Bruce Springsteen: En los dominios del Jefe

Viernes, 13 de Septiembre de 2013 | 1:32 pm | Comentarios (3)
Bruce Springsteen: En los dominios del Jefe

Era verdad. Cada uno de los elogios al denominado “mejor show de rock en la actualidad” eran acertados, y se quedan chicos para la entrega de un hombre que lo dio todo en el escenario, inclusive más de lo que el público se merecía. Porque Bruce Springsteen en vivo es el conjunto de todas las virtudes que un show de rock debe poseer, elevadas al máximo, cortesía de la energía de un hombre que no conoce del paso del tiempo, y una banda compuesta por 17 músicos, entre vientos, percusiones, teclados y cuerdas, que dan vida a un espectáculo maratónico, incombustible y emocionante en cada uno de sus cortes, tocando como si cada canción fuera la última.

BRUCE SPRINGSTEEN CHILE 2013 01

Lo de Bruce Springsteen y su E Street Band estuvo sobresaliente, pero no todo fue color de rosa. La afluencia de público era paupérrima a la hora en que estaba pactado el concierto. A las 21:00 horas en punto ni la mitad del Movistar Arena había logrado ser llenado. El retraso de cuarenta minutos de “El Jefe” ayudó a que algunos espacios fueran ocupados, pero se notaba que muchos de los presentes estaban ahí gracias a una invitación o algo por el estilo, ya que su participación a lo largo del concierto fue la de pararse ahí, escuchar en silencio y limitarse a aplaudir cuando la situación lo ameritaba, contrastando groseramente con la euforia del protagonista de la noche sobre el escenario. En fin, quizás fueron el precio de las entradas o la baja popularidad del norteamericano en nuestras tierras, pero hay que reconocer que lo que presenciamos anoche merecía un Movistar Arena repleto de gente dispuesta a hacerse parte de uno de los shows más memorables de la historia.

BRUCE SPRINGSTEEN CHILE 2013 02

Lo bueno es que, cuando Springsteen puso un pie sobre el escenario, todo marchó sobre ruedas y sólo se podía poner atención a lo que pasaba en escena y dejarse encantar por el carisma de esta leyenda en vida. “¡Chile puedo verte, finalmente!” fueron las palabras del músico en la antesala de “We Take Care Of Our Own”, tema que comenzó la maratónica jornada, extraído de su más reciente placa, “Wrecking Ball” (2012), continuando con el corte homónimo del disco, bajo un sonido sólido, del que faltó un poco más de claridad para poder distinguir cada uno de los 17 instrumentos en escena.

BRUCE SPRINGSTEEN CHILE 2013 03

“Badlands” caía como el primer clásico reconocible para los fanáticos, destacando el solo de saxofón de Jake Clemons, sobrino del fallecido Clarence Clemons, quien fuera el saxofonista principal del grupo hasta el día de su muerte el 8 de junio de 2011. Su sobrino hace un trabajo notable, al igual que el resto de sus compañeros, transformándose en una de las figuras principales de la noche. “Death To My Hometown” transformaba el escenario en una pequeña caravana festiva, con violines y acordeones dirigiendo la comparsa junto a la sección de vientos, para pasar a la euforia del rock con el primer peak de la noche, cuando “El Jefe” sacaba al rockstar inmortal que se esconde bajo sus arrugas, y bajaba a cancha a encontrarse cara a cara con sus fanáticos, paseándose por una pequeña plataforma ubicada a mitad de la planta baja, y luego lanzándose hacia los brazos de sus devotos, quienes lo devolvieron al escenario, todo durante la descarnada y casi divina interpretación de “Spirit In The Night”. Una escena que prácticamente podría cerrar cualquier presentación ocurrió al principio de esas tres horas y media que quedarán marcadas a fuego en nuestras retinas y corazones. Sin palabras.

BRUCE SPRINGSTEEN CHILE 2013 04

“The E Street Shuffle”, y era el turno de los percusionistas para hacerse notar, librando una batalla de batacas alucinante, y el resto de la banda hizo lo propio en “My City Of Ruins”. Una de las características de la gira del estadounidense, es que cada show es diferente al anterior, jugando con la improvisación y la espontaneidad para modificar sus sets de un momento a otro. Es así como la gente suele concurrir a sus presentaciones con pancartas y carteles solicitando canciones al músico, quien elige a dedo y cumple el deseo de algún afortunado. “Atlantic City” fue la primera solicitud respondida por el americano, para luego pasar a la rockera versión de “Johnny 99”, y dar en el gusto a otro fanático, cuya petición fue “Cadillac Ranch”. La emoción empapó al recinto con “The River”, llevando a muchos fanáticos a las lágrimas, frente a un Springsteen totalmente inmerso en su papel. Es verdaderamente un lujo ver a un frontman tan comprometido con su música. Independiente del éxito comercial que suele apagar el espíritu de muchos músicos, Springsteen demuestra que se puede ser uno de los personajes más importantes y exitosos de la historia del rock, y seguir disfrutando de su música, interpretándola con un sentimiento y pasión entrañables. Así es como debe envejecer un rockero. Las guitarras tomaban la batuta en “Because The Night”, “She’s The One”, y “Darlington County”, con Springsteen regresando a cancha, siendo perseguido por los fanáticos que querían estrechar su mano o tocar su transpirada camisa. Y “Working On The Highway” sacaba el lado más fiestero del americano.

BRUCE SPRINGSTEEN CHILE 2013 05

“Shackled And Drawn” era un repaso a lo más reciente de la carrera del artista, antes de regresar a los clásicos con “Waitin’ On A Sunny Day”, que tuvo como invitada principal a una tímida pequeña que el cantante recogió del público para que lo secundara en la voces, sacando aplausos del respetable. “The Rising” fue puro poder interpretativo, con un Springsteen en estado de gracia, cerrando la primera parte del show con las inigualables “Thunder Road” y “Land Of Hope And Dreams”. La espera para el encore fue una de las más cortas de la historia. Los músicos no se dieron ni el tiempo para salir del escenario para continuar con la presentación y vivir el gran regalo que nos tenía preparado el oriundo de New Jersey.

BRUCE SPRINGSTEEN CHILE 2013 06

Fue en el año 1988 cuando Springsteen visitó por primera vez esta parte del continente, tocando en el “Concierto en Pro de los Derechos Humanos” realizado en Mendoza, junto a otros artistas destacados como Sting y Peter Gabriel. El músico contó que en ese concierto en Argentina no pudo quitarse la idea de venir a tocar a Chile, que estaba a la espera del regreso definitivo de la democracia luego de haber destronado a la dictadura militar mediante votación en el plebiscito del 5 de octubre de 1988. Recordó el momento en que familiares de detenidos desaparecidos hicieron su ingreso al escenario, y la conmoción que eso le causó como un cantante político. Bajo esa introducción, presentó la canción más emotiva de la velada y la más significativa para los fanáticos chilenos. Homenajeando al fallecido Victor Jara, Bruce Springsteen interpretó de forma íntegra, sin torpedo y completamente en español, “Manifiesto”, silenciando a todo el Movistar Arena por poco más de tres minutos. Palabras sobran para describir uno de los homenajes más bellos que un artista internacional ha dedicado a nuestro país y a su dolorosa historia a 40 años de un evento funesto que nos sigue remeciendo hasta nuestros días. Había que regresar a la fiesta, y “We Are Alive” revitalizaba al Movistar Arena. De ahí en adelante todo fue celebración. “Born In The U.S.A.”, “Born To Run” y “Dancing In The Dark” marcaron la triada de oro, y ni el acople más asqueroso pudo arruinar la algarabía que emanaba el hombre y su banda. Si pareciera que las primeras dos horas de espectáculo fueron sólo un precalentamiento para la hora final, y la entrega total se cumplía con la llegada de “Tenth Avenue Freeze-Out”, el frenesí bailable de “Shout”, reversión de la original interpretada por The Isley Brothers, y el último clásico requerido por la fanaticada: “Rosalita (Come Out Tonight)”.

BRUCE SPRINGSTEEN CHILE 2013 07

Cuando muchos pensaban que todo había terminado –si hasta las luces del recinto habían sido encendidas-, Springsteen salió con su guitarra acústica y armónica para dejar su alma en la interpretación de “This Hard Land”, agradeciendo de corazón la asistencia de la gente y anunciando su pronto regreso. Lo mejor, es que todas las frases típicas del libreto del artista, viniendo de Springsteen se sienten verdaderas y honestas. Seguramente uno de los pocos rockeros de verdad que quedan con vida en nuestro planeta, capaz de dejar absolutamente todo en el escenario, aún si el público presente no responde ni a la mitad de los estímulos, el hombre da el 120 por ciento, y lo disfruta a concho, más que cualquiera de los que estuvimos ahí durante esa noche legendaria.

BRUCE SPRINGSTEEN CHILE 2013 08

Un lujo y un honor. Recibimos mucho más de lo que merecíamos y de la mano de un personaje incansable, y cuya vocación artística se mantiene intacta. Por algo le dicen “El Jefe”,  y más que una visita suya a nuestro país, a nuestra casa, la sensación fue la de que nosotros fuimos los invitados a ingresar a sus dominios, a vivir uno de los espectáculos imprescindibles del glorioso firmamento del rock.

Setlist

  1. We Take Care Of Our Own
  2. Wrecking Ball
  3. Badlands
  4. Death To My Hometown
  5. Spirit In The Night
  6. The E Street Shuffle
  7. My City Of Ruins
  8. Atlantic City
  9. Johnny 99
  10. Cadillac Ranch
  11. The River
  12. Because The Night
  13. She’s The One
  14. Darlington County
  15. Working On The Highway
  16. Shackled And Drawn
  17. Waitin’ On A Sunny Day
  18. The Rising
  19. Thunder Road
  20. Land Of Hope And Dreams
  21. Manifiesto (cover de Víctor Jara)
  22. We Are Alive
  23. Born In The U.S.A.
  24. Born To Run
  25. Dancing In The Dark
  26. Tenth Avenue Freeze-Out
  27. Shout (cover de The Isley Brothers)
  28. Rosalita (Come Out Tonight)
  29. This Hard Land (Acústica)

Por Sebastián Zumelzu

Fotos por Julio Ortúzar

Enlace corto:
(3)
  1. Cic says:

    Because the Night no es un cover, la escribió él, pero se la dio a Patti Smith

  2. Daniel says:

    Veo que arreglaron el error de la procedencia de Bruce. Felicitaciones xD

  3. Glenda says:

    Como lo dice este artículo, el espectáculo fue de lo mejor, impecable!..el despliegue de todos los músicos hacen de éste un espectáculo redondo…el que no fue: se lo perdió!

Comentar

Responder