Black Veil Brides: El circo del rock sigue vivo

Miércoles, 18 de Enero de 2012 | 8:47 pm | Comentarios (10)

Durante la década pasada fuimos testigos del nacimiento de un gran número de bandas cuyo espíritu buscaba revitalizar el rock y el metal más clásico. Grupos como Avenged Sevenfold, Bullet For My Valentine o Bring Me The Horizon, son algunos de los nombres que basaron su sonido en la obra de grandes, como Iron Maiden o Metallica, para brindar nuevos aires a un género que se niega a desaparecer y que, por el contrario, encuentra cada día más adeptos. La noche del domingo fue una prueba de ello, con el debut de Black Veil Brides en nuestro país.

Con una marcada influencia glam, sobre todo por parte de Kiss, a quienes le deben elementos musicales como de puesta en escena, los californianos han cosechado una carrera meteórica, que los ha llevado a presentarse en festivales de categoría mundial como el Rock Am Ring, y recibir elogios de prestigiosos medios especializados.

Con dos discos bajo el brazo y cultivando un estilo que mezcla el glam rock con el metalcore, Black Veil Brides llegaba a nuestro país para demostrar que el glamour y parafernalia de los rockstars de antaño, sigue vigente.

Unas horas antes del concierto, en las afueras del teatro, ya llegaban los primeros fanáticos.

En su mayoría adolescentes acompañados por sus padres, quienes vigilaban celosamente a sus retoños mientras ingresaban al Caupolicán para presenciar el que podría ser su primer encuentro con una banda de rock en vivo.

Al interior del recinto el ambiente era de emoción y efervescencia. Los alrededor de 300 asistentes se apostaban frente al escenario coreando el nombre de la banda. Rostros maquillados, pañuelos de colores y accesorios metálicos eran la tónica en el público, mayormente femenino, que a esa hora esperaba ansioso la salida de sus ídolos.

A las nueve de la noche en punto se apagaron las luces en del teatro; el griterío de los fans, sobre todo de las adolescentes, se hacía a ratos ensordecedor a la espera de los californianos, quienes se tardaron unos minutos en salir, al parecer, por problemas técnicos.

Superado el impase, ingresan al escenario Christian “Coma” Mora (batería), Ashley Purdy (bajo), Jake Pitts y Jinxx (guitarras), para dar el puntapié inicial con “Love Isn’t Always Fair”, tema de su última placa “Set The World On Fire” (2011). Finalmente, con cigarro en mano, Andy Biersack toma el micrófono y saluda a la multitud, que a esta altura ya estaba totalmente entregada al circo del rock and roll.

El show continuó con “All You Hate”, del disco debut “We Stitch These Wounds” (2010), cuyo breakdown y guturales de Andy Biersack muestran la faceta más metalcore de la banda. Después de unos breves agradecimientos, llega “Rebel Yell”, reversión de la original de Billy Idol, incluida en el ultimo EP de la banda, “Rebels” (2011).

La atmósfera era de total devoción por parte del “Chilean Army”. Mientras unas fans contemplaban el escenario con lágrimas en los ojos, otros no dejaban de saltar y sacar fotos a la banda, quienes daban en el gusto a sus seguidores posando para ellos y respondiendo a cada una de las manifestaciones de cariño. La interacción con el público es una pieza clave del show de los norteamericanos y así lo hizo saber “CC”, quien desde la batería dedicó unas palabras en español para dar paso a “Children Surrender”, también de su disco debut.

Durante las primeras canciones el sonido saturaba un poco, opacando los solos de guitarra.

Para cuando llegó “God Bless You”, con una introducción a capela de “Savior”, las cosas mejoraron y se pudo apreciar el peso de las guitarras de Pitts y Jinxx, en un tema que llama inevitablemente al headbanging.

Biersack toma el micrófono para presentar el primer single de la banda, que les valió más de 10 millones de visitas en Youtube y los catapultó a la fama mundial. “Knives And Pens” sonó potente y fue coreada por todos los presentes, marcando uno de los puntos álgidos de la presentación. La euforia se mantuvo con “The Legacy”, destacando el histrionismo de Biersack, quien en su rol de frontman se encarga de mantener al público enérgico y participativo.

La banda deja en el escenario a “CC”, quien se despacha un solo de batería que, sin ser impresionante, cumple y marca el fin de la primera parte del concierto. Pasan unos minutos para el retorno de la banda con “New Religion”, cuyos pasajes thrash incitan a un grupo de entusiastas a formar un mosh pit en medio de la cancha. “I like Chile” declara Biersack antes de comenzar con “Youth & Whiskey”, perfomance que el vocalista acompaña con una botella de vino, desatando el delirio de los fans.

Durante todo el concierto no dejaron de caer objetos sobre el escenario. Los que más llamaron la atención de la banda, fueron los sostenes que terminaron adornando el atril de Ashley Purdy y una bandera chilena, que Biersack empuño para interpretar “Set The World On Fire”, sencillo incluido en el soundtrack de la última película de Transformers. Para “Rebel Love Song” el público entonó los primeros versos de la canción, que luego fue ejecutada por la banda, marcando otro momento álgido de un concierto que ya llegaba a su fin.

Último bis y el público pedía “Perfect Weapon”, uno de los favoritos del primer disco que, hasta el momento, no había sido incluido en la gira latinoamericana. Para sorpresa de todos, la banda regresó para interpretar esta canción. Un regalo para los fans que terminaron de quemar los últimos cartuchos con “Fallen Angels”. Un éxtasis generalizado que selló una presentación breve, pero llena de energía y momentos para el recuerdo para una fanaticada joven, que comparte la pasión de los rockeros más longevos.

Mientras la gente se retiraba del lugar, una imagen resume lo que pasó esa noche en el Caupolicán. Un padre y su hija comentando el show que acababan de presenciar. Ella, vistiendo una polera de Black Veil Brides, y él, una de Venom. El rock no conoce de épocas ni edades; sigue uniendo y cautivando a nuevas generaciones, que esta vez, de la mano de Black Veil Brides, se llevan la satisfacción de saber que el rock sigue vivo y está en buenas manos.

Por Sebastián Zumelzu

Setlist:

  1. Love Isn’t Always Fair
  2. All You Hate
  3. Rebel Yell
  4. Children Surrender
  5. God Bless You (Intro a capela “Savior”)
  6. Knives And Pens
  7. The Legacy
  8. Solo de batería de “CC”
  9. New Religion
  10. Youth & Whiskey
  11. Set The World On Fire
  12. Rebel Love Song
  13. Perfect Weapon
  14. Fallen Angels
Enlace corto:
(10)
  1. Alahn says:

    Muy buen review y al parecer vale la pena presenciar un show de esta banda tomando en cuenta que tienen una puesta visual tan marcada.

  2. Jaime says:

    Las generaciones siguen unidas por el rock, que bueno saber que la adolescencia no es solo pop disney y wachiturros. Muy buena nota. Saludos.

  3. Cristian says:

    Muy buena nota…

  4. mauricio says:

    solo fueron 300 personas pero se supone q se iban a bender 2000 entradas aaa otra pregunta por q palco estaba basido porfa si a andy le gusto chile significa q la banda podria benir de nuebo grande bvb porfa respondan q buelann grande

  5. mauricio says:

    quisiera saber cual es el diseño de donde se agarra la guitarra debajo de las cuerdas sale bvb y los demas en la imajen de jake pitts q son porfa respondan

  6. 'Darling Scream Sixx says:

    Al leer esto recordé el mejor concierto de mi vida, cuando me entere que venia BVB solo pensaba en conseguir mi entra para ir si o si, mi tío me la regalo y 3 meces antes del concierto ya tenia mi entra en mano 🙂 y el concierto fue inolvidable, el mejor día de mi vida gracias a Black veil Brides ♥ estero que vuelvan pronto para repetir aquella experiencia del concierto.

  7. Boris says:

    transformistas everywhere

  8. Anónima says:

    Seguro tu pareces muy hombre xD

Comentar

Responder

¿Cómo te enteras de los conciertos que se realizan en Chile?

Ver Resultados

Cargando ... Cargando ...