Conéctate a nuestras redes

Cine

7 Semanas

Publicado

en

Volcar posturas sobre temas encendidos y contingentes en un filme es una iniciativa tentadora, a la que por estos días los cineastas locales no temen echar mano. Un desvarío de ese esfuerzo sugiere intentar envolver en ficción una lucha o injusticia social sin más intenciones que ser la película sobre algo apremiante. Delineado de ese modo, se entra y se sale de la sala inmutable por no haber visto una propuesta que invite a algún tipo de sensación o idea que repercuta, y ahí lo más loable reside en que se tuvo la voluntad de abordar desde lo cinematográfico un tema necesario de llevar a la discusión pública.

7-semanas-01La primera cinta de Constanza Figari pone en el centro a una pareja de pololos, donde ella (Paulina Moreno) es estudiante de danza y él (Camilo Carmona), algo mayor, tiene trabajo. Uno quiere avanzar con más prisa que el otro, ambos tienen familias disfuncionales, pero por sobre todo manejan planes. Objetivos y sueños que se ven alterados cuando quedan esperando un hijo; él y el entorno de ambos recibirán la noticia con alegría, pero en ella las dudas crecen, hasta llegar a tomar una determinación que no encuentra respuestas de afecto.

Probablemente, el gran juego que tenga para ofrecer la película sea apostar por ponerle el pelo rojo a la protagonista como contraste de la grisácea fotografía y aprovechar ese elemento para dar con cuidados planos, momentos suspendidos en el tiempo cuyo poder expresivo –aunque sea dilapidado– es difícil poner en duda. Son en especial esas escenas, no sujetas a una acción en particular y donde en general Moreno no está acompañada, las piezas más logradas del conjunto, pues dan cuenta del 7-semanas-02desamparo de un ser humano y retratan el drama que implica no querer ser madre y que no exista un círculo que contenga ni una ley que ampare.

Lamentablemente, eso no gana en profundidad, pues esta ópera prima en vez de proponerse hablar únicamente sobre una joven y su decisión, circunscribe la temática dentro de un pololeo, historia de amor narrada con cierta opacidad e inclinación por los lugares comunes, que tampoco se acopla como refuerzo importante de la situación que se genera cerca del último tercio. En definitiva, lo que se cuenta a lo largo de la cinta es más o menos lo que cualquiera podría imaginar viendo los primeros segundos, no existiendo en medio ni grandes indagaciones ni hallazgos que lo hagan un filme indispensable, de manera que sus casi 70 minutos pasan y sólo se puede pensar en una oportunidad poco aprovechada.

El aborto es un tema urgente, y ponerlo de relieve a través de lo cinematográfico resulta propicio, pero ¿es necesario llevarlo a un plano tan pedagógico? Ciertamente, esta es una película que podría ser mostrada en los colegios para hablar sobre el tema y, si esa fuera la apuesta, no habría mucho que imputarle. Pero suponiendo que hay algo más de apetito que servir de material de apoyo en aulas 7-semanas-03o instituciones, la cinta no ofrece residuos de densidad discursiva o genuina carga dramática. Es simplemente la problemática encapsulada en un caso que califica como frecuente, en esta oportunidad llevada al cine con una narrativa débil. No hay, por lo mismo, búsquedas laterales ni vueltas de tuerca que le den peso, y ante eso se hace difícil encontrar un bálsamo en algo que no sea un pololeo proyectado con desgano, sin mayores capas u honduras, pese a que todo se concentra en esa relación.

Nadie parece advertir eso, por lo que acaecen escenas de irregular y poco lograda intensidad dramática, defecto que le roba valor a la película y, particularmente, es fruto de líneas de diálogo muy corrientes que los actores interpretan con insuficiente convicción. Moreno hace un interesante trabajo desde lo físico, pero los textos que tienen a cargo tanto ella como Carmona nunca huyen de lo irrelevante, lo insulso o lo maquetado. Es signo de la mecánica de la película, que apunta a hilvanar algo llano y de fácil entendimiento y huir de mayores exploraciones artísticas. En ese sentido, puede ser efectiva como vehículo de lucha, pero como obra cinematográfica no roza lo competente.

Por Gonzalo Valdivia

Publicidad
Clic para comentar

Responder

Comentarios

Milagro en la Celda 7

Publicado

en

Milagro en la Celda 7

Los lazos familiares y los obstáculos que estos deben sortear para mantenerse firmes, es un tema recurrente en producciones que tienen como principal objetivo conectar emocionalmente con la audiencia, generando un vínculo que apele a las sensibilidades del espectador. Sin embargo, aquel objetivo no es fácil de alcanzar si no se cuenta con personajes que logren representar con honestidad las complejidades de las relaciones familiares.

“Milagro en la Celda 7” es el remake turco de “7-Beon-Bang-Ui Seon-Mul”, una cinta surcoreana estrenada con gran éxito en el año 2013. La historia se centra en la vida de Memo (Aras Bulut Iynemli), un hombre con discapacidad intelectual, y su hija Ova (Nisa Sofiya Aksongur), quienes ven cómo su apacible vida cambia cuando él es acusado de asesinar a una niña y, teniendo todo en contra, deberá demostrar su inocencia.

La primera y principal característica que resalta en “Milagro en la Celda 7” es la entrañable relación entre padre e hija, siendo cada una de sus interacciones el corazón de una historia que no pretende ser más de lo que está relatando en pantalla. En ambos se puede ver el compromiso que existe hacia el bienestar del otro y lo que están dispuestos a sacrificar (dentro de sus posibilidades) para poder estar juntos. El fuerte vínculo que los une es el motor que los mantiene firmes una vez que deben estar separados, y es así cómo el relato hace lo posible para poder resaltar aquellos momentos.

Para alcanzar tal objetivo y que resulte con naturalidad, la actuación de ambos actores interpretando a sus protagonistas logra la complicidad necesaria para hacer de su relación un vinculo creíble y capaz de enternecer la mirada de la audiencia. La dinámica de ambos juega a favor cuando quieren mostrar con total espontaneidad la relación que se ha construido, pero, además, en el momento en el que se ven distanciados, cada uno logra destacar en el entorno en el que se ven expuestos. De esta forma, logran crear personajes verosímiles y capaces de trascender a la historia en la que se ven insertos.

Por otra parte, la cinta es lo suficientemente honesta consigo misma al momento de plantear sus objetivos y lo que quiere generar en el espectador. Por lo tanto, utilizará todos los recursos necesarios para encausar y mantener el relato en el drama y, aunque a veces existen momentos de respiro para sus protagonistas, estos vuelven rápidamente a sumergirse en obstáculos que pretenden impedir esos momentos de calma. En ese sentido, su construcción narrativa está apuntando constantemente en enfatizar las dificultades que les ha tocado atravesar, donde la compasión y la empatía se vuelven esenciales para acompañarlos.

Utilizando recursos que a ratos podrían parecer insistentes, su relato se arma con el propósito de conmover a quien está viendo una cinta que no niega de su melodrama. Y aunque las técnicas utilizadas empujan con fuerza hacia las lágrimas, la sinceridad con la que se sostiene pide que esos elementos sean aceptados como las piezas que le dan el corazón a su narración.

Considerando que dicho melodrama permea cada rincón de la película, esta característica se acentúa no tan sólo con su guion, sino que también a través del montaje y la música, características que podrían poner en riesgo la complicidad con la que se ha trabajado la relación entre el relato y el espectador. Sin embargo, dichos elementos están incluidos para empujar la aflicción y lograr su principal finalidad: conmover a su público.

Con todo a su favor para lograr su propósito, “Milagro en la Celda 7” no es más que lo que promete ser: un drama familiar con los elementos necesarios para encontrar conflicto en cada paso que dan sus protagonistas. De esta forma, logra transformarse en una cinta honesta y directa cuando empieza a encausar su estructura y, a pesar de casi transitar en la desdicha, es capaz de entregar momentos de calidez apoyándose en la sencillez e ingenuidad de sus protagonistas.


Título Original: Yedinci Kogustaki Mucize

Director: Mehmet Ada Öztekin

Duración: 132 minutos

Año: 2019

Reparto: Aras Bulut Iynemli, Nisa Sofiya Aksongur, Deniz Baysal, Celile Toyon Uysal, Ilker Aksum, Mesut Akusta, Yurdaer Okur, Sarp Akkaya, Yildiray Sahinler, Deniz Celiloglu


Seguir Leyendo

Podcast HN Cine

Publicidad

Podcast HN Música

Facebook

Discos

Heavy Light Heavy Light
DiscosHace 15 horas

U.S. Girls – “Heavy Light”

Con su séptimo álbum bajo el proyecto de U.S. Girls, Meghan Remy nos ofrece un material libre de restricciones, reflexivo,...

Underneath Underneath
DiscosHace 5 días

Code Orange – “Underneath”

El término mainstream es un foco de observación por el apartado de artistas que pueden ser considerados –independiente de controversias–...

Aló! Aló!
DiscosHace 7 días

Pedropiedra – “Aló!”

Hay artistas que no tienen miedo cuando se trata de hacer música que no responde a las expectativas ni al...

Ordinary Man Ordinary Man
DiscosHace 1 semana

Ozzy Osbourne – “Ordinary Man”

Una de las fórmulas históricamente exitosas en el mundo del rock es intentar romper algún paradigma. Golpear desde la apuesta...

F8 F8
DiscosHace 2 semanas

Five Finger Death Punch – “F8”

Es curioso lo que ocurre con Five Finger Death Punch: en Estados Unidos y en Europa son, acaso, la banda...

Miss Anthropocene Miss Anthropocene
DiscosHace 2 semanas

Grimes – “Miss Anthropocene”

No hay dudas de que Grimes se compromete totalmente con los conceptos que su mente imagina. Con sorpresa recibieron muchos...

Cuauhtémoc Cuauhtémoc
DiscosHace 2 semanas

Niños Del Cerro – “Cuauhtémoc”

Latinoamérica es un continente de elementos comunes. No sólo compartimos un idioma o un espacio geográfico, sino que nuestras historias...

Splid Splid
DiscosHace 3 semanas

Kvelertak – “Splid”

Se dice que para los gustos no hay nada escrito. Llevado al aspecto musical, recorrer un camino de experimentación a...

color theory color theory
DiscosHace 3 semanas

Soccer Mommy – “color theory”

Dos años después del álbum que la puso al frente de la nueva generación de cantautoras del indie, “Clean” (2018),...

The Fallen Crimson The Fallen Crimson
DiscosHace 3 semanas

Envy – “The Fallen Crimson”

¿Puede una banda tener un espacio trascendental, aun cuando se mantiene en el underground? ¿Incluso cuando la ausencia se explaya?...

Publicidad
Publicidad

Más vistas