Leah Shapiro de Black Rebel Motorcycle Club: “Retomar la batería y hacer lo que amo, es algo maravilloso”

Lunes, 14 de Marzo de 2016 | 1:18 am | No hay comentarios
Leah Shapiro de Black Rebel Motorcycle Club: “Retomar la batería y hacer lo que amo, es algo maravilloso”

La historia de Black Rebel Motorcycle Club, al igual que la de varias otras bandas, está plagada de anécdotas y sucesos que han marcado el devenir del grupo, dividiendo su trayectoria en un antes y un después. Hay desde cambios en distintos aspectos,  hasta un problema grave de salud que bien pudo provocar consecuencias devastadoras en la vida de la afectada, Leah Shapiro, quien fue la encargada en esta ocasión de hablar de ello y de su regreso al territorio nacional el miércoles 23 de marzo en el Club Blondie, en una entrevista que íntegramente ponemos a tu disposición a través de HumoNegro.

Durante estos casi 20 años, el grupo ha sufrido todo tipo de cambios, de sello o de compañeros, y además la historia de la banda está llena de anécdotas de todo tipo. ¿Cuál sería tu opinión si comparas los primeros años de BRMC con la situación actual? ¿Qué análisis  haces de la carrera de la banda?

¡Uf! Qué complicado (risas). Bueno, en relación a los primeros años no puedo hablar mucho, porque no estuve ahí, sin embargo, cuando me uní al grupo, el resto de los chicos aún eran muy jóvenes, por lo tanto las cosas eran un poco caóticas en comparación a ahora que todo es estable y que nos llevamos muy bien entre todos. Hoy trabajamos de la mejor manera juntos y las cosas resultan más fáciles. Respecto a mi carrera personal, diría que fui afortunada de estar en el lugar indicado y en el momento preciso para obtener la oportunidad de tocar en la banda. Fue un proceso que fluyó naturalmente también, porque convengamos que es difícil para cualquier grupo de personas incluir a un nuevo integrante y que encaje con la dinámica social existente, donde todos se apreciaban mucho, incluso a un nivel más íntimo y personal. Tuve que entender cuál sería mi lugar dentro del grupo y de qué forma iba a aportar, pero a la larga puedo decir que mi inclusión fue mucho más fácil de lo que imaginé y de lo que cualquier otra persona hubiese imaginado.

Muchas de sus composiciones han sido parte de series de televisión, de comerciales o de videojuegos. Pensando en la visión de la banda, ¿cómo es la relación de BRMC con la industria del entretenimiento en general?

Como el grupo lleva ya un tiempo considerable activo, se entendió que, para lograr eso, hay que tener una buena relación con la industria. En ese sentido, que vendría a ser “la cara bonita” de este negocio, se ha hecho un gran trabajo con el tema de las licencias porque es lo que al final paga las cosas más costosas, como el estudio de grabación y todo lo que está alrededor de un disco, además de pagar tu casa también, ¿sabes? (risas). Igual es un poco raro para todo músico yo creo, pero esa es la forma en que funciona esto y, en nuestro caso particular, las licencias nos ayudan mucho y es algo en lo que estamos muy enfocados, por lo que decía antes; es una entrada de dinero y tenemos muchos gastos, como pagarle a todos los que trabajan con nosotros y cosas así, por lo tanto para nosotros es sólo algo que forma parte del negocio.

Poseen una discografía compuesta de siete piezas hasta ahora, por lo tanto hay bastante material de donde elegir. Más allá del balance entre lo que ustedes quieren tocar y lo que los seguidores quieren oír, ¿hay canciones que a estas alturas les aburra un poco tocar? Por otra parte, ¿hay algunas que les gustaría tocar más?

Tratamos de equilibrar ese tema; hay ocasiones especiales en que los seguidores eligen algunas canciones, en shows específicos, y las tocamos, porque entendemos que lo importante es lo que quieren nuestros seguidores. Podría decir que tal vez a veces pienses, cuando estás descansando en el bus por ejemplo, en que cuando estás de gira y ya llevas un año de corrido, tocas todas las noches un grupo determinado de canciones, día tras día, entonces lo sientes un poco como una rutina, estamos conscientes de aquello. Siempre buscamos algo que nos divierta hacer, entonces nos damos un espacio para  improvisar en algunas canciones. Es fundamental no “cansar” las canciones, así que dejamos de tocar algunas para hacerlo más adelante, así nos enfrentaremos a esas piezas con una perspectiva nueva, con una energía diferente.

Ustedes son conocidos por escribir canciones, o al menos de armar maquetas para material futuro mientras andan de gira. ¿Lo han hecho ahora último?

Ahora no tanto, porque lo último que hicimos fue participar del tour de un festival, algo de tres semanas y que es muy distinto a una gira propia, porque acá no se hacían pruebas de sonido, que es el momento en que tenemos la posibilidad de hacer jams y mostrar ideas. Efectivamente, en el tour anterior del “Specter At The Feast”, recuerdo que algunas de esas ideas tomaron forma y se convirtieron en canciones reales, que de hecho serán grabadas para el siguiente material.

¿Es posible que nos cuentes algo de cómo la banda decidió fundar su propio sello, Abstract Dragon?

Bueno, la verdad es que eso ocurrió justo antes de que yo me uniera a la banda, así que creo que Peter (Hayes), que está acá junto a mí, es quien puede contestar eso mejor forma, así que lo pondré al teléfono (ríe). Por favor, repite la pregunta para él.

Peter: ¡Hola! ¿Qué tal?

Hola, Peter, soy Hans. ¿Cómo estás?

P: Bien, gracias. ¿Tú cómo estás?

Todo bien por acá. ¿Qué nos puedes contar acerca de la fundación de su propio sello, Abstract Dragon?

P: Bueno, cuando recién nos decidimos a hacerlo, el pensamiento base para todo fue que queríamos ayudar a nuestros amigos y a bandas que nos gustan a publicar su material que tal vez no es de interés para las grandes compañías. No tuvimos mucha ayuda, así que siempre hubo problemas económicos y es algo que nos acompaña hasta hoy (risas). Lo principal es ayudar a otros artistas; no pensamos en el dinero, era la última de las preocupaciones. Ahora ya nos hemos hecho de un nombre y encontramos la mejor manera de, a nuestro parecer, apoyar e impulsar a otros grupos. Es eso, básicamente.

Gracias, Peter, por responder, es muy amable de tu parte. ¿Continúo con Leah?

De nada. Fue un placer. Sigue con ella por favor. ¡Adiós!

De acuerdo. Antes, felicitaciones por tu recuperación. Estamos seguros de que toda la comunidad del rock está muy feliz con tu regreso. ¿Qué aprendiste de ti misma durante este tiempo que estuviste fuera de todo?

Fue un momento muy abrumador, porque por una parte tenía que encontrar la manera de recuperarme y seguir adelante, pero por otra tenía que lidiar con la idea de alejarme de la música a la fuerza. Entonces, ver que ahora me recuperé y que lo hice exitosamente, retomando la batería y haciendo lo que amo, es simplemente maravilloso. Cambió por completo mi convicción respecto a la salud y al equilibrio que debemos buscar en la vida. Perdí un poco el control al enfrentarme a este problema de salud mayor, y además tuve que depositar toda mi confianza y esperanzas en las manos de otras personas que se harían cargo de todo, como los doctores. Entonces, buscar a los profesionales adecuados fue algo aterrador para mí, y creo que todo aquel que haya pasado por alguna enfermedad tan grave como la mía sabe de lo que hablo y de lo incómodo e inquietante que resulta. Fui muy afortunada de haber encontrado a los doctores que me ayudaron y que permitieron que hoy esté donde estoy, y también estoy muy agradecida y emocionada de las muestras de apoyo y cariño que recibí de la comunidad musical.

¿Tienes algún recuerdo especial de la última visita que hiciste con BRMC a Chile?

He estado en Chile dos veces. La primera fue tal vez la más memorable, un concierto mágico que, según mi opinión, fue uno de los más emocionantes e increíbles que he dado con la banda. Además, en esa ocasión tuvimos algunos días libres, así que pudimos explorar la ciudad, fuimos a esquiar y degustamos la comida local. Me encantó Santiago. También recuerdo que un par de días después tocaba Nine Inch Nails, así que aprovechamos de verlos. Esa visita fue como unas pequeñas vacaciones para nosotros, fue un tiempo muy divertido.

¿Cuáles son las expectativas de ustedes con esta nueva visita a Chile y qué pueden esperar quienes asistan al concierto?

Espero que sea una jornada maravillosa como la última vez que estuvimos en Chile. Nosotros pondremos todo de nuestra parte para que sea así. La novedad para Chile es que tocaremos material de “Specter At The Feast”, disco que no existía al momento de ese concierto, así que esperamos que todo salga igual de bien que en aquella ocasión.

Muchas gracias Leah por tu tiempo, y agradécele también a Peter por la amabilidad. Ambos fueron muy cordiales con nosotros.

Gracias a ustedes por la entrevista. ¡Nos vemos pronto!

Por Hans Oyarzún

Enlace corto:

Comentar

Responder