Riverboat Gamblers – The Wolf You Feed

Miércoles, 6 de Junio de 2012 | 2:42 pm | No hay comentarios
Riverboat Gamblers – The Wolf You Feed

Artista:

Riverboat Gamblers

Álbum:

The Wolf You Feed

Año:

2012

Sello:

Volcom Entertainment

La sutileza nunca ha sido (y al parecer nunca será) una de las cualidades de Riverboat Gamblers. Quizás fue por eso que su último trabajo, “Underneath The Owl” (2009), se sintió más como un retroceso que como una necesaria búsqueda de nuevos horizontes. Si bien contó con un puñado de temas (entre ellos “DissdissdissKisskisskiss”, “Keep Me From Drinking” y “Victory Lap”) que seguramente hicieron sacudir las cabezas de fanáticos como en sus inicios, el trabajo final terminó siendo una obra plana, que no contó ni con la subversiva agresividad de “Something To Crow About” (2003), ni con la vertiginosa precisión de “To The Confusion Of Our Enemies” (2006). En resumidas cuentas, fue un disco que pasó sin pena ni gloria, que buscaba alejarse del punk rock para adentrarse en territorios cercanos al hard rock y que mostraba a una banda que de manera infructuosa intentaba salir de su “confort zone”. Con tales antecedentes, uno esperaría que el quinteto oriundo de Texas se diera por vencido y continuara siguiendo la ruta dictaminada por sus tres primeras obras, pero Riverboat Gamblers son un hueso duro de roer y en su quinta obra se la jugaron una vez más por alcanzar el objetivo que vieron escapar con “Underneath The Owl”. Es así como nos llega “The Wolf You Feed”, un disco que supera con creces lo hecho en 2009 y que terminará tranquilizando –de alguna u otra forma- a quienes vienen siguiendo a esta banda desde sus inicios.

“Good Veins” abre con un riff endemoniado y con gritos (casi) de guerra, que logran evocar aquellas canciones que hicieron y aún hacen de los Gamblers una de las bandas más alocadas en sus presentaciones en vivo. “Bite My Tongue” sigue con la misma tónica, dejando en claro que para ellos el punk rock es parte de su ADN, y que son pocas las bandas que pueden crear golpes de adrenalina tan brutales como las construidas por estos tejanos.

Hasta aquí, todo pareciera mantenerse dentro de los cánones normales a los que nos tenía acostumbrados la banda. Sin embargo, las cosas cambian radicalmente. “Comedians” baja las revoluciones de manera considerable, para así entregar uno de los cortes más emotivos que este quinteto jamás haya interpretado. Las melancólicas letras que se nos presentan, no hacen más que entregar información acerca del frontman de la banda, Mike Wiebie, quien además de ser vocalista de los Gamblers, se dedica en sus tiempos libres a realizar funciones de stand-up comedy. La imagen del comediante siempre ha tendido ser una tragicómica, y esta canción aborda dicho sentimiento de manera notable.

“Heart Conditions” y “Eviction Notice” destacan del resto de los temas restantes, gracias a una valiosa mixtura que logra hacer lo que ningún tema de “Underneath The Owl” logró hacer: avanzar, pero sin dejar de lado aquellos elementos que hacen de sus canciones unas de las más adictivas en el mundo del punk rock.

¿Logra el resto del álbum alcanzar un nivel que lo transforme en una obra esencial dentro de la historia de estos tejanos? Probablemente no.  Y es que el terreno por el que ahora transita la banda es uno sumamente complejo. Alejarse de lo que son claramente sus fortalezas, hace de este disco una arriesgada apuesta. Riverboat Gamblers ha sobrevivido a una experiencia que pudo haber sepultado a otras bandas con menor sapiencia. La última vez no resultó del todo bien. Esta vez el aterrizaje ha sido mucho más suave, qué duda cabe, pero no exento de contratiempos.

Por Emilio Guerrero

Enlace corto:

Comentar

Responder