Megadeth: ¡Aguante Megadeth!

Domingo, 9 de Septiembre de 2012 | 2:02 am | Comentarios (10)
Megadeth: ¡Aguante Megadeth!

El calor de la noche anterior aun rebosaba en el Caupolicán para la segunda jornada consecutiva de Megadeth en Chile. Graderías y cancha repletas era la postal que se repetía para la velada del sábado, una que estaría dedicada al álbum “Peace Sells… But Who`s Buying” (1986), junto a los clásicos de toda la vida, confirmando el peso que tiene la agrupación en nuestro país, en un fiato con el público que sólo comparten privilegiados como Iron Maiden o Faith No More.

El ritual fue el mismo que en la primera presentación. En la pantalla central se mostraban las imágenes de los miembros de la banda avanzando desde los camarines hasta el escenario. Dave Mustaine, el protagonista de la función, saludaba desde la proyección a una fanaticada ansiosa y muy ruidosa. Luces fuera y comienza la introducción de “Never Dead”, de su último disco “Th1rt3en” (2011), que a pesar de no ser uno de los temas más populares del grupo, fue suficiente para encender los ánimos –y el mosh– en el recinto de San Diego. No había tiempo que perder y el primer clásico, que también fue interpretado la noche anterior, cayó para reventar el teatro. “Hangar 18”, con bengala incluida, fue la estocada inicial de la noche. El primer corte extraído de “Peace Sells… But Who`s Buying”, fue “Wake Up Dead”, con la carátula del disco proyectado en las pantallas y dos mosh pit en cada lado de la cancha, era recibido uno de los cortes más thrasheros de Megadeth. Una vez más nos adentrábamos en las penumbras para estallar con los riffs de “Trust”, cantada por absolutamente todo el público. Los veinte años de “Countdown To Extinction” (1992), seguían siendo celebrados con “Architecture Of Aggression”, con miles de casquillos de balas cubriendo el escenario.

Ambas noches tuvieron un aire y momentos especiales. Un break sirvió para recibir las numerosas banderas que cayeron al escenario, donde destacó una que rezaba la frase “Education Sells… But Who`s Buying”, la cual fue extendida por Mustaine, quien también ocupó una chupalla, acto que fue acompañado por los chiflidos, palmas y zapateos de los más de 5.000 asistentes. La sorpresa de la noche llegó cuando el pelirrojo desempolvó un tema que no tocaban desde el año 1986 –aunque Mustaine aseguró que no la habían tocado nunca-, desde el repertorio de “Peace Sells…” llegaba el cover de Willie Dixon, “I Ain’t Superstitious”, una canción atípica en el catálogo de los norteamericanos, pero que fue acogida por la multitud como una más de sus tantos clásicos.

“Dawn Patrol” –con Dave Ellefson como dueño del escenario- y “Poison Was The Cure” formaron la dupleta que trajo a la palestra “Rust In Peace” (1990), para continuar con un piropo a la belleza de la mujer chilena y la posterior ejecución de “She-Wolf”, donde acertadamente una aguerrida fanática logró subir al escenario, para ser reducida de inmediato por la seguridad del recinto.

Ignacio, el niño que tuvo la fortuna de subir al escenario y recibir una uñeta del mismísimo Mustaine la noche anterior, se repetía el plato, y para la envidia de muchos, volvía estar sobre el escenario del Caupolicán para entregar una bandera al frontman, que en brazos devolvió al pequeño a su padre, y recibió con orgullo y agradecimiento el cariño de un público incondicional. Se nota, y se disfruta mucho, el saber que las palabras son sinceras y no sólo parte del libreto del rockstar. Mustaine ya no es parte de esa fantasía, y aunque muchos puedan molestarse por el epíteto, Dave Mustaine es lo más cercano a un Marco Antonio Solís del metal (ruego perdonen la comparación), bendiciendo a todo el mundo con una sonrisa de gratitud, que dista bastante de la agresividad que poseen sus canciones, y aunque ya no esté en la misma forma que en sus años mozos –sobre todo en la voz -, el aguante está y las intenciones de retirarse parecen ser nulas.

El concierto sigue su curso con “Angry Again” y el impecable Chris Broderick en guitarra, marcaba el inicio de “A Tout Le Monde”, momento catártico que no puede dejar de estar presente en cada una de las presentaciones de la banda. Vuelve a sonar “Countdown To Extinction”, igual de sólida que en la presentación del viernes, seguida por “Head Crusher” el brutal single de “Endgame” (2009), que ya se ha hecho un espacio en el corazón de los fans, quienes hacen honor al nombre de la canción destrozándose en medio del teatro.

“Guns, Drugs & Money” era recibida con algo de discreción, la cual continuó con “Whose Life (Is It Anyways?)”, y desapareció finalmente con “Public Enemy No. 1”, que terminó de formar la tripleta dedicada a “Th1rt3en”. La recta final comenzaba a trazarse con “Symphony Of Destruction”, con su correspondiente pogo y el ya clásico canto “Megadeth, Megadeth, aguante Megadeth”, que dejó el terreno listo para que Ellefson saliera al escenario para ejecutar las primeras notas de “Peace Sells”, marcando el breve bis que dio pie para el imprescindible clímax que es “Holy Wars… The Punishment Due”.

Sin tanto diálogo entre banda y público como el que se vio en la primera noche, esta presentación fue más breve y concisa. Haciendo un balance entre las dos jornadas, la última presentación de Megadeth en Chile fue una réplica de proporciones, sin llegar a las magnitudes que se vivieron el día viernes. Aun así, lo más destacable de los dos conciertos es la fidelidad incondicional del fanático chileno, que hay que decirlo, una vez más se lució como una de las mejores audiencias del mundo, y la incombustibilidad de una agrupación que se niega a colgar los botines. El coro que se le acuñó a “Symphony Of Destruction”, no puede ser más elocuente, “Aguante Megadeth”.

Setlist

  1. Never Dead
  2. Hangar 18
  3. Wake Up Dead
  4. Trust
  5. Architecture Of Aggression
  6. I Ain’t Superstitious (Cover de Willie Dixon)
  7. Dawn Patrol
  8. Poison Was The Cure
  9. She-Wolf
  10. Angry Again
  11. A Tout Le Monde
  12. Countdown To Extinction
  13. Head Crusher
  14. Guns, Drugs & Money
  15. Whose Life (Is It Anyways?)
  16. Public Enemy No. 1
  17. Symphony Of Destruction
  18. Peace Sells
  19. Holy Wars… The Punishment Due

Por Sebastián Zumelzu

Fotos por Praxila Larenas

Enlace corto:
(10)
  1. Seba says:

    Fue hermoso loco!!!!!! Tremendo!

    Putaaaaa en la foto, estoy justo detrás del loco con polera blanca con camara !! No salí :c

  2. Cnautic says:

    Fue tan espectacular que 19 canciones se sintieron como si fueran menos…
    También salgo en la imagen… el de pañoleta en la cabeza, hacia la izquierda. Y el de la otra pañoleta es mi compadre Leo!!!
    PUDIMOS AGARRAR UNA UÑETA DE MUSTAINE CADA UNO…!!!

    GRANDE MEGADAVE!!!

  3. César says:

    Aguante Marco Antonio Mustaine!

  4. Xtiandeth says:

    Estuvo la raja, pero aunque tocaron un tema del Peace Sells que no tocan nunca, 3 temas de ese disco es muy poco para haberlo promocionado como lo hicieron… publicidad engañosa… me quedé de nuevo con las ganas de escuchar My Last Words :_(

  5. Colorado CTM says:

    Nos debes el Peace Sells, donde esta Devil Island y My Last Word?

  6. opuschico says:

    Aunque faltaron temas de Peace sells, febe ser por sus letras algo satanicas y mustaine ya no lss toca por estar convertido … pero estuvo la raja! Aguante megadeth

  7. fernando says:

    ESPECTACULAR!! la mejor banda del planeta un sonido increible los olos se escuchaban claritos, nada que decir todo a un 100%.

Comentar

Responder