El Sorprendente Hombre Araña 2: La Amenaza de Electro

Miércoles, 30 de Abril de 2014 | 2:30 pm | No hay comentarios

Título original:

The Amazing Spider-Man 2

Dirigida por:

Marc Webb

Duración:

142 minutos

Año:

2014

Protagonizada por:

Andrew Garfield, Emma Stone, Jamie Foxx, Dane DeHaan, Paul Giamatti, Sally Field, Embeth Davidtz, Colm Feore, Denis Leary, Marton Csokas, Sarah Gadon, Chris Zylka, Martin Sheen, Chris Cooper, Mark Doherty

Incontables veces se ha narrado la historia del Hombre Araña, en distintas épocas y a través de diferentes plataformas. Tras la trilogía fílmica de Sam Raimi a lo largo de la década pasada, la decisión fue la de relanzar la franquicia, apareciendo así “El Sorprendente Hombre Araña” (2012), que aborda la historia de Peter Parker desde sus orígenes. Es esta la saga que continúa con “El Sorprendente Hombre Araña 2: La Amenaza de Electro”, con el mismo desafío de todas sus predecesoras: el hacerla sentir novedosa.

Tras los sucesos de la primera película, Peter Parker (Andrew Garfield) se gradúa del colegio y mantiene una relación complicada e intermitente con Gwen Stacy (Emma Stone), a quien prometió proteger de las repercusiones que conlleva su doble vida. Crecientemente famoso y necesario para la protección de la ciudad, el Hombre Araña encuentra un enemigo en Max Dillon (Jamie Foxx), quien solía ser un solitario fanático del superhéroe cuando un accidente dentro de la controversial empresa Oscorp lo termina por convertir en Electro.

Sigue tratándose de una versión pop del hombre araña que conocemos. Dirigida nuevamente por Marc Webb, cuenta con una banda sonora cargada de electrónica y dos protagonistas de moda. El tono se acerca más al a veces caricaturesco mundo que creó Raimi que al oscuro realismo en el que últimamente se intenta contextualizar a las películas de superhéroes, pero eso no significa que sea inverosímil. Sin olvidar a qué género pertenece,  “El Sorprendente Hombre Araña 2: La Amenaza de Electro” no abandona la comedia y se vuelca a la entretención por sobre todo.

THE AMAZING SPIDER-MAN 2 01El misterio de quiénes eran realmente los padres de Peter y los hechos que los forzaron a abandonarlo, sigue articulando la acción en esta entrega, y se agradece que no haya quedado relegado sólo a la película de hace dos años, limitándose a tener simples fines introductorios. Peter Parker es un héroe marcado por la angustia que le genera el desconocer sus orígenes, y entenderlos sigue siendo el motor que lo lleva a ponerse la máscara día a día.

Asimismo, la película se encarga de brindarle a los villanos el backstory y la justificación necesaria para que entendamos su transición al lado oscuro. El personaje de Max Dillon es lo suficientemente patético en su vida normal como para que nos haga sentido su adicción a la atención que le generan sus nuevos poderes, y Harry Osborn (Dane DeHaan, interpretando un papel importante en la trilogía anterior) termina en la situación de tener que hacer daño porque a sus ojos no hay otra alternativa para sobrevivir. Sus conflictos no logran enganchar tanto como para empatizar con ellos, pero al menos sus motivaciones son comprensibles y tiene sentido que ambas subtramas se terminen cruzando.

THE AMAZING SPIDER-MAN 2 03Con nuevos personajes y casi dos horas y media de duración, esta nueva entrega tiene que lidiar con la labor de ordenar sus prioridades y decidir cuáles de sus líneas es la que más le importa. Es así como el personaje de DeHaan luce un poco accesorio, la batalla final no se siente como el punto cúlmine al que apuntaban todas las historias, el conflicto con Gwen Stacy se prolonga más de lo necesario, y varios detalles se sienten incluidos sólo por la repercusión que pueden tener en futuras entregas de la misma saga. Y, a pesar de que a veces todo se alinea convenientemente bien y la cinta se vuelve predecible en partes, a la película esto se le perdona porque sí tiene éxito en lo que es su función principal: entretener.

La acción no falla y numerosas secuencias de pelea se apoderan de un Nueva York más destruido que nunca. Una cámara mucho más libre –a pesar de que no se volvió a integrar la subjetiva como en la entrega anterior– nos da una mirada más omnisciente de los escenarios y los efectos especiales son mucho más predominantes que en la primera parte. En ese sentido, la película es más ambiciosa y va THE AMAZING SPIDER-MAN 2 02más lejos que su predecesora y, a pesar de que nunca se le asignan culpas directamente y termine como un héroe, todas las peleas están cargadas de emoción y hay intriga en las decisiones morales que debe enfrentar Peter.

Nada de lo que muestra “El Sorprendente Hombre Araña 2: La Amenaza de Electro” es particularmente original, y es debatible si estas películas siguen siendo necesarias, pero al menos están hechas con el cuidado necesario, destreza técnica y un elenco con excelente química que aporta frescura a la historia. Y mientras entregas como esta cumplan con entretener de la forma en que esta película lo logra en sus puntos más altos, podemos decir que el Hombre Araña tiene razón para no irse a ninguna parte.

Por Ignacio Goldaracena

Enlace corto:

Comentar

Responder