Napalm Death – Apex Predator – Easy Meat

Lunes, 16 de Febrero de 2015 | 11:16 am | No hay comentarios
Napalm Death – Apex Predator – Easy Meat

Artista:

Napalm Death

Álbum:

Apex Predator – Easy Meat

Año:

2015

Sello:

Century Media

Solo tres años esperamos para tener una actualización de la ley del grindcore. Y así de categórico es esto, simplemente porque lo de Napalm Death es ley que siempre se mantiene en vanguardia, liderando un movimiento cada vez más grande. No es menor que, con casi 35 años de experiencia sobre los escenarios, la agrupación británica nos siga entregando lo mejor de sí. Y un punto más para su consagración es “Apex Predator – Easy Meat”, que desde la carátula nos evoca al antiguo Carcass, pero con el toque más políticamente incorrecto que siempre ha sido la firma de los oriundos de Birmingham.

NAPALM DEATH 01Con un ambiente tenso, oscuro y pesado, la ceremonia comienza con la introducción que titula al disco, preparando el terreno para llevarnos por el más perverso de los caminos. “Smash A Single Digit” es el vamos de una serie de masas de batería de Danny Herrera, que nos muestra lo mejor de la alineación; con solemnidad arremeten riffs rápidos y screams para iniciar la ceremonia hecha álbum. Una poderosa “Metaphorically Screw You”, con un excelente ambiente cimentado en años de experiencia, logra mantener la mencionada solemnidad. Después de la sorpresa de las tres primeras muestras, nos dirigen hacia “How The Years Condemn”, que nos recuerda la época del mismísimo “Scum” (1987), y no es por simple casualidad: cargado de ese sonido vintage y bien carrasposo, característico de la época, demuestra que la fórmula utilizada por los ingleses es infalible desde hace varias décadas, manteniendo la potencia constante. “Stubbon Stains” nos entrega ese ambiente exclusivo de Napalm Death, con riffs tensos y unas buenas demostraciones técnicas del verdadero grindcore. Y así, rápidamente aparece una potente entrada del bajo de Shane Embury en el tema “Timeless Flogging”, culminando la primera sección del disco.

Siguiendo en la misma ceremonia inicial, una oscura “Dear Slum Landlord…”, con un ambiente pesado y atemorizante, nos hace recordar “13”, el último disco de Black Sabbath, y esto no es una comparación aleatoria, ya que la guitarra toma un protagonismo único que, mezclada con las voces casi gregorianas por parte de Greenway, generan ese ambiente característico de la banda liderada por Ozzy. Con esta increíble nueva introducción pasamos al sencillo de este disco, “Cesspits”, una larga muestra de poder, exquisitos growls y screams que nos dicen que lo que están re-creando es una nueva versión del grindcore más puro.

“Bloodless Coup” y “Beyond The Pale” generan el ambiente propicio para un mosh como corresponde; velocidad, técnica y riffs que nos llevan a un constante clímax de desorden. “Stunt Your Growth” extiende ese exquisito caos por unos minutos más, con experimentación en base a lo más reconocible de la banda. “Hierarchies” nos muestra una idea más crossover de lo que tenemos enfrente: riffs rápidos, característicos del speedmetal previo al thrash, pero incluso más pesados, mostrando gran parte de la agresividad tácita de la banda, coronando la nueva versión del grindcore.

NAPALM DEATH 02La demoledora “One-Eyed” no baja ni en volumen ni en velocidad, por el contrario, se mantiene firme durante casi tres minutos. Mitch Harris aquí sencillamente se luce con riffs técnicos, rápidos, e incluso violentos. Luego de esa muestra de poder, nos vemos frente al último monstruo de estos británicos, el track más largo del disco. Como sello final aparece “Adversarial / Copulating Snakes”, que cierra un trabajo increíblemente poderoso y perfecto.

Los seguidores más fieles del grindcore encontrarán una nueva versión del género dentro de este disco, el que mantiene constante la agresividad y la tensión, con una experimentación basada en estilos cada vez más poderosos que salen al mercado, pero con el toque que sólo Napalm Death ha sabido darle. Por otra parte, el seguidor nuevo encontrará un clásico en constante movimiento, esto porque la fórmula de los ingleses es infalible, una que puede volver a usarse de distintas formas y que probablemente seguirá brindando buenos frutos. Una actualización recomendada para la ley del grindcore es “Apex Predator – Easy Meat”, manteniendo en la vanguardia al género y, además, transformando lo aprendido en años de gira en algo nuevo y sólido, pero al mismo tiempo en clásico y versátil.

Por Nicolás Norambuena

Enlace corto:

Comentar

Responder