INCUBUS // Dos noches complementadas

Jueves, 11 de Octubre de 2007 | 1:43 pm | Comentarios (5)

Un Incubus hermético y contenido, se dejo sentir tibiamente el primer día de show ante los miles de fanáticos que se fueron con gusto a poco, en una hora y media de show. Pero el hielo se rompió la segunda noche con una banda entregada a su fanaticada que se retiró más que satisfecha.

Cuando se anunció la venida de Incubus para el mes mayo, ya se aventuraba una masiva recepción, pero como ya es sabido, éste sufrió una postergación en la fecha del show, debido a la lesión de muñeca del guitarrista Michael Einziger. Lo que sirvió para que los fanáticos del frontman Brandon Boyd y del resto de la banda, tuvieran su oportunidad de asistir a la ruidosa y concurrida función que se llevó este lunes 8 y martes 9 de octubre en Arena Santiago.

Cargado de expectación por la gran recepción de los 25 mil asistentes en las dos noches de show, en donde infestaron el Arena Santiago, pintaba que esta primera visita de Incubus a nuestro país, sería una velada inolvidable. Muy similar, pero a una menor escala, a lo que se vivió en la recordadísima visita de Pearl Jam.

Como ya es sabido, Incubus vino en gira promocional de su sexto álbum “Light Grenades”, disco que no tuvo la acogida de sus anteriores placas, mejor dicho un disco que tuvo una baja y escasa aceptación, en cuanto a ventas en nuestro país; Incubus no venia en su momento dorado.

Es extraño catalogar al público de los californianos, ya que, la mutación sonora que ha originado el quinteto ha matizado e incrementado, lo heterogéneo de la fanaticada. Para algunos, Incubus ha sido una banda de más a menos, en donde se puede afirmar y corroborar por lo decline en su sonido, puntualmente en la transición de “Make Yourself” (1999) y el “popular” “Morning View” (2001), haciendo un sonido bastante meloso y taquillero pero no menos interesante para luego dar otro giro sónico, con “A Crow Left Of The Morder…” (2004), donde se ve una banda mucho más pausada y madura, desmarcándose del lado popero, donde se estaba encasillando y firmado aun más en la última placa “Light Grenades”.

Ante esta gran expectación, en la primera velada, del lunes 8 de octubre, salió la banda a escena a las 21 horas, con una puntualidad que se agradece. “Quicksand” y “A Kiss To Send Us Off” indicaba que la gira promocional del último disco, era la prioridad. 17 fueron los temas que fueron matizando disco por disco, el popular single “Wish You Were Here” fue coreado a todo pulmón ante los cientos de seguidores, desatando a su vez el griterío de las féminas, casi ensordecedor, el single de su última placa “Anna Molly” sonó con rudeza y Brandon Boyd demostraba por que es una de las mejores voces del nü metal. Incubus pese a agradecer lo calido del público, no tuvo mayor contacto hacia los asistentes, lo cual, es muy común en el quinteto. También hubo una especie de versión acústica de “Redefine”, que claramente es mejor en su interpretación original.

El momento alto o mejor dicho, el clímax se vivió con los primeros acordes de “Are You In?”, convirtiendo a Arena Santiago en una pista de baile, luego “Drive” terminó con las gargantas de los 14 mil asistentes en la noche del lunes.

“Megalomaniac” y “Sick Sad Little World” fueron las interpretaciones más interesantes y “experimentales”, lo cual, habla que Incubus es una banda de rock, pese a tener ese lado pop que hizo cuestionar su sonido, como consecuencia de la perdida del bajista Dirk Lance, reemplazado en “A Crow Left Of The Morder…” por el excelente bajista Ben Kenney. “Nice to Know You” tuvo una excelente interpretación que fue ayudada por miles de voces, dando el descanso al quinteto. La bulla fue ensordecedora cuando los asistentes pedían la vuelta de la banda al escenario. Uno ya aventuraba que Inbubus cerraría con sus mejores cartuchos, “Pardon Me”, “New Skin”, “Stellar”, “A Certain Shade Of Green”, pero fue todo lo contrario, la banda norteamericana se atrevió a confeccionar un repertorio totalmente diverso, lo cual, generó el gusto a poco de los fanáticos en el cierre. La atmosférica y suavizada “Aqueous Transmisión” puso la paz y dio pie para presenciar el show del martes 9 de octubre, que sin duda seria imperdible e invitaban a repetirse el plato.

Para el día siguiente, martes 9 de octubre en la excelente Arena Santiago, que una vez más se encontraba llena en su totalidad, nadie quería perderse el último show del quinteto californiano. Este día sin lugar a dudas, era para los que habían quedado con gusto a poco de la primera noche, ya que la banda mostró un set list bastante poderoso y diferente al del día anterior.

El primer y enérgico tema del “Morning View”, “Nice To Know You”, fue el pie inicial de este día, que desató inmediatamente la locura de la fanaticada chilena. Al término de esta, Brandon Boyd se mostraba un poco asustado por el público presente. Siguiendo con “Wish You Were Here” y un público que seguía a Boyd sin despegarse de ninguna frase.

Los desmayos iban y venían, lo que provocó que al final de este tema el frontman de la banda hiciera una pausa y pidiera al público que intentara separarse un poco, recurriendo a la ayuda del staff para que explicara la situación. De poco sirvió esto, ya que “Circles” desencadenó nuevamente el fervor del público hacia el quinteto.

Dejando atrás los hits de su cuarto álbum, “Anna Molly”, el primer single de la última producción, siguió calentando al público, que a estas alturas, estaba entregadísimo. Boyd, con guitarra en mano, y compañía dieron paso a “Pistola”, para que luego el yembe de Brandon se luciera en el escenario con “Vitamin”.

Para calmar ánimos, pero sin desanimar, la atmósfera de DJ Kilmore reprodujo ese sonido melancólico con que se inicia y termina “Just A Phase”. Siguiendo con las sorpresas de la noche, sonó “The Warmth” con una notable interpretación, donde pudimos ver a Ben Kenney como se lucía con las segundas voces y en el bajo a la vez. Continuando con el álbum “Make Yourself” (1999), bastó con que sonaran los primeros acordes para que el público presente comenzara a preparar las voces acompañando a Boyd en “Drive”.

La guitarra de Mike Einziger comenzaba a dar ese sonido que inicia el álbum “A Crow Left Of The Murder…” lentamente, que con la ayuda de Chris Kilmore, logró que el público sintiera que venía “Megalomaniac”. “Sick Sad Little World” movió a la fanaticada coreando “Leave me here in my stark raving sick sad little world!”, donde pudimos ver a cada integrante entregándose a su instrumento, en el ya típico jam de este tema. La gran energía de José Pasillas junto a Brandon Boyd en las percusiones, la técnica de Ben Kenney en el bajo y la destreza de Mike Einziger en su guitarra se lucieron en este tema.

El destacado tema del “Morning View”, “Under My Umbrella”, se hizo presente en esta noche de sorpresas, dando paso al melancólico single de su última producción, “Dig”. Para finalizar la primera etapa de esta segunda presentación, nuevamente mostraron el material de su cuarta producción con “Warning”.

No podía haber un mejor regreso al escenario luego de este quiebre, ya que lo hicieron con el romántico single del “Make Yourself”, “Stellar”. Con un final bastante más movido que la primera noche, sonó “Favorite Things” de su primer larga duración, para finalizar con “A Kiss To Send Us Off”.

Incubus, nos mostró en dos melodiosos días que son una banda de verdad, con gente que sabe tocar, un tipo que canta impecable y que tienen algo que sólo los grandes pueden presumir: una fanaticada al fin del mundo, que de seguro llenaría una semana completa si volvieran.

Set list 8 de octubre:

Quicksand
A Kiss To Send Us Off
Wish You Were Here
Anna Molly
Pistola
Vitamin
Blood On The Ground
Redefine
Are You In?
Drive
Megalomaniac
Sick Sad Little World
Oil And Water
Nice to Know You

Favorite Things
Clean
Aqueous Transmission

Set list 9 de octubre:

Nice To Know You
Wish You Were Here
Circles
Anna Molly
Pistola
Vitamin
Just A Phase
The Warmth
Drive
Megalomaniac
Sick Sad Little World
Under My Umbrella
Dig
Warning

Stellar
Favorite Things
A Kiss To Send Us Off

Enlace corto:
(5)
  1. Geo says:

    NADA QUE DECIR. SI NO FUERON. PERDIERON LA MITAD DE SUS VIDAS

  2. Cony says:

    mas de la mitad de sus vidas diria yo …

    inolvidable… definitivamente …

  3. Ferna says:

    EL WN QUE NO FUE, DEVERIA MATARSE… INCUBUS ES LA MEJOR BANDA QUE A EXISTIDO Y QUE EXISTIRA EN LA VIDA !!!

  4. Punto says:

    FUE LO MEJOR DE MI VIDA!

  5. felipe says:

    ya e smas de un año *.* y realmente el ke no fue matese XD no tienen vida xddd

Comentar

Responder