Japandroids: Caos en extinción

Lunes, 11 de Noviembre de 2013 | 12:53 pm | Comentarios (1)
Japandroids: Caos en extinción

La noche del sábado prometía uno de esos conciertos donde no habría respiro para nada, más que para gritar y corear las canciones del dúo canadiense formado por Brian King y David Prowse, que por primera vez pisaban suelo nacional para deleitar a sus seguidores. Las coordenadas eran en el Centro Arte Alameda, y ahí estuvo la duda de varios por días: ¿Dónde se haría el tan ansiado debut? Todos apostaban por el salón del segundo piso que usualmente se usa para tocatas nacionales, e incluso se pensó en la sala de cine principal del centro, que también había sido usado para tales fines. Pero finalmente no fue ni lo uno ni lo otro, y los encargados del show finalmente utilizaron el hall principal, adaptado para la ocasión con una tarima y un sistema de audio bien limitado, pero que finalmente poco importaría a los asistentes que finalmente vivieron intensamente la presentación.

JAPANDROIDS CHILE 2013 01

La euforia comenzó a la una de la mañana en punto con un mosh pit que desde los primeros acordes de “Adrenaline Night” acompañó en todo momento al dúo, que regalaba potentes riffs de guitarra y los incansables golpes de Prowse, seguido por el adolescente alarido del indie rock con “The Boys Are Leaving Town”,  y el punk más melódico de “Fire’s Highway”, recordándonos por qué fue tan aplaudido su último disco “Celebration Rock” (2012).

JAPANDROIDS CHILE 2013 02

La noche seguiría con más de “Post-Nothing” (2009) junto a “Heart Sweats” y “Sovereignty”, que aunque son igual de aceleradas, un efecto causado directamente por la rapidez de la guitarra de King, sí demuestran la diferencia de sus comienzos más garage y menos noise, al contrario de lo que podríamos decir con “The Nights Of Wine And Roses”, que en vivo gana mucho más que en su versión editada, ya que se aleja de esa espacialidad adherida de la grabación acompañada de una lírica muy adolescente porque, para qué vamos a recabar en eso, la lírica de Japandroids es joven, de emociones que van descubriendo las maravillas de crecer junto a los excesos que uno puede encontrar en el camino, y es eso definitivamente lo que se podía ver en la mayoría de su público apostado en las primeras filas, juventud en éxtasis diría Cuauhtémoc Sánchez todo pudoroso, nosotros le decimos rock & roll, de ese mismo que brota de los insistentes golpes de caja de Prowse en la personal “Rockers East Vancouver”, donde la guitarra parecería estar en merced de los golpes timbrísticos.

JAPANDROIDS CHILE 2013 05

Ya encaminados en la mitad del show, llega “Continuous Thunder”, más recatada y calmada, casi al filo de un suave noise pop que nos deja un sabor vocal a Editors, e instrumentalmente a The Sonic, banda a la que han mencionado como parte de sus importantes influencias. El sonido estridente pero muy parejo de “Wet Hair” nos hace pensar por un momento en la realidad sónica de esta banda, muy distinta a la de tantos otros dúos en los cuales necesitan apoyo musical, no sólo en la grabación, sino que también en la interpretación de su música, y lo de dúo o trío queda, en el papel, dentro de un tema meramente de personalidades y tal vez compositiva, cosa diametralmente contraria a Japandroids, donde tanto en sus discos como en sus presentaciones no hay más que dos: voces, guitarra y batería, y la riqueza de su sonido se debe a lo distorsionado de este, que nos hace sentir que estuviéramos frente a un combo mayor, más dotado de colores, aunque también debemos agradecer a los múltiples pedales de King, porque ni siquiera Prowse se jacta en una batería tan complementada, aunque sí muy, pero muy eficiente.

JAPANDROIDS CHILE 2013 03

En “Evil’s Sway” nos encontramos con un agradable recuerdo al hardcore de comienzo de milenio, con los gritos de Prowse y King al unísono, seguido por “Younger Us” y leves momentos de calma, aunque una bastante desfigurada. Acercándonos al final nos encontramos con “Young Hearts Spark Fire” y la maravillosa “The House That Heaven Built”; los más entusiastas no pararon de corear y seguir estrepitosamente en el mosh de las primeras filas. Sudor y ruido por todos lados, que amablemente nos transporta a una realidad antigua y prestada en lo que imaginamos como cloacas musicales a fines de los 80’s, donde un joven Moore se paseaba al lado de un espinilludo Malkmus y, por qué no, de un delgado Black Francis, con sus guitarras colgando en la espalda, maravilla absoluta.

JAPANDROIDS CHILE 2013 04

Para el fin, los chicos de Canadá eligieron para cerrar “For The Love Of  Ivy”, anteriormente conocida por The Gun Club y con covers de The White Stripes, entre otros, aunque al escucharla en vivo nos transporta a “Isla De Encanta” de Pixies, que nos hace delirar hasta un final seco y grandioso. Una vez concluido, la gente no paró de pedir otra canción y siguieron saltando enajenadamente en las primeras filas, así que King acepta un bis, con “Crazy/Forever”, que se vio de mala manera interrumpida por una pelea que menos mal no pasó a mayores en medio del mosh pit, y donde el mismo King bajó la intensidad pidiendo terminar el show en paz y sin violencia, porque es realmente bueno ver que toda la fuerza, todo la estridencia, se utiliza para gastar energías positivamente, así que una pelea no era para nada necesaria, y menos aún cuando volvió a sonar “Crazy/Forever” y la forma más álgida de la intro de una canción, para salir finalmente con el caos de la batería y de la guitarra filosa de King. Golpe final y cierre de la noche. Intenso.

JAPANDROIDS CHILE 2013 06

El resultado de Japandroids podría haber sido desastroso: la fauna del público a veces discordante con el género de la banda, el horario intensamente nocturno, el horrible sistema de sonido que implementaron, la desesperación y falta de tolerancia de algunos dentro de un recital como este, pero no, nada falló finalmente. El público logró entrar en comunión con los sonidos, ya sea en primeras filas o alejados en el balcón. La claridad de la música de King-Prowse ayudó a que hasta el peor y más horrible de los sistemas sonoros resultara bien, incluso con la ayuda de la arquitectura del lugar. Y finalmente, y no menos importante: el mosh pit, que se convirtió en el tercer integrante de esta banda de intensidades aumentadas y ese delicioso y esquivo caos en peligro de extinción.

Setlist

  1. Adrenaline Nightshift
  2. The Boys Are Leaving Town
  3. Fire’s Highway
  4. Heart Sweats
  5. Sovereignty
  6. The Nights Of Wine And Roses
  7. Rockers East Vancouver
  8. Continuous Thunder
  9. Wet Hair
  10. Evil’s Sway
  11. Younger Us
  12. Young Hearts Spark Fire
  13. The House That Heaven Built
  14. For The Love Of Ivy (cover de The Gun Club)
  15. Crazy/Forever

Por Pamela Cortés

Fotos por Julio Ortúzar

Enlace corto:
(1)

Comentar

Responder

¿Cómo te enteras de los conciertos que se realizan en Chile?

Ver Resultados

Cargando ... Cargando ...