Conéctate a nuestras redes
Todo el Dinero del Mundo Todo el Dinero del Mundo

Cine

Todo el Dinero del Mundo

Publicado

en

La reciente visibilidad en los medios sobre los casos de abusos y acoso sexual en Hollywood fue la razón por la que “Todo el Dinero del Mundo” explotó en popularidad. Esta atención indeseada no tiene que ver con la temática del filme, más que en la poca humanidad que uno de los protagonistas comparte con los acusados. El actor original de aquel rol, Kevin Spacey, fue uno de los más recientes involucrados, por lo que Ridley Scott decidió reemplazarlo a semanas del estreno, cuidando su producción, pero también sentando el precedente que estas conductas ya no quedan impunes en las carreras de los atacantes, sean o no grandes figuras o millonarios de la industria.

Durante los años 70, Paul (Charlie Plummer), nieto del hombre más rico de la historia hasta ese momento, el magnate del petróleo John Paul Getty (Christopher Plummer), es secuestrado en Italia. Gail (Michelle Williams), madre del adolescente, suplica al millonario que pague el rescate de 17 millones de dólares pedido por los secuestradores, pero este se niega y ella debe luchar en dos frentes: los captores de su hijo, cada vez más peligrosos y el al avaro Getty, un hombre al que sólo le preocupa el poder.

Dirigida por Ridley Scott, “Todo el Dinero del Mundo” resulta un thriller de ritmo lento, inquietante y visualmente envolvente en sus planos y ángulos. Cada diálogo e imagen está cuidadosamente construida y coloreada para enfatizar lo que representan los personajes, desde la secuencia inicial, caracterizando claramente al adolescente Paul en una larga toma por las calles de Roma y su vida nocturna, hasta las apariciones del octogenario Getty, rodeado de obras de arte, colores oscuros y bajo contraste.

Si bien, la caracterización está lograda casi a la perfección, resulta difícil encontrar un protagonista en esta historia, sobre todo al inicio, ya que su construcción es tan pausada y ocasionalmente dispersa, que incluso la temática resulta perjudicada. Las grandes fuerzas son Gail y John Paul Getty, pero su confrontación es escasa. Scott decide pasar más tiempo con los secuestradores, quienes resultan poco amenazantes y no generan un sentido de urgencia mientras Gail trata con ellos, todo mediante un teléfono, perdiendo escenas que pudieron ser recordables con personajes más fuertes en pugna.

Michelle Williams entrega una sutileza en su interpretación que resulta mucho más creíble que lo exagerado de otras actuaciones similares, en cambio, elige pequeños gestos e inflexiones en su voz para dejar claro el momento que vive y la personalidad de Gail, la que resulta ser el centro moral del filme. Charlie Plummer (sin ninguna relación a Christopher Plummer) en el papel del joven Paul tiene un encanto particular y sutil, que lo hace llamativo durante el tiempo que se encuentra en pantalla, muy diferente a Mark Wahlberg, que, aunque no da una mala interpretación, parece no calzar bien en el rol de un calmado y retirado agente de la CIA.

Destacando entre todos ellos está Chistopher Plummer en el rol del millonario y avaro John Paul Getty. Tiene la presencia siniestra de un hombre despiadado que no cree serlo, le importa más su legado que la posible muerte de su nieto y posee una desconexión con la humanidad, entregada sólo por la perspectiva que le ha dado esa cantidad inconmensurable de dinero. Plummer deja que sus acciones hablen lo suficiente; es sutil, sin exageraciones dramáticas al interpretar a este hombre, para quien, más que tener como motor el acumular dinero, es motivado por la posibilidad de poder que este le entrega, siendo un complemento perfecto a lo interpretado por Williams.

Resultó un acierto que Plummer reemplaza a Kevin Spacey, quien aparece en la filmación original no sólo por la polémica de acoso sexual, sino también por el enfoque que entrega al personaje. Si bien, no veremos la versión de Spacey más que en el trailer inicial, se conoce el tipo de villanos que interpreta. Lo de Plummer es ser un hombre práctico, entregando una carga expresiva distinta, probablemente más cercana al hombre real y a los villanos que Ridley Scott suele retratar, como lo fueron Eldon Tyrell en “Blade Runner” (1982) o Commodus en “Gladiator” (2000).

Scott logra un thriller eficiente, pero algo disperso. Explora la idea de la violencia en actos y palabras, la avaricia, pero también la idea del legado y lo que significa para alguien como John Paul Getty. Este hombre resulta lo más interesante del filme; su obsesión con el poder y el sentido de propiedad que le entrega –algo que incluso se extiende a sus nietos, a quienes transforma en una inversión a largo plazo– crea un contraste que choca con la visión propia de humanidad. Es en esta exploración donde “Todo el Dinero del Mundo” brilla más, ya que lo construido en torno a los secuestradores se vuelve monótono con facilidad, no por su ritmo, sino por su falta de consecuencias.


Título Original: All the Money in the World

Director: Ridley Scott

Duración: 132 minutos

Año: 2017

Reparto: Michelle Williams, Mark Wahlberg, Christopher Plummer, Timothy Hutton, Romain Duris, Charlie Shotwell, Charlie Plummer, Andrea Piedimonte, Marco Leonardi, Roy McCrerey, Kit Cranston


Publicidad
Clic para comentar

Responder

Artículos Cine

Segundo trailer de “Glass”, la nueva película de M. Night Shyamalan

Publicado

en

Glass Adelanto

Luego de haber presentado “Split” (2017) como una secuela indirecta de la cinta “Unbreakable” (2000), ahora tendremos el cruce definitivo entre ambas historias, las que encuentran su unión en “Glass” (2018), película del director M. Night Shyamalan que llegará a las salas locales el próximo 17 de enero de 2019, y de la que ya contamos con un segundo adelanto. Aquí retomamos la historia con David Dunn (Bruce Willis) persiguiendo a la figura sobrehumana de La Bestia de Crumb (James McAvoy), mientras que la sombría presencia de Mr. Glass (Samuel L. Jackson) emerge como un orquestador que oculta secretos críticos a ambos personajes.

Revisa el trailer a continuación.

Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

Back Your Head Off, Dog Back Your Head Off, Dog
DiscosHace 5 meses

Hop Along – “Bark Your Head Off, Dog”

Desde hace no mucho, ha circulado la noticia de que las mujeres están siendo quienes dan la cara por esta...

Down Below Down Below
DiscosHace 5 meses

Tribulation – “Down Below”

Dentro del espectro de lo que se entiende como “metal extremo”, la evolución general en cada subgénero ha ido apuntando...

Resistance Is Futile Resistance Is Futile
DiscosHace 5 meses

Manic Street Preachers – “Resistance Is Futile”

El consenso general en torno a cada trabajo de Manic Street Preachers siempre ronda en torno a cuánto se acercan...

ØMNI ØMNI
DiscosHace 5 meses

Angra – “ØMNI”

Hay bandas que recaen eternamente en lo genérico y no experimentan más allá de los materiales básicos que les ha...

The Sciences The Sciences
DiscosHace 5 meses

Sleep – “The Sciences”

La carrera de Sleep dista mucho de ser una historia típica en el mundo del rock, factor que pudo haber...

Tranquility Base Hotel & Casino Tranquility Base Hotel & Casino
DiscosHace 5 meses

Arctic Monkeys – “Tranquility Base Hotel & Casino”

Un hype autogenerado en prensa y fanáticos por igual mantuvo las miradas del mundo en “Tranquility Base Hotel & Casino”,...

Songs Of Price Songs Of Price
DiscosHace 5 meses

Shame – “Songs Of Praise”

Pocas veces tenemos la fortuna de presenciar el nacimiento de una gran banda de la mano de su primer larga...

New Material New Material
DiscosHace 5 meses

Preoccupations – “New Material”

Para quienes puedan estar perdidos dentro del siempre caótico panorama del rock contemporáneo, probablemente sonará desconocido el nombre de Preoccupations....

American Utopia American Utopia
DiscosHace 6 meses

David Byrne – “American Utopia”

Una verdadera sorpresa terminó siendo el regreso musical de David Byrne, quien había estado silencioso en cuanto a nuevo material...

Eat The Elephant Eat The Elephant
DiscosHace 6 meses

A Perfect Circle – “Eat The Elephant”

La espera no es algo a lo que estemos acostumbrados en la modernidad, a estas alturas parece un concepto extraño...

Publicidad
Publicidad

Más vistas