Kashmir: Deguste de buen rock en la intimidad

Sábado, 12 de Marzo de 2011 | 3:16 pm | Comentarios (7)

Está demás decir cuán difícil le resulta a algunas bandas llegar a estos lares. “Esta es nuestro concierto más lejos de casa…”. Esa frase que Kasper Eistrup mencionó grafica lo que precedía a la presentación de los daneses de Frederiksberg. Es cierto que no hay justificación alguna por el retraso. Menos, si consideramos las dos largas décadas que suman activos, un exponencial boom de conciertos en suelo nacional, y la calidad que tal tremenda banda desborda en directo. Por lo menos, la deuda está saldada con sus más fieles.

Es notable el arrastre entre los fanáticos presentes, si consideramos la nula presencia mediática de Kashmir en Chile, es simplemente  impresionante la respuesta que tuvieron frente a los presentes. Coros, gritos, entusiasmo exuberante y una conexión directa desde el primer minuto fueron, en resumidas cuentas, lo que describió la noche perfecta de Kashmir en nuestro país.

Lo que sucedió la tarde del martes en el Centro Cultural Amanda (ex Cine Vitacura), fue vibrante. Vibrante como muchos recuerdan fuera la primera presentación de BRMC (Black Rebel Motorcycle Club), el segundo semestre de 2008. Si bien fue un concierto íntimo, lleno de complicidad entre la banda y la escueta audiencia, fue casi en tono privado, mas no privativo (la entrada costaba $12.000). Definitivamente todo un deleite para el centenar de fanáticos que llenaban el local.

Lo que Kasper Eistrup (voz y guitarra), Mads Tunebjerg (bajo), Asger Techau (batería) y Henrik Lindstrand (guitarra, y yeclados), entregaron en el recinto de Vitacura fue sin duda un espectáculo pulcro, penetrante, a la vena y sin deslices. Bajo una atmósfera de relajo pero no menos hostigante. La acústica del lugar fue tremendamente apropiada para la ocasión, la decoración acompañó bien, y un juego de luces que hipnotizaba, hicieron de la presentación de los daneses, una experiencia alucinante.

Tras una intro que sonaba un tanto étnica, ‘Danger Bear’, corte de su último larga duración daba el vamos a la presentación de Kasper y compañía. Los ánimos aún estaban bajo control, pero la energía ya desbordada. ‘Mouthful of Wasps’ y ‘Kalifornia’, avizoraban una noche que se erigía como electrizante. Lo que Kashmir lanzaba, solo a unos minutos del inicio, se llevaba el beneplácito de la audiencia.

Melpomene’, de su aclamado disco de 2004, “Zitilites”, más la excelente ‘The curse of being a girl’ del “No Balance Palace” (2005) y ‘Petite Machine’ también del LP de 2004. Continuaban un show parejo y lleno de complicidad, gracias al histrionismo del propio Kasper Eistrup que no paraba de comentar todo lo que se le venía a la mente.

Luego vinieron ‘The Indian (That Dwells Inside This Chest)’, ‘Surfing the Warm Industry’ y ‘Pursuit of Misery’ que mantuvieron la nota alta, y la atención al máximo. El sonido se encumbraba como perfecto. Tras las increíbles interpretaciones de ‘In the Sand’ y Bewildered in the City’, vino ‘She’s Made of Chalk’, sin duda uno de los cortes más conocidos, y que el público ansiaba. Con ‘Rocket Brothers’, se daba término a la primera patita del show, que luego del bis, tuvo un final de antología, que a la postre ‘The Aftermath’, ‘Still Boy’ y  ‘The Cynic’ firmaron como absoluto.

Así, por más de una hora y media, un set list de dieciséis tracks, que si bien no se modificó en relación a sus anteriores presentaciones en México. Bastó y sobró para que Kashmir sedujera a un público que vibró ante tal cuota de buen rock escandinavo, europeo, y mundial.

Setlist:

  1. Intro
  2. Danger Bear
  3. Mouthful of Wasps
  4. Kalifornia
  5. Melpomene
  6. The Curse of Being a Girl
  7. Petite Machine
  8. The Indian (That Dwells Inside This Chest)
  9. Surfing the Warm Industry
  10. Pursuit of Misery
  11. In the Sand
  12. Bewildered in the City
  13. She’s Made of Chalk
  14. Rocket Brothers
    —————————–
  15. The Aftermath
  16. Still Boy
  17. The Cynic
Enlace corto:
(7)
  1. Daniel says:

    Lo más cuatico es que los compadres de Kashmir son REALMENTE buena onda.
    Terminado el concierto subimos con mi polola al bar de arriba del amanda y llegó Kasper y nos invitó una corona a cada uno, conversamos como media hora y eso que nos había regalado una uñeta (usada en el concierto) a cada uno, conversamos también con Henrik sobre su theremin, nos sacamos fotos con ellos y nos despedimos de abrazo.
    NADA QUE VER con esas otras bandillas de estrellitas que no te ven como una persona, si no como una masa deforme…
    KASHMIR: EL MEJOR CONCIERTO DE MI VIDA.

  2. Trinidad says:

    Oh! Que increíble.
    Yo opino igual que daniel.
    La verdad eso era una de las cosas que comentaba con la gente que vi el show.
    De cierto modo, se podría decir que Kasper , “se coqueteaba al público”. Miraba a la gente, le sonreía a quienes lo mirabamos , hacía gestos mientras cantaba.. Se notaba que lo estaba disfrutando , y eso , es lo que no se ve en todos estos artistas.

  3. Juan Kattan says:

    para mi fue el mejor concierto que he ido en años, gente muy humilde en su entorno y simpatico a morir, también tube la oportunidad de estar con la banda, de lo que conversamos un poco en el Meet & Greet con ellos, los locos la llevan como persona.
    tirando la talla siempre y bien en todo.
    el concierto para mi inolvidable y cuenta saldada.
    aunque falto un tema en el concierto que era “miss you” la extrañe a cagar, pero bueno concierto impecable y temas preciso para una velada perfecta.
    gracias Kashmir por ese gran concierto 🙂

  4. Daniel says:

    a mi me faltó “mantaray” y “the push”…
    peeero sería como mucho, no?

  5. flow says:

    estuvo muy bueno el concierto!, se escuchaba muy bien y el ambiente bueno bueno! buen detalles del review, saludos a la persona que lo escribió

Comentar

Responder

¿Cómo te enteras de los conciertos que se realizan en Chile?

Ver Resultados

Cargando ... Cargando ...