Andreas Kisser de Sepultura: “Estamos agradecidos de quienes nos aman y de quienes nos odian”

Martes, 11 de Agosto de 2015 | 1:38 am | No hay comentarios
Andreas Kisser de Sepultura: “Estamos agradecidos de quienes nos aman y de quienes nos odian”

En unas cuantas semanas más acaecerá la segunda visita de Slipknot a nuestro país y, como ya sabemos, no vienen solos: la leyenda viviente del metal latino y mundial, Sepultura, será la banda encargada de abrir el show de los norteamericanos.

Esta será la undécima presentación de los brasileños en Chile (contando las actuaciones dobles que ocurrieron en los años 2001 y 2011), quienes celebran nada menos que 30 años de carrera ininterrumpida y mostrarán parte de su disco de estudio más reciente a la fecha, “The Mediator Between Head And Hands Must Be The Heart” (2013).

En este contexto, y de forma muy relajada, conversamos con el guitarrista Andreas Kisser desde España, quien se dio el tiempo para hablar de todo, desde su ingreso a la banda en 1987, hasta la actualidad del grupo, opinando incluso acerca de las polémicas declaraciones que su ex compañero, Max Cavalera, dio hace un par de días en una entrevista a Sticks For Stones.

A continuación, la conversación que mantuvimos con el responsable de la continuidad de los titanes sudamericanos.

Después de la publicación de “Against” (1998), el inicio de la nueva era, ¿cuáles eran las expectativas reales que tenían para ese entonces respecto a la recepción de la audiencia o la crítica, y qué tan diferentes resultaron a medida que pasó el tiempo?

Pasamos un tiempo muy difícil cuando Max se fue del grupo en el año 1996. Estuvimos un período sólo como trío, junto a Igor y Paulo, practicando y tocando juntos en San Diego; empezamos a escribir material nuevo sin pensar en conseguir otro vocalista. Fue una época muy dura y muy confusa para Sepultura, la más complicada de nuestra historia, pero después de unos siete u ocho meses, Derrick entró al grupo y nos sentimos más completos para terminar la composición del disco “Against”, para luego grabar y todo. Nuestras expectativas eran continuar con la banda, nada más que eso; mantenernos unidos y comenzar algo nuevo, porque no sólo perdimos a nuestro vocalista, sino que también toda la estructura de Sepultura: el management, la confianza de la disquera y los productores, también muchos fans, así que empezamos casi de cero. Entonces fue un disco muy importante, quizá el más importante de nuestra carrera, porque fue el momento de mantener a Sepultura unidos y acá estamos, celebrando 30 años. Si no fuese por “Against”, hubiera sido muy difícil continuar con la trayectoria del grupo.

Su último álbum recibió en su mayoría críticas muy favorables, destacando todo el concepto que hay detrás. Sin tomar en cuenta los arreglos o las letras, ¿de qué manera o en qué medida se manifiesta la influencia del film “Metrópolis” (1927) en el trabajo? ¿Es sólo una referencia o constituye algo más?

La película en sí no fue tan importante, pero la frase sí fue algo muy fuerte para nosotros. Es una oración muy intensa y es lo principal tanto del film como del libro; la película empieza y termina con ella, entonces creo que su intención es lograr que no terminemos totalmente “robotizados”. El corazón es la parte más humana, donde está el espíritu contestatario y de protesta que no acepta las ideas impuestas. Porque si tienes alguna idea en tu cabeza y la acción en tus manos, sin pasar por el corazón, no eres nada más que un robot, una máquina. Creo que esa fue la influencia más fuerte en nosotros. Además escribimos acerca de religión, política, cosas personales o desastres naturales, como un tsunami, y otras cosas, entonces esa frase condicionó el hecho de que escribiéramos de todo. No es un disco temático o conceptual basado en la película, sólo la frase fue lo importante, o la influencia para escribir las letras.

Siguiendo en el ámbito de la pregunta anterior: en parte, los últimos discos se han influenciado también por otras narraciones, como el caso de “Dante XXI” (2006) y “A-Lex” (2009). ¿Esto seguirá como tendencia en las próximas entregas o sólo responde a una etapa o momento en particular?

Sólo fue un momento en particular, no es fórmula o algo así que vayamos a hacer siempre. Utilizamos libros como “La Divina Comedia”, “La Naranja Mecánica” y ahora la película “Metrópolis”, pero no es una regla o algo que sigamos por siempre. Estamos abiertos y pensando realmente en un próximo disco para finales de 2016, estamos empezando a escribir los temas, pero es muy temprano para saber qué vamos a hacer. Tenemos muchas fechas en la gira, como aquí en Europa, en Brasil o lo que haremos en Chile junto a Slipknot, así que hay mucho por hacer de aquí a fin de año. Recién comenzamos a pensar en un disco nuevo, pero, como dije, las posibilidades están abiertas y podemos hacer de todo. Es una oportunidad muy buena, es un momento muy bueno donde podemos hacer lo que sea y lo que queremos, entonces no sabemos qué haremos; no sabemos si será un libro, una película o una palabra lo que empiece la creación. Aún es muy pronto, pero luego tendremos algo que nos dará una dirección, por ahora sólo pensamos en la gira y en la celebración de los 30 años.

La comunión que existe alrededor del mundo con Sepultura es bastante fuerte, y ustedes a menudo se refieren a sus seguidores como “familia”. Esa cercanía con la gente ha logrado que incluso hayan tocado en un colegio muy emblemático de Chile (Instituto Nacional) ¿Cuál es tu postura respecto al “supuesto” compromiso del artista con su público, y cuál es el límite, ya sea en términos sociales o políticos, por ejemplo?

Creo que los fanáticos lo son todo. Ellos, la gente que escucha la música, los que compran los discos o las camisetas, y los que vienen a los conciertos y gritan nuestro nombre o las canciones, son todo. Sin ellos nada sería posible, nada tendría sentido, entonces tenemos mucho respeto por ellos. Sepultura es un grupo que tiene 30 años y hemos sufrido muchos cambios, no sólo en la formación, sino que principalmente en lo musical, debido a que buscamos elementos nuevos con ritmos diferentes. Además tenemos el privilegio de viajar por el mundo (son 73 países en estos 30 años) y eso nos mantiene con ideas frescas todo el tiempo, para intentar hacer cosas distintas y crear una música pesada y agresiva con componentes más interesantes. Entonces, los fanáticos siempre nos están apoyando, aunque claro, hay personas a las que no les gusta cierta época del grupo, pero eso es normal porque a menudo estamos mutando. Creo que nuestra relación es de respeto y de admiración mutua. Por ejemplo, muchos fanáticos se han tatuado diseños con el símbolo de Sepultura, con los autógrafos, hasta con nuestros retratos, y eso es una forma de expresión muy intensa, muy fuerte de amor por el grupo, por la música, por el mensaje, por todo. Creo que los fanáticos de Sepultura son únicos y sin ellos nada sería posible. Nuestra posición es escucharlos también, y claro que no vamos a  concordar con todo, pero siempre estamos con los oídos abiertos para escuchar críticas y elogios. Creo que, como dije, sin ellos nada tendría sentido y estamos muy agradecidos de los seguidores, de los que nos aman y de los que nos odian también, porque son todos parte de la misma familia, entonces nosotros estamos muy complacidos por todo.

¿Y qué recuerdas particularmente de ese concierto? Porque tú comprenderás que eso no es algo común: una banda del tamaño de Sepultura tocando en un colegio…

Estamos muy orgullosos. El Instituto Nacional es uno de los colegios más importantes de Chile y el más antiguo, tiene mucha historia, y ahí los mismos alumnos nos eligieron para tocar en el patio del establecimiento, así que fue una experiencia inigualable. Creo que es el único concierto que hemos hecho de esa manera, ya que en ninguna parte del mundo se ha dado un encuentro como ese. Fuimos muy bien recibidos por todos los del colegio, y realmente es un orgullo para Sepultura haber sido parte de eso, y también para el mundo del heavy metal, porque demostró que hay posibilidades de que la gente vea que nuestro estilo es muy amplio y que no es sólo algo “ruidoso” o “estridente”, o que no es música, sino que hay mucha cultura en el metal. Así que fue una oportunidad fantástica, y estamos muy felices y orgullosos de haber hecho ese concierto, fue muy especial.

Siguiendo en la línea de lo anterior, y enfocándonos un poco en el aspecto social que ustedes siempre han tocado, el video de “Convicted In Life” los muestra con una actitud clara frente al maltrato animal. ¿Cuál es tu postura frente a eso? ¿Son activistas o participan regularmente de alguna organización así o, en su defecto, cuál es su relación con ese mundo?

No somos activistas, pero estamos muy atentos respecto al tema de la alimentación. Hoy en día, las personas prestan mucha más atención a estos temas, a lo que comen, de dónde vienen los alimentos y todo. Tenemos una relación con Sea Shepherd en Europa y Sudamérica a través de Sepultura y De La Tierra, y hacemos cosas juntos, como divulgar sus acciones. Por otra parte, Derrick es vegetariano hace más de 20 años y es muy interesante la manera en que él busca sus alimentos y cómo se informa del tema, tanto en el área política como de la industria o acerca de la salud. Entonces, es muy interesante para nosotros porque nos permite ser más justos, principalmente con los animales, ya que a ellos les toca sufrir a causa de nuestras necesidades desmedidas, por lo tanto Sepultura siempre está dispuesto a crear nuevos vínculos, más que nada para educar a la gente; que sepan lo que le  hace la industria a los animales y si quieren comer carne, que lo hagan, pero al menos ya están conscientes de la realidad.

Me gustaría que hicieras el ejercicio de recordar los primeros días, cuando entraste a Sepultura. ¿Es verdad que antes eras roadie de la banda o tenías otra relación con el grupo?

No, nunca fui roadie de la banda, sólo hubo un concierto en el que yo viajaba con ellos y ahí teníamos muchos amigos en común. Ahí los amigos nos ayudamos los unos a los otros, eran tiempos en que no teníamos roadies, las bandas que se ayudaban entre sí. Ese fue el único concierto que vi de Sepultura antes de entrar a la banda. Yo tenía mi grupo en Sao Paulo, que se llamaba Pestilence, y estábamos empezando a hacer canciones, pero vi que Sepultura tenía muchas más ganas de hacer las cosas profesionalmente, así que me quedé y aquí estamos (risas).

¿Qué recuerdos en general tienes de los conciertos en los que han participado en nuestro país, cuál fue el más especial y qué esperan de esta nueva visita junto a Slipknot? ¿Y tú, particularmente, qué esperas de la visita a Santiago Gets Louder con De La Tierra?)

Estoy muy contento de tener el privilegio de hacer dos conciertos gigantes en Chile, con dos grupos fantásticos y diferentes en la misma semana. Es algo increíble. Chile es un país muy rockero, muy pesado y es sin duda uno de los mejores públicos del mundo. Recuerdo presentaciones con Anthrax, Faith No More, o los primeros shows de Sepultura para “Chaos A.D.”, que fueron históricos, monumentales. Me pone muy feliz, porque Chile siempre ha sido un lugar muy caliente y me he sentido muy bien ahí.

¿Tienes planeado algo especial para esos días? Debido al tiempo libre que te quedará entre los conciertos de la misma semana.

Habrá algunos días libres en Santiago, así que aprovecharé de probar los mejores vinos y comer bien (risas).

Esta es la última pregunta, y no sé si querrás responder, pero la haré de todas maneras. Hace unos días apareció una entrevista a Max Cavalera en Sticks For Stones, donde se refirió de manera dura hacia ustedes. No es necesario que te repita todo lo que dijo, pero sí puedo resumirte que indicó que no ha escuchado la música de Sepultura desde que abandonó la banda y que, básicamente, ustedes están en decadencia. ¿Tú has escuchado alguno de los múltiples proyectos de Cavalera? Y si es así, ¿qué opinas de lo que dijo?

Creo que lo de él es una opinión solamente, dentro de las tantas opiniones que hay, ya sea de gente que está ahí con nosotros, fanáticos, o músicos que pasaron por Sepultura. Hace mucho que ya no pongo atención a lo que Max o algún Cavalera diga, porque siempre todo es muy confuso, siempre dicen cosas diferentes y nos atacan de manera muy gratuita. Eso no nos interesa y es una opinión más, aunque no concuerdo con ella y no va a cambiar en nada lo que estamos haciendo: estamos muy enfocados en nuestra carrera, tenemos el respaldo de un sello fantástico y ya estamos pensando en un disco nuevo. Aparte tocamos en los mejores festivales del mundo, como el Rock In Rio en Las Vegas junto a Steve Vai, también trabajamos en un documental con Les Tambours Du Bronx, entonces hacemos muchas cosas y estamos muy ocupados para pensar y responder a las opiniones de otras personas, y claro que he escuchado Cavalera Conspiracy, o cada vez que Soulfly saca un disco nuevo también lo oigo, o a alguno de sus proyectos. Para mí es interesante escuchar lo que están haciendo, aunque es totalmente diferente a lo que hacemos nosotros; tienen otras influencias, suenan distinto, así que es atractivo, a pesar de que no es un estilo que me guste mucho.

Muchas gracias Andreas por tu tiempo, sabemos que es muy tarde a esta hora en España. ¿Tienes algún mensaje para entregarles a los lectores de HumoNegro?

Muchas gracias por su apoyo estos años, estamos con ustedes con mucha fuerza y nos vemos pronto en septiembre junto a Slipknot, y por mi parte los veo también con De La Tierra. ¡Hasta pronto!

Por Hans Oyarzún

Toda la información sobre este concierto del 30 de septiembre en Movistar Arena, la puedes encontrar AQUÍ.

Enlace corto:

Comentar

Responder