Conéctate a nuestras redes

Cine

Cazafantasmas

Publicado

en

En menos de un año, dos de las sagas más exitosas de la historia del cine comercial fueron retomadas. “Star Wars: The Force Awakens” (2015) continuó la historia galáctica 30 años después de donde había quedado en el episodio VI. Usando a los personajes clásicos como especie de muletas, el Episodio VII introdujo tres nuevos protagonistas, que rápidamente fueron aceptados por el público y los fanáticos. Por el otro lado está el caso de “Jurassic World”. La más reciente entrega de la saga de los dinosaurios, presentó una historia y personajes completamente nuevos. A pesar de esto, la película estaba regada de referencias y pequeños detalles que aludían a sus antecesoras. Algunos más sutiles y logrados que otros, la cinta dejaba en claro sus intenciones bicéfalas de renovarse y, al mismo tiempo, mantener enganchados a los seguidores originales. Aunque ninguna de estas dos películas fueron anunciadas formalmente como reboots de las originales, ambas se sintieron como una adaptación actualizada y moderna del material original. En este sentido, la versión 2016 de “Cazafantasmas” se para de manera más honesta que sus coetáneas. Y a pesar de que el resultado no GHOSTBUSTERS 01es perfecto, sí es más novedoso.

Cuando un incidente vuelva a reunir a las doctoras especializadas en lo paranormal, Erin (Kristen Wiig) y Abby (Melissa McCarthy), un nuevo equipo de caza fantasmas hará su debut en las calles de Nueva York. Acompañadas por la ingeniera y científica loca, Jillian (Kate McKinnon), y la experimentada neoyorkina Patty (Leslie Jones), este grupo deberá hacer frente al plan de Rowan North (Neil Casey), un ermitaño perverso.

Siendo totalmente honestos, “Cazafantasmas” 2016 parece adaptada desde el mismo guión de la original. Dejando un par de detalles y momentos de lado, su historia es prácticamente la misma. Sin embargo, es la manera en que esta historia es rellenada lo que le da su gracia a esta versión, al mismo tiempo que el empuje suficiente para separarse de la pesada sombra de su antecesora.

Teniendo en cuenta que la “Cazafantasmas” de 1984 tenía como protagonistas a algunos de los mejores comediantes que ha producido el célebre programa Saturday Night Live (SNL) –un histórico y GHOSTBUSTERS 02prestigioso campo de entrenamiento para comediantes estadounidenses–, era necesario que quienes los reemplazaran estuvieran al mismo nivel. Sin ir más lejos, se optó por incluir a dos veteranas de SNL. Kristen Wiig y Kate Mckinnon son excelentes exponentes del humor que ha cultivado el programa a lo largo de sus más de treinta años: la improvisación verbal llena de referencias a medio camino entre lo inteligente y el absurdo más absoluto.

A ellas se les suman Melissa McCarthy y Leslie Jones, quienes no se quedan atrás. McCarthy especialmente, quien a veces tiende a exagerar sus interpretaciones, aquí está muy contenida, aprovechando más su ritmo y tino para la comedia que su facilidad para la histeria. A pesar de esto, es Mckinnon quien realmente destaca, debido a que su personaje es el que fue escrito con mayor espacio para la exageración, lo que es aprovechado maravillosamente por la actriz. Tomando tanto del carácter volátil del doctor Emmet Brown de “Back To The Future” como de la confianza en sí mismo de Bill Murray en la “Cazafantasmas” original, Mckinnon entrega un personaje completamente novedoso a la saga. Por lo mismo, es agradable constatar que el director Paul Feig estaba consciente de esto: no pasan ni cinco segundos sin que una toma enfoque a Jillian Holtzmann, y cada una de ellas es un éxito.

GHOSTBUSTERS 03Pero donde el diálogo y la interpretación de las protagonistas es el punto fuerte, la película también tiene sus debilidades. La más molesta es su edición. A ratos demasiado rápida, y en otros demasiado obvia, siempre es confusa, y es imperdonable que una cinta de este nivel de producción demuestre una falta así de clara. Junto con esto, las escenas de acción resultan bastante opacas, siendo a ratos casi un estorbo para la comedia. La gran excepción a lo anterior es una secuencia dedicada íntegramente a las habilidades de Jillian Holtzmann con la pistola de rayos; que por lo demás, son prodigiosas.

Teniendo en cuenta las expectativas, y en muchos casos odio al que se ha tenido que enfrentar esta película desde incluso antes de que comenzara su filmación, sus resultados huelen más a éxito que a desastre. Esto en no menor parte debido a que las referencias a la anterior –y hay varias– nunca llegan a entrometerse en la historia. Quizás la clave es que los hechos de la “Cazafantasmas” clásica nunca son mencionados, lo que sí ocupó una molesta cantidad de tiempo en “Jurassic World”. Las referencias a la cinta del ’84 –desde cameos del elenco original hasta chistes indirectos– son empleadas más como saludo a la bandera que como intentos por relacionar una película con la otra.

Por Lucas Rodríguez

Publicidad
1 Comentario

1 Comentario

  1. Omar Sa Nuñez

    21-Jul-2016 en 1:48 pm

    Vamos ! Fue como ver un capítulo de SNL con un gran presupuesto en efectos. Estamos hablando de cine y esta película como ustedes dicen no tiene renovación en la forma… Creo que no es justo aceptar un cine tan fácil

Responder

Comentarios

Judy

Publicado

en

Judy

El género del biopic tiene un montón de vicios difíciles de esquivar. A menudo intentan abarcar casi una vida completa, lo que hace difícil profundizar realmente en los personajes; otras veces simplemente se apoyan demasiado en el cariño que la audiencia le tiene a sus protagonistas y terminan transformándose en monumentos a sus figuras más que en historias que se valgan por sí mismas. “Judy”, dirigida por Rupert Goold, evita caer en la primera trampa e intenta esquivar la segunda, pero termina apoyándose demasiado en el peso de la figura que busca retratar, en desmedro de la historia.

La película sigue a Judy Garland (Renée Zellweger) mientras intenta revivir su carrera artística durante una serie de espectáculos en Londres a fines de los años 60. En paralelo, debe lidiar con su depresión, alcoholismo y el escrutinio público que trae un complicado y conflictivo juicio por la tutela de sus hijos pequeños. Esto es intercalado con escenas de su juventud como una estrella de cine y televisión, bajo el cruel cuidado de Louis B. Mayer (Richard Cordery).

A pesar de centrarse en un evento muy específico en la vida de la cantante, el film no alcanza a profundizar lo suficiente en su viaje. Judy Garland está poco construida como personaje, donde sus deseos y necesidades no son explorados lo suficiente y, aunque es bastante claro que su mayor meta es obtener custodia de sus hijos pequeños, su viaje interno no se relaciona con el conflicto que vemos en pantalla. Esto lleva a que la película no tenga un foco ni un estilo narrativo claro. A veces se siente como una historia perfectamente tradicional sobre una protagonista intentando sobreponerse a una serie de obstáculos para lograr su objetivo, y otras se siente como una historia menos estructurada, como una serie de viñetas en la vida cotidiana de una artista en el ocaso de su carrera, pero que no se compromete con ninguno de los dos estilos.

Por otro lado, el uso de los flashbacks a la juventud de Judy Garland se siente algo forzado. Pareciera que la película busca retratar su niñez y adolescencia (más bien, la falta de ellas) como el origen de todos los problemas en su adultez, pero no hay una clara correlación narrativa entre ambos momentos. Además, hay varios elementos y situaciones de estos flashbacks que son lamentablemente muy poco explorados, especialmente la clara implicación de que Louis B. Mayer habría abusado sexualmente de ella durante su juventud. El film toma todos estos elementos y pareciera que todo va a llevar a una reflexión sobre los efectos que la fama puede tener en la vida de una persona, pero hacia el desenlace la película se contradice y termina con un final sumamente cursi y gratuito, que temáticamente no dice nada sobre la artista ni sobre la industria. Es un cierre que no entrega nada y busca sólo apelar al cariño que el público le tiene a su figura.

Se siente como si la historia narrada fuera una simple excusa para tener a Renée Zellweger como Judy Garland, y tiene algo de sentido, puesto que su actuación es por mucho lo más rescatable de la película. No sólo es una interpretación muy emocional, sino también muy física. Tanto su postura como sus movimientos dentro y fuera del escenario se sienten excéntricos, pero a la vez espontáneos y naturales, entregando a su personaje una identidad visual muy particular. Es interesante simplemente mirarla caminando, maquillándose y bailando. Lamentablemente, el resto de los personajes son absolutamente olvidables, y se percibe como si estuvieran ahí sólo para que la protagonista tenga gente con quien interactuar, al igual que todos los otros elementos narrativos en el film.

Así, a pesar de tomar la decisión correcta de centrarse en un evento específico en la vida de una artista, “Judy”, al igual que tantas otras biopics, cae en la trampa de apoyarse demasiado en el impacto cultural de la artista que retrata, y no intenta contar una historia interesante narrativa ni temáticamente. Esto es algo que podría funcionar para fans acérrimos de la artista, pero para una audiencia menos familiarizada, “Judy” no tiene nada que ofrecer.


Título Original: Judy

Director: Rupert Goold

Duración: 118 minutos

Año: 2019

Reparto: Renée Zellweger, Rufus Sewell, Finn Wittrock, Michael Gambon, Jessie Buckley, Bella Ramsey, John Dagleish, Gemma Leah Devereux, Gaia Weiss, Andy Nyman, Fenella Woolgar


Seguir Leyendo
Publicidad

Facebook

Discos

There Is No Year There Is No Year
DiscosHace 2 días

Algiers – “There Is No Year”

Algiers es una banda que logró algo de notoriedad en los circuitos alternativos durante 2017 gracias al lanzamiento de su...

Deceiver Deceiver
DiscosHace 2 meses

DIIV – “Deceiver”

Desde su debut, la imagen de DIIV –y en particular la de su líder, Zachary Cole Smith– ha sido asociada...

Macro Macro
DiscosHace 2 meses

Jinjer – “Macro”

Para destacar en el actual y variado espectro musical, se puede tomar la opción de desmarcarse de algún género en...

Pyroclasts Pyroclasts
DiscosHace 2 meses

Sunn O))) – “Pyroclasts”

La densa y oscura capa que Stephen O’Malley y Greg Anderson han construido a través de los años a punta...

No Home Record No Home Record
DiscosHace 2 meses

Kim Gordon – “No Home Record”

En su primera experiencia solista, Kim Gordon da con un disco abstracto y cambiante, mostrando una faceta aún más experimental...

Corpse Flower Corpse Flower
DiscosHace 2 meses

Mike Patton & Jean-Claude Vannier – “Corpse Flower”

En el cuestionamiento en torno a qué resultado puede salir frente a una colaboración de mundos tan diferentes siempre hay...

Ode To Joy Ode To Joy
DiscosHace 2 meses

Wilco – “Ode To Joy”

El camino que Wilco ha trazado en sus más de veinte años de carrera es la prueba viviente de unos...

Railer Railer
DiscosHace 2 meses

Lagwagon – “Railer”

Cada vez que un histórico del punk rock decide anotarse un nuevo álbum de estudio, se genera un ambiente de...

Ghosteen Ghosteen
DiscosHace 2 meses

Nick Cave & The Bad Seeds – “Ghosteen”

Las composiciones de Nick Cave & The Bad Seeds han visto un cambio en la década presente. Dejando descansar a...

All Mirrors All Mirrors
DiscosHace 2 meses

Angel Olsen – “All Mirrors”

Con los primeros acordes de su debut, “Half Way Home” (2012), Angel Olsen dejó en claro su perspectiva del folk:...

Publicidad
Publicidad

Más vistas

A %d blogueros les gusta esto: