Pavos en Apuros

Miércoles, 22 de Enero de 2014 | 10:54 am | No hay comentarios

Título original:

Free Birds

Dirigida por:

Jimmy Hayward

Duración:

91 minutos

Año:

2013

Protagonizada por:

(Voces) Owen Wilson, Woody Harrelson, Amy Poehler, George Takei, Colm Meaney, Keith David, Dan Fogler, Jimmy Hayward, Kaitlyn Maher, Carlos Alazraqui, Jeff Biancalana, Danny Carey

Historias que centran su atención en celebraciones alrededor del globo hay muchas; para Navidad, Pascua y Año Nuevo varias películas abarrotan la cartelera. Sin embargo, cuando hay festividades que francamente no se celebran en todos los países, resulta insólito creer que se puede introducir aplastantemente algo que no es nuestro. Y a pesar de que sea la premisa principal y el móvil narrado, el Día de Acción de Gracias es meramente una conmemoración norteamericana de la que poco podría entender un niño ajeno a esta. “Pavos en Apuros”, película animada en 3D, se basa en dicha festividad y arma un relato a través de ella, pero en forma de parodia.

FREE BIRDS 01La historia se centra en Reggie (voz de Owen Wilson), un pavo diferente que nunca se sintió parte de su bandada. Todo cambia cuando es escogido como el “pavo indultado” por el Presidente de los Estados Unidos, tradición americana que abre las fiestas de Acción de Gracias. Reggie se va a vivir a Campo David, disfrutando de las comodidades que nunca tuvo. Sin embargo, una noche es secuestrado por Jake (Woody Harrelson), presidente del Frente de Liberación de Pavos, quien le pide viajar en el tiempo hasta el primer Día Acción de Gracias para salvar a los pavos del menú festivo. Así, a través de S.T.E.V.E (George Takei), una máquina del tiempo con forma de huevo, llegan a 1621 donde Reggie debe salvar a los pavos.

La trama sufre de reveses por doquier; ralla en el humor simplón y en lo ilógico. Y, generalmente, no se le puede pedir más a una historia dirigida a niños, pero lo triste es que ni siquiera podemos decir que deja un mensaje claro, más bien contiene demasiados de estos mensajes, pero con poco desarrollo. Por suerte al comienzo de la película se nos da una aclaración burda de que “todo es ficticio, menos por los pavos que hablan”, dejando en claro el tono que llevará la cinta y en cómo se desarrollarán los sucesos.

FREE BIRDS 02Los personajes presentados despliegan características conocidas en las películas del género de comedia: el principal es simpático, torpe y escéptico, pero valiente y decidido. Vemos y descubrimos a través de sus ojos los distintos espacios y sucesos. El anti héroe, que no es precisamente el antagonista principal, es intrépido, fuerte y relativamente serio. Como es una película para niños, también hay personajes cuyo valor son los toques de comicidad, gracia y ternura.

Lo destacable es que, al final, llegan a caer bien los famosos pavos. Logran formar lazos empáticos con el espectador, e incluso la película se aventura en mostrarnos y atacarnos cuando estamos débiles de tanto aguardar que pase algo irrebatible, pero que no necesariamente esperábamos. Nos da en los sentimientos ya llegando a la última etapa de la cinta y nos hace sentir un leve afecto por estos seres antropomórficos.

El Día de Acción de Gracias, al no ser algo globalmente idiosincrásico, cae en uno de los tantos intentos norteamericanos por imponer su cultura en otros lugares. No es que con esto se pueda llegar a celebrar dicha festividad, pero sin duda es algo desconocido para nosotros y puede costar encontrarle un sentido claro a la gran cantidad de “chistes internos” en las que se apela en la película.

FREE BIRDS 03De la animación poco se puede destacar. Es simple, detallista en algunos escenarios, pero rotundamente plana, y a ratos se hace pesada y sin mucho brillo, aunque posiblemente una delicia para los niños que adoran los colores fuertes y vivos. Esta desacertada propuesta guía su camino a través de hechos incoherentes, aunque dentro de contexto gracioso, para llegar a un final absurdo. Dentro de la cinta se utiliza el recurso de chistes inteligentes que apelan a la cultura popular, pero sin repercusión alguna en la trama y que muy difícilmente serán entendidos pos su público objetivo. La composición, entonces (una especie de sci-fi con animales antropomórficos simpáticos que viajan en el tiempo y que cambian el curso de los hechos), resulta en una cinta absurda, pero lejos de ser lo peor que ha entregado el género pues al menos cumple con su objetivo de entretener, especialmente a los niños.

Por Daniela Pérez

Enlace corto:

Comentar

Responder