John Hurt, Vanessa Paradis, Robert Duvall o Ewan McGregor, entre otras, las que estarían al frente de la cinta), el largometraje sufrió un nuevo revés.

Y es que luego de que el film fuera proyectado en el último día de Cannes 2018, ahora una decisión legal señala que la producción no podrá ser estrenada mundialmente porque Gilliam jamás tuvo los derechos sobre la historia, los que en realidad pertenecen al productor portugués Paulo Branco, quien se alejó del proyecto luego de no recaudar fondos suficientes para su rodaje en 2016.

Mientras que la película ha tenido algunas exhibiciones en Francia (país donde se está llevando a cabo el juicio), las copias para su distribución internacional quedarán congeladas hasta que se llegue a una nueva resolución que permita, por fin, su estreno. La maldición continúa.

Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Back Your Head Off, Dog Back Your Head Off, Dog
DiscosHace 2 semanas

Hop Along – “Bark Your Head Off, Dog”

Desde hace no mucho, ha circulado la noticia de que las mujeres están siendo quienes dan la cara por esta...

Down Below Down Below
DiscosHace 2 semanas

Tribulation – “Down Below”

Dentro del espectro de lo que se entiende como “metal extremo”, la evolución general en cada subgénero ha ido apuntando...

Resistance Is Futile Resistance Is Futile
DiscosHace 3 semanas

Manic Street Preachers – “Resistance Is Futile”

El consenso general en torno a cada trabajo de Manic Street Preachers siempre ronda en torno a cuánto se acercan...

ØMNI ØMNI
DiscosHace 3 semanas

Angra – “ØMNI”

Hay bandas que recaen eternamente en lo genérico y no experimentan más allá de los materiales básicos que les ha...

The Sciences The Sciences
DiscosHace 3 semanas

Sleep – “The Sciences”

La carrera de Sleep dista mucho de ser una historia típica en el mundo del rock, factor que pudo haber...

Tranquility Base Hotel & Casino Tranquility Base Hotel & Casino
DiscosHace 4 semanas

Arctic Monkeys – “Tranquility Base Hotel & Casino”

Un hype autogenerado en prensa y fanáticos por igual mantuvo las miradas del mundo en “Tranquility Base Hotel & Casino”,...

Songs Of Price Songs Of Price
DiscosHace 4 semanas

Shame – “Songs Of Praise”

Pocas veces tenemos la fortuna de presenciar el nacimiento de una gran banda de la mano de su primer larga...

New Material New Material
DiscosHace 1 mes

Preoccupations – “New Material”

Para quienes puedan estar perdidos dentro del siempre caótico panorama del rock contemporáneo, probablemente sonará desconocido el nombre de Preoccupations....

American Utopia American Utopia
DiscosHace 1 mes

David Byrne – “American Utopia”

Una verdadera sorpresa terminó siendo el regreso musical de David Byrne, quien había estado silencioso en cuanto a nuevo material...

Eat The Elephant Eat The Elephant
DiscosHace 1 mes

A Perfect Circle – “Eat The Elephant”

La espera no es algo a lo que estemos acostumbrados en la modernidad, a estas alturas parece un concepto extraño...

Publicidad
Publicidad

Más vistas

A %d blogueros les gusta esto: