Hotel Transylvania

Miércoles, 10 de Octubre de 2012 | 11:57 am | Comentarios (1)

Título original:

Hotel Transylvania

Dirigida por:

Genndy Tartakovsky

Duración:

91 minutos

Año:

2012

Protagonizada por:

Adam Sandler, Andy Samberg, Selena Gomez, Kevin James, Fran Drescher, Steve Buscemi, Molly Shannon, David Spade

De la mente creadora de series de culto como “El Laboratorio de Dexter” y “Samurai Jack”,  Genndy Tartakovsky, llega esta película de animación digital amparada por Columbia Pictures, aprovechando el tirón mediático que provoca la fiesta de Noche de Brujas. Una historia donde los protagonistas son los monstruos más icónicos de la historia del cine, ahora como protagonistas de esta comedia familiar que, víctima de una dirección ambivalente y un ritmo irregular, agota demasiado pronto lo atractivo de su premisa, resultando en una cinta discreta, que no hace justicia a las expectativas que el nombre de Tartakovsky despertó al momento de anunciarse su participación en el proyecto.

El conde Drácula (Adam Sandler) ha pasado largos años de su vida construyendo un imponente castillo que sirva de refugio para los monstruos que son perseguidos por los humanos y, por sobre todo, para cuidar a su querida hija, Mavis (Selena Gomez), a quien sobreprotege con recelo. Realizando los preparativos para el cumpleaños número 118 de Mavis, que en años de vampiro vienen a ser algo así como cumplir la mayoría de edad, Drácula invita a todos los monstruos para celebrar a su hija, queriendo pasar por alto el hecho de que ella tiene deseos de abandonar el castillo y descubrir el mundo, sueño del que se ha visto privada por ser una niña, pero que ahora como adulta pretende realizar. El conde tiene un plan para mantener a su pequeña en casa, pero las cosas se complicarán cuando Jonathan (Andy Samberg), un despistado mochilero, descubra la guarida de los monstruos y de paso haga “clic” con Mavis.

“Hotel Transylvania” cae en la categoría de películas de animación para las masas, musicalizadas con los sonidos pop de moda y con un tono infantil/familiar para dejar conformes a grandes y chicos, muy en la onda de la mayoría de películas que salen de la factoría de DreamWorks, el gran McDonald’s del cine de animación. Hay buenas ideas, por supuesto, como el hecho de tomar a los seres más abominables del cine de terror para mostrarlos como una pandilla de amigos que viven la crisis de la edad media, como el hombre lobo y su manda de revoltosos cachorros, o el mismo conde Drácula, tendiendo que aceptar el hecho de que su hija ya es una adulta. Los personajes están bien planteados, y sin llegar a ser entrañables, hacen reír.

El gran problema radica en la dirección y el guión. Genndy Tartakovsky se muestra torpe cuando debe mostrar muchas cosas al mismo tiempo, llegando incluso a marear en algunas ocasiones, donde los desordenados movimientos de cámara y la sobrepoblación de personajes, hacen pensar que faltó un poco más de sutileza en el tratamiento. Por su parte, el guión peca de previsibilidad, convirtiendo el producto en algo muy masticado para el público infantil, y rellenando con chistes que, a larga, no son tan graciosos.

A diferencia de otras películas de animación que son capaces de encantar a niños y adultos por igual, “Hotel Transylvania” pone su foco en los más chicos, entregando un discreto divertimento ideado para consumir y desechar.

Por Sebastián Zumelzu

Enlace corto:
(1)
  1. Paola says:

    Exacto los protagonistas de este film son los monstruos más icónicos del cine, pero desde una perspectiva familiar, amistosa y cómica. Sí bien como mencionas es una película de animación para las masas, pues cuenta con la música de moda y sus bases están sustentadas en películas como Crepúsculo o Monster Inc., pero al final el resultado es bueno, al menos a mí me mantuvo entretenida desde el primer momento.

Comentar

Responder