Sting: Un viaje indeleble

Viernes, 30 de Octubre de 2015 | 1:12 pm | No hay comentarios
Sting: Un viaje indeleble

Corría octubre de 1980 y los icónicos The Police lanzaban el exitoso álbum “Zenyattà Mondatta”, su tercer trabajo tras los también excelsos “Outlandos D’Amour” (1978) y “Reggatta De Blanc” (1979), y tan sólo un par de meses después de esta fecha este redactor llegaría al mundo, obviamente sin tener ningún grado de consciencia respecto a que en ese mismo contexto histórico estaba compartiendo escenario con una de las bandas de rock más influyentes de Reino Unido, y mucho menos podría haber reconocido la importancia y trascendencia que tendría Sting, Andy Summers y Stewart Copeland, las talentosas figuras tras este magistral proyecto. A medida que fui creciendo, y a pesar de la sorpresiva extinción de la agrupación en 1984, la música de The Police se convirtió en invitado frecuente en cada una de las reuniones familiares. Años después, la figura de Sting se hizo cada vez más grande, no sólo por su invaluable legado junto a Summers y Copeland, sino también por su exitosa carrera solista que parecía no conocer de límites, exudando talento e inspiración en cada una de sus composiciones.

11 Sting @ Movistar Arena 2015

Han pasado casi cuatro décadas desde que Sting comenzara a forjar su estatus de leyenda a nivel mundial, y hoy, a escasos minutos del inicio de una nueva presentación en nuestro territorio, el Movistar Arena está completamente saturado de miles de enfervorecidas almas. Una experiencia diferente a la vivida en 2007, cuando The Police se presentó en el Estadio Nacional: ahora el escenario es más íntimo, la conexión más inmediata, y la promesa de un show que vaticina un repaso por sus grandes éxitos, hacen de este momento una postal singular, uno de esos recuerdos que permanecerán indelebles en nuestro subconsciente, incluso cuando la  memoria comience a fallar a raíz de la edad. Las luces se apagan, el corazón acelera su ritmo, los músculos se contraen y, en una suerte de surrealismo mágico, la carismática figura de Sting, acompañado por sus cuatro músicos y su bajo, hace su aparición en medio de una ensordecedora ovación.

Sin mediar introducción, llega el primer golpe sonoro de la mano de “If I Ever Lose My Faith In You”, donde de inmediato queda en evidencia que la calidad vocal de Sting se mantiene intacta, no acusando el paso de sus 64 años. “Every Little Thing She Does Is Magic” es el primer tema de The Police en hacer su aparición, y las miles de voces que acompañan la melodía son testimonio viviente de lo arraigada que están estas canciones en el inconsciente colectivo nacional. Uno a uno se van sucediendo los incombustibles éxitos del catálogo del sempiterno músico. “Englishman In New York” y “So Lonely” penetran en los sentidos con la precisión de dagas perfectamente afiladas; una exquisita combinación de melodías y texturas que resuenan en un volumen moderado, pero que se proyectan por todo el lugar a través de las voces de los fanáticos que desde el primer minuto conectaron con el británico, estableciendo una comunión casi instantánea, un lazo invisible.

05 Sting @ Movistar Arena 2015

El dinámico ritmo de “When The World Is Running Down, You Make The Best Of What’s Still Around” sobresale por el delicado sonido del teclado de David Sancious. “Seven Days” y el clásico “Fields Of Gold” siguen manteniendo en alto la intensidad de la presentación, con los músicos funcionando en una sólida complicidad y un Sting que a ratos no teme ceder el protagonismo a la delicada melodía que emana de la guitarra acústica de Dominic Miller, quien en “Driven To Tears” intercambia los sonidos más pausados por toda la potencia y distorsión de la guitarra eléctrica. El frontman interactúa con el público para improvisar una suerte de colaboración en el coro de “Heavy Cloud No Rain”, que aporta un grado aun mayor de conexión y que configura uno de los momentos más participativos de una velada que hasta el momento ha carecido de puntos bajos.

La mirada de Sting se pierde en el mar de fanáticos que se rinden ante su majestuosidad, como si quisiera escarbar un poco más profundo en la multitud, desgarrando con sencilla precisión cada una de las fibras del cuerpo para inyectar cada nota directamente en las entrañas. “Message In A Bottle” y “Shape Of My Heart” someten aún más a la bestia, reduciéndola a su más mínima expresión, mientras el músico se mantiene impávido, con la tranquilidad del apostador que sabe que tiene la mano ganadora, y que los dados están cargados a su favor desde que el juego comenzó. La sobriedad de Sting es el principal ejemplo de que no siempre es necesario valerse de una gran cantidad de elementos anexos y apoyos visuales para estructurar un show de calidad, muy por el contrario, la génesis de toda buena presentación radica en la calidad de los músicos que están sobre el escenario, y es justamente en este ítem que el inglés muestra todas sus credenciales, con una voz muy bien cuidada, un preciso manejo escénico, y una combinación de músicos de gran nivel.

01 Sting @ Movistar Arena 2015

Sting motiva al público para que alienten a Vinnie Colaiuta en la introducción de “The Hounds Of Winter”, en donde todos los aplausos se los lleva la potente voz de la corista Jo Lawry, sorprendiendo por su exquisito control, que le permite transitar en el filo de la cornisa de los gritos, en un ejercicio muy difícil de lograr, pero que en ella fluye de manera totalmente natural. Tal vez debido a la calidad de la presentación o a la mezcla de ansiedad y excitación acumulada por tanto tiempo, en un abrir y cerrar de ojos ya se había ido la primera hora de show, con una inmejorable selección de éxitos que sobresalen por su energía y calidad de ejecución. La liturgia continúa con “Wrapped Around Your Finger” y “De Do Do Do, De Da Da Da”, que siguen consumiendo la energía del enfervorecido Movistar Arena, que no para de rendir pleitesía a la imponente figura de Sting.

El escenario es cubierto por un manto de luces rojas, marcando así el ambiente perfecto para dar la bienvenida a una extensa interpretación del clásico “Roxanne”, el que es amalgamado con una versión de “Ain’t No Sunshine”, original del músico estadounidense Bill Withers, en una combinación que recibe la aprobación de todo el público. Los músicos abandonan el escenario y de inmediato un aluvión de silbidos y gritos comienzan a clamar por el regreso de sus ídolos, los que rápidamente satisfacen el requerimiento y retornan para seguir ofreciendo nuevas dosis del exquisito repertorio de Sting. Con “Desert Rose”, melodía con tintes árabes, el músico deleita a sus fanáticos con algunos pasos de baile que arrancan más de un grito apasionado y, sobre todo, varios suspiros ahogados. Qué desafío tan exigente tener que salir al escenario día tras día, a interpretar canciones que has cantado miles de veces, tratando de sonar convincente y proyectar las mismas emociones y sensaciones de la primera vez. Y es precisamente en este rubro donde Sting saca enorme ventaja sobre otros artistas: con una capacidad innata de impregnar de sentimiento cada una de sus interpretaciones, “King Of Pain” y “Every Breath You Take” sería la evidencia más empírica de este fenómeno, con melodías rebosantes de autenticidad y sensibilidad, estableciendo una suerte de trance entre el músico y su público.

12 Sting @ Movistar Arena 2015

Los músicos vuelven a abandonar el escenario, pero de inmediato queda en evidencia que ninguna de las personas presentes están dispuestas a moverse de sus asientos sin deleitarse con un poco más de Sting y compañía. Al cabo de unos pocos segundos –donde la ansiedad extendió más de la cuenta- los músicos retornan para ofrecer las últimas dos canciones de la velada. Primero la sólida “Next To You”, para posteriormente bajar el telón con una bella interpretación de “Fragile”, en donde Sting por primera vez se desprende de su desgastado bajo, para colgarse la guitarra acústica, en una de las imágenes más bellas de la jornada, poniendo el broche de oro a una presentación memorable de principio a fin, y en donde pudimos ver la figura de Sting en toda su magnitud.

Años de espera que se diluyen en menos de dos horas, tiempo insuficiente para hacer un recorrido más profundo a través del exquisito repertorio de Sting, pero que deja una selección de episodios memorables, una suerte de grietas sensoriales que permanecerán grabadas a fuego en el subconsciente de quienes esta noche se dieron cita en Movistar Arena. Qué lujo ser testigo de un show de esta envergadura, el que no sólo sobresalió por el inherente carisma del músico inglés, sino también por su mágica capacidad de conjugar sensibles melodías con pasajes colmados de sentimiento y emoción, manteniendo siempre un equilibrio sonoro que se extendió a lo largo y ancho del recinto del Parque O’Higgins, sometiendo a un público completamente conectado, el que en ningún momento opuso resistencia y que, sin duda, a partir de este momento no perderán oportunidad para comentarle a sus amigos que estuvieron presentes en una de las mejores presentaciones que han pasado por nuestro territorio. Tal como era de esperarse, Sting no decepcionó, y nos llevó en un viaje a través de su trayectoria, desde sus primeros pasos junto a The Police hasta su consagración como una de las figuras más respetables del universo del rock.

Por Gustavo Inzunza

Fotos por Luis Marchant

Setlist

  1. If I Ever Lose My Faith In You
  2. Every Little Thing She Does Is Magic (original de The Police)
  3. Englishman In New York
  4. So Lonely (original de The Police)
  5. When The World Is Running Down, You Make The Best Of What’s Still Around (original de The Police)
  6. Seven Days
  7. Fields Of Gold
  8. Driven To Tears (original de The Police)
  9. Heavy Cloud No Rain
  10. Message In A Bottle (original de The Police)
  11. Shape Of My Heart
  12. The Hounds Of Winter
  13. Wrapped Around Your Finger (original de The Police)
  14. De Do Do Do, De Da Da Da (original de The Police)
  15. Roxanne (original de The Police) / Ain’t No Sunshine (original de Bill Withers)
  16. Desert Rose
  17. King Of Pain (original de The Police)
  18. Every Breath You Take (original de The Police)
  19. Next To You (original de The Police)
  20. Fragile

IR A GALERÍA FOTOGRÁFICA

Enlace corto:

Comentar

Responder