Los Croods

Miércoles, 20 de Marzo de 2013 | 11:30 am | No hay comentarios

Título original:

The Croods

Dirigida por:

Kirk De Micco, Chris Sanders

Duración:

98 minutos

Año:

2013

Protagonizada por:

(Voces) Nicolas Cage, Emma Stone, Ryan Reynolds, Catherine Keener, Cloris Leachman, Clark Duke, Chris Sanders, Randy Thom

Se tiende a equivocar la mirada al juzgar una película infantil con ojos de adulto. No tanto por el punto de vista que se puede aportar, que será válido en tanto se articule con inteligencia y originalidad, sino más bien por los alcances del género de cintas para niños, particularmente los productos animados. Porque cuesta pedirle más a un artefacto fabricado en serie, que busca de manera simple y correcta, lograr la mayor participación en el mercado de la venta de entradas, junto al del merchandising THE CROODS 02asociado. Claro, decir “los niños consumen cualquier cosa” es de un simplismo imperdonable, pero hay que reconocer que, a veces, son los padres los que llevan a sus pequeños a ver todos los dibujos animados en cartelera, para evitar una pataleta.

También, en este último tiempo, y por responsabilidad directa de obras mayores del estudio  Pixar, una no menor cantidad de personas esperan que las cintas de animación satisfagan tanto a los infantes como a sus padres, algo que ni siquiera la prestigiosa y multipremiada productora puede vanagloriarse completamente. Uno de los estudios que ha tratado de seguirle el paso a los creadores del vaquero Woody es Dreamworks, que en esta oportunidad presenta la correcta, pero claramente menor película “Los Croods”.

Los Croods son una familia de cavernícolas que viven la mayor parte del tiempo encerrados en la cueva que les sirve de refugio contra los peligros de una naturaleza aún no domesticada. A través de una estricta lista de normas y prohibiciones, Grug, el padre, logra mantener la integridad de su grupo, compuesto por Ugga, su mujer; Gran, su suegra; y sus hijos Thunk y Eep. Está última, la más curiosa e inquieta, está harta con la vida monótona que llevan, y cada vez que puede, se escapa para explorar THE CROODS 01su entorno, pese a las advertencias de su progenitor. En una salida nocturna conoce a Guy, joven solitario y nómada, quien le enseña el fuego y le anticipa de un peligro que cambiará completamente la existencia de sus parientes.

Más que en cualquier otro género, en el cine infantil, y más propiamente en el de animación, se desnuda el carácter moralizante de la historia, algo que en “Los Croods” se logra a cabalidad. Desde un primer instante se sospecha cual será el tenor de la historia, los giros que ocurrirán y el final feliz (algo que ni siquiera es un spoiler, porque es imposible en las cintas infantiles no encontrarlos) que se presentará. La coherencia narrativa, de esta forma, es sólida y muy bien lograda, ya que toda esa anticipación de una trama casi obvia no juega en contra para construir momentos entretenidos y de humor, algo esencial en las cintas para menores.

Otro elemento necesario para la correcta presentación de estos productos infantiles es la construcción de personajes. Con el doblaje latino es difícil juzgar una intención de los realizadores respecto a la caracterización con la voz. En cuanto al trabajo de animación en gestos y posturas, cada miembro de la prehistórica familia posee una personalidad única, aunque a ratos estereotipada y unidimensional.

THE CROODS 04Al final, fuera de la niñez, lo que queda de las películas infantiles son recuerdos vagos de pasajes emocionantes, pero que al volver a revisitar pierden la fuerza, porque se vieron con ojos limpios, sin ataduras racionales, pero también sin la posibilidad de juzgar su profundidad o relacionarlos con otros objetos similares. En este sentido, “Los Croods” es una cinta entretenida, bien lograda, con un correcto y hasta destacable uso del 3D, y una caracterización bastante empática de los personajes principales, aunque no se pueda evaluar el trabajo en el idioma original. ¿Y si le buscamos la quinta pata al gato? Bueno, no queda demasiado, como con la mayoría de las fábulas para niños.

Por Juan Pablo Bravo 

Enlace corto:

Comentar

Responder